Venezuela, ¿cuán distinta a Grecia? por Ángel García Banchs - Runrun

Venezuela, ¿cuán distinta a Grecia? por Ángel García Banchs

Crecimientodevaluacion-647x384.jpg

De la misma forma como el griego promedio no se imaginaba lo que pronto le vendría, el venezolano de a pie no se imagina lo que podría ocurrir en Venezuela. Precisamente, la deuda y el alto precio del petróleo esconden los desbalances de la economía venezolana, de la misma forma que se escondían en Grecia cuando años atrás, extranjeros y europeos, irresponsablemente, le compraban su deuda.

Las cifras del PIB venezolano anunciadas ayer son paupérrimas, si consideramos todo el endeudamiento que ha significado, por un lado, y todo lo que ha aumentado el petróleo, por el otro. 12% de déficit fiscal con un barril por encima de 110$ en lo que va de 2012, no es nada fácil: los desbalances de la economía venezolana actual, desde mi perspectiva, no se diferencian mucho de los de Grecia; sólo que Venezuela sí tiene moneda nacional, que puede y va a devaluar; y que, además, tiene el petróleo cuyo precio internacional, debido a un conflicto, podría ver aumentar.

El crecimiento de la economía venezolana depende del precio del petróleo y el endeudamiento en divisas, dos elementos que podrían no favorecernos en 2013-2014. Deseo, no alarmar a nadie, sino que estemos preparados: un conflicto interno o internacional en el medio oriente que dispare el petróleo y nos salve, bien, podría ocurrir, pero, también, lo contrario, una caída del petróleo asociado a un cambio esperado en la política monetaria global.

Venezuela se puede endeudar, y el precio del petróleo está alto, fundamentalmente por un conjunto de razones que nada tienen que ver con la tan golpeada economía real mundial. Podemos endeudarnos, y el petróleo se mantiene alto, porque la política monetaria de la Reserva Federal de EEUU y el Banco Central Europeo, ambos preocupados por la recuperación de sus sistemas financieros, ha implicado una sobrevaluación artificial de la mayoría de los precios de los activos, incluido el de los commodities como el petróleo.

En 2013-2014, el mal menor será maxi-devaluar.

Ángel García Banchs

PhD en Economía Política de la

Universidad de Siena, Italia y

Profesor del CENDES y FACES/UCV

Director de Econométrica

[email protected]

@garciabanchs

Enviar Comentarios



© Manapro Consultores

Enviar Comentarios