Atentado archivos - Runrun

Atentado

Al menos tres policías muertos y siete heridos dejó un atentado con explosivos perpetrado el viernes 22 en la noche por desconocidos contra una comisaría del municipio de Santander de Quilichao, en el departamento colombiano del Cauca (suroeste de Colombia).

“Hoy aproximadamente a las 9.10 de la noche se presentó un impacto explosivo contra la estación de Policía del municipio de Santander. El reporte es tres policías muertos y siete policías heridos”, afirmó a periodistas el secretario de Gobierno del Cauca, Jaime Asprilla.

Los fallecidos son los patrulleros Ever Danilo Canacuan Cuaical, Roy Gallyadi Fernández y Jesús Norbey Muelas Ipia, según las autoridades.

Este ataque se produjo en un momento de máxima tensión en Colombia por la ola de disturbios y vandalismo que siguió a las protestas pacíficas del jueves 21 contra la política económica y social del presidente Iván Duque, y que motivaron la declaración del toque de queda ese día en Cali y la noche de este viernes en Bogotá.

El funcionario agregó que los criminales instalaron una rampa frente a la estación y desde allí “dispararon los cilindros que segaron la vida de estos tres policías”, aunque no atribuyó a ningún grupo el ataque, del que inicialmente se informó de que era con coche-bomba.

El mandatario colombiano se pronunció a través de sus redes sociales condenando el ataque contra la estación policial en Santander. “La orden a nuestra Fuerza Pública es identificar a los responsables de este hecho. Nuestra voz solidaria a esta comunidad y a los familiares de estos héroes”.

El departamento del Cauca está inmerso en una espiral de violencia generada por las disputas territoriales de distintos grupos como disidencias de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional (ELN) y carteles mexicanos del narcotráfico.

La rivalidad entre estos grupos por el control de tierras para el tráfico de drogas hace de este departamento uno de los que tiene un mayor número de cultivos ilícitos en el país, con 17.177 hectáreas sembradas de coca, según cifras del centro de investigación del crimen organizado InSight Crime.

La violencia en el Cauca se ensaña con las comunidades indígenas y a finales de octubre pasado la autoridad neehwe’sx Cristina Bautista y los guardias Asdruval Cayapu, Eliodoro Inscué, José Gerardo Soto y James Wilfredo Soto fueron asesinados por disidencias de las FARC, que según el Gobierno les dispararon en el caserío de Tacueyó.

La ONG Programa Somos Defensores precisó en su “Informe Semestral Enero-Junio 2019” que al menos 59 defensores de derechos humanos fueron asesinados durante el primer semestre de este año en Colombia, diez de ellos en el Cauca.

El 17 de enero pasado, el ELN perpetró un atentado con coche bomba en Bogotá contra la Escuela de Cadetes de la Policía General Francisco de Paula Santander, que causó 22 muertos y 67 heridos.

*Con información de El Espectador

ELN se atribuyó atentado con carro bomba en Bogotá

EL EJÉRCITO DE LIBERACIÓN NACIONAL (ELN) de Colombia se atribuyó en la madrugada del lunes la autoría del ataque con un coche-bomba contra la academia General Santander en Bogotá, diciendo que fue una respuesta legítima al bombardeo por parte de las fuerzas armadas contra un campamento de la guerrilla durante el recién concluido alto el fuego unilateral declarado por los rebeldes durante la Navidad.

“Es lícita dentro del derecho de la guerra”, dijo la guerrilla en una declaración. “No hubo ninguna víctima no combatiente”.

El Alto Comisionado para la Paz, Miguel Ceballos, respondió horas más tarde exhortando a Cuba, anfitrión de las negociaciones de paz que comenzaron durante el previo gobierno colombiano, a capturar a los líderes del grupo, advirtiendo que no hacerlo violaría acuerdos internacionales.

“El ELN tuvo una gran oportunidad para mostrar su voluntad de paz y no lo hizo” dijo Ceballos en una conferencia de prensa.

Las autoridades dicen que un hombre manco experto en explosivos, miembro del ELN, perpetró el ataque del jueves por la mañana, cruzando una entrada lateral con una camioneta cargada con 80 kilogramos (175 libras) de pentolita.

El presidente Iván Duque le pidió a Cuba que arreste a los 10 comandantes rebeldes que han estado viviendo en la isla con su permiso con la esperanza de impulsar las estancadas negociaciones de paz. Cuba, que condenó el ataque, respondió que estaba obligada a seguir el protocolo usado por el predecesor de Duque, Juan Manuel Santos, permitiendo a los negociadores dejar la isla en caso de una ruptura de las negociaciones.

“Cuba jamás ha permitido ni permitirá que su territorio sea usado para la organización de actos terroristas contra ningún Estado”, escribió el canciller cubano Bruno Rodríguez en Twitter. “Cuba ha cumplido estrictamente su papel como Garante y Sede Alternativa de la Mesa de Diálogos de Colombia entre el Gobierno y el ELN”.

Ceballos dijo el lunes que el protocolo de las conversaciones de paz fue establecido por el gobierno previo de Colombia y que, por lo tanto, no tiene peso. Dijo que en lugar de tratar el incidente como una ruptura del diálogo, las autoridades cubanas deberían cooperar para asegurarse de que los responsables de un ataque terrorista sean castigados.

De acuerdo con el protocolo, una copia del cual fue obtenida por The Associated Press, las fuerzas armadas de Colombia deben cesar toda actividad en ciertas áreas de conflicto por 72 horas para facilitar el regreso seguro de los líderes del ELN.

“El Gobierno Nacional no puede permitir que los responsables de este acto terrorista regresen a las filas del ELN y se internen en las selvas de Colombia para huir de la justicia”, dijo Ceballos.

Los comandantes rebeldes instaron además al presidente, Iván Duque, a retomar las conversaciones de paz para evitar un mayor derramamiento de sangre.

“Presidente Duque, queremos reiterarle que el camino de la guerra no es el futuro de Colombia, es la paz, por ello le recordamos que lo mejor para el país, es que envíe a su delegación de diálogos a la mesa…”.

El atentado de la semana pasada contra la academia de policía fue el más letal de los últimos 15 años en Colombia.

Aumentó a 21 la cifra de muertos por atentado en Bogotá

EL NÚMERO DE MUERTOS EN EL ATENTADO con un carro bomba perpetrado este jueves contra una academia de la Policía en Bogotá, Colombia, subió a 21, incluido el terrorista.

El nuevo balance duplica la cifra de muertos manejada a lo largo del día, que daba cuenta de 10 fallecidos, aunque la vicepresidenta colombiana, Marta Lucía Ramírez, habló de 11 víctimas mortales.

El ataque contra la Escuela de Cadetes de Policía General Francisco de Paula Santander, donde estudian uniformados de Colombia y otros países latinoamericanos fue perpetrado poco después de las 09:30 am.

La Policía confirmó en el comunicado la información anticipada por el fiscal general, Néstor Humberto Martínez, según la cual en la detonación fueron utilizados “80 kilos de pentolita, los cuales fueron incorporados dentro de un vehículo que ingresó de manera violenta” a la academia policial.

“Las pesquisas iniciales indican que el presunto autor material fue identificado como José Aldemar Rojas Rodríguez, quien ingresó a las instalaciones de la Escuela de Cadetes en un vehículo Nissan Patrol color gris modelo 1993 de placas LAF-565”, agregó la información, corroborando lo dicho previamente por el fiscal.

El último registro ante las autoridades de tránsito del vehículo usado en el atentado se llevó a cabo el 27 de julio de 2018 cuando se le hizo una revisión técnico-mecánica en Arauca, capital del departamento del mismo nombre, situado en el este del país, en la frontera con Venezuela.

 

Gobierno colombiano responsabilizó al ELN por atentado terrorista en Bogotá

 

El gobierno colombiano atribuyó este viernes a la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional (ELN) la autoría del atentado terrorista contra la Escuela de Cadetes de la Policía en Bogotá.

“De un tajo un acto terrorista cometido por el ELN segó esas vidas”, dijo en una rueda de prensa el ministro de Defensa, Guillermo Botero, al referirse a las 21 víctimas mortales, de quienes dijo que eran todos cadetes de la Policía, “con unas edades de entre 17 y tal vez 22 años”.

El ministro confirmó que el autor material del atentado fue José Aldemar Rojas Rodríguez, de 56 años, de quien dijo que era conocido con el alias de “el Mocho” o “Kiko” porque entre 2008 y 2010 perdió su mano derecha al manipular explosivos.

“Se trata de un explosivista de la guerrilla que perdió su mano derecha y que desde 1994 se desempeñó como miliciano del ELN en Puerto Nuevo, en el departamento de Arauca, fronterizo con Venezuela”, agregó.

Botero afirmó que Rojas Rodríguez “hizo parte del frente Domingo Laín Sáenz”, uno de los más poderosos del ELN, que opera en la zona de Arauca, donde ha perpetrado numerosos atentados contra la infraestructura petrolera.

“El autor material de este acto terrorista es miembro del Ejército de Liberación Nacional (ELN)”, afirmó por su parte el fiscal general de Colombia, Néstor Humberto Martínez, que también intervino en la rueda de prensa celebrada en la Casa de Nariño, sede presidencial.

*Con información de EFE y AP
ONU condenó ataque con carro bomba a la academia de policías en Bogotá

LA ORGANIZACIÓN DE LAS NACIONES UNIDAS (ONU) emitió un comunicado en el que condena “en los términos más enérgicos” el ataque cometido este jueves con un coche bomba dentro de las instalaciones de una escuela de cadetes de la Policía General Santander en Bogotá, Colombia, que dejó al menos nueve muertos y decenas de heridos.

Lee también: Identifican autor material de ataque terrorista en Escuela General Santander 

La Oficina de la ONU en Colombia calificó el hecho como “un acto criminal absolutamente inaceptable que va en contra de los esfuerzos que viene adelantando el país en su rechazo a la violencia y en el trabajo presente de diferentes sectores en pro de un futuro más próspero y pacífico”.

Lee más sobre la reacción de Venezuela ante el ataque en Bogotá: Venezuela condenó “acto terrorista” en Colombia 

Igualmente, mostró su solidaridad con las familias de las víctimas y el cuerpo de la Policía Nacional por una pronta recuperación de los heridos luego del suceso.

Ene 17, 2019 | Actualizado hace 1 año
Venezuela condenó “acto terrorista” en Colombia

ESTE JUEVES EL GOBIERNO expresó su condena al “acto terrorista” ocurrido en la escuela de Cadetes de la Policía  General de Santander, al sur de Bogotá, en el cual resultaron nueve muertos y 41 heridos.

“El Gobierno Bolivariano de Venezuela manifiesta sus condolencias y solidaridad al pueblo colombiano, en particular a los familiares de los fallecidos y afectados por este terrible hecho (…) acompaña en sus sentimientos a  los miembros de la Escuela de Cadetes de  Policía General Santander, al tiempo que espera que los responsables sean capturados y puestos a la orden de las autoridades correspondientes”, reza el comunicado emitido por la cancillería de la República.

 

Explosión de carro bomba en Bogotá deja nueve muertos y más de 50 heridos

AL MENOS NUEVE PERSONAS MURIERON y 50 más resultaron heridas por la detonación de un carro bomba en un estacionamiento de la Escuela de Policía General Santander en Bogotá.

El ministerio de Defensa informó que ya se pusieron en marcha los protocolos de investigación, para dar con los responsables de este hecho terrorista. Mientras tanto, los heridos están recibiendo atención en el Hospital la Policlínica de la Policía Nacional.

 

 

Identifican autor material de ataque terrorista en Escuela General Santander

 

Según las versiones entregadas por la Fiscalía, el autor material del ataque está plenamente identificado. Se trata de José Aldemar Rojas Rodríguez quien, según informó el jefe del ente acusador, Néstor Humberto Martínez, ingresó a las instalaciones de la institución sobre las 9:30 de la mañana en una camioneta gris. “Su bitácora en el RUT demuestra que su último acto ante las autoridades de tránsito se llevó a cabo en la ciudad de Arauca, con ocasión de la revisión técnicomecánica que se efectuó el 27 de julio de 2018″, agregó Martínez. 

Una camioneta Nissan Patrol modelo 93, de placas LAF 565, fue el vehículo que ingresó a la Escuela General Santander y que, minutos después, explotó. El fiscal general confirmó que las pesquisas judiciales para esclarecer este atentado ya arrancaron, al agregar que el primer reporte de los explosivistas del organismo investigativo indican que el vehículo estaba cargado con unos 80 kilos de pentolita, un explosivo de alto poder destructivo que resulta de la mezcla de resultado de TNT y pentrita. Así como suele usarse en implementos militares —como las ojivas—, se utiliza también, por ejemplo, en la elaboración de minas antipersonal improvisadas.

 

Entre tanto, el presidente Duque anunció que dio la orden inmediata a la Fuerza Pública para que despliegue todas las capcidades de inteligencia y determine “quiénes son los responsables de este cobarde ataque y prevengan cualquier acción criminal”. En el mismo sentido, y tras un minuto de silencio en honor a las víctimas del atentado, hizo un llamado a los colombianos para que permanezcan unidos y rechacen cualquier forma de violencia. “Este es un ataque no solo contra la juventud, ni contra la Fuerza Pública, ni contra nuestros policías. Es un ataque contra toda la sociedad”, apuntó Duque.

Duque prometió, a su vez, que las investigaciones no cesarán hasta dar con los autores intelectuales que planificaron el ataque contra la Escuela. “Este demencial acto terrorista no quedará impune. Los colombianos nunca nos hemos sometido al terrorismo”, agregó el primer mandatario. Advirtió, además, que ni el gobierno ni el país cederán a las presiones terroristas. “Ni un paso atrás frente a quienes atacan miserablemente a la sociedad. Colombia está firme y no se amedrenta”.

Las fuerzas de seguridad de Egipto matan a 40 supuestos terroristas tras el atentado

LAS FUERZAS DE SEGURIDAD DE EGIPTO mataron a 40 supuestos terroristas en operaciones en tres puntos del país tras el atentado contra un autobús de turistas en El Cairo que este viernes causó la muerte a al menos tres turistas vietnamitas y a su guía.

El Ministerio de Interior anunció que las operaciones fueron llevadas a cabo en la península del Sinaí (noreste), en las afueras de El Cairo y en la provincia de Guiza, al oeste de la capital egipcia.

México citó a embajadora de Venezuela tras acusaciones de

LA CANCILLERÍA MEXICANA LLAMÓ A LA EMBAJADORA DE VENEZUELA, María Lourdes Urbaneja,  para entregarle una nota diplomática en la que califica de “infundadas” las acusaciones de que diplomáticos mexicanos estarían ligados a autores de un ataque contra el presidente Nicolás Maduro.

Icaza le manifestó a Urdaneja el rechazo del gobierno de México por las “infundadas acusaciones emitidas por el ministro de Comunicación e Información del gobierno venezolano”.

El domingo, Jorge Rodríguez, ministro de Comunicación de Venezuela, reclamó a México, Chile y Colombia aclarar si sus diplomáticos apoyaron un supuesto intento de fuga de uno de los presuntos responsables del estallido de drones con explosivos, en agosto, durante un acto encabezado por el presidente Maduro.

“Los diplomáticos mexicanos en todo momento han actuado conforme al derecho internacional y la Convención de Viena”, añade el breve comunicado de la cancillería mexicana.

Maduro reiteró en una cadena nacional las acusaciones al señalar que “hay elementos de convicción” de que los tres países señalados habrían “brindado protección” a los presuntos autores del ataque, si bien no dio mayores detalles ni nombres.

Chile y Colombia también han rechazado las acusaciones.

México es uno de los 14 países de la región que forma parte del denominado Grupo de Lima, formado en 2017 en un intento por buscar a una solución a la profunda crisis política y económica en Venezuela.