Intervención archivos - Runrun

Intervención

EL BANCO OCCIDENTAL DE DESCUENTO informó a través de su cuenta oficial en Twitter, que la institución no está sujeta un régimen de intervención, por lo tanto continuará con sus actividades de manera regular.

Durante la mañana de este jueves se pudo conocer una decisión de la Superintendencia de las Instituciones Bancarias, Sudeban, mediante la cual dictó medidas administrativas de intervención en contra de esta última institución, por un período de 120 días. 

En su cuenta en las redes sociales, el B.O.D. expresa: “Informamos a nuestros clientes y público en general que el BOD no está sujeto a un régimen de intervención. Las medidas administrativas se limitan a las descritas en la resolución N° 047.19 de @SudebanInforma  que no afectan la continuidad de las operaciones del banco”.

Se recuerda que en la normativa que aplica la Sudeban, en materia de intervenciones, existe una figura que se denomina “intervención a puertas abiertas”, lo que implica que se interviene la institución por parte de la Superintendencia, pero esta puede continuar con sus operaciones regulares. 

Rusia afirma que parte de su personal ya ha salido de Venezuela

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, admitió este jueves 6 de mayo que es posible que parte del personal ruso haya abandonado ya Venezuela.

“Es muy probable que nuestros especialistas, pero no solo los militares, sino también los industriales, hayan terminado algunas labores allí”, afirmó.

“Algunos se han marchado ya, algunos igual ya han vuelto”, añadió Putin durante una entrevista con los máximos responsables de las principales agencias de noticias, entre ellos el presidente de la Agencia EFE.

La presencia de personal ruso en Venezuela ha causado inquietud en EEUU y otros socios, y Washington llegó a pedir a Moscú que retire a estas personas del país andino.

El presidente de EEUU, Donald Trump, aseguró recientemente en un mensaje de Twitter que Rusia había informado a Washington de la retirada de “la mayoría de su personal de Venezuela”.

Sin embargo, el Kremlin aseguró que no transmitió ningún mensaje oficial en este sentido a la Administración estadounidense.

Consecuencias trágicas de una intervención

Putin señaló también que Rusia está en contra de la injerencia en los asuntos internos de Venezuela.

“Estamos en contra de la intervención en asuntos políticos de otros países, consideramos que eso lleva a consecuencias graves, por no decir trágicas, y el caso de países como Libia e Irak es el mayor ejemplo de ello. El camino al infierno está empedrado de buenas intenciones”, recalcó.

“Eso es bien sabido. Y es evidente hay que armarse de paciencia . Se puede trabajar con quien uno quiera, con la oposición, el Gobierno, pero no se puede intervenir en los asuntos internos. Y menos aún tomar medidas sancionadoras porque, como regla, sufren millones de personas comunes y corrientes que no tienen relación alguna con el poder”, consideró.

También sufre la economía mundial, además de la venezolana, que ha reducido a la mitad la producción de petróleo en los últimos años, dijo Putin.

“Si tenemos en cuenta el estado en el que viven millones de personas que residen en Venezuela, entonces (surge la pregunta) ¿contra quién están luchando? ¿Contra Maduro, o contra la población? Por eso nosotros no aprobamos, y condenamos, esas acciones. Más aún una intervención militar. Eso es una catástrofe”, enfatizó.

Aseguró al respecto que, por la información que maneja, “incluso entre los aliados de EEUU nadie apoya una injerencia militar”, “ni siquiera los vecinos de Venezuela que están en contra de Maduro”. Estos países “están en favor de un proceso político”, sostuvo.

Venezuela, Estado criminal por Asdrúbal Aguiar

VENEZUELA ES, PARA BIEN Y PARA MAL, el laboratorio de tensiones hemisféricas y globales que habrán de resolverse haciendo privar las reglas universales de la moral o la decencia humana –patrimonio intelectual del Occidente, incluso hasta para quienes suponen que Dios ha muerto– o enterrándolas en el altar del relativismo, donde todo cabe y vale, al sobreponerse la muerte definitiva de Dios, en línea con Nietzsche. En esa estamos.

Desde la Asamblea Nacional se impulsa una transición hacia la democracia que implica un gobierno parlamentario, como en 1811, y muestra lo esencial e inédito: La oposición, ahora gobierno legítimo, avanza hacia la conquista de la libertad y lo hace en medio de una usurpación criminal de su poder, sobre la base de una estrategia ajena a la improvisación. Enfrenta dos grandes obstáculos que la retrasan o se lo impiden: la invasión militar extranjera cubana, en colusión con grupos narcoterroristas, y la canibalización de su territorio por parte de éstos y los negociantes globales de minerales estratégicos, rusos, chinos y hasta el Hezbollah.

La Asamblea General de la ONU, en tesis ratificada por el Consejo de Seguridad, desde atrás ha revisado la idea de la soberanía para adecuarla al orden público internacional y arbitrar entuertos como el de Venezuela. Demanda entender aquella, incluso, como deber y obligación del Estado, la de proteger, no más como un cerco de impunidad. Es la soberanía, adecuadamente comprendida así, un derecho condicional, sujeto, entre otras obligaciones, al respeto por cada Estado de los derechos humanos y, de suyo, las reglas de la democracia.

Es la violación de esa soberanía, desde adentro y por los obligados a asegurarla en sus finalidades, o en colusión con fuerzas extranjeras, lo que moviliza, al término y subsidiariamente, la llamada responsabilidad colectiva e internacional de protección, reacción, y reconstrucción en beneficio de las víctimas.

Esa línea de interpretación, en cuanto a la soberanía como deber, la inaugura la OEA con el caso de Nicaragua en 1979 y cristaliza como principio en la ONU, casi tres décadas más tarde, con la llamada Responsabilidad de Proteger (R2P), en 2005. En aquella época la aplauden ardorosos, como conquista, los actuales socialistas del siglo XXI, pues se trataba de ponerle fin al régimen de los Somoza.

Dos perspectivas acerca del R2P, en su fase de reacción – la que plantea tesis encontradas para su realización – se discuten aún sobre la mesa internacional. Una, la adoptada por la Asamblea de la ONU, que acepta la intervención legítima con fines humanitarios sólo dentro de los cánones ortodoxos de la Carta de San Francisco, es decir, reenviándola al Consejo de Seguridad; y la otra, la planteada por la ICIIS (Comisión Nacional sobre Intervención y Soberanía de los Estados), fuente de la primera, que afirma, de lege ferenda, “la responsabilidad internacional colectiva de proteger” incluso si se paraliza la acción protectora del Consejo de Seguridad con sus vetos. La resolución Unión Pro-Paz 377, de 1950, es un antecedente.

Sin embargo, un aspecto crítico cabe considerar a la luz de la mencionada reinterpretación de la soberanía de los Estados y el R2P, pues las consideraciones fácticas anteriores, las venezolanas, muestran un ángulo distinto que obliga a un replanteamiento audaz desde la óptica del Derecho internacional y constitucional; que sea capaz de romper con las manipulaciones de quienes hoy denuncian intervenciones militares imperiales o atentados al principio de la No intervención.

Es el mismo Estado y sus poderes constituidos los que están siendo secuestrados e intervenidos para la ejecución, a través de su andamiaje, de crímenes trasnacionales y por una novedosa razón de Estado: la del Estado criminal, mafioso, que relaja las mismas reglas del Derecho y las descontextualiza, jugando con las fronteras y los límites soberanos a conveniencia.

Desde el tiempo de las guerras o intervenciones militares localizadas, estadales, unas veces con propósitos territoriales o de expansión, o de mera agresión o como respuesta a agresiones de terceros Estados, ahora se vive en medio de una lucha de y contra las fuerzas del terrorismo y la criminalidad organizados, que actúan con impunidad, asociadas criminalmente, con efectos transnacionales.

Los delincuentes se sientan en las escribanías de los Estados para delinquir desde ellas, sin pudor. Usan y abusan de los resortes de la globalización. Deliberan en el territorio del Estado soberano que han secuestrado y lo hacen con las leyes y los tratados en la mano. Organizan y deciden desde este sobre sus crímenes trasnacionales y a la vista de todos, y con jueces a su servicio purifican sus delitos e ilegalidades, blindándolos luego tras el manto de la soberanía. Venezuela es el emblema.

¿Cabe, entonces, el debate novedoso sobre la intervención humanitaria o la Responsabilidad de Proteger (R2P), vinculados a la No intervención y la soberanía territorial, y sujeto aquél a una racionalidad política, ante agresiones criminales deslocalizadas, propias de una racionalidad típicamente policial y delictiva?

¿Cómo enfrentar, es la pregunta, a terroristas y narcotraficantes o tratantes de personas, que se desplazan por los espacios globales para ejecutar sus crímenes transfronterizos y luego se atrincheran tras los muros de un Estado narco o criminal?

[email protected]

 

Grupo de Lima se reunirá este lunes para abordar crisis de Venezuela

LOS CANCILLERES DEL GRUPO DE LIMA se reunirán este lunes en Santiago para dar seguimiento a los temas abordados en la última cita realizada en Bogotá respecto a la situación que vive Venezuela, aunque ahora pesa sobre el bloque la sombra de una eventual intervención militar por parte de Estados Unidos a esa nación caribeña.

El Grupo de Lima siempre ha pregonado por una salida pacífica y democrática “y que son los propios venezolanos quienes al amparo de la Constitución” deben buscar una solución a la crisis de su país, pero una opción armada parece no estar tan lejana”.

La opción de una posible intervención militar estadounidense en Venezuela está sobre la mesa, afirmó el presidente estadounidense Donald Trump el pasado 3 de febrero en una entrevista para CBSNews.

Al ser interrogado sobre la posibilidad de enviar soldados estadounidenses a Venezuela, el mandatario aseguró: “No quiero decir eso. Pero ciertamente es algo que está … es una opción“.

Los cancilleres que en Chile abordarán la crisis humanitaria, política y económica en Venezuela, también tendrán que poner en la mesa un tema bastante sensible como es el de haber fracasado en sus insistentes llamados para que Nicolás Maduro entregue su administración y permita nuevas elecciones.

Además, deberán abordar el fracaso que significó la reunión en la localidad fronteriza de Cúcuta (Colombia), el pasado 24 de febrero, hasta donde llegó la ayuda internacional para ser entregada a los venezolanos pero que Maduro no permitió su entrada sin que hasta ahora se sepa cuál fue el destino de esa asistencia.

Delcy Rodríguez: Hemos decido intervenir, reestructurar y modernizar Corpoelec

LA VICEPRESIDENTA DELCY RODRÍGUEZ anunció hoy la “intervención, modernización y restructuración” de la Corporación Eléctrica Nacional (Corpoelec), como parte de las decisiones del recién instalado Estado Mayor Eléctrico. Esto luego de que el gobernante Nicolás Maduro destituyera al ministro Luis Motta Domínguez y lo reemplazara por Igor Gavidia.

Desde el estado Bolívar, Rodríguez indicó que la misma “debe ir de la mano” de los trabajadores de la estatal eléctrica y manifestó que el trabajo para solventar la crisis de energía se centran en dos ejes: Uno que tiene que ver con la atención de la “emergencia eléctrica”, suscitada tras los apagones registrados el mes de marzo, junto a la “edificación de un nuevo sistema”.

En ese sentido, explicó que se trabajará en la modernización y reestructuración de estos sistemas que puedan “impedir ataques”, esto basándose en la tesis del Ejecutivo en que el Sistema Eléctrico Nacional, específicamente en la hidroeléctrica del Guri, fue víctima de “ataques físicos y electromagnéticos” por parte de Estados Unidos.

La vicepresidenta, que también encabeza el “Estado Mayor Eléctrico”, precisó que instalarán seis mesas de trabajo “para desarrollar diversas áreas que conlleven a la recuperación del Sistema Eléctrico Nacional.

 

*Con información de TalCual

 

 

SEGÚN LA RESOLUCIÓN N° 009.19, publicada en la Gaceta Oficial Extraordinaria N° 6.431, de fecha 27 de febrero, la medida de intervención administrativa que la Superintendencia de Instituciones del Sector Bancario -Sudeban- aplicó a Banesco, queda levantada a partir de este viernes 28 de febrero.

“Se generaron instrucciones a los fines de corregir las fallas detectadas y regularizar la situación del banco que dio origen a la aplicación de la medida de intervención especial”,manifiesta la resolución N° 009.19
Banesco fue intervenido el 3 de mayo del año pasado Según el texto difundido por la Vicepresidencia Sectorial de Economía, la decisión está orientada a “garantizar el pleno funcionamiento y la continuidad del servicio” de la institución bancaria luego de la detención de altos directivos y la solicitud a declarar de Juan Carlos Escotet, presidente del banco.
“Esta es una intervención que no tiene ningún tipo de sentido, esta es una decisión exclusivamente política, una decisión tomada en el afán de querer distraer la opinión pública de los graves problemas que vivimos todos los venezolanos y de las tragedias que se vive en Venezuela”, dijo Escotet en un vídeo difundido en su cuenta de Twitter en su momento.

Padrino López agradece la intermediación hacia una salida constitucional
A LAS 11:20 DE LA MAÑANA del jueves 24 de enero fue transmitido el mensaje de Vladimir Padrino López, ministro para la Defensa, y del Alto Mando Militar, en el que fijaron posición sobre la juramentación de Juan Guaidó como presidente encargado de Venezuela realizada el mediodía del día anterior.
Durante toda la intervención Padrino López dejó claro su apoyo al gobierno de Nicolás Maduro y rechazó “la autoproclamación” de Guaidó, diputado de Voluntad Popular y presidente del Parlamento venezolano. El ministro la consideró un hecho “aberrante”.
En un mensaje que podría verse como monolítico, Padrino López admitió que hubo deliberación interna dentro de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana antes de hablarle al país. “Nosotros, después de haber deliberado lo ocurrido el día de ayer, muy peligroso para nuestra paz social, alerto al pueblo de Venezuela que se está llevando a cabo un golpe de Estado contra la institucionalidad, contra nuestra democracia, contra nuestra Constitución, contra nuestro presidente legítimo Nicolás Maduro”, dijo rodeado del Alto Mando.
Padrino dijo reconocer a Maduro pero agradeció la intermediación de países que buscan una “salida constitucional”: “Agradecemos la buena voluntad de los gobiernos que andan propiciando el diálogo y el entendimiento, la salida constitucional. Nosotros no vamos hacer nada que esté fuera de la Constitución”.

El Ministro para la Defensa hizo un llamado al diálogo para solucionar la crisis del país: “Nosotros estamos para evitar un enfrentamiento entre venezolanos, no es la guerra entre hermanos la que solucionara los problemas de Venezuela, es el diálogo”.

Padrino López aseguró que desde algún tiempo se viene fraguando, entre la oposición, Estados Unidos y varios gobiernos de la región, “una guerra híbrida en contra de Venezuela, para generar ingobernabilidad y justificar una intervención militar”.

A las 11:38 am se despidió de los venezolanos deseándoles las buena tardes aunque aún era de mañana.

Nueva intervención por 90 días, ahora a Smurfit Kappa

 

La empresa de embalaje Smurfit Kappa informó que el gobierno había tomado el control temporal de su planta y negocios como Smurfit Kappa Cartón de Venezuela S.A. por 90 días.

El Gobierno nombró a tres representantes; 1 del Ministerio del trabajo; 1 del Ministerio de Alimentación y 1 de la Sundee, para nombrar una junta que administre la empresa y sus operaciones en el país.

La compañía indicó en un comunicado que, como resultado, su unidad no ha podido manejar sus asuntos de manera normal.

Explicaron que desde el 28 de agosto Smurfit Kappa (SKCV) “no es responsable del uso de sus instalaciones, maquinaria y equipos. Ni así de la seguridad de sus empleados, afincados en comunidades vecinas a su planta, de algún impacto medioambiental o de la calidad del papel o de los empaques procesados en sus operaciones”.

La empresa además informó que el gobierno había detenido a dos de sus empleados. “Estamos haciendo todos los esfuerzos posibles para asegurar su liberación”, dijo Smurfit Kappa.

Los dos ciudadanos detenidos son Luis Fernando Lugo Díaz, contralor de la empresa, y Cipriano Ramón Betancourt Chirinos, gerente de ventas. Fueron arrestados el pasado 23 de agosto y acusado de especulación de precios, boicot, desestabilización de la economía y contrabando.

La intervención a esta empresa comenzó el pasado 21 de agosto con las instalaciones de la compañía Cartones Nacionales Molino, perteneciente al Smurfit Kappa Cartón de Venezuela S.A, ubicada en Valencia, estado Carabobo.

Según explicó el gobierno, la empresa fue tomada por un presunto “desacato laboral”. Sin embargo, el sindicato de la empresa no tardó en emitir un comunicado en respaldo a todo el Grupo, en el que aseguran que la intervención del gobierno “inquietud” e “incertidumbre” en los trabajadores y sus familias.