tibisay lucena archivos - Página 2 de 31 - Runrun

tibisay lucena

Maduro encabeza la lista de funcionarios venezolanos que no pueden ingresar a Perú

ESTE 9 DE ENERO LA SUPERINTENDENCIA NACIONAL de Migraciones de Perú, activó el procedimiento para impedir el ingreso a su país de 93 funcionarios o personas vinculadas al Gobierno de Venezuela.

Los nombres que integran esta lista aún parecen ser un secreto, sin embargo, el diario El Comercio de Perú, reveló algunas de las personas que forman parte de esta nueva restricción.

El mandatario Nicolás Maduro y la “primera combatiente” Cilia Flores, son algunos de los venezolanos que desde este momento tiene prohibido ingresar a ese territorio, familiares y allegados a la pareja presidencial también se verán afectados con esta medida.

Una fuente oficial reveló al medio de comunicación que varios gobernadores, ministros de Estado, magistrados del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) y hasta empresarios, engrosan esta lista.

El presidente de la impuesta Asamblea Constituyente Diosdado Cabello, la presidenta del Consejo Nacional Electoral Tibisay Lucena, el vicepresidente para el Área Económica Tareck El Aissami, el ministro de Interior y Justicia Néstor Reverol, el ministro de la Defensa Vladimir Padrino López y el exembajador de Venezuela ante la OEA, Roy Chaderton, forman parte de los funcionarios a quienes se les restringió el ingreso al territorio de Perú.

El canciller peruano Néstor Popolizio, aseguró que esta medida se da para respaldar la decisión asumida por 13 países que integran el Grupo de Lima, de impedir el ingreso a su territorio a personas que integren el gabinete de Nicolás Maduro.

Esta nueva medida internacional también abarcará a personas naturales y jurídicas procedentes de Venezuela, con las que entidades bancarias de esos países no pueden operar.

Con 72% de abstención terminó jornada electoral del 9D

 

 

LA PRESIDENTA DEL CONSEJO NACIONAL ELECTORAL (CNE), Tibisay Lucena, informó en el primer boletín oficial de las elecciones de concejales que la participación durante la jornada del 9D alcanzó 27,4% de participación, lo que significa que luego de contar con más del 90% de los datos transmitidos, el nivel de abstención del padrón electoral superó el 72%.

Lucena especificó que de los 2.459 cargos que se disputaban en el terriorio nacional ya eran adjudicables 156 cargos de los 335 que iban por voto lista y de los 702 circuitos nominales contaban con 467 cargos adjudicables a sus respectivos ganadores, por lo que autorizó a las juntas regionales a informar los resultados por cada localidad.

La presidenta del ente electoral adelantó que de los 156 cargos lista adjudicados, 142 fueron obtenidos por la tarjeta del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) y de los 467 cargos nominales, 449 también corresponden a candidatos del PSUV.

Jul 13, 2018 | Actualizado hace 2 años
CNE aprobó cronograma de elecciones municipales

 

El pasado miércoles la presidenta del Consejo Nacional Electoral, Tibisay Lucena informó que el 9 de diciembre será la fecha para que se lleven a cabo las elecciones municipales correspondientes.

La máxima autoridad comicial del país anunció que serán electos 4.900 cargos de concejales y concejalas, con sus respectivos suplentes. De éstos, 1.703 serán electos de forma nominal, 685 por listas y 69 de las las comunidades indígenas.

Las jornadas especiales del Registro Electoral se realizarán desde el 23 de julio hasta el 23 de agosto. La instalación de las Juntas Electorales Municipales está prevista para el 9 de septiembre, con llamado especial a las personas que fueron sorteadas este año para cumplir con el servicio electoral obligatorio.

 

Inscripción de candidaturas

El proceso de inscripción de candidaturas se efectuará entre el 10 y el 19 de septiembre, a través del sistema automatizado de postulaciones.

Mientras que desde el 19 al 24 de septiembre se realizará la presentación de las postulaciones ante la Junta Electoral Municipal.

Las ferias electorales para informar a las ciudadanas y ciudadanos sobre las ofertas electorales en los respectivos municipios, se llevarán a cabo desde el 6 de noviembre hasta el 7 de diciembre.

El simulacro está pautado para el 11 de noviembre y la campaña electoral arrancará el 22 del mismo mes y se extenderá hasta el 7 de diciembre.

 

Consulte el cronograma electoral AQUI 

El Consejo Nacional Electoral (CNE) de Venezuela convocó hoy a elecciones de 4.900 cargos municipales para el 9 de diciembre, así como de representaciones indígenas.

“Convocamos la elección de concejos municipales para el domingo 9 de diciembre”, dijo en rueda de prensa la presidenta del CNE, Tibisay Lucena, que explicó que se elegirá a 685 concejales, suplentes y principales, a través de listas y 1.703, suplentes y principales, a través del voto nominal.

Otros 69 representantes indígenas también serán escogidos en esta contienda con sus respectivos suplentes.

Lucena explicó que el censo de votantes se abrirá durante un mes desde el 23 de julio para inscripciones y cambios, mientras que la postulación de candidatos a través de internet se llevará a cabo entre el 10 y el 19 de septiembre.

Asimismo, el CNE organizará un simulacro electoral para el 11 de noviembre en tanto que la campaña política comenzará el 22 de noviembre y se extenderá hasta el 7 de diciembre.

La presidenta del Poder Electoral informó además que 15 organizaciones políticas nacionales que participaron en las elecciones presidenciales del 20 de mayo están habilitados para inscribir aspirantes, al igual que 19 partidos regionales.

“Aquellas (organizaciones) que no participaron en elección presidencial deben ir a la renovación de nóminas”, señaló. Esta medida afecta a grandes partidos de la oposición que no compitieron en la elección presidencial por considerar que no estaban dadas las garantías de transparencia y equidad en el proceso.

Desde julio pasado el CNE ha organizado cuatro procesos electorales, tres de ellos fuertemente criticados por los detractores del presidente Nicolás Maduro y por numerosos Gobiernos que han cuestionado también la imparcialidad del ente electoral venezolano.

El masoquismo de los pueblos, por Carolina Jaimes Branger

Nunca sabremos la cifra exacta de cuántas personas en realidad votaron el domingo 20 de mayo. Escuché a Nelson Bocaranda decir que la participación (o la obligación de participar) -en efecto- estuvo cerca del 40%. Para mí Nelson es un referente, de manera que tomaré esa cifra como cierta, o cercana a la realidad. El jueves 24, durante su “nueva” toma de posesión, Nicolás Maduro agradeció a gobernadores y alcaldes haber hecho bien su tarea de llevarlo de nuevo a la presidencia. Sabemos qué clases de diligencias realizaron… Las denuncias sobre “visitas” domiciliarias, ofertas de “dando y dando” son cientos de miles. “Tú votas por mí, yo te doy comida”. Amenazas de lo que sucedería si no se pasaba con el carnet de la patria por algún punto rojo. Ni hablar de la vil estrategia de ofrecer un bono de votación, para que saliera Tibisay Lucena al día siguiente de las elecciones a prohibirle pagarlo… ¿Por qué no lo prohibió cuando lo ofreció? ¿O es que no se enteró de que Maduro había ofrecido hasta 10 millones de bolívares por voto? ¿Cómo juegan así con la necesidad de la gente?…

Ventajismo grosero. Torcidas de brazo que se cuentan por millones. Ofrecimientos, promesas, amenazas… El régimen madurista no se detiene ante nada, porque no tiene escrúpulos de nada.

Pero sí hubo quienes salieron a votar por Maduro sin haber sido obligados. Pan y circo, con mucho más circo que pan. Mejor dicho, circo sin pan, pero circo. Lo que sucede es que circo sin siquiera pan es una autoagresión. No sé si votaron por él por aquello de “más vale malo conocido…” o por qué razón, pero votar para reelegir un gobierno que ha golpeado al pueblo hasta con el tobo, es masoquismo. He escrito antes sobre esto y lo reitero. Hay quienes piensan que no existe tal cosa como el masoquismo de los pueblos, pero desgraciadamente los tiempos que vivimos están demostrando que no es así. La costumbre es la fuerza más poderosa entre los seres humanos. Nos acostumbramos a cualquier situación, por buena, regular, mala, penosa, embarazosa, incómoda o trágica que sea. ¿Cómo salir de esa vorágine? ¿Cómo romper el círculo vicioso de sufrimiento?

En Venezuela nos hemos acostumbrado al chantaje, al soborno, a la inseguridad, a la escasez de alimentos y medicinas, a la violación de los derechos humanos, a quedarnos callados ante las injusticias… Y el permitir que abusen de nosotros -sin quejarnos- es una forma de masoquismo. Nos calamos todo, aun sabiendo que el sadismo es la perversión de obtener placer cometiendo actos de crueldad o de dominio sobre otra persona, y que el masoquismo es la obtención de placer al ser víctima de estos actos. Pero hay una segunda acepción de ambos términos, menos conocidas, pero igualmente válidas. Leamos el DRAE: Sadismo: Crueldad refinada, con placer de quien la ejecuta. Masoquismo: Cualquier otra complacencia en sentirse maltratado o humillado. ¡Bingo! Somos un pueblo masoquista en manos de un gobierno sádico.

¿Cómo se convence a un grupo humano numeroso de que hay otro mundo, de que no hay que sufrir para todo, que depender de un gobierno es lo peor que le puede pasar, porque siempre será esclavo?… ¿Cómo salir de ese círculo de dominación estalinista que se ha establecido alrededor de los alimentos? ¿Cómo una persona que está pasando hambre, que tiene hijos pasando hambre, padres ancianos pasando hambre, puede romper el vínculo perverso de la dependencia electoral con sus hambreadores?… No tengo respuesta… Quien la tenga, por favor dígamela…

@cjaimesb

Los mejores momentos de la no juramentación de Maduro ante la anc
¿Por qué aplauden tanto a Tibisay? Y otros momentos cumbre de la no-juramentación

 

NICOLÁS MADURO NO SE JURAMENTÓ HOY hoy como presidente de la República para el período 2019-2015. O sí. En un acto que transitó por el hombrillo de la constitucionalidad, la presidenta de la asamblea nacional constituyente, Delcy Rodríguez, le tomó juramento para ser acreditado como Jefe del Estado. Pero anunció que sería juramentado en enero de 2019.

La tarde del jueves, cuatro días después de las elecciones y uno de haber recibido las credenciales del Consejo Nacional Electoral (CNE), Maduro asistió al Palacio Federal Legislativo después de haber anunciado a través de su cuenta de Twitter, en horas de la mañana, que se juramentaría ese mismo día.

En el hemiciclo se encontraban los constituyentistas, el alto mando militar, gobernadores del chavismo, ministros, diplomáticos y representantes de los Poderes Públicos del país.

Al inicio del acto, que duró al menos dos horas, Rodríguez hizo jurar a Maduro. “¿Jura usted proteger el carácter anti-imperialista y anti-oligárquico de la revolución bolivariana y hacer cumplir el legado de Bolívar y Chávez?”.

De acuerdo con el artículo 231 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela el candidato electo tomará posesión del cargo el 10 de enero del primer año de su período. Pero en 2013, cuando Hugo Chávez debió juramentarse por haber sido reelecto en octubre de 2012, la Sala Constitucional del TSJ consideró que la juramentación no era necesaria en caso de que se tratara de una reelección pues había “continuidad”. El fallecido expresidente se encontraba en Cuba después de una operación.

Es decir, ni la no-juramentación de hoy, ni la de enero anunciada por Rodríguez son necesarias.  

El detalle que faltaba

Los momentos más destacados comenzaron incluso antes del acto. Cuando Delcy Rodríguez caminaba junto a Maduro y Cilia Flores para entrar al Hemiciclo, fotógrafos del canal oficial VTV captaron esta imagen.

 ¿Qué está faltando en esta foto? ¿El Poder Legislativo? ¿La pierna de Delcy?

Gracias, rectora

Ya avanzado el acto, Rodríguez fue la encargada de presentar a los representantes de los Poderes Públicos. Al nombrar a la presidenta del CNE, Tibisay Lucena, todo el hemiciclo le dedicó una ovación de pie de unos 35 segundos, a lo que ella reaccionó visiblemente emocionada.  

 ¿Por qué aplauden tanto a Tibisay?

El álbum de los sancionados

La juramentación también ofreció una estampa sobre la situación actual de los funcionarios venezolanos: los representantes de tres Poderes Públicos están sancionados por la comunidad internacional. Nicolás Maduro, Maikel Moreno, Tibisay Lucena y Tarek William Saab están en la lista de Estados Unidos. Y, Delcy Rodríguez, en la de Canadá.

Flores, mazo u hojilla… un, dos, tres

En la primera fila estaban sentados Cilia Flores, Diosdado Cabello y Mario Silva. Al parecer, el polémico audio que dio a conocer la oposición en 2013, pocos tiempo después de la muerte de Hugo Chávez, quedó olvidado.

Hombro con hombro quedaron Silva y Cabello, quienes aparentaron que Silva jamás dijo que Cabello debía salir del gobierno. “Eso que está pasando hoy lo está permitiendo Diosdado Cabello, porque a él no le importa un coño’elamadre”, aseguró Silva en ese momento. Incluso, llegó afirmar que “Maduro está obligado a poner contra la pared a Diosdado Cabello”.

En aquel audio Silva también mostró desconfianza hacia Cilia Flores, a quien consideró cercana al “grupo de los vampiros”.

Pero, ayer, todo fueron aplausos.

Cilia Flores, Diosdado Cabello y Mario Silva; del audio al aplauso hay un paso

Después de “juramentado” y con banda presidencial impuesta, Maduro ofreció un discurso en el que hizo un ejercicio de mea culpa, prometió una renovación del país y no estuvo exenta de perlas:.

– “Aquí estamos sudando como si estuviéramos en un gimnasio (…) Seguro el titular de la BBC será ‘Maduro suda la gota gorda'”

– “No estamos haciendo las cosas bien y tenemos que cambiar a este país, pero tenemos que empezar por nosotros”

“Me lo ha dicho un pueblo: ‘No eres tu Maduro, somos Nosotros’. ¡Qué bello pueblo tenemos! Aquí el Pueblo es la vanguardia”

– “Hoy tenemos que escuchar profundamente al pueblo y sus silencios  (…) por eso creo que se debe hacer una renovación desde cero de la revolución, porque no es un problema sólo de Nicolás Maduro, es un reduccionismo estúpido”

– “Hoy a todos los empresarios les tiendo la mano, nacionales e internacionales”. Una hora después: “Veamos la línea del empresario privado, cuando producen un producto a 100 bolívares y los quieren vender en 1.000.000, ¿eso se llama ética?”

– “Hemos inventado y no vamos a dejar de inventar en la protección al pueblo, en el carnet de la patria”

– “En sexto lugar yo pongo como abrazo el socialismo (…) Este joven obrero, este ser humano que se forjó en los barrios, en las fábricas (…) Luego de pasar las tormentas de estos 5 años de este primer mandato estoy aquí de pie (…)”

May 22, 2018 | Actualizado hace 2 años
Perdió Nico, por Edward Rodríguez

 

Ni diez, ni ocho millones. Tras una desolada y desértica jornada electoral, el Consejo Nacional Electoral ratificó lo que ya se sabía desde que la fraudulenta Asamblea Nacional Constituyente convocó las elecciones, que Nicolás Maduro había sido reelecto.

Ni cerca le llegó a la eterna promesa de los “10 millones por el buche”; Nico apenas alcanzó, según Tibisay Lucena, 6.190.612 votos y aunque en el papel resultó ganador; la verdad fue que perdió.

Nicolás es un submarino; a “paso de vencedores” ha ido acabando con el legado del Comandante Supremo. En julio del año pasado en las elecciones de Asamblea Nacional Constituyente, que sólo saben ellos cuántos votaron realmente, dijeron que habían obtenido 8.089.320 votos; pero diez meses después consiguen 6.190.612 votos; o sea, perdió 1.898.708 votos.

Pese al ventajismo, al control del Carnet de la Patria, cajas Clap, bonos y puntos rojos; sus votantes no le cumplieron, ¿saben por qué? Sencillo, también viven y sufren en carne propia la peor crisis de la historia de Venezuela. Son insuficientes las dadivas. Esos “votantes duros” con los que contaba el régimen, perdieron el miedo, a los empleados públicos, por ejemplo, ya no les importa perder sus trabajos porque al final la liquidación no les alcanza ni para los pasajes.

Ahora bien, a Nico no sólo le fallaron los rojos de a pie, sino que también lo hicieron los gobernadores y alcaldes. Por sólo citar un caso en Maracaibo el pasado mes de diciembre Willy Casanova, candidato del régimen, ganó la alcaldía con 225.748 votos; pero el 20 de mayo Maduro apenas obtuvo en la capital zuliana 207.918 según lo publicado en la web del CNE el lunes 21; 17.830 votos menos. Esto refleja que ni una elección a la alcaldía ganaría Nicolás.

Pero hay más, si retrocedemos la película y nos remontamos al año 2013 cuando Maduro se enfrentó en las presidenciales con Capriles; Nico logró 7.587.579 votos; pero el pasado domingo consiguió 6.190.612 votos, es decir, 1.396.967 menos para el buche; como vemos, el “Presidente obrero” sigue restando.

Los números no mienten y la calculadora sólo resta cada año más, las razones todos las sabemos y las vivimos, si algo tendrían que analizar en el partido de gobierno es que así como van no llegarán al 2025, afortunadamente. El hambre, miseria, hiperinflación, diáspora y relaciones internacionales lo están dejando en evidencia.

Hoy más que nunca se ratifica que, aunque usted no lo crea, el chavismo, madurismo, cabellismo y todos aquellos apellidos que quieren abrogarse ser la cabeza de la “Revolución” en Venezuela tienen sus días contados.

Por supuesto que no se van caer solos, pero que les quede claro que los hechos históricos no se repiten de igual forma, “El caracazo” del hambre que ocurrió en la Cuarta República, y del que tanto hablan, siempre les estará roncando en la patica de la oreja.

No creo que después de esta “pírrica” victoria, como diría Chávez, vayan a cambiar el timón, por eso creo que es momento de reunificar a la oposición, es momento de una verdadera y sincera Unidad. Hay que superar las diferencias y  construir una sola ruta; como decía el cantautor del pueblo Alí Primera “si la lucha se dispersa no habrá victoria en el combate”.

Seguramente usted estimado lector, tampoco cree que Nico tenga seis millones de votos, yo tampoco lo creo, lo cierto es que tan malos fueron esos resultados que no le dieron tiempo a la comadre Tibi para depravarse y llevarlo a los prometidos “10 millones por el buche”; creo unos “camaradas” se plantaron y lo impidieron; ya lo sabremos algún día.

Tibisay se depravó y debe renunciar.

 

@edwardr74

 

 

La autoridad electoral de Venezuela otorga la victoria al presidente Nicolás Maduro en unos comicios presidenciales marcados por críticas locales e internacionales, un llamado al boicot de la oposición y denuncias de irregularidades.

Durante el primer boletín oficial, a las 10:20 p.m, la presidenta del Consejo Nacional Electoral (CNE), Tibisay Lucena, anunció Maduro fue reelegido en su cargo con 5.823.728 de votos.

El principal adversario, Henri Falcón, obtuvo 1.820.552 votos, mientras que el candidato Javier Bertucci logró 925.042 votos y Reinaldo Quijada 34.614.
El anuncio se hizo con 92,6% de transmisión, una participación de 46,01% y una proyección de 48%. Afirmó que, en total, participaron 8.603.936 millones de votantes, de un Registro Electoral de 20.526.978.
De acuerdo con el periodista especializado procesos electorales, Eugenio Martínez, este número convierte a las elecciones de este domingo en el evento presidencial con menor participación en los últimos 30 años. El anterior era la relegitimación de poderes del año 2000 cuando votaron 56%. Antes de este proceso, indica, la mayor abstención presidencial fue en el 2000.
Como último indica que 5.800.000 votos que Maduro logró representan un 29% del Registro Electoral. “Bien se puede decir que solo 3 de cada 10 venezolanos habilitados para votar respaldaron a Maduro”, indica.
El proceso estuvo marcado por una baja participación de los electores, así como denuncias por parte de los candidatos presidenciales opositores de irregularidades en la instalación de los llamados “puntos rojos” a menos de 200 metros de los centros de votación.

*Con información de El Universal y El Nacional