Yeannaly Fermin, autor en Runrun

Yeannaly Fermín

#ReporteCoronavirus | Las noticias más importantes de la tarde #3May

RunRun.es hizo una recopilación de las noticias más importantes del momento sobre el coronavirus. El #ReporteCoronavirus te mantendrá informado de todo lo que ocurre con este nuevo virus que hasta la fecha ha causado 153.093.196 infectados y 3.206.767 muertos en todo el mundo. Aquí las 5 noticias más relevantes de la tarde: 

 

Francia comienza un desconfinamiento gradual

Francia inició este lunes un desconfinamiento gradual que prevé levantar casi todas las restricciones para finales de junio y que tiene como primera etapa la vuelta a clase presencial de los alumnos de secundaria y de instituto, y el fin de las restricciones en los viajes interiores. Tras dos semanas de vacaciones y otras dos de educación a distancia, unos 5,6 millones de alumnos se reincorporaron con un protocolo sanitario reforzado que entre este mes y junio prevé distribuir en los institutos y centros de secundaria 64 millones de autotest con el objetivo de hacer uno semanal por persona. UR

Suecia dona un millón de vacunas contra el COVID-19 al programa Covax

Suecia donará un millón de dosis de la vacuna de AstraZeneca contra el COVID-19 al programa Covax, creado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) para distribuir de forma más igualitaria estos fármacos en el planeta, anunció este lunes, 3 de mayo, la agencia de la ONU en un comunicado. La donación se concretó tras el encuentro del director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, con el ministro sueco de Cooperación y Desarrollo, Per Olsson Fridh, en la sede del organismo en Ginebra. EP

La pandemia ha provocado más de 3,20 millones de muertos en el mundo

La pandemia de nuevo coronavirus ha provocado al menos 3.203.937 muertos en el mundo desde que la oficina de la OMS en China dio cuenta de la aparición de la enfermedad en diciembre de 2019, según un balance establecido por AFP este lunes a partir de fuentes oficiales. AFP

OMS: Casos de covid semanales en el mundo bajan por primera vez desde febrero

Los casos semanales de COVID-19 en el planeta, que no dejaban de subir desde mediados de febrero, bajaron por primera vez la pasada semana con respecto a la anterior, y la India y Brasil concentran la mitad de ellos, según los datos que aporta hoy la Organización Mundial de la Salud (OMS). Los contagios semanales se situaron en los últimos siete días en 5,69 millones, cuando en la semana del 19 al 25 de abril habían sido 5,73 millones, mostrando por fin un descenso de la curva global de casos tras mes y medio en ascenso. UR

3x3 | El duelo por covid hay que vivirlo en todas sus etapas
Todo proceso de duelo debe pasar por cinco etapas: negación, ira, negociación, depresión y aceptación; saltarse uno de ellos o quedarse estancado en alguno nos lleva a un duelo patológico
 Los duelos múltiples y el no poder despedirse de la persona, puede convertirse para los dolientes en una situación traumática 

 

@yeannalyfermin

 

Un año en pandemia no ha sido suficiente para asimilar que la vida de todos los seres humanos cambió con la llegada del COVID-19. Aunque se sabe que el distanciamiento físico, el lavado frecuente de manos y el uso del tapabocas son los principales escudos para evitar formar parte de las estadísticas de contagiados con coronavirus, se ignora que la salud mental es cada vez más vulnerable y que los procesos de duelo que quedan en los familiares son más complicados de asimilar. 

Venezuela acumula hasta el momento 198.865 casos positivos y 2.155 fallecidos por COVID-19, pero desde el pasado mes de febrero el Gobierno de Nicolás Maduro viene registrado un aumento significativo en la cifra de casos positivos y fallecidos, lo cual fue atribuido a la llegada de la variante brasileña P1 y P2, una cepa más contagiosa y letal, según varios estudios. 

En redes sociales y en los portales de noticias es frecuente leer historias de familias que perdieron dos y hasta tres integrantes del mismo núcleo, lo que incide directamente en la salud mental de los deudos. Es el caso de Yury Castillo, una mujer de 36 años que perdió a dos primos maternos y a su abuelo paterno por COVID-19, en menos de dos meses. “El primero en enfermar fue mi abuelo, tenía síntomas pero se negaba a que lo llevaramos al hospital, cuando lo hicimos ya era muy tarde, sus pulmones estaban muy afectados. A las tres semanas cayeron mis primos y fue algo muy duro e inesperado. La verdad es que todos quedamos desconcertados, tristes, con miedo y traumados. No queremos salir de la casa”. 

Sobrellevar la pérdida de un familiar siempre será un reto, que se complica aún más cuando son varias personas de una misma familia. El no poder despedirse del familiar que ha fallecido como cultural y religiosamente se acostumbre, influye negativamente en el proceso de duelo. 

En Runrun.es consultamos con tres expertos para conocer y entender los procesos psicológicos que deja el proceso de duelo asociado con el COVID-19. También, los expertos ofrecieron varias recomendaciones para cuidar la salud mental, ya que según estos, las consultas psicológicas presenciales y online se han incrementado drásticamente en pandemia. 

¿Cómo manejar y afrontar el duelo por COVID-19?

Vanessa Nunes

Todo proceso de duelo debe pasar por cinco etapas: negación, ira, negociación, depresión y aceptación; saltarse uno de ellos o quedarse estancado en alguno nos lleva a un duelo patológico. Un duelo puede durar de 6 meses a 2 años, sin embargo, considero que no hay un tiempo estipulado como “normal”.

Es muy importante estar conscientes que debemos mantener un rol activo para superar el duelo, no es simplemente pasar de una etapa a otra, hay que ir viviéndolas. En las circunstancias actuales es probable que la estadía en cada etapa se prolongue un poco más. Se requiere más tiempo para asimilar lo sucedido de forma tan repentina.

Es importante evitar caer en paranoia. Hablar sobre la pérdida y compartir la experiencia siempre ayuda, al igual que no reprimir cada sentimiento que se va experimentando en dichas etapas.

Evitar aislarse de la realidad. Limitar la exposición a las noticias y sobretodo evite juzgarse, es usual frases como “si no lo hubiera dejado salir”, “si lo hubiese llevado antes al médico”, “no le dimos tal o tal medicamento”, “tenía que haber ido a comprobar que estaba bien”, “por qué no lo traje a casa”, ninguno de estos pensamientos son sanos ni va a revertir lo sucedido, aquí es donde tenemos que intentar tener mayor control mental.

Guadalupe Pérez 

El duelo por COVID-19 es ante todo un proceso de duelo humano pero que se complejiza por diferentes factores. Cada ser humano vivirá su proceso de duelo según su personalidad, su cultura y su historia personal con previos duelos. A pesar de la individualidad de la experiencia del duelo, el doliente tiene que reconocer que su proceso es normal, el dolor que se siente es la expresión del amor a la persona que ha fallecido, no hacemos duelo por algo o alguien con quien no tengamos vínculo emocional. Reconocer la realidad de la pérdida, tener comprensión, aceptación y tolerancia a las propias reacciones, no aislarse, conectarse con otros seres queridos que pueden ser otros dolientes o miembros de su red de apoyo social y apoyarse en la espiritualidad a través de sus rituales y comunidades religiosas.

Alí Pellicer 

El duelo es la pérdida es la pérdida de algo material o físico de una persona o objeto y ese momento en cada persona o familia es muy particular. En este proceso de duelo múltiple por COVID-19, es importante entender que no somos culpables de la situación, más allá de lo que suceda en Venezuela.

¿Cómo ayudar a quién esté de duelo por COVID-19?

Vanessa Nunes

La compañía y empatía siempre son importantes. Hacer referencia a la empatía no es tan simple como colocarse en los zapatos de la otra persona, es ponernos en los zapatos del otro como el otro desde su sentir. Hacerle saber que lo entendemos, no subestimar su malestar, por lo que es muy importante no minimizar sus sentimientos y muy importante no juzgar. Involucrarte hasta donde lo permitan, sin presionar, respetando su espacio y sus maneras. Evitemos aconsejar, más bien hay que enfocarse en que describa lo que siente, en que sea la propia persona que exprese que siente, que necesita, cómo cree que podemos ayudarlo. Es importante recordarle a esa persona afectada que estás ahí disponible para lo que necesite. Escúchalo, pero no escuches para responder sino para comprender. Si el problema se torna grave, se escapa de sus manos, es recomendable siempre buscar ayuda de un profesional que lo acompañe y oriente en el tránsito y superación de esa situación.

Guadalupe Pérez 

En este caso es muy importante reforzar la solidaridad y la conexión familiar y con otros miembros importantes de la red de apoyo social y espiritual, identificar los miembros familiares que estén menos vulnerables y con mayor fortaleza emocional para brindar acompañamiento a los familiares más vulnerables y llevar la logística del día a día de la vida familiar. Tener líneas abiertas de comunicación y  no ocultar o silenciar la realidad vivida aunque tampoco todas las conversaciones familiares giren alrededor de este tema. El duelo es un tema de tiempo y de ir procesando y dar sentido a la experiencia. Situación que cambia cuando son muertes múltiples porque puede ser más larga de procesar y requieren más comprensión y protección mutua entre los familiares. En este caso yo recomendaría que los dolientes más directos o por lo menos el líder familiar acuda a una consulta de salud mental (psicólogo o psiquiatra especialista en duelo) para recibir orientaciones para el manejo en el presente y futuro de las típicas reacciones que pueden ir apareciendo. 

Alí Pellicer 

La empatía es muy importante en estos momentos. Todos estamos viviendo la misma pandemia aunque a algunos les afecte más que a otros. Entender la posición en la que se encuentra la persona afectada  es de vital importancia. Es fundamental brindarle apoyo así sea a nivel personal o virtual a la persona afectada, que esta no se sienta sola en ningún momento.

Monitorear la conducta de los deudos, estar atentos ante señales o cambios en las rutinas o en el ánimo que no son habituales y que puedan generar algún problema. Es recomendable siempre buscar ayuda de un profesional que lo acompañe y oriente en el tránsito y superación de esa situación cuando no es posible superar una pérdida familiar. 

Recomendaciones para cuidar la salud mental en estos tiempos 

Vanessa Nunes

Tomar sol: Aunque sea unos minutos ayudará a producir vitamina D y fortalecer el sistema inmune. Realice alguna actividad física: Dentro de lo posible ejercítese, así sea caminar unos minutos al día. Sueño: Establezca una rutina habitual de ser posible. Hablar del tema: No sumergirnos en los rumores del día a día (cosa que puede tornarse difícil), pero intentar tener una persona para desahogarnos y compartir nuestras preocupaciones. Manténgase informado, sin caer en los rumores de fuentes poco confiables, verifique la información antes de angustiarse en vano. Aliméntese de forma sana y balanceada. Apueste a la gratitud: Aunque en estos momentos el pesimismo pueda apoderarse de usted. Enfóquese en lo positivo. Cuídese: Tome todas las medidas de bioseguridad pertinentes, no baje la guardia, no se flexibilice, su salud es importante. Busque ayuda: Un profesional de la salud mental le ayudará a digerir todo lo que está atravesando (bien sea de forma presencial u online). Exprese sus emociones: No las reprima, llore de ser necesario. Por último y no menos importante ser resilientes, desarrollar la capacidad de adaptarnos, y así tratar de disminuir la ansiedad que puede generar todo lo concerniente al COVID-19.

Guadalupe Pérez 

No aislarse, conectar con los otros miembros de la familia y personas significativas de su red de apoyo. Autocuidarse en alimentación, sueño, si es posible ejercicio físico ligero, y mantener alguna actividad diaria que favorezca la relajación y conexión consigo mismo como prácticas de relajación y meditación, pintar, yoga, entre otras según las preferencias de la persona. Darse permiso para expresar los sentimientos que se puedan experimentar con la llegada de la pandemia.

Alí Pellicer  

Es importante mantener las rutinas, pues estas dan un poco estabilidad y noción de normalidad en la vida. Es necesario tener un tiempo de esparcimiento lo suficientemente amplio para despejar la mente. No se debe sobreponer un ámbito sobre otro, cosa que ahora se da con mayor frecuencia por el teletrabajo, lo que puede llegar a perjudicar a las personas significativamente. Para mantener una buena salud mental no solo hace falta hacer ejercicios físicos, también cognitivos. Es fundamental alimentarse bien y de forma balanceada, dormir bien y suficiente, tener tiempos de recreación y respetar los horarios de otras actividades.

FANB confirma importante número de bajas en enfrentamientos en Apure
En el escrito publicado a través de su cuenta en Twitter, no se precisa el número exacto de víctimas y heridos de ambas partes

 

Este lunes, 26 de abril, el ministro de la Defensa, general en Jefe (Ej) Vladimir Padrino López, confirmó que hay militares fallecidos y heridos tras el combate de las últimas 72 horas al oeste de La Victoria, en la zona fronteriza del estado Apure.

“Lamentablemente, fallecieron algunos de nuestros efectivos cuyos cuerpos están siendo identificados mediante la necropsia correspondiente. Otros resultaron heridos y reciben la debida atención médica en la red sanitaria militar y pública. Exaltamos el valor, el honor y el amor patrio de tan insignes soldados, quienes ofrendaron y continúan arriesgando sus vidas en defensa de la soberanía y la integridad territorial de la nación”, informó el ministro.

A través de un comunicado, la FANB indicó que como parte de la operación Escudo Bolivariano 2021, iniciada el pasado 21 de marzo, los enfrentamientos han infligido “un importante número de bajas” a los precitados grupos, logrando la destrucción de instalaciones temporales que pretendían usar para sus actividades delictivas; de igual modo fueron capturados varios sujetos que están aportando valiosa información de cara a las próximas acciones, reseñó VTV.

En el escrito publicado a través de su cuenta en Twitter, no se precisa el número exacto de víctimas y heridos de ambas partes.

El Ministro de la Defensa también insistió en que “esas organizaciones criminales y terroristas actúan con el apoyo de la poderosa estructura de financiamiento con que cuenta la oligarquía colombiana, que tiene el infame propósito de exportar su modelo narco paramilitar a nuestro país, especialmente a lo largo del eje fronterizo”.

Padrino López añadió que, por órdenes del gobernante Nicolás Maduro, la FAN continuará e intensificará las operaciones militares «que permitan neutralizar cualquier reducto de estos delincuentes, a los que combatiremos sin descanso con todas las fortalezas morales y materiales hasta su total expulsión y derrota definitiva».

*Con información de EC y TC

3x3 | La automedicación en casos de COVID-19 es tan riesgosa como la misma enfermedad
Los altos costos de las medicinas, el deterioro constante de los servicios de salud públicos, la inflación más alta en la historia y el mal uso de los recursos tecnológicos son factores que inciden directamente en la automedicación

 

@yeannalyfermin

 

Desde que inició la pandemia en Venezuela, en marzo de 2020, el tratamiento a seguir para tratar el COVID-19 es el tema central en cualquier conversación. Vecinos, amigos, familiares y hasta las redes sociales se han convertido en “médicos”, ofreciendo recomendaciones, consejos y hasta tratamientos sin prescripción para curar la infección. 

Analgésicos, antibióticos, antihistamínicos, broncodilatadores, anticoagulantes, antiparasitarios, antiinflamatorios y hasta infusiones herbales, son algunos de los fármacos más utilizados actualmente en el tratamiento de la infección que hasta ahora no han sido probados ni recomendados por la Organización Mundial de la Salud (OMS). 

Es el caso de Cati Rodríguez quien en febrero de 2021 se contagió con COVID-19 y por seguir los consejos de una amiga tomó metformina -un medicamento utilizado para ayudar a controlar la cantidad de glucosa en sangre- creyendo que era un antibiótico que servía para aliviar la fiebre, el dolor de cabeza, de garganta y muscular. 

Con el pasar de los días, Cati notó que con el supuesto antibiótico sus síntomas solo empeoraban. Se mareaba con frecuencia, sus manos y pies se hincharon y sentía mucha debilidad, lo que hizo que terminara en urgencias por un cuadro de intoxicación. 

La OMS estima que entre el 10 y el 30 % de la población se automedica en cualquier enfermedad y de ese porcentaje, el 70% suele ser víctima de reacciones desfavorables que en muchos casos tienen gravez complicaciones.

La tentación de automedicarse

El caso de Reina Henríquez es similar. Se contagió con COVID-19 en noviembre de 2020. Comentó que le dolía mucho la cabeza y los ojos y que además, perdió el olfato y el gusto. Cuando Reina le comentó a su amiga, que no percibía el sabor de la comida, esta le recomendó que mezclara el jugo de un limón grande con media cucharadita de bicarbonato y que lo tomara en ayunas por una semana. 

Reina hizo caso a la recomendación de su amiga y cumplió con su tratamiento y aunque no pudo recobrar el gusto y el olfato, quedó padeciendo de fuertes dolores estomacales que se manifiestan cada vez que come algún alimento cítrico o muy condimentado. 

Los factores que inciden en la automedicación en tiempos de COVID-19 son variados. Los altos precios de las medicinas, el evidente deterioro de los hospitales que genera temor y dudas en la población a la hora de buscar ayuda y el desconocimiento de la gravedad de la enfermedad, son factores que inciden directamente en la automedicación.

Runrun.es consultó con tres especialistas para conocer los riesgos que corre una persona al automedicarse contra la COVID-19 y más ahora que la cepa brasileña P1 está presente en más de 13 estados del país. 

El médico cirujano y director de la ONG Médicos Unidos Venezuela, Jaime Lorenzo afirma que automedicarse puede complicar cualquier enfermedad y más si se trata de COVID-19. 

Por su parte, el doctor y presidente de la Sociedad Venezolana de Puericultura y Pediatría (SVPP), Huníades Urbina asegura que automedicarse para el coronavirus puede afectar no solo la salud sino también la economía. El médico enfatizó que mantener las medidas de distanciamiento físico, el lavado frecuente de las manos y hacer uso correcto de la mascarilla, son las mejores medidas de prevención.

El doctor y profesor de medicina, desastres y emergencias complejas, Enrique Montbrun afirmó que el uso de medicamentos sin el conocimiento, sin las advertencias, sin las precauciones genera la posibilidad de efectos secundarios que pueden ser desde leves hasta severos. 

 

¿Por qué no debemos automedicarnos?

Jaime Lorenzo: La automedicaron para cualquier enfermedad es peligrosa. Una persona no debe automedicarse porque puede producirse un mayor daño si tomas un medicamento que pueda agravar los síntomas de la enfermedad o enmascararlos lo que complicaría la situación. 

Un ejemplo muy característico de automedicación en Venezuela fue cuando reapareció el dengue. El venezolano estaba acostumbrado a que cuando sentía una virosis tomaba aspirina, pero con la variante del dengue hemorrágico si se tomaba aspirina se producía un sangrado mayor. 

Huníades Urbina: En ninguna enfermedad es recomendable la automedicación. Una persona que no es médico es probable que no sepa si realmente el medicamento que está tomando es el indicado y si son las dosis correctas, lo que podría generar que la enfermedad se quede en una forma sub terapéutica porque le falten dosis o que por el contrario se exceda y genere una intoxicación. 

Enrique Montbrun: Es importante entender que la palabra automedicación es la toma de medicamentos por iniciativa propia, sin que exista un reconocimiento previo de un médico ni en la fase de diagnóstico, ni el seguimiento de la enfermedad, ni en la prescripción y seguimiento del tratamiento. El paciente puede correr riesgos de hacer un diagnóstico equivocado y con esto encubrir o disminuir una serie de síntomas claves para tratar una enfermedad. 

 

¿Qué riesgos y complicaciones se corren al automedicarse contra la COVID-19?

Jaime Lorenzo: La automedicación contra el COVID-19 es peligrosa y muy delicada porque puede enmascarar síntomas que son preciados para descubrir en qué fase está la enfermedad, además de que hay medicamentos que no ayudan en nada y solo empeoran el cuadro del paciente. 

Las complicaciones por automedicarse pueden ser muchas. Si una persona es alérgica a la aspirina se puede producir un choque anafiláctico que involucra presión arterial alta, dolor en el pecho, dificultad para respirar, urticaria, entre otros. En todo proceso de automedicación se debe tener en cuenta que el hígado es el órgano que más sufre, si se toman dosis altas a las cantidades establecidas se pueden generar problemas hepáticos. 

Huníades Urbina: Las personas que están contagiadas con COVID-19 pueden tener la falsa sensación de que están mejorando con las medicinas que se están tomando, pero la verdad es que la enfermedad sigue evolucionando hasta que el paciente se da cuenta que ya no puede más con los síntomas y es cuando consulta tardíamente al médico y ya la enfermedad está en una fase avanzada o severa y necesita hospitalización porque los pulmones y vías respiratorias ya están comprometidos.

Enrique Montbrun: El paciente puede correr riesgos de hacer un diagnóstico equivocado y con esto encubrir o disminuir una serie de síntomas claves para el diagnóstico. Algunas personas son alérgicas a ciertos antibióticos y hacen reacciones que pueden producir complicaciones severas y hasta la muerte. Los efectos secundarios por toxicidad y reacciones adversas son algunas de las consecuencias, pero la más grave de todas es el enmascaramiento de procesos químicos y la combinación de medicamentos que pueden potenciar o disminuir el efecto en una patología.

 

¿Ivermectina, dexametasona, vitamina c, antibióticos y hierbas sirven para tratar o prevenir el COVID-19?

Jaime Lorenzo: Tomar antibióticos para una virosis es un error. Los antibióticos están hechos para atacar una bacteria y el coronavirus no es una bacteria, es un virus. Si usted gasta o compra antibióticos de alto nivel lo que está haciendo es una resistencia de las bacterias del cuerpo ante los antibióticos. La ivermectina ya está demostrado por la OMS que no debe ser utilizada para el tratamiento del COVID-19, pues su efectividad es nula. Los esteroides tienen una indicación precisa en cierto momento de la enfermedad, si usted lo toma con antelación y sin indicación puede producir daños al organismo específicamente al estómago y riñones.

Las infusiones en una enfermedad viral ayudan a que el paciente se mantenga hidratado, lo cual es muy importante. La infusiones de té o manzanilla siempre no van a causar daños, pero no se debe inventar con cualquier hoja que alguien recomiende porque puede resultar potencialmente peligrosas al ser humano.

Huníades Urbina: Tomar un cóctel de medicinas que nos están probadas para la cura del COVID-19, es peligroso. No es recomendable  comprar los famosos combos anticovid que algunas farmacias están vendiendo y que ya se pueden ver también en las redes sociales. Está más que comprobado que no tienen ninguna efectividad para tratar la enfermedad. Es importante que la gente no se haga eco de otras personas en comprar esos combos porque además de afectar la salud también afectan la economía. 

Urbina recomienda no caer en la trampa de personas que están ofreciendo vacunas a través de las redes sociales. “Las vacunas no se están poniendo a nivel privado, solo el Ministerio del Poder Popular para la Salud es quien tiene la responsabilidad de administrarlas. Si alguien le ofrece una vacuna es porque probablemente se esté robando las dosis del ministerio y las está vendiendo, pero al final si no tiene una cadena de frío adecuada, es probable que lo que le estén poniendo sea agua o una vacuna inactiva lo que pone en riesgo es la vida”.

Enrique Montbrun: Ninguno de esos medicamentos tienen un espacio en el tratamiento del COVID-19. El uso de medicamentos sin el conocimiento, sin las advertencias, sin las precauciones genera la posibilidad de efectos secundarios que pueden ser desde leves hasta severos. Solamente se debe usar antibióticos cuando se demuestra una infección sobreagregada generalmente ya ¡en la fase de estabilización del covid, después de que pasan los 14 días y aparece la neumonía. 

He tenido casos de personas que se han automedicado con esos kits y fórmulas mágicas que se ven en redes sociales e internet. Algunos han presentado reacciones alérgicas severas, otros han presentado sobreinfecciones por hongos, otros han tenido respuestas anormales porque han tomado esteroides por largos periodos de tiempo. No hemos visto muertos, pero sí hemos visto casos de personas que por tratarse en la casa han descubierto muy tarde los signos de alarmas y cuando aparece la complicación, es difícil hacer un diagnóstico preciso por el enmascaramiento de síntomas y ya es demasiado tarde para actuar. 

En caso de presentar fiebre, dolor de cabeza, tos, ardor en los ojos, perdida del gusto y olfato y dificultad respiratoria, evite la automedicación y acuda al médico lo antes posible. La Facultad de Medicina de la Universidad Central de Venezuela (UCV) lleva a cabo el programa «Llamada SOS», el cual brinda atención telefónica gratuita para orientar al paciente ante síntomas o sospecha de algún problema de salud. Puede comunicarse de lunes a domingo, de 8:00 a.m. a 6:00 p.m al número 0212-313 56 60.

La infraestructura es materia pendiente para poder reiniciar clases presenciales
70 % de los colegios públicos no cuentan con agua por tuberías. Según un informe de la FVM, el estado no está en la capacidad de acondicionar y garantizar las condiciones de bioseguridad en las 25.000 escuelas que maneja
“La pandemia desnudó la crisis del sector educativo en Venezuela”

 

@yeannalyfermin

 

A diferencia de otros países, el panorama para el retorno a las clases presenciales en Venezuela sigue siendo incierto. A las constantes fallas eléctricas, la escasez de agua, las deficiencias en el transporte público, la conexión a internet más lenta de Latinoamérica y los bajos salarios de maestros y docentes, se le suma también el deterioro de la infraestructura escolar. 

Antes de cada inicio de año escolar, las instituciones educativas solían hacer mantenimiento y mejoras para que los estudiantes encontraran un lugar apto, agradable y seguro. Sin embargo, el gobierno de Nicolás Maduro ha anunciado en tres oportunidades que “ha llegado el momento de volver a las aulas”, sin ninguna planificación para evitar la propagación de la enfermedad y tampoco para mejorar las condiciones de los maestros. 

Karelis Mendoza es profesora en un liceo ubicado en Filas de Mariches, municipio Sucre, en el estado Miranda. Imparte las cátedras de Castellano e Historia de Venezuela. Mendoza afirma que aunque sabe y está consciente que los niños y jóvenes deben volver a las aulas de clases, las condiciones para un retorno seguro no están dadas. “Trabajo en dos liceos en el sector y ambos están en la desidia. Los baños están destruidos, muy sucios y sin agua. Los salones, por el tiempo que llevan sin hacerles mantenimiento -incluso antes de la pandemia- parecen cualquier lugar menos un aula de clases, muchos no tienen luz eléctrica y carecen de pupitres y pizarrones. La verdad es que para volver a clases se necesita no solo de condiciones de bioseguridad”, dijo la docente. 

Mendoza aseguró que con las pésimas condiciones de infraestructura que presentan los dos colegios donde labora, es casi imposible garantizar el distanciamiento social debido a que las aulas son muy pequeñas y no cuentan con buena ventilación.  

Carlos Paredes (nombre ficticio), ingeniero civil y quien trabajó varios años en el Ministerio del Poder Popular para Obras Públicas, afirmó que la situación con la infraestructura de los colegios públicos venezolanos es grave. 

“Desde hace varios años que las escuelas no reciben el presupuesto destinado para el mejoramiento de la infraestructura escolar. En muchos de los liceos en Caracas y en el estado Miranda no hay servicio eléctrico, no cuentan con agua, tienen gran parte de las zonas comunes deterioradas, eso sin contar los robos que ocurren con bastante frecuencia”, dijo el ingeniero. 

En una entrevista para Fe y Alegría Radio, Luz Betina Fuenmayor, directora del Centro de Investigaciones y Formación Padre Joaquín (CFIPJ) de Fe y Alegría, afirmó que es la falta de inversión la que imposibilita la superación del deterioro en infraestructura, calidad educativa y profesión docente en Venezuela.

“El país ha desacelerado la construcción de escuelas. De los 30.058 planteles educativos que existían en el país, en el 2015 ya eran 27.626, mientras que en los últimos años no se conocen estadísticas”, afirmó Fuenmayor.

La situación es una constante

La Corporación Andina de Fomento (CAF) afirmó en un estudio que una infraestructura escolar adecuada puede influir de manera muy positiva en la sensación de seguridad de los alumnos, elevar su autoestima, potenciar su aprendizaje y estimular el deseo de permanecer dentro del sistema educativo. 

Sin embargo, espacios adecuados para la recreación, servicio constante de agua, electricidad e internet, así como sanitarios y espacios adecuados para la recreación, son condiciones que se alejan cada día de los colegios públicos venezolanos.

El presidente de la Federación Venezolana de Maestros, Orlando Alzuru, en entrevista para el Noticiero Televen, aseguró que el Ministerio de Educación no tiene la capacidad para acondicionar y garantizar las condiciones de bioseguridad en las 25.000 escuelas que maneja el Estado. 

Por su parte, el Secretario Nacional de Educación de Primero Justicia, Gustavo Padrón, aseguró que todos los planteles educativos manejados por el gobierno “se están cayendo” y que más del 70 % no tienen agua por tubería. 

El presidente de la Federación Venezolana de Maestros aseguró que actualmente los centros educativos no reúnen las condiciones mínimas de higiene y de seguridad para que los muchachos reciban sus clases. “Ni siquiera hay productos de higiene, ni mucho menos de bioseguridad para hacerle frente al virus, a eso se le suman los problemas de electricidad, transporte y conectividad a internet”, dijo Alzuru.

En el interior es peor

Un reportaje realizado por el equipo de corresponsales de El Pitazo, publicado el 1 de marzo, constató que gran parte de los colegios públicos de Apure, Barinas, Cojedes, Portuguesa, Guárico y Miranda, Carabobo, no están en condiciones para iniciar clases presenciales.

En el caso del estado Cojedes, Wolfang Maya, presidente del Sindicato de Profesionales Técnicos en la Docencia y Conexos (Sinprotec), aseguró que la mayoría de los planteles están abandonados y que a cerca del 90% no se les ha realizado el mantenimiento adecuado.

Deisy Solórzano, presidenta de la Federación de Maestros en el estado Apure, aseguró que los centros educativos del estado han sido desmantelados por el hampa.

La dirigencia sindical del magisterio en Portuguesa consideró que la mayoría de las escuelas del estado están deterioradas, con malezas y sin agua por tubería.

Las Escuelas Técnicas Agropecuarias de Barinas no escapan de la mala situación, sobreviven con los aportes de padres y representantes, comunidad y la directiva de las instituciones, no obstante, la mayoría de las 10 instituciones de la jurisdicción tienen deterioradas sus edificaciones y no cuentan con servicios públicos.

En el estado Carabobo, el presidente del Sindicato Venezolano de Maestros del estado Carabobo (Sinvemaca), Luis Guillermo Padrón aseguró que de 1.700 escuelas que hay en el estado, más de 95% de las infraestructuras no están idóneas para recibir a los estudiantes. 

El secretario general del Sindicato Único de Trabajadores de la Educación del Estado Miranda (Suteem), profesor Franklin Velásquez, coincidió en que la falta de agua en las escuelas y liceos del eje Guarenas-Guatire, así como la imposibilidad de costear pasajes por parte de los docentes, representan las principales limitantes para retomar las clases presenciales.

Y la carencia de la escuela ha sido asumida por los padres y representantes  La ex diputada y Secretaria General Adjunta de Primero Justicia, Amelia Belisario, afirmó que son las madres venezolanas quienes con mucho sacrificio están sosteniendo el sistema educativo que es responsabilidad del gobierno. 

Belisario recordó que la Asamblea Nacional electa en 2015 ha venido denunciando la delicada situación del sector educativo lo que conllevó a que en 2018 se declarara en emergencia el sector. 

“Antes de la pandemia todo el sistema educativo estaba caracterizado por la negligencia, indolencia e incapacidad del régimen para hacer políticas públicas. Durante la emergencia por el COVID-19 lo único que hemos visto es improvisación. Ellos pretenden que la pandemia les sirva para tapar el desastre que existía en el sistema educativo y resulta que lo que ha hecho es afianzar el desastre que viene arrastrando el país”, dijo Belisario.

Un informe de la UNESCO publicado en diciembre de 2020, afirmó que la pandemia de COVID-19 ha puesto en evidencia las carencias estructurales de la infraestructura escolar. Aproximadamente 3,1 millones de estudiantes de nivel primario no tienen acceso a servicios de agua potable en el hogar ni en la escuela. 

“La mayoría de las escuelas de los países de la región no cuenta con las condiciones de tamaño de aulas que permita el cumplimiento de los protocolos de distanciamiento físico para un regreso presencial a clases. Es urgente que los países de la región inviertan en mejorar el estado de la infraestructura escolar para ofrecer condiciones básicas de saneamiento e higiene”, subrayó el informe.

Venezuela necesita educación

A través de un conversatorio de la Red de Madres, Padres y Representantes donde se abordó con distintos especialistas el tema del regreso a clases, los expertos coincidieron en que es momento de volver a las aulas de clases siempre y cuando se respeten todas las medidas de bioseguridad. 

Sobre esto, el expresidente de la Sociedad Venezolana de Infectología, Manuel Guzmán explicó que reabrir las escuelas no tiene que significar una expansión de la epidemia siempre y cuando se implementen correctamente las medidas de bioseguridad en todos los centros. 

“No se ha demostrado que las escuelas sean focos importantes de expansión, aunque la vigilancia y las precauciones deben extremarse”, dijo el infectólogo. 

Guzmán aseveró que “Venezuela necesita educación y necesita educación presencial segura y ambas se pueden obtener”.

Por su parte, la pediatra y miembro de la Red de Madres, Padres y Representantes, Lila Vega explicó las cinco condiciones que debe tener un colegio para el reinicio de las clases presenciales: primero, el uso universal de mascarillas todo el tiempo. Segundo, mantener la distancia física de al menos metro y medio. Tercero, la escuela debe garantizar agua, jabón y gel antibacterial para el aseo constante de las manos.

Para Carlos Cedeño, Educador y miembro de la Red de Madres, Padres y Representantes, la pandemia desnudó las condiciones preexistentes de la escuelas: infraestructura deteriorada, sin arquitectura tecnológica, muy poca cantidad de maestros y muy pocas personas estudiando para ser profesores, deterioro de las condiciones laborales, lo que hace que la situación sea más compleja.

Sin embargo, Cedeño hace énfasis en la importancia de volver a la escuela. “La escuela ejerce una labor de suplencia en los hogares más necesitados. En las casas donde hay menos conocimiento académico, los niños pueden encontrarlo en las escuelas. En las casas donde no hay comida, la escuela puede ofrecer aunque sea un vaso de leche. La escuela protege contra el abuso y le resta impulso al malandro que quiere reclutar al muchachito del barrio, en la calle en la urbanización”

La psicóloga María Elena Grasinni aseguró que el tema de la salud mental tiene que tomar protagonismo en esta pandemia.

“Así como los médicos son los que ayudan a la salud física de toda la ciudadanía, los padres y los maestros son los encargados de mantener la seguridad psicológica y social y deben trabajar con el mismo nivel el de protagonismo”, dijo Grasinni. 

La psicóloga señaló que debido a la situación del país Cada escuela debe gestionar cómo apertura su escuela. “Lo que debe autorizar – el gobierno- es el manejo de decisiones y la apertura de escuelas, cada escuela inteligentemente dará los apoyos a los docentes que deba darlo, pero es necesario que niños y jóvenes vuelvan a las aulas de clases”.

“Sin maestros no hay escuelas”

Sobre la situación de los maestros, la educadora Luisa Pernalete afirmó que sigue siendo complicada porque a pesar de todo el heroísmo escolar, el gobierno no ha dado muestras de querer mejorar sustancialmente la situación de los docentes, quienes tienen el salario más bajo de América Latina, incluso más bajo que los salarios de Haití y Cuba. 

“Los maestros no pueden comprar ni medio cartón de huevos”, aseguró Pernalete.

El presidente del Sindicato de Maestros del Distrito Capital, Edgar Enrique Machado aseguró que un gran número de docentes ha abandonado su profesión, para dedicarse a otras actividades mejor remuneradas. 

“En 2019, teníamos una data de 15.000 educadores en Caracas aproximadamente. De la información que recibimos de nuestros delegados y contactos educativos, podemos decir que una media de 5 docentes por plantel abandonó su puesto de trabajo por considerar que su salario no le permite vivir dignamente, no se le garantizan condiciones de trabajo dignas, ni mucho menos protección de bioseguridad. Esto lleva a una proyección de que 2715 docentes han abandonado la profesión, en los 543 centros educativos que tiene el Distrito Capital”, dijo. 

A juicio del presidente del sindicato de maestros del Distrito Capital “El sistema educativo seguirá en caída bien sea presencial o a distancia, hasta tanto no se inviertan en educación y en los salarios para los docentes”.

La costosa lucha por respirar en Venezuela
Alquilar una bombona de oxígeno puede costar más de 300 dólares, dependiendo de la saturación de oxígeno del paciente
El Índice de Escasez de Medicamentos (IEM) para enfermedades respiratorias se ubicó en 63 %, según el Monitoreo de Salud

 

@yeannalyfermin

 

La noche del domingo 24 de enero, Ruby González sintió que su hija Yesenia de 16 años, se le iba a morir en los brazos asfixiada con una crisis de asma. La odisea comenzó cuando la misma Yesenia con voz entrecortada le pidió a su madre que la llevara al médico porque ya no podía respirar y se estaba sintiendo muy mal. 

A las 9:30 p.m., Ruby le pidió ayuda a un vecino para que le hiciera el favor de llevarlas a un hospital, pero este se negó porque no tenía la gasolina suficiente y en cualquier punto se iban a quedar accidentados. Un taxi le estaba cobrando 50 dólares (por ser domingo en la noche) desde el barrio La Vega hasta el Hospital Clínico Universitario (HCU). 

Mientras tanto, el pecho de Yesenia no dejaba de silbar, con cada bocanada de aire que intentaba inhalar, sus agitados pulmones se congestionaban cada vez más.

Cuando eran las 10:10 p.m. otro vecino notó la desesperación de Ruby y su esposo y les ofreció llevarlos en su carro, pero cuando se disponían a salir rumbo al hospital, una falla en el motor impidió que pudiera trasladarlos. A las 10:20 p.m. varios vecinos resolvieron sacarle la gasolina al carro que se accidentó y surtir al otro vehículo que solo le faltaba el combustible para poder andar. 

A las 10:40 p.m. la tonalidad en la piel de Yesenia estaba cambiando. Sus manos estaban frías, su cara se tornaba azulada y sus ojeras se hacían cada vez más oscuras y la voz no le salía.

A las 11:00 en punto de la noche llegaron a la emergencia del Hospital Clínico Universitario, el doctor de guardia la revisó y confirmó la crisis de asma. Sin embargo, le dijo a Ruby que no la podían atender porque debido a la crisis en los centros asistenciales el oxígeno solo es para pacientes que estén en áreas críticas. 

15 minutos después, Ruby tomó la decisión de llevársela para el Domingo Luciani, pensó que allá sí podían atenderla y colocarle oxígeno que era lo que principalmente necesitaba. 

La respiración de Yesenia cada vez era más corta y forzada, el silbido que emitía su pecho, producto de lo inflamadas que ya estaban sus vías respiratorias, era lo único que se escuchaba en todo el camino. 

A las 11:40 p.m. Ruby y Yesenia estaban ingresando a la emergencia del Hospital Domingo Luciani, en Petare, municipio Sucre. A ambas se les hizo raro no solo lo abandonado que lucía el lugar, sino también la falta de personal. Un médico cirujano fue quien las atendió. Las hicieron llenar una historia médica para luego decirle que no cuentan con los insumos básicos para atender la crisis de asma que tenía la adolescente. 

Las opciones de Ruby se habían agotado, su desesperación no podía ser mayor, la cianosis en Yesenia ya era muy evidente. No sabía qué hacer ni a dónde acudir y no contaba con el dinero para llevarla a una clínica. Una enfermera al ver que estaba llorando y que la joven estaba mal, le sugirió que la llevase al Materno Infantil de Petare, que allá poir la edad de la menor la podían atender. 

A las 12:50 llegaron al centro hospitalario ubicado en La Urbina, donde finalmente la atendieron, le colocaron oxígeno y un tratamiento para que se recuperara. Volvieron a casa a las cinco de la tarde.

Un lujo respirar

Con la severa crisis de asma que le dio a Yesenia, la familia González se tuvo que enfrentar no solo con las incontables deficiencias del sistema de salud público y la escasez de gasolina, sino también con los altos precios en medicinas e insumos médicos. 

“Le mandaron dos inhaladores, uno costaba 80 dólares y el otro 20. Adicional a esto le mandaron antialérgicos y unas gotas descongestionantes. En total, fueron como 120 dólares aproximadamente, sin contar que le mandaron una dieta estricta por un mes, para evitar posibles cuadros alérgicos”, dijo Ruby.

A la madre de Yesenia le sugirieron que tener una bombona portátil o un concentrador de oxígeno sería de gran ayuda para estos casos, pero para esta familia es difícil, ya que una bombona de 7 litros tiene un valor de 150 dólares, mientras que los concentradores superan los 600 dólares. 

En una reconocida cadena de farmacias, se debe cancelar 222 dólares de depósito, 64 dólares por el llenado y 35 dólares la mensualidad. Un total de 321 dólares. Esto sin contar el precio del regulador, el cual puede conseguirse entre 100 y 150 dólares. Si el paciente requiere más de una bombona por día, el precio va aumentando. 

En la misma farmacia ofrecen también bombonas pequeñas de emergencia, las cuales tienen un precio de 53 dólares el alquiler, 18 el llenado y 10 la mensualidad.

En un establecimiento comercial dedicado al suministro de gases y oxigeno medicinal ubicado en la Carretera Petare Santa Lucía, en el sector Filas de Mariches, en el estado Miranda, el servicio es más económico. El alquiler o depósito está valorado en 180 dólares, de los cuales se le entrega al cliente el 20% cuando haga la entrega del cilindro. La recarga del gas son 22 dólares. El precio del regulador de oxígeno tiene un costo de 90 dólares. El servicio no incluye flete. 

El vendedor del establecimiento explicó que la duración del oxígeno dependerá de la condición del paciente, específicamente de la saturación de oxígeno en sangre que tenga el paciente, lo normal es entre 95 y 100. 

“Hay pacientes que la saturación la tienen en 60, estos ameritan más litros por minuto de oxígeno y al día se pueden consumir hasta tres cilindros de 6 metros cúbicos”, dijo el vendedor. 

Las páginas de comercio electrónico también ofrecen el servicio por bombonas de 6 metros cúbicos. La recarga del gas oscila entre los 25 y los 30 dólares y el alquiler por dos semanas en 100 dólares. No incluye transporte. 

Un oxímetro, instrumento necesario para conocer el nivel de oxígeno en la sangre en pacientes que padecen enfermedades respiratorias graves y también coronavirus tiene un costo entre 10 y 30 dólares en páginas de comercio online. 

Según el último informe de la Encuesta Nacional de Hospitales, con datos de todo el año 2019 -antes de que llegara la pandemia-, el déficit de insumos médicos rondaba el 85 %. El estudio también señaló que 70,72 % de los hospitales evaluados en ese año tuvieron oxígeno todos los días, en 22,6 % fue intermitente y en 7,22 % ningún día.

Para Manaos si hay oxígeno

Mientras Venezuela atraviesa por una crisis humanitaria compleja, el pasado 19 de enero, el ministro de Relaciones Exteriores, Jorge Arreaza, informó a través de su cuenta en Twitter la llegada de las primeras seis gandolas cargadas con 136.000 litros de oxígeno a la ciudad brasileña de Manaos. 

Días después, Maduro informó que un segundo cargamento de 86.000 litros de oxígeno sería enviado a los estado de Roraima y Amazonas en Brasil para atender la crisis sanitaria que el COVID-19 ha dejado en la región. Además prometió que semanalmente enviarían oxígeno al país que lo desconoce como jefe de Estado.

Sobre el envío de oxígeno al pueblo de Brasil, la presidenta del Colegio de Enfermeras del Distrito Capital, Ana Rosario Contreras, afirmó que la noticia generó molestias en el personal de salud y sobretodo en el personal de enfermería.

“Las enfermeras tenemos que correr cuando recibimos la orden médica que hay que suministrar oxigenoterapia a un paciente, por eso nos causó mucha molestia que se le resuelva el problema al vecino país de Brasil, mientras que aquí tenemos que dejar de ingresar pacientes porque no se dispone de oxígeno”, dijo Contreras.

La presidenta del Colegio de Enfermeras comentó que a una colega que se contagió con COVID-19 en un hospital y se complicó, tuvieron que buscarle asistencia respiratoria y en varios hospitales de Caracas, entre ellos el Hospital Clínico Universitario y el Pérez Carreño reportaron que no tenían cupo para atender casos de coronavirus porque no disponían de oxigenoterapia. 

En una entrevista para AFP, el miembro de la Organización No Gubernamental (ONG) Médicos Unidos Venezuela, Jaime Lorenzo, señaló que el oxígeno no ha escaseado en los hospitales venezolanos, pero que la infraestructura para atender problemas respiratorios es muy precaria. “Puedes tener el oxígeno, pero si no tienes los equipos ¿Cómo atiendes al paciente?”, dijo.

Sin embargo, un enfermero que lleva más de 10 años laborando en el Hospital Domingo Luciani, quien prefirió no ser identificado por temor a represalias, afirmó que la situación en el centro de salud con el oxígeno es crítica porque no hay bombonas en la emergencia y tampoco tienen cilindros para el traslado, es decir, solo cuenta con los depósitos que hay en el hospital.

“Ahorita el hospital es un desastre, eliminaron sala de asma para colocar una unidad de cuidados intensivos con dos camas que están en las peores condiciones. Está la emergencia donde ingresan los pacientes con dificultad respiratoria, pero no hay cómo nebulizarlos porque no está acondicionado para tratar a un paciente con este tipo de afecciones”, dijo el enfermero. 

En marzo de 2007, la Organización Mundial de la Salud (OMS) informó que el oxígeno está incluido en la lista de los medicamentos esenciales para tratar deficiencias respiratorias e hipoxia (falta el oxígeno en la sangre). Recientemente, el Ministerio de salud en Venezuela incluyó la oxigenoterapia temprana en el manual de tratamiento de la COVID-19.

Según el último balance oficial de personas hospitalizadas por COVID-19 en Venezuela, aproximadamente unas 6553 estarían requiriendo oxigenoterapia, solo en los centros de salud. Sin contar con las que están en  su casa y los que tienen otros padecimientos respiratorios no asociados al coronavirus.

Una investigación realizada por la Alianza Rebelde Investiga (ARI) determinó que 47 hospitales designados como centinelas para atender los casos de COVID-19  carecen de los insumos más básicos, como agua, camas hospitalarias, respiradores y rayos X, lo que desmiente lo anunciado por Nicolás Maduro de tener todo lo necesario para enfrentar la pandemia. 

La tragedia del gremio médico

La situación de los médicos y enfermeros en Venezuela es calificada por el gremio como una “tragedia humanitaria”. La escasez de gasolina, la falta de bolívares en efectivo, los altos precios del pasaje, las fallas eléctricas, la escasez de agua e insumos médicos y el bajo salario que perciben, forman parte de las limitaciones que le impiden al personal de salud cumplir con sus labores. 

Una enfermera del hospital Pérez de León, que prefirió no ser identificada, asegura que la situación económica del país y la pandemia del coronavirus es la peor que le ha tocado enfrentar tanto a nivel emocional como a nivel físico. “Los enfermeros estamos agotados, es una situación muy dura, pero nuestra vocación de servicio es inquebrantable”.

“Trabajamos con condiciones laborales indecentes, la práctica de enfermería está en peligro porque no contamos con las medidas de bioseguridad necesarias para evitar que nosotros, los que velamos por el bienestar y la salud de todos los venezolanos nos contagiemos. Una enfermera en una quincena gana 1.500.000 bolívares, mientras la canasta alimentaria, según el último monitoreo del Cendas se ubicó en 270 dólares, eso no puede ser”, sentenció Ana Rosario Contreras. 

Contreras aseguró que oficialmente y de acuerdo al número de habitantes en Venezuela deberían existir 120 mil enfermeros, hoy el déficit está en un 60 a 70 % a nivel nacional.

Según cifras del último Monitoreo de Salud realizado por la Asociación Civil Convite en diciembre de 2020, en Barquisimeto, Ciudad Bolívar, Maracaibo, Maturín, Mérida, Puerto Ordaz, San Carlos, San Juan de los Morros, San Felipe, San Fernando de Apure, Valencia y Área Metropolitana de Caracas, el Índice de Escasez de Medicamentos (IEM) para enfermedades respiratorias se ubicó en 63 %.

Otro flagelo del coronavirus que afecta directamente al personal de salud es que Venezuela es líder en las estadísticas mundiales con la tasa más alta del personal de salud fallecido a consecuencia del coronavirus.

Según el último reporte de la ONG Médicos Unidos por Venezuela del pasado 10 de febrero, la cifra de muertos con criterios de COVID-19 ascendió a 338. La cifra representa más de 30 % de las muertes reportadas por la gestión de Nicolás Maduro desde que inició la pandemia en el país, el pasado 13 de marzo. 

Retornar a la presencialidad es esencial para el proceso de aprendizaje
La Unesco afirmó que el reinicio de los centros educativos en condiciones de seguridad deben ser “una prioridad”
La FVM y el Sindicato de Maestros coinciden en que las condiciones en Venezuela no están dadas para un retorno a las aulas de clases 

 

@yeannalyfermin

 

Casi 11 meses han pasado desde que Nicolás Maduro ordenó el cierre total de todos los colegios para evitar la propagación del COVID-19. Desde entonces, estudiantes de educación básica, media y diversificada de todo el país, pasaron de un sistema de educación 100 % presencial, a uno improvisado, desigual y accidentado. 

El año escolar 2020-2021 arrancó en septiembre sin ningún cambio significativo en la metodología de clases a distancia para los estudiantes de colegios públicos, quienes son los más afectados con todas las fallas de los servicios públicos y las carencias de aparatos tecnológicos.

Yolanda Ramírez es la madre de Alejandro, un joven de 15 años que recién acaba de comenzar el tercer año de bachillerato. Ramírez asegura que a su hijo se le dificulta aún más este año escolar por las nuevas materias que se suman al cronograma las cuales deben ser explicadas por un profesor. 

“Este año los profesores deberían, aunque sea, dar una clase presencial a la semana con todas las medidas de bioseguridad, esto motivaría mucho a los estudiantes a cumplir con sus asignaciones y a sentir que tienen el compromiso y la responsabilidad de estudiar”, dijo. 

Pero el pasado domingo 31 de enero, el gobernante Nicolás Maduro en cadena de radio y televisión, descartó el inicio de clases presenciales para el mes de febrero. “Todavía no hemos considerado el comienzo de clases presencial, hay países que les ha ido bien a otros no. Llegará el día en que se combinen las clases presenciales”, dijo.

Dos días después, Maduro cambió radicalmente de idea. Durante la celebración de los 22 años de la llegada del chavismo al poder, el gobernante informó que su gabinete está estudiando combinar las clases presenciales con la modalidad virtual. 

“Hay que volver a las clases presenciales con todas las medidas de seguridad; ha llegado el momento de combinar las clases, las teleclases, las clases indirectas y las clases directas con todas las medidas de seguridad”, afirmó este martes 2 de febrero.

El gobernante explicó que los estudiantes de primero y segundo grado podrían ir a escuelas lunes y martes; los de segundo y tercer grado, martes y miércoles; y los de quinto y sexto grado los días jueves y viernes, por mencionar la educación primaria.

“Me parece que es una buena idea. La estamos evaluando para que los estudiantes de todo nivel se reincorporen a clases presenciales”, dijo Maduro.

¿Volver o no volver?

Sobre volver o no a las aulas de clases, Olga Ramos afirma que hay que pensar en la presencialidad. “El regreso o incorporación a las actividades presenciales es algo que debe evaluarse con mucha seriedad porque es importante para el proceso educativo. Hace falta la presencialidad, pero esta no se puede dar de forma improvisada, puede que no sea completa, tal vez mixta, pero para eso hay que tener planificación y estructura”, aseguró.

Por su parte el presidente del Sindicato de Maestros del Distrito Capital, Edgar Enrique Machado sugiere que el Ministerio de Educación debe asesorarse con los especialistas en tecnología educativa para que el docente adquiera las herramientas y conocimientos para trabajar a distancia u online, proveer a docentes y estudiantes de recursos tecnológicos y optimizar las plataformas de internet y comunicación para que todos tengan acceso. 

Machado insistió que para que se pueda dar un retorno a las clases presenciales, todos los docentes deben percibir un salario acorde a la realidad económica y demás beneficios establecidos en la ley, servicios públicos eficientes en los centros educativos y garantizar la protección de bioseguridad, para educadores, estudiantes, obreros, administrativos, padres y representantes, frente al COVID-19.

Por su parte, Orlando Alzurú, Presidente de la Federación Venezolana de Maestros (FVM), indicó que no solo por las condiciones del país sino por las condiciones de la infraestructura escolar en Venezuela “no puede haber presencialidad”. 

“Antes de la pandemia los centros educativos no reunían las condiciones mínimas de higiene y de seguridad para que los muchachos estuvieran en clase. Una vez que llega la pandemia la situación se agravó. Ni siquiera hay productos de higiene, ni mucho menos de bioseguridad para hacerle frente al virus, a eso se le suman los problemas de electricidad, transporte y conectividad a internet”, dijo Alzuru. 

Sobre un regreso semipresencial a las aulas, el presidente de la FVM fue tajante al decir que hasta que no haya un control de la epidemia no se debe volver a las escuelas. 

“Hasta que no existan instituciones que garanticen la bioseguridad de los estudiantes no puede haber ni siquiera clases dos días a a la semana porque uno se puede infectar en un minuto. Lo que debería hacer el gobierno es reconstruir toda la infraestructura escolar para que cuando llegue el momento de volver a la presencialidad sea de manera segura”, dijo. 

Un debate global 

El problema no se presenta solo en Venezuela. El pasado 25 de enero, la asesora regional de la Unesco, Mary Guinn Delaney, advirtió, en una entrevista por TVV Noticias, que el cierre escolar por la pandemia del coronavirus conlleva a la “pérdida de aprendizaje” por parte de los estudiantes.

Por su parte, la directora general de la Unesco, Audrey Azoulay afirmó que “los cierres prolongados y repetidos de los centros educativos están teniendo un coste psicosocial para los estudiantes lo que implica el riesgo de abandono escolar”. Azoulay insistió en que el reinicio de los centros educativos en condiciones de seguridad deben ser “una prioridad”.

Las escuelas de todo el mundo han estado cerradas durante una media de dos tercios de un año académico por el coronavirus, según publicó la Unesco este domingo en el Día Internacional de la Educación.

El organismo recordó que más de 800 millones de estudiantes siguen haciendo frente a importantes interrupciones por la pandemia, que ya se acerca a los 99 millones de contagiados y sobrepasó los 2 millones de fallecidos.

La Sociedad Venezolana de Puericultura y Pediatría emitió un comunicado sobre el regreso de clases presenciales. En el texto afirma que el impacto social de tener las escuelas cerradas es muy grande. Aseguran que las escuelas parecen no ser espacios de grandes transmisión del COVID-19, pero que sí deciden reabrir los espacios se deben tomar medidas estrictas de bioseguridad.

“Si estas medidas en la comunidad existen, y se toman medidas en los centros educativos, la posibilidad de transmisión en el centro educativo no será mayor que la comunitaria”, se lee en el comunicado. 

En entrevista para Unión Radio, Patricia Valenzuela, integrante de la Sociedad Venezolana de Infectología afirmó que actualmente no existen condiciones para retomar las clases presenciales principalmente por el uso del transporte público, uno de los principales lugares de contagio.

“La educación online genera brechas importantes a todo nivel, la cuestión es que el país debe estar acondicionado, porque no se trata solo del aula de clase con menos alumnos con distanciamiento; sino que deben tomar transporte público y esto no permite que la persona se cuide”, dijo Valenzuela.

El costo de volver a la escuela

Para Francia Requena, docente de Biología y Química en una institución privada, este nuevo año escolar no pareciera que va a mejorar sobre todo para los docentes y alumnos de colegios públicos. “Mis colegas, no son bien remunerados, no es que los que trabajamos en privados sí lo seamos, pero ellos están en peores condiciones y llevan mucho tiempo viviendo con dos o tres dólares mensuales. Ni siquiera tienen un plan que les permita estructurar un modelo de clases acorde a la situación de todos los estudiantes quienes son los más afectados con todo esto”. 

Edgar Enrique Machado aseguró que este nuevo año escolar es peor que el anterior. “Los alumnos no tienen las competencias para abordar el año inmediato superior, puesto que el personal Directivo de los planteles, por instrucciones del Ministerio de educación, promueve a los estudiantes aunque no hayan asistido ni una vez al plantel, en contra de los resultados reales de evaluaciones que consignan los docentes”.

Sobre la situación de los maestros, el presidente del sindicato de maestros del Distrito Capital reafirmó que siguen en situación de indignidad debido a que el salario que devengan no tiene poder adquisitivo en un país dolarizado como Venezuela.

“El docente de nivel I actualmente cobra un salario base equivalente a 1 dólar. El docente VI, de la más alta trayectoria apenas llegará a un salario base equivalente 2,5$. Los maestros no  tienen seguridad social, no cuentan con un HCM digno, ni seguro funerario. Una quincena no alcanza ni para medio cartón de huevos en este momento”, aseguró. 

Machado afirmó que un gran número de docentes ha abandonado su profesión, para dedicarse a otras actividades mejor remuneradas. 

“En 2019, teníamos una data de 15.000 educadores en Caracas aproximadamente. De la información que recibimos de nuestros delegados y contactos educativos, podemos decir que una media de 5 docentes por plantel abandonó su puesto de trabajo por considerar que su salario no le permite vivir dignamente, no se le garantizan condiciones de trabajo dignas, ni mucho menos protección de bioseguridad. Esto lleva a una proyección de que 2715 docentes han abandonado la profesión, en los 543 centros educativos que tiene el Distrito Capital”, dijo. 

Clases online han fracasado 

Ketherine Villalobos estudia sexto grado y desde que comenzó el nuevo año escolar demuestra mucha apatía a la hora de ver sus clases a través de pantallas y una precaria conectividad. “Mamá no quiero ver mas clases así, no se entiende lo que la maestra dice y a cada rato están preguntando lo mismo porque no se escucha bien…”.

Ana Belén Rojo, madre de Katherine, y quien también es psicóloga, asegura que esta conducta que se presenta en muchos niños es normal porque “cada vez pierden más interés en sacar buenas calificaciones y en hacer sus tareas debido al alejamiento del entorno escolar donde ellos pueden interactuar y compartir experiencias con sus iguales. Tampoco disfrutan de la metodología y técnicas pedagógicas que solo puede ofrecer un docente”. 

Para Olga Ramos, miembro de la Asamblea de Educación y coordinadora del Observatorio Educativo de Venezuela, el problema del programa de educación implementado por el gobierno para la contingencia de la pandemia, es que no está bien diseñado para la educación a distancia.

“Las actividades no tienen las estructuras ni las instrucciones que deben tener. No tienen ningún tipo de apoyo para que los padres y los estudiantes puedan desarrollar las tareas. En los casos en los que los docentes no se pueden comunicar por las diversas razones de manera cotidiana, los estudiantes quedan a merced de lo que las familias puedan resolver, y en muchos casos las mismas no tienen la formación adecuada para acompañar la formación de los estudiantes”, aseguró Ramos. 

A juicio de Edgar Enrique Machado, presidente del sindicato de maestros del Distrito Capital “las clases online son una mentira, ni docentes, ni estudiantes tienen recursos para sostener un proceso de educación a distancia, por otra parte el docente no ha sido instruido para dar clases a distancia. El sistema educativo seguirá en caída bien sea presencial o a distancia, hasta tanto no se inviertan en educación y en los salarios para los docentes”.

Educación en retroceso

A juicio de Olga Ramos “la vocación del docente y los esfuerzos de las familias son los que están resolviendo los problemas que el Ministerio de Educación no está abordando”.

Para Ramos la mediocridad del sistema educativo está condenando a los estudiantes que deciden tomar una carrera en cualquier universidad porque no tienen las herramientas necesarias para desarrollarse. “Una vez egresados no pueden desarrollarse y eso les genera frustración y terminan desertando”, aseguró.

“Esta situación también tiene consecuencias para la sociedad porque una persona que no tiene las competencias ciudadanas genera caos, si no conoce las leyes y sus responsabilidades, si no sabe cómo hacer una solicitud específica o organizarse con sus vecinos, hacer un emprendimiento… el desarrollo productivo de un país también se ve afectado”, sentenció Olga Ramos.

Nahum Fernández es el nuevo jefe de Gobierno del Distrito Capital
Fernández Molina sustituye a Jacqueline Faría, quien ejercía el cargo desde mediados de agosto de 2020, tras la muerte de Darío Vivas

 

Este jueves, 28 de enero, Nahum Fernández Molina fue designado como nuevo jefe de Gobierno del Distrito Capital. El anuncio lo hizo Nicolás Maduro a través de su cuenta en Twitter

He designado como nuevo Jefe del Gobierno de Caracas, a Nahum Jephte Fernandez Molina. Joven revolucionario y luchador, quien desde ahora en adelante estará asumiendo este importante compromiso. A la batalla y a la victoria Nahum, siempre al lado del pueblo caraqueño”, escribió el gobernante.

Fernández Molina sustituye a Jacqueline Faría, quien ejercía el cargo desde mediados de agosto de 2020, tras la muerte de Darío Vivas.

Sobre el anuncio de Maduro, Fernández le agradeció a Maduro, también con un mensaje a través de Twitter:

“La confianza en mi designación como Jefe de Gobierno de Caracas, honraremos con trabajo el sueño del Cmte Hugo Chávez y Darío Vivas luchando junto al pueblo caraqueño, como usted me lo indicó”, escribió. 

“A Miranda nadie la divide”

La designación de Nahum Fernández se produce a pocos días de las declaraciones que ofreció Jackeline Farías a través de una entrevista por Venezolana de Televisión en donde anunció que llevaría a la Asamblea Nacional de Maduro la propuesta de una ley para añadir los municipios Sucre, Baruta, El Hatillo y Chacao al Distrito Capital.

Sobre la incorporación de los cuatro municipios, el gobernador por el estado Miranda, Héctor Rodríguez informó este jueves que “a Miranda nadie la divide” y que cualquier postura individual no contará con el apoyo de la Gobernación.

“Seguiremos trabajando codo a codo con nuestra gente, para que cada día estemos más orgullosos de nuestra tierra y de lo que ella nos brinda para nuestro bienestar y futuro”, sentenció.

https://twitter.com/HectoRodriguez/status/1354828731806846983?s=20