Monitor de Víctimas - Runrun

MONITOR DE VICTIMAS

#MonitordeVíctimasCaracas |  Familiares de Rosmary Bellorín piden que se investigue su muerte por mala praxis
La mujer acudió junto con su amiga Maryelis Vega a una jornada de esterilización en el CDI de Catia. Ambas convulsionaron durante la intervención. Rosmary falleció, mientras que Maryelis permaneció varios días en coma

@glorifernandez

 

Familiares de Rosmary del Carmen Bellorín Cedeño pidieron que se hiciera justicia ante lo que consideran fue una mala praxis. La mujer de 31 años de edad, madre de una adolescente y tres niños, murió durante una intervención quirúrgica a la que se sometió para esterilizarse.

El hecho ocurrió en el Centro de Diagnóstico Integral Los Flores de Catia, donde fue organizada una jornada para ligar las trompas a varias mujeres. Rosmary era ama de casa y jefa de calle del consejo comunal de la urbanización Colina Suave, en el kilómetro 9 de la carretera de El Junquito, donde residía.

A través de esta organización vecinal, ella se enteró de la jornada de esterilización que se haría en Caracas y avisó a varias vecinas, entre ellas, a su amiga Maryelis Vega, quien se animó a asistir.

Ambas ingresaron a la jornada quirúrgica el 7 de mayo de 2022. “Una semana antes de irse a hacer la ligadura, avisó a toda la familia, tanto acá en Caracas como en Carúpano. Estaba muy contenta porque, por fin, se iba a ligar. Ella era una mujer muy tranquila, cristiana, no sufría de ninguna enfermedad ni era alérgica a ningún medicamento”, fue la descripción que dio Magdeliz Cedeño, sobrina de la fallecida.

La joven contó que al día siguiente de la intervención, se enteraron de que había muerto. “Hubo mucha confusión en la casa. Pensamos que era mentira, es que era imposible, cómo iba a pasar eso”, relató.

Hasta la fecha, se desconoce el número de mujeres seleccionadas para tal procedimiento, pero familiares de Rosmary del Carmen aseguran que escogieron a las más sanas. Al parecer, durante la intervención quirúrgica, sufrió una convulsión que le causó la muerte.

Seis días en coma

Su amiga, Maryelis Vega, también sufrió el mismo efecto, por lo que fue recluida en la sala de cuidados intensivos del Hospital Miguel Pérez Carreño, donde permaneció seis días en coma, pero despertó el 13 de mayo.

“Ella está bien, mejorando, pero nadie le puede hablar. Sufrió una recaída cuando se enteró de que Rosmary había muerto, pero se encuentra estable. Ella dice que sólo se acuerda de cuando llegó al CDI. De ahí en adelante, no sabe lo que pasó”, precisó Magdeliz Cedeño.

Familiares de Rosmary Bellorín denunciaron que el primer resultado de la autopsia arrojó que falleció a causa de complicaciones derivadas del COVID-19, aseveración que desmintieron, porque la víctima se había hecho exámenes para descartar el virus antes de operarse.

Muere por edema cerebral

En un segundo resultado de autopsia quedó asentado que la causa de la muerte fue “edema cerebral severo, por shock hipovolémico a determinar”. Sus parientes acudieron a la delegación Propatria del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) para formalizar la denuncia.

Los familiares de Bellorín le entregaron récipes, exámenes médicos y la orden de operación a los funcionarios a cargo del caso. Aún no tienen el nombre de los médicos responsables del procedimiento, pero efectivos de la policía científica les garantizaron que investigarán.

Rosmary del Carmen fue sepultada el 11 de mayo de 2022 en el Cementerio de El Junquito; no alcanzó a cumplir los 32 años, que planeaba celebrar luego de su operación este jueves 12 de mayo. Sus cuatro hijos fueron separados: la mayor, de 14 años, quedó a cargo de su abuela materna, su hijo de 11 años fue entregado a su padre, y los más pequeños de 6 y 1, a su papá y última pareja sentimental.

 

#MonitordeVíctimasCaracas| Exnovio presuntamente asesinó a una joven de 16 años en La Vega
Arianna Jocxybel Parra Oliveros, de 16 años, recibió múltiples heridas con una navaja. El implicado fue retenido por vecinos de la zona hasta que funcionarios policiales lo trasladaron a la sede de El Helicoide

@lysaurafuentes

 

 «No es fácil. Nos están matando a los niños. Ella era deportista, humilde, de su casa. Los padres están perdiendo a sus hijos, el futuro de Venezuela. No es justo», decía Angi Navas en las afueras de la morgue de Bello Monte. Navas es la tía de la joven Arianna Jocxybel Parra Oliveros, de 16 años, que fue asesinada este jueves 12 de mayo de 2022, a las 4:00 de la tarde, presuntamente a manos de su exnovio, en una vivienda del sector Unidos en Los Mangos de La Vega, municipio Libertador de Caracas.

Seis meses antes, de acuerdo con la versión de familiares, Arianna había terminado su relación con Francisco Saltrón, de 20 años de edad, y a pesar de que la joven no quería retomar la relación, él siempre insistía y le pedía que se encontraran en persona. Pero ella también se negaba a verlo. Incluso, Saltrón amenazó con quitarse la vida si ella no regresaba con él.

El jueves, ella regresó del liceo y estaba en su vivienda en Los Mangos de La Vega, junto con su hermanita de 7 años de edad. En ese momento, Saltrón siguió enviándole mensajes de teléfono en los que pedía verla, y tanta fue la insistencia que ella se puso nerviosa y cerró con seguro la puerta de su casa. Sus padres no estaban, porque trabajaban en ese momento.

Familiares contaron en la morgue de Bello Monte que a la joven se le cayó una toalla a las afueras de la casa y tuvo que salir a recogerla, momento en el que, supuestamente, su exnovio aprovechó para someterla e ingresar a la vivienda.

Aseguraron que Saltrón comenzó a golpearla y después con una navaja le causó alrededor de 10 puñaladas, una en el rostro y las otras en varias partes de su cuerpo, ante la presencia de la hermanita de la joven.

Arianna gritó pidiendo ayuda y un tío de la joven, que vive cerca, llegó a la vivienda y ayudó a trasladarla al hospital Dr. Miguel Pérez Carreño, donde falleció.

El acusado del femicidio fue retenido por vecinos de la zona hasta que llegaron funcionarios policiales y se lo llevaron a la sede del Centro Penitenciario El Helicoide.

A Arianna Jocxybel le faltaba poco para graduarse de bachiller. Cursaba 5to año de bachillerato en el liceo José Martí de La Vega y participaba como integrante de una selección de vóleibol del Instituto Nacional de Deporte, una sede situada en la redoma de La India.

«Que se haga justicia. Ella era una muchacha muy tranquila, de su casa, no salía, no hacía nada malo. Él tiene que pagar por lo que le hizo», dijo Neidimar Oliveros, prima de la joven.

 

#MonitordeVíctimasZulia | Dos femicidios ocurren en Zulia en la primera semana de mayo
La niña Rosibel Milagros Beltrán Bravo, de 13 años, y Roxana del Carmen Salas Pacheco, de 38 años, fueron asesinadas con armas blancas, en dos días consecutivos y lugares distintos

@natalyaav

A Rosibel Milagros Beltrán Bravo, de 13 años, y a Roxana del Carmen Salas Pacheco, de 38 años, las asesinaron el 1° y el 2 de mayo, respectivamente. Estos son el séptimo y octavo caso de femicidio que se registra en la región zuliana en lo que va de 2022.

A la niña Beltrán Bravo la mató presuntamente un joven de 17 años de edad, de nacionalidad colombiana, quien la pretendía y la había amenazado de muerte, según informó el director del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalística, Douglas Rico, en su cuenta de Instagram.

El menor de edad, cuya identidad se desconoce, “irrumpió en la vivienda donde habitaba la joven, violentó la cerradura de una de las ventanas e ingresó al cuarto, y con un cuchillo le propinó una herida punzopenetrante en el cuello, que le quitó la vida”, informó Rico.

El femicidio de la adolescente ocurrió a la 1:00 am, en la madrugada del 1° de mayo, en una vivienda de La Paz, sector La Salineta, parroquia José Ramón Yépez del municipio Jesús Enrique Lossada. La adolescente murió por una hemorragia severa, especifica su acta de defunción.

Muere comerciante

A inicios de esta semana, también asesinaron a Roxana del Carmen Salas Pacheco, una comerciante de 38 años, quien murió luego de recibir múltiples cortaduras con picos de botellas de vidrio en su cuello, rostro y brazos.

El asesinato de Salas Pacheco ocurrió a las 5:20 de la madrugada del 2 de mayo, en la Villa Niños del Sol, en el sector Los Haticos, al sur de Maracaibo.

Salas estuvo con una amiga en una celebración durante el domingo 1° de mayo, Día del Trabajador. En la madrugada del lunes 2, su hijo vio a un hombre afuera de su casa que esperaba a su madre, relató el familiar.

La comerciante salió de su vivienda y discutió, a unos 200 metros de su casa, con un hombre, quien la arrastró hasta el estacionamiento del conjunto residencial, donde la agredieron, relató un familiar de la víctima.

La discusión de Salas Pacheco con el hombre, cuya identidad se desconoce, quedó grabada en unas cámaras de seguridad. En el video se observa cómo el presunto agresor huyó con otro hombre, minutos antes de que la comerciante regresara malherida a su casa, donde murió, comentó el familiar.

El Cicpc presume que los dos hombres actuaron en el asesinato, indicó la fuente.

Por el homicidio de la niña Rosibel Milagros Beltrán Bravo está detenido el joven de 17 años sospechoso de matarla, mientras que por el caso de la comerciante está detenida la pareja de uno de los agresores, que presuntamente fue testigo del hecho, informó el familiar de la víctima.

*También puede leer: #MonitordeVíctimasSucre | Grupo armado mató a cuatro hombres e hirió a uno en Río Caribe

#MonitordeVíctimasCaracas | Hallaron cadáver de funcionario de la PNB
Su cuerpo fue hallado en la parte alta del sector Pipe de la parroquia Caricuao, al oeste de Caracas, y su vehículo permanecía estacionado a un lado de la autopista. El funcionario estaba adscrito a la División de Espacios Acuáticos

@SandraGuerrero1 | Foto: Carlos Ramírez

La noche de este martes 10 de mayo de 2022, fue localizado el cadáver del supervisor de la Policía Nacional Bolivariana Freddy Jesús Bastidas González, de 35 años de edad. Su cuerpo fue hallado en la parte alta del sector Pipe de la parroquia Caricuao, al oeste de Caracas.

El funcionario asesinado había estado adscrito a la División de Espacios Acuáticos de la PNB.

Presuntamente, lo mataron con disparos, según la autopsia que le practicaron en la morgue de Bello Monte. Igualmente, se conoció que la policía científica practicó una inspección y experticias al automóvil de la víctima, un Chevrolet Aveo, color beige, placas AB351VL, que estaba estacionado en la autopista Francisco Fajardo.

 

En la parte externa del vehículo, se observaron manchas de sangre y dentro del automóvil estaban las credenciales del funcionario.

Se conoció que a algunos conductores les llamó la atención el Chevrolet Aveo, que tenía tiempo estacionado en ese sitio, por lo que uno de estos transeúntes decidió notificar a los organismos policiales.

Las investigaciones están a cargo de la División Contra Homicidios del Cicpc, para identificar y aprehender a los responsables de este hecho.

*También puede leer: #MonitordeVíctimasSucre | Grupo armado mató a cuatro hombres e hirió a uno en Río Caribe

#MonitordeVíctimasSucre | Grupo armado mató a cuatro hombres e hirió a uno en Río Caribe
Los cadáveres no fueron ingresados a la morgue del Hospital Santos Aníbal Dominicci (SAD) de Carúpano, porque los familiares se los llevaron hasta sus residencias. La Policía del estado Sucre responsabiliza a integrantes de la banda delictiva “El Conoto”

@qtalyesi

Cuatro hombres asesinados y uno herido fue el resultado de un tiroteo en una residencia de la comunidad Río Santiago, municipio Arismendi, estado Sucre. Así lo informaron habitantes del sector y lo confirmó la Policía del estado Sucre, a través de una minuta difundida en horas de la tarde de este lunes 9 de mayo, después de ocurrido el hecho.

Residentes del caserío agrícola, alarmados por las ráfagas de disparos, llamaron a los organismos policiales. Además, explicaron bajo la condición del anonimato por temor a represalias, que un grupo de cinco hombres con armas largas y cortas irrumpieron el lunes, a las 10:00 am, en una vivienda en la que se encontraba un grupo de personas que preparaba una sopa. Sin mediar palabras comenzaron a disparar, aseguraron.

Los fallecidos fueron identificados como: Carlos Manuel Rodríguez Urbaez; Cristóbal José Ruiz Urbaez (19); Irvis Luis García Rojas (32) y Olvi José López García (32). Todos con residencia en el sector Río Santiago. Los cadáveres no fueron ingresados a la morgue del Hospital Santos Aníbal Dominicci (SAD) de Carúpano, porque los familiares los trasladaron hasta sus residencias.

El hombre herido fue registrado en el Hospital Dr. Pedro Rafael Figallo, de Río Caribe, como Diosmer José Gómez Urbaez, de 27 años de edad y residente del mismo lugar donde ocurrieron los hechos. Ingresó con una herida de proyectil en la pierna y fractura de rodilla.

Pobladores en la vía nacional hacia Chacaracual están alarmados por el suceso y se mantienen resguardados en sus casas. En la minuta policial se detalló que al llegar la comisión de uniformados a la comunidad, los cadáveres se encontraban envueltos en sábanas y que los familiares de las víctimas aportaron pocos datos.

También se indicó en la nota de prensa que en el lugar de los hechos se presentaron varios ciudadanos que presuntamente integran el grupo delictivo “El Conoto”, que opera en el sector, y en la comunicación oficial se afirma que estos fueron los responsables de los asesinatos.

Hasta ahora, los familiares de las víctimas no se han pronunciado sobre el caso ni han ofrecido más detalles sobre las posibles causas del cuádruple homicidio en esta zona de la Costa de Paria.

#MonitorDeVíctimasTáchira | Docente fue víctima de femicidio en una finca
La educadora murió de un balazo que le disparó su pareja. Esa misma semana, fallecieron tres hombres por homicidio: uno en un intento de robo, otro presuntamente ajusticiado por el ELN en La Azulita y el último acribillado en la vía pública en el sector Loma Blanca

El femicidio de una docente en el Sur del estado Táchira fue uno de los cuatro hechos violentos registrados en la última semana en la entidad andina. La educadora Mariela Josefina Delgado Rivas, de 46 años de edad, fue asesinada por su pareja, según informaron la policía y familiares.

La educadora Mariela Delgado se había dedicado al comercio informal y vendía hamburguesas. Fue asesinada la noche del 28 de abril, de un balazo en la cabeza que le disparó su cónyuge, después de una discusión que tuvo con él, en la finca “Hermanos Pedro”, en el municipio Fernández Feo, en la que ella vivía con su familia. 

El homicida, Néstor Javier Escobar, de 64 años de edad, se suicidó luego, de acuerdo con  información del Cicpc. 

Mariela y Néstor estuvieron separados varios meses antes de morir. Ella viajó por un tiempo al estado Guárico, de donde era oriunda, y en diciembre de 2021 regresó a Táchira. Se instaló en un anexo de la finca, pero continuaron las confrontaciones entre la pareja, debido a los celos del hombre, según explicaron parientes.

Murió en intento de robo

Otros tres hechos violentos ocurrieron en distintas circunstancias.  

Anderson Yoel Herrera Lizcano, de 25 años de edad, murió en la madrugada del 25 de abril, de un balazo que, de manera accidental, le dio un cómplice con el que ingresó a una finca del municipio Seboruco, con el propósito de cometer un robo. 

Al primero que sometieron, con un arma de fuego, fue al ordeñador de la hacienda, quien pese a su avanzada edad, se enfrentó a golpes con Herrera y hasta lo azotó con una manguera de riego. 

Ante esta situación, el cómplice del joven optó por disparar contra el obrero, pero el proyectil alcanzó a Herrera, causándole la muerte instantáneamente. El pistolero huyó. 

Ajusticiado en La Azulita

El viernes 29 de abril, fue hallado el cadáver de un hombre, con un tiro en la cabeza, en el sector La Azulita, en la recta de Ayarí, municipio Fernández Feo. No se le encontraron documentos de identidad cuando fue hallado el cadáver. 

En este hecho se presume, por el modus operandi, la autoría del ELN, grupo guerrillero que controla la zona del sur del estado Táchira.

Acribillado a balazos

En la mañana del mismo viernes 29 de abril, se registró el homicidio de José Rogelio Escalante Guerrero, de 37 años de edad, que el Cicpc maneja como un posible “ajuste de cuentas”. 

Lo acribillaron a balazos en plena vía pública del sector Lomas Blancas, municipio Andrés Bello. 

#MonitordeVíctimasCaracas  | Matan a puñaladas a un hombre para robarle el teléfono
El joven era padre de tres niños y estaba desempleado

 

@loremelendez

 

Horas después de la celebración del Día de las Madres, los familiares de Jerwins Jesús España, de 29 años de edad, recibieron la noticia de su asesinato en medio de un robo, en La Vega. Al joven lo apuñalaron dos veces en el cuello para quitarle su teléfono celular.

El hecho ocurrió a las 10:00 pm de este domingo, 8 de mayo, cerca de la antigua fábrica Cementos La Vega, en la barriada del mismo nombre, al suroeste de Caracas. España había estado con su familia en la tarde y luego se había ido a la casa de su pareja, en el mismo sector. Sus parientes presumen que de allí se fue a una fiesta callejera en la zona, porque unos vecinos lo encontraron a pocas cuadras del festejo y le avisaron a su madre, Jerwins España, quien lo llevó al Hospital Dr. Miguel Pérez Carreño. Murió poco después del ingreso.

«Allá todo ha estado bastante tranquilo desde que se fue el ‘Koki’ (exlíder de la banda criminal), que era el que controlaba la Cota y La Vega. Allá lo que todavía hay son ‘piedreros’ que roban a la gente cuando regresa de su trabajo», comentó una familiar que prefirió mantener su nombre en reserva. Ninguno sabe quién estuvo detrás del asesinato.

Jerwins España, padre de tres niños de 9, 4 y 2 años, estaba desempleado desde hace meses. Anteriormente, se había dedicado a terminar su bachillerato. Era el mayor de cinco hermanos.

Entre 2018 y 2021, de acuerdo con la data de Monitor de Víctimas, las muertes por arma blanca crecieron, proporcionalmente, año a año. En 2018, los objetos punzo penetrantes fueron el arma utilizada en 8,3 % de los homicidios. En 2019, ese porcentaje aumentó 10,1 %, mientras que en 2020 llegó a 11 %, y en 2021 alcanzó 12,8 %.

#MonitordeVíctimasZulia | Funcionarios del Conas mataron a un hombre señalado en secuestro de empresario
Jesús Antonio Finol Gutiérrez, alias “el Guabina”, murió en un presunto enfrentamiento en el municipio Cabimas. Las autoridades lo vinculan con la banda de Yeico Masacre. Familiares tenían tres meses sin saber de él

@mayrethc

Funcionarios del Comando Nacional Antiextorsión y Secuestro (Conas) mataron durante un presunto enfrentamiento a Jesús Antonio Finol Gutiérrez, alias “el Guabina”, de 31 años de edad, en el municipio Cabimas, en el estado Zulia. Autoridades lo señalaron de estar involucrado en el secuestro de un empresario árabe.

El hecho ocurrió el 4 de mayo de 2022, en la avenida 52, barrio Federación de Cabimas. En una minuta policial, lo identificaron como miembro de la banda de Yeico Masacre, liderada por Erick Alberto Parra.

“El Guabina” fue vinculado por el Conas con el secuestro de Ualid Saulieman Maase El Maaz, de 40 años, quien fue emboscado por hombres armados, el 25 de marzo de 2022, en su finca del Consejo de Ciruma, en el municipio Miranda de la Costa Oriental del Lago.

Maase El Maaz fue rescatado el 26 de abril por el Conas y la Guardia Nacional, en una zona enmontada del sector Río Chiquito, en Los Puertos de Altagracia. Los oficiales indicaron que los secuestradores pidieron 500.000 dólares a los familiares, para liberarlo.

Finol Gutiérrez tenía otra solicitud en el Sistema de Información Policial, desde noviembre del año 2009, por el delito de secuestro de una mujer en Ciudad Ojeda, en el municipio Lagunillas.

 

Sus familiares retiraron el cadáver en la morgue de Cabimas y dijeron a Monitor de Víctimas que Finol tenía, por lo menos, tres meses que no se comunicaba con su mamá, y que había dejado huérfanos a tres hijos.

“No sabemos qué estaba haciendo. Dijo que tenía un trabajo de obrero en una finca y ahora aparece muerto. No es justo, solo sabemos lo que informó la policía y nunca nos enteraremos de lo que pasó”, comentó uno de los parientes.

El presunto enfrentamiento se registró en la avenida 51 del barrio Federación en Cabimas. Foto: cortesía Conas

Banda de Yeico Masacre

Erick Alberto Parra, alias “Yeico Masacre», es uno de los 10 delincuentes más buscados del estado Zulia, según la lista del Ministerio de Interior, Justicia y Paz. Desde 2021, tiene alerta roja por la Interpol, y autoridades de Venezuela y Colombia lo señalan como líder de la banda que relacionan con asesinatos, robos, extorsiones y tráfico de drogas.

Organismos de seguridad de Zulia lo han responsabilizado, entre los años 2015 y lo que va de 2022, por extorsiones y ataques armados contra empresarios y ganaderos, a quienes envía vídeos mostrando armas y granadas, para exigir el pago de una extorsión, en su mayoría, en dólares.

Según registros de 2021, fueron reportados seis secuestros de empresarios y ganaderos en la Costa Oriental del Lago. El Observatorio de Violencia de Venezuela, capítulo Zulia, destacó en su informe que la extorsión es el delito que más se incrementó en la región.

*También puede leer: #MonitordeVíctimasZulia| Asesinados 2 trabajadores de finca en Los Puertos de Altagracia