Donald Trump archivos - Runrun

Donald Trump

Trump amenaza con cortar fondos a la OMS
El presidente advierte a Tedros Adhanom que reconsiderará su afiliación al organismo

 

El presidente de EE UU, Donald Trump, amenazó este lunes 18 de mayo con cortar de manera permanente los fondos a la Organización Mundial de la Salud (OMS) -ahora suspendidos- y con la posible salida de su país del organismo.

“Si la OMS no se compromete a importantes mejoras sustantivas en los próximos 30 días, haré permanente mi suspensión temporal de fondos a la OMS y reconsideraré nuestra afiliación al organismo”, advirtió Trump en una carta al director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

En la misiva, de cuatro páginas, Trump anunció que su Gobierno y Tedros “han iniciado ya conversaciones sobre cómo reformar la organización”, pero añadió que “no hay tiempo que perder” y que “es necesario actuar rápidamente”.

Los pagos de EE.UU. a la OMS permanecen congelados desde el 14 de abril

 

 

“La única forma de avanzar para la OMS es si realmente es capaz de demostrar independencia de China”, dijo Trump en la carta, que recopila un listado de agravios atribuidos a Pekín y Tedros por su gestión de la pandemia del coronavirus.

Trump ordenó el 14 de abril congelar los fondos que EE.UU., como principal donante, aporta a la OMS mientras revisaba el rol del organismo en lo que definió como “el grave mal manejo y encubrimiento de la expansión del coronavirus”. En la misiva dirigida este lunes a Tedros, Trump dio por concluida esta “revisión” con la que Estados Unidos “confirmó muchos de los serios problemas” que había planteado.

El secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, dijo cuando Trump inició su arremetida contra la OMS hace un mes que ahora “no es el momento” ni para cuestionar al organismo ni para cortarle los recursos.

*Con información de EFE y La Vanguardia

Jorge Rodríguez: Trump y Duque utilizaron narcotraficantes para asesinar a Maduro
Rodríguez mostró el testimonio de Alejandro Sequea, quien habría participado en la llamada Operación Gedeón y afirmó que los presidentes de Colombia y EEUU utilizaron narcotraficantes en dicha operación contra Maduro

El ministro de Comunicación e Información, Jorge Rodríguez, aseguró este martes 12 de mayo que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump; y el mandatario colombiano, Iván Duque “utilizaron narcotraficantes para asesinar” al gobernante Nicolás Maduro.

Durante una rueda de prensa, Rodríguez acusó a Duque de “mentir” sobre su lucha contra el narcotráfico en Colombia, calificando sus palabras como “una tremenda mentira e hipocresía palmaria”.

“Cuando ese señor ha dicho que usted hace las cosas de frente, nosotros decimos que. Usted está mintiendo en la lucha contra el narcotráfico en Colombia”, sentenció.

Se refirió también a que Duque dijo el año pasado que daría con la captura del narcotraficante alias “Doble Rueda”, pero Rodríguez afirmó que no ejecuta dichas acciones.

“La DEA es vecino de la finca de “Doble Rueda” en la península de La Guajira y ve cómo entran y salen camiones cargados de droga para salir a uno de los puertos colombianos hacia el Pacífico y el Caribe y no hacen absolutamente nada”, dijo Rodríguez

 

Con respecto a Trump, Rodríguez mostró las supuestas pruebas que demuestran su relación con el gobierno de Duque y el narcotráfico

“En esta operación para agredir a Venezuela, para asesinar al presidente, Iván Duque y la Administración de Donald Trump utilizaron narcotraficantes para proveer todos los elementos logísticos” contra Maduro, dijo.

Según Rodríguez, con esta operación se pretendía asesinar a Maduro, Diosdado Cabello, Vladimir Padrino López, entre otros funcionarios chavistas.

Testimonio de Alejandro Sequea

A propósito del supuesto contrato firmado por el exBoina Verde Jordan Goudreau y el presidente encargado Juan Guaidó, Rodríguez presentó el testimonio del “desertor” Alejandro Sequea.

“Antonio Sequea, un desertor, un traidor de la Patria, robó armas del destacamento de la GNB, es quien libera a Leopoldo López y lo llevó hacia el distribuidor Altamira, era el jefe operativo del desembarco en Macuto, estado Vargas”, dijo.

Al respecto, mostró a Sequea expresó: “Cuando Guaidó hizo la gira por Colombia y EEUU, Jordan se distanció de nosotros y luego apareció y dijo que estaba en reunión con Guaidó en la Casa Blanca”.

En cuanto a Goudrau, Sequea señaló: “Teníamos comunicación continua, estaba en cuenta de todos los avances, él nos asesoraba. Cualquier novedad él buscaba la forma de solucionarla”.

“Él nos tenía informado de todos los procedimientos. Movimiento naval hacia Aruba y Curazao y la semana siguiente se ejecutó tal cual él lo describió”, añadió.

 

De acuerdo con Sequea, esas comunicaciones les generaba la sensación de seguridad de que estaban “protegidos”.

“La operación tenía basamento legal en un contrato que firmó con Juan Guaidó. Ese contrato fue firmado en EEUU”, agregó Sequea en su testimonio.

Entretanto, Rodríguez dijo que en este supuesto contrato se señalaba la cadena de mando que incluía a Juan Guaidó, Sergio Vergara, Juan José Rendón y Jordan Goudreau.

Rodríguez aseguró que en el documento se establecía “atacar” no solo a funcionarios chavistas, sino a opositores a los que el grupo de Guaidó “veía como estorbo ante el cumplimiento de sus planes”.

Simonovis como jefe de la Operación Gedeón

Según el testimonio de Sequea, en una oportunidad recibió una llamada de Iván Simonovis, quien se identificó como comisionado presidencial de Seguridad, designado por Guaidó.

Afirmó que después de entender que Goudreau se encargaría de la operación, ahora estaría bajo el mando de Simonovis.

“Él me pide novedades de una operación en la que esté en cuenta. Me dijo que si tuviese la oportunidad de estar en el terreno él lo haría, pero que no podía. Quedé en que le iba a reportar todo, pero no fue así”, dijo Sequea.

Testimonio de Antonio Sequea, sobre la Operación Gedeón: “Cuando Guaidó hizo la gira por Colombia y EEUU, Jordan se distanció de nosotros y luego apareció y dijo que estaba en reunión con Guaidó en la Casa Blanca”

Por otra parte, Rodríguez aseguró tener pruebas de que Simonovis, en complicidad con Sequea, “le dieron un golpe de estado a Clíver Alcalá para quedarse con la operación”.

Trump: Si quisiera entrar a Venezuela mandaría un ejército
Trump manifestó desconocer los detalles de las incursiones, pero presume que fue un “grupo rebelde de varios venezolanos” con gente de otros países

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, recalcó este viernes 8 de mayo no tener nada que ver con las incursiones registradas en Venezuela.

Durante una entrevista que ofreció a Fox News, Trump expresó: “Si yo quisiera entrar a Venezuela haría un secreto acerca de eso, entraría y no sabrían nada de eso”.

“No mandaría un grupo pequeño, enviaría un ejército”, apuntó el mandatario estadounidense.

Asimismo, señaló que desconoce los detalles del tema, pero presume que fue un “grupo rebelde de varios venezolanos” con gente de otros países.

“Vi sus fotos en la playa y no estaban liderados por George Washington, obviamente”, ironizó.

 

Al respecto, Trump manifestó que al parecer las personas que se involucraron en las incursiones fueron capturadas antes de tocar tierra.

En ese sentido, expresó: “He dicho que el gobierno no tiene nada que ver con eso y voy a averiguar qué pasó”.

“Si nosotros hiciéramos eso en Venezuela sería ligeramente distinto”, al tiempo que indicó que lo considerarían como “una invasión”.

Runrunes de Bocaranda: BAJO - MÁS DE LA COVID-19

MÁS DE LA COVID-19

Extraigo estos apuntes de varias publicaciones que recibo para estar al día. Comienzo con los laboratorios Pfizer, que están probando varias versiones de una vacuna experimental de coronavirus en jóvenes sanos desde esta semana.

Es el primer paso para establecer la seguridad, la dosis y el candidato más prometedor para participar en ensayos más grandes que evaluarán la efectividad. Pfizer se ha fijado la ambiciosa meta de tener una vacuna lista para usar en grupos de alto riesgo, como los ancianos y los inmunocomprometidos.

Como todo en EE. UU. ante la libertad que disfrutan para discrepar del Gobierno, los líderes del movimiento antivacunación han aprovechado la ansiedad creada por el coronavirus. Los manifestantes “anti-vax” han sido una presencia visible en las manifestaciones para poner fin a las órdenes de quedarse en casa.

Al incorporar la retórica -perfeccionada durante años- para sembrar el miedo ante las vacunas infantiles, sostienen que las cuarentenas obligatorias son una nueva evidencia del deseo del Gobierno de controlar las opciones individuales de atención médica.

El movimiento antivacunas, según las encuestas, está avivando el miedo sobre el virus y cualquier vacuna potencial…

El vicepresidente Pence dijo ayer que el grupo de trabajo sobre coronavirus de la Casa Blanca podría disolverse dentro de un mes debido “al tremendo progreso que hemos logrado como país”. Al mismo tiempo, una queja presentada ante la Cámara de Representantes, el mes pasado, sugiere que “el equipo de respuesta separada del coronavirus encabezado por el yerno del presidente Trump, Jared Kushner, se ha visto obstaculizado porque depende de voluntarios que no están calificados ni adecuados para el trabajo”…

Mientras en México siguen aumentando los contagios, el presidente López Obrador insiste en que “se está aplanado la curva de enfermos”. Este es otro mandatario que, haciéndole honor a su paisano Cantinflas, un día dice una cosa, al otro la niega o se hace el “yo no fui”. Su invitación a salir a comer en la calle o su recomendación de “una medallita de la Guadalupe” para no infectarse aún resuenan en los oídos de sus compatriotas…

Trump ha estado animando a los gobernadores que están reabriendo rápidamente sus economías a pesar de no cumplir con los puntos de referencia de seguridad que su propia administración ha establecido. Muchos estados han levantado las restricciones, incluso a medida que aumenta el número de casos confirmados y las pruebas se quedan atrás…

El lunes por la noche, en CNN, el miembro de la Fuerza de Tarea de Coronavirus de la Casa Blanca, Anthony S. Fauci, expresó el dilema en términos claros: “¿Cuántas muertes y cuánto sufrimiento estás dispuesto a aceptar para volver a lo que quieres que sea una forma de normalidad más temprano que tarde?” preguntó el principal experto en enfermedades infecciosas del país. Siento que tengo la obligación moral de dar el tipo de información que estoy dando”. (Sobre ese tema, la opinión de cinco gobernadores republicanos: nuestros estados se mantuvieron abiertos. Por eso nuestro enfoque funcionó)…

Una nueva encuesta de Washington Post-University of Maryland muestra que los estadounidenses se oponen claramente a la reapertura de restaurantes, tiendas minoristas y otras empresas. Continúan dando a Trump una calificación negativa por su respuesta al brote, pero apoyan ampliamente a gobernadores y a expertos en salud…

El presidente Trump dijo que la labor del grupo de trabajo sobre coronavirus de la Casa Blanca continuaría “indefinidamente”, un día después de que el vicepresidente Pence, que encabeza el panel, dijo que probablemente terminaría su trabajo a finales de mes. “Pensé que podríamos reducirlo antes, pero no tenía idea de cuán popular es el grupo de trabajo hasta que [el martes] comencé a hablar sobre la liquidación”, dijo Trump a los periodistas el miércoles en la Casa Blanca.

También este miércoles 6 de abril, el secretario de Estado Mike Pompeo persistió en sus críticas a China por ocultar detalles y signos tempranos del brote de coronavirus: “China podría haber evitado al mundo un descenso al malestar económico global”, dijo. “Tenían una opción, pero en su lugar, China ocultó el brote en Wuhan”. Al mismo tiempo que trató de tranquilizar a los estadounidenses de que es seguro reabrir.

El propio Trump aumentó su predicción para el número de muertos por coronavirus a 100.000. Durante semanas, Trump dijo que las muertes alcanzarían un máximo de 65.000, hasta una reciente entrevista con Fox News el domingo. Un borrador del informe del Gobierno proyecta que los casos aumentarán a aproximadamente a 200.000 diarios para el 1 de junio, con 3.000 muertes por día. Hasta esa tarde del domingo, alrededor de 74.000 personas en los EE. UU. habían muerto de COVID-19…

Durante la entrevista con Fox News el domingo, Trump se sentó en el Lincoln Memorial al lado de la estatua del prócer asesinado durante su presidencia y se presentó como la verdadera víctima de la pandemia. “Siempre dijeron: ‘Lincoln, nadie recibió un trato peor que Lincoln’”, dijo Trump a los televidentes. “Creo que a mí me tratan peor”…

La gigante empresa de cruceros Carnival Cruise Line anuncia planes para comenzar a navegar días después de que la orden de no navegar se levante. No dijo qué cambios implementaría para mantener seguros a los vacacionistas o evitar una mayor propagación mundial…

En Australia y Nueva Zelanda, el coronavirus está en gran medida bajo control. Ahora los países están discutiendo una “burbuja de viaje” para mantenerla así…

Otra y muy grave es la alerta de médicos, psicólogos y psiquiatras: “La ansiedad pandémica nos está haciendo insomnes, olvidadizos y enojados”…

La República Dominicana tiene casi 6.000 casos de coronavirus. Al otro lado de la frontera, Haití tiene menos de 100. Los expertos están tratando de determinar por qué el virus parece atacar algunos lugares y no otros… A prepararnos pues.

¿POR SORPRESA?

Una de las preguntas que más se repite en todo el mundo es esta: ¿Cómo es que los Estados Unidos estaban tan poco preparados para esto? Una razón fue, según una nueva investigación del Washington Post, que antes del brote, el jefe de Arsenales del gobierno de Trump se enfocó en la biodefensa en lugar de prepararse para una pandemia natural como el coronavirus. Mientras reducía un proceso interinstitucional de larga data para gastar miles de millones de dólares en compras de existencias, Robert Kadlec hizo un trato para comprar hasta $ 2.8 mil millones de la vacuna contra la viruela de una compañía con la que tenía conexiones

La industria del cuidado de la salud está sufriendo un colapso financiero histórico. Como la mayoría de las cirugías electivas se pospusieron, las oficinas de los dentistas se cerraron y los médicos dejaron de ver pacientes, más de 200 hospitales dejaron de trabajar. El resultado fue que el gasto en atención médica disminuyó a una tasa anualizada del 18 por ciento en los primeros tres meses del año. Así es como esto perjudica a la economía estadounidense y amenaza su recuperación.

Las agencias federales y los expertos advierten que se aproxima una ola histórica de problemas de salud mental: depresión, abuso de sustancias, trastorno de estrés postraumático y suicidio. Pero de los billones de dólares que el Congreso aprobó en fondos de emergencia, solo una pequeña porción se destina a la salud mental.

Millones de “baby boomers” están atrapados en el sistema de jubilación del país, roto hace años. Hasta la mitad de ellos se enfrentan a una nueva realidad: la jubilación es un descenso a los tiempos difíciles, porque los sistemas establecidos -cuando esta generación recién estaba entrando en sus años pico de ingresos- han fallado.

La FDA, que permitió más de 100 pruebas comerciales de anticuerpos contra el coronavirus en el mercado sin revisión, ahora está tratando de hacer valer la supervisión. Las pruebas de anticuerpos o serología están diseñadas para identificar a las personas contagiadas de COVID-19, lo supieran o no, y hayan desarrollado algún tipo de inmunidad. Las autoridades dijeron que “actores sin escrúpulos” han estado “comercializando kits de prueba fraudulentos y utilizando la pandemia como una oportunidad para aprovechar la ansiedad de los estadounidenses”.

EFE May 07, 2020 | Actualizado hace 3 semanas
Trump designa a un embajador en Venezuela
James Broward Story es desde julio de 2018 el encargado interino de negocios de la embajada de Estados Unidos en Venezuela. Primero desempeñó su cargo en Caracas y ahora lo hace desde la embajada de EEUU en Colombia.

El presidente de EE.UU., Donald Trump, nominó este miércoles a James Broward Story como embajador “extraordinario y plenipotenciario” en Venezuela, con cuyo Gobierno no mantiene relaciones diplomáticas desde enero de 2019.

Story es desde julio de 2018 el encargado interino de negocios- el más alto cargo en ausencia de embajador- de la embajada de Estados Unidos en Venezuela.

Primero desempeñó su cargo en Caracas y ahora lo hace desde la embajada de Estados Unidos en Colombia.

El Gobierno de Nicolás Maduro expulsó en enero de 2019 a Story y a los diplomáticos estadounidenses de Caracas después de que Trump reconociera al líder opositor Juan Guaidó como mandatario legítimo de Venezuela.

Washington también expulsó a los diplomáticos de Maduro en 2019 y actualmente reconoce como embajador al enviado de Guaidó, Carlos Vecchio, al que ha entregado los edificios diplomáticos de Venezuela en EE.UU.

El nombramiento de Story como embajador llega días después de los ataques fallidos en Venezuela en los que participaron militares venezolanos desertores y dos mercenarios estadounidenses, que están bajo custodia de Caracas.

Aunque Washington ha negado cualquier implicación en los ataques, el secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, anunció este miércoles que su Gobierno usará “todas las herramientas” a su alcance para repatriar a los estadounidenses, dos ex boinas verdes identificados como Airan Berry y Luke Denman.

Además, el propio Pompeo explicó la semana pasada que ya ha empezado a hacer planes para reabrir su embajada en Caracas.

“Le pedí a mi equipo la semana pasada que tenga nuestros planes listos para cuando el día llegue”, dijo el más alto diplomático estadounidense.

El objetivo de Pompeo es que todo esté preparado para que, cuando la “democracia vuelva” a Venezuela, los venezolanos sepan que “físicamente los estadounidenses están con ellos”, y consideró que “izar la bandera estadounidense sobre la embajada en Caracas será un gran símbolo de eso”.

Estados Unidos no tiene embajador en Venezuela desde que en 2010 el fallecido presidente venezolano Hugo Chávez (1999-2013) expulsara al ese entonces enviado de Washington, Patrick Duddy.

Story fue anteriormente cónsul de Estados Unidos en Río de Janeiro y desempeñó cargos diplomáticos varios en Afganistán, Colombia, México y Mozambique.

Trump aseguró que no tiene nada que ver con las incursiones marítimas en Venezuela
El mandatario estadounidense afirmó que está preocupado y que investigará las presuntas incursiones 

 

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aseguró este martes 5 de mayo que no tiene nada que ver con las dos incursiones marítimas en Venezuela, en las que al menos fallecieron ocho personas y donde fueron detenidos dos ciudadanos estadounidenses.

«Acabo de recibir información. No tiene nada que ver con nuestro gobierno, pero acabo de recibir información sobre eso y lo investigaremos. Estamos preocupados sobre eso, pero sea lo que sea, les informaremos, pero no tiene nada que ver con nuestro gobierno», afirmó el mandatario en declaraciones a la prensa en la Casa Blanca.

Esta es la primera respuesta de Trump a lo ocurrido en Venezuela, donde Nicolás Maduro informó el lunes de la detención de dos estadounidenses identificados como Airan Berry y Luke Denman como parte de un grupo calificado por el régimen de «mercenario».

El lunes, en una declaración televisada, Maduro mostró los pasaportes de ambos, tarjetas de identificación como veteranos militares, así como carnets de SilverCorp, una empresa de seguridad estadounidense que, según el régimen, está vinculada con el intento de ataque.

También mostró «material de guerra de Estados Unidos y Colombia», cascos militares y equipos de comunicación.

Además de los dos estadounidenses, fueron detenidas 11 personas este lunes en una segunda embarcación que se acercaba a una zona costera del céntrico estado Aragua, si bien Maduro advirtió de que la persecución continúa y puede haber más arrestos.

El domingo, ocho personas murieron y dos más fueron arrestadas en un primer intento de incursión marítima en Macuto, estado La Guaira.

 

*Con información de EFE.

Trump activa reservas militares en operación antidrogas
La primera sección indica que se llamará a cualquier unidad a servir como una unidad de la Reserva Seleccionada bajo la jurisdicción del Secretario de Defensa

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció la activación de las reservas militares para el operativo antidrogas del hemisferio occidental.

Según la Orden Ejecutiva que firmó Trump, autorizó al secretario de Defensa a llamar a las reservas militares a aumentar las fuerzas componentes activas.

La intención es que presten servicio en la operación del “Departamento de Defensa antinarcótico en el hemisferio occidental”.

Con respecto a la orden, la primera sección indica que se llamará a cualquier unidad a servir como una unidad de la Reserva Seleccionada bajo la jurisdicción del Secretario de Defensa.

Asimismo, indica que el llamado no debe superar los “200 reservistas seleccionados al mismo tiempo, según lo considere necesario”.

“Las funciones del Director de la Oficina de Gestión y Presupuesto relacionadas con propuestas presupuestarias, administrativas o legislativas”, añade la orden.

Por otra parte, la orden aclara que no no tiene la intención de crear “ningún derecho o beneficio, sustantivo o procesal, exigible por ley o en equidad por ninguna de las partes contra los Estados Unidos”.

Fuente: Casa Blanca

Daron Acemoglu:
El economista turco dijo en una entrevista al diario La Nación que en muchos países, a raíz de la covid-19, se “habrán desarrollado más herramientas de vigilancia y control de la población” que posibilitarán los autoritarismos

 

“Necesitamos que el Estado juegue un rol mayor para reforzar la red de protección social, evitar que la gente caiga en la pobreza, rescatar a los comercios e incluso usar todo tipo de herramientas para rastrear quien está contagiado y cómo está esparciéndose la infección. Todo esto podría resultar una receta para un nuevo tipo de totalitarismo. Pero no hay nada inevitable en todo esto”.

La cita es del turco Daron Acemoglu, considerado uno de los economistas más reconocidos del planeta y uno de los tres investigadores de la economía más citados en artículos académicos de la última década, quien fue entrevistado por el diario argentino La Nación a propósito de las implicaciones mundiales que conlleva la crisis del covid-19.

El experto opina que si bien no se puede ser complacientes ante los Estados y políticos dominantes, “estaríamos cometiendo un grave error si atáramos las manos de las instituciones estatales para lidiar con la crisis actual. Necesitamos empoderarlas ahora y trabajar muy duro para controlarlas y contenerlas”.

Según Acemoglu, “el coronavirus desnudó cuán inadecuadas son muchas de nuestras instituciones y de repente expandió el rol del Estado en la economía y en la vida privada de las personas (…) Después de la crisis tendremos gobiernos mucho más grandes y en muchos países habrán penetrado más profundamente en las vidas privadas de las personas. En algunos lugares, quizá veamos colapsar por completo la confianza en el Estado y en las instituciones democráticas debido a sus torpes respuestas a la pandemia. En otros, los gobiernos podrían tornarse más autoritarios y dominantes porque habrán desarrollado más herramientas de vigilancia y control de la población. Pero mi esperanza es que las mayores responsabilidades del Estado se cumplan en muchos países con mayor participación democrática de los ciudadanos, para que podamos mantener al Estado y a los políticos más controlados que antes”.

Pese a la respuesta tardía del presidente estadounidense Donald Trump frente a la enfermedad en su país, el economista afirma que el mandatario tiene todas las oportunidades para ser reelegido.

“Estados Unidos está dividido y polarizado. Hay mucha desinformación. Ahora también hay mucho miedo e incertidumbre debido a la pandemia. Todas estas son condiciones que ayudan a los líderes autoritarios que promueven los miedos. Su reelección conllevaría otra crisis, quizá más existencial para el mundo que la del coronavirus. No estoy seguro de que las instituciones de Estados Unidos puedan soportar otros cuatro años de Trump”, apuntó.

Más información en La Nación.