Julio Borges, autor en Runrun

Dic 11, 2018 | Actulizado hace 10 meses
Unidad y corrupción, por Julio Castillo Sagarzazu

 

HACE ALGUNAS SEMANAS ESCRIBÍAMOS UNA NOTA INTITULADA “La Unidad, un valor o un fetiche”, allí tratábamos de explicar que, aunque era muy difícil pelear con palabras que de suyo tienen una connotación positiva, como unidad, dialogo, paz, armonía, etc., era menester colocarlas todas en su justo contexto para evaluarlas en su correcto valor y no convertirlas en un fetiche.

Poníamos de ejemplo varios acontecimientos históricos en los que se habían manifestado rupturas en frentes comunes que buscaban la misma causa y que no por ello eso había significado una desgracia o una derrota de esa causa común. Nos pareció la más cercana a nosotros la propia guerra de independencia, en la que Bolívar entrega a Miranda a los españoles y luego fusila a Piar, en eventos aun no claros, pero que no impidieron que la independencia cristalizara al final.

Hoy, cuando han saltado a la luz pública los casos de Andrade y Gorrin, es necesario volver a plantear el asunto de la unidad, como un tema clave en la causa común de salir de esta pesadilla.

¿Por qué? Pues porque hay gente, que de la mejor buena fe (vamos a conceder este beneficio) piensan que la unidad tiene que ser como aquellos querubines desnuditos y amables, agarraditos de las manos que Rubens pintaba. Y no es así, la realidad se parece más a esos desnudos dramáticos de los mismos cuadros en los que los angelitos eran como espectadores ingenuos.

Las diferencias cruciales de la oposición (ahora se ve más claro) no son solamente la expresión “egoísta” de una competencia de liderazgos o una rivalidad zanahoria como la que los magallaneros tenemos con los fanáticos de los Leones del Caracas. Tampoco son por una concepción distinta del país que queremos construir después de la era robolucionaria. Todas esas diferencias existen, pero no son las centrales. Con esas podríamos coexistir y bien gestionadas y administradas solo harían enriquecer el debate si conseguimos maneras civilizadas de debatirlas.

Ahora cuando vemos el cuadro completo y descarnado es cuando mejor podemos explicar con apoyo en la cruda realidad palpable, lo que antes había que explicar apelando al “ya tú vas a ver cuándo todo se sepa”.

Hay una realidad dolorosa y ruin: El dinero de la corrupción, no solo compro conciencias en el gobierno (cosa que es del librito) también las compro del lado de lo que se llama oposición. ¿Y para que lo hizo? Pues muy sencillo, para estorbar, para trancar iniciativas, para que cayéramos en sus celadas, para promover iniciativas políticas que le garantizaran sobrevivencia al régimen. Esto no es nuevo, a decir verdad, es tan viejo como las piedras. Allí está la Quinta Columna del general Mola (quien comandaba 4 en su marcha hacia Madrid y explicaba que la Quinta era de “republicanos” adentro que le apoyaban) y más lejos aún, en la noche de los tiempos, esta Odiseo, metiendo su gente en la barriga del caballo de madera, para tomar a Troya desde adentro.

De manera pues que sería bueno que ya, parodiando (nunca mejor dicho) a Engels, pasáramos del Unitarismo Utópico al Unitarismo Científico. En eso que llaman oposición estamos “durmiendo con el enemigo” y lo importante es identificarlo para evitar que nos causen daño. No tenemos que matarlos, ni estrangularlos a medianoche.

Sería bueno que muchas viudas de la unidad no sigan con la cantaleta de que TODOS debemos estar juntos para salir de Maduro, que esto es como pedirle a De Gaulle y a Pétain que se sentaran juntos para resolver la soberanía de Francia en la Guerra, con el argumento de que ambos eran franceses.

Lo que ocurre es feo, impresentable pero no es ninguna tragedia. Se puede decir que es hasta normal que ocurra en procesos como estos. “los rusos también juegan” y la corrupción de los adversarios está también en el librito. Que lo digan los del sanedrín judío y los agentes de Pilatos que se pusieron en Judas por 30 monedas de plata.

Poco a poco, los procesos tienden a depurarse y van dejando en el camino a quienes no están sinceramente alineados con los cambios.

Tampoco hay que desmelenarse, ni insultar, ni agredir, cada mástil que aguante su vela. También ese espectáculo forma parte de lo que el gobierno quiere que se produzca porque siembra la desesperanza entre quienes, de buena fe, adhieren la tesis fetichista de la unidad a cualquier precio.

No sé a usted amigo lector, pero a mí me huele distinto el aire. El estiércol regado en los últimos días, no oculta es agradable brisa que sopla los diciembres.

Vamos a mantener el tipo, vamos a acompañar a los millones de nuestros compatriotas que luchan a diario, vamos a dejar que ladren que al final es, como diría Alonso Quijano, “señal que cabalgamos”.

 

@juliocasagar

Julio Borges: Haré una gira muy importante para buscar apoyo y lograr las condiciones para unas elecciones presidenciales justas

JulioB_1

 

El diputado a la Asamblea Nacional y jefe de la delegación opositora en el diálogo, Julio Borges aseguró mediante una carta que no ha pedido asilo político.

“Comparto mensaje para Venezuela. No he pedido ni pediré asilo en ningún país”, dijo en un comunicado.

Borges informó la realización de una gira internacional por Brasil, Chile, Argentina, México, Panamá entre otros países para conquistar las condiciones que permitan unas elecciones libres, justas y dentro de la Constitución.

Con respecto a los resultados del diálogo, Borges reiteró que el gobierno mintió al decir que estaba cerca de un acuerdo que permitiera elecciones justas.

“Su delegación siempre se negó a aceptar las condiciones más importantes planteadas por la facilitación internacional para asegurar que los resultados electorales reflejen la verdadera voluntad de los ciudadanos”.

 

Mar 24, 2015 | Actulizado hace 5 años
Un ejemplo igual a Venezuela por Julio Borges

parquecentral

En octubre de 2004 un incendio iniciado en el piso 34 de la Torre Este de Parque Central terminó convirtiéndose en un siniestro de gran magnitud, debido a las deficiencias en el sistema contra incendios, la falta de acceso a agua y otras increíbles fallas de seguridad urbana. Solo la lluvia terminó de sofocar naturalmente el incendio. El gobierno prometió reparar el edificio y ponerlo pepito para 2007. Al llegar ese año dijeron que la cosa se iba a tardar hasta el 2009, y todavía los estamos esperando. Solo Dios sabe cuántos miles de millones de bolívares se han lanzado a ese elefante blanco, sin que se note ningún avance. En 2013 hubo un incendio en la Torre Oeste y esta semana hubo otro en el piso 39 del edificio Tajamar, en las instalaciones donde funcionaba Fundarte. El Presidente de la República ordenó una “profunda” investigación del incidente, que correrá seguramente la misma suerte de todas las investigaciones anteriores.

Las torres de Parque Central fueron desde su inauguración en 1979, hasta el año 2003, los edificios más altos de América Latina, íconos de la arquitectura moderna en la región. Hoy ocupan el lugar número 15, desplazados por modernas edificaciones en Chile, Panamá y México.

Instituciones

Para que no se sigan botando los reales de todos los venezolanos, necesitamos instituciones contraloras al servicio del país, capaces de investigar sin preferencias ni parcialidad alguna los distintos proyectos llevados a cabo por las distintas ramas del Poder Ejecutivo nacional y regional. Este cambio solo es posible conformando una nueva Asamblea Nacional plural, representativa del nuevo sentir del país, en sintonía con sus principales problemas y prioridades. Estamos comprometidos con ese cambio.

Este pequeño ejemplo es Venezuela. Una metáfora de cómo la desidia, el descuido y la mala administración ha convertido uno de los países con más recursos del mundo, en una Venezuela sin servicios, sin infraestructura, destruida y sin funcionar.

En este momento histórico, lo que nos toca: unir, reconstruir y transformar a nuestra Venezuela en un país de paz, justicia y oportunidades para todos.

@Julioborges

El Universal 

Feb 25, 2015 | Actulizado hace 5 años
Venezuela sólo quiere cambio por Julio Borges

VzlaCambio

 

Ante la enorme crisis económica y social que vive Venezuela, producto del fracasado modelo económico impuesto al país durante los últimos 16 años, el Gobierno ha decidido radicalizarse y atacar de forma violenta a todos quienes piensan distinto y plantean la necesidad de cambio. Es así como han retomado un libreto de un presunto Golpe de Estado y magnicidio con argumentos políticos, acusando a quienes siempre hemos demostrado nuestro apego a la democracia y al poder del voto como herramienta de cambio.

Detrás del libreto reciclado del Gobierno están las encuestas políticas que lo muestran con una aprobación de solo alrededor del 20%. Las mismas muestran que la gran mayoría de los venezolanos culpan al Gobierno de la dramática escasez de productos básicos y las largas colas para conseguir lo poco que hay, de la inflación que el año pasado alcanzo el 70% y de la inseguridad que impone el miedo en nuestros ciudadanos a salir de sus casas. Es por esto que el Gobierno busca desviar la atención de tales problemas, tomando acciones desesperadas como la detención ilegal y violenta del Alcalde de Caracas, Antonio Ledezma, y las absurdas acusaciones en mi contra de formar parte de una conspiración golpista.

Venezuela ya tomo una decisión: quiere un cambio para tener más unión, progreso y una democracia

Hace ya 16 años, junto con unos compañeros preocupados por el rumbo que tomaba Venezuela, funde el partido Primero Justicia (PJ), el cual nació de una ONG del mismo nombre que ofrecía servicios legales a los venezolanos más pobres. Nuestro partido nació precisamente como respuesta a la debacle política que dio pie a la aparición de Hugo Chávez en los noventa y su posterior llegada al poder con una promesa de una supuesta revolución que finalmente no resultó en nada. Toda Venezuela y el mundo democrático conocen la trayectoria del PJ, el cual en poco más de 15 años se ha convertido en el principal partido de oposición en Venezuela.

En medio del caos económico que vive el país, el liderazgo y la militancia del PJ, junto con la gran mayoría de las fuerzas democráticas en Venezuela, hemos ido señalando que precisamente en este año 2015 tenemos una oportunidad clave para lograr ese cambio que tanto anhelamos y merecemos todos los venezolanos. En pocos meses tendremos las Elecciones Parlamentarias que definirán un nuevo balance en el Poder en Venezuela. Sólo dándole la palabra al pueblo a través del voto, podemos construir el espacio para la unión de Venezuela, la protección de los derechos humanos y el cambio del modelo económico.

Cuando logremos una mayoría contundente en la nueva Asamblea Nacional los venezolanos podremos contener a un Gobierno que pretende seguir haciendo lo que le da la gana. La nueva Asamblea podrá renovar los Poderes Públicos que actualmente están secuestrados por el Gobierno y permitir la contraloría esencial en toda democracia. Podrá aprobar de inmediato las leyes necesarias para enfrentar como corresponde la inseguridad ciudadana y la crisis económica. La nueva Asamblea podrá impulsar los cambios legales y constitucionales que permitan concretar el cambio definitivo de un Gobierno que les ha dado la espalda a los venezolanos.

Según las encuestas, solo un 20% aprueba el Gobierno de Maduro

Por eso estamos convencidos de que a pesar de todos los ataques que el Gobierno lanza contra nosotros y los obstáculos que nos imponen, todos unidos vamos a derrotar democráticamente a un sistema que se ha vaciado de democracia. Un modelo que se burla de un pueblo que merece y exige vivir mejor.

Estamos convencidos, más ahora que nunca, que el cambio por la vía electoral nunca ha estado más cerca. El total caos económico, político y social generado por el Gobierno ha llevado a que un 80% de los venezolanos estemos convencidos de la necesidad de un cambio radical de un modelo fracasado que ha duplicado la pobreza en nuestro país en apenas dos años. En la actualidad, la mitad de los venezolanos sufren en pobreza y a una cuarta parte ni siquiera les alcanza para comer completo al ubicarse en pobreza extrema. Esto se produce luego de la mayor bonanza petrolera de nuestra historia, con ingresos que han superado el billón de dólares sólo por la venta de petróleo.

Ante esta situación, lo sensato sería que el Gobierno convocase al país entero, para construir un entendimiento nacional, una tregua para salir de la crisis, un plan para reparar a una Venezuela fracturada. Eso es lo que dicta la razón y el amor a Venezuela. Sin embargo, la respuesta ha sido la contraria: insistir en el modelo fracasado, y utilizar la justicia para perseguir e inyectar sobredosis de miedo para tratar así de paralizar a Venezuela.

La buena noticia es que Venezuela ya tomo una decisión: quiere un cambio para tener más unión, progreso y una democracia gobernante, no una democracia gobernada. Por ello insistimos en la ruta que hemos marcado y justamente a la que el gobierno teme. Insistimos en que el voto, con todo y el ventajismo del Estado, será una llave para abrir una puerta al futuro.

 

@JulioBorges

El País 

Feb 24, 2015 | Actulizado hace 5 años
Una línea coherente por Julio Borges

Primejusticia

 

La historia de Primero Justicia y Julio Borges ha sido coherente. Nacimos en marzo de 1992, precisamente como consecuencia del 4 de febrero. Primero Justicia nace como una organización de lucha por los derechos humanos, el diálogo y la construcción de una Venezuela digna.

Más de 20 años después, seguimos en la misma búsqueda.

Construir una mayoría para el cambio, luchar por la justicia y transformar Venezuela democráticamente. Siempre nos hemos deslindado de la violencia y los atajos. Nacimos para el largo plazo.

Cuando votar no estaba de moda, llamamos a votar. Cuando dialogar era estigmatizado llamamos a dialogar. Cuando se han tomado caminos no democráticos los hemos denunciado.

Eso es lo que lleva a que mucha gente vea en Primero Justicia la fuerza y la esperanza del cambio.

Todas estas acusaciones recientes son absolutamente ridículas, pero cumplen con al menos dos propósitos: a) tratar de distraernos de los graves problemas que enfrenta el país y desmoralizar el voto para la próxima Asamblea Nacional.; b) atemorizar a los que denunciamos y a la vez hacemos propuestas. Agradezco inmensamente las muestras de cariño y solidaridad que he recibido durante las últimas semanas. Venezuela puede estar segura que seguiré luchando con todas mis fuerzas para abrir el camino de progreso y oportunidades que merecemos todos los venezolanos.

El miércoles pasado Leopoldo López cumplió un año de prisión en la cárcel de Ramo Verde. La incapacidad del gobierno venezolano para impartir justicia, uno de los pilares más importantes para cualquier democracia, es patente y evidente. Luego de un año, el juicio no arranca y no aparecen elementos para ligarlo a delito alguno. Leopoldo no representa ningún peligro de fuga y sus credenciales le otorgan el derecho a ser juzgado en libertad. Como padre de familia, nos duele la crueldad de sus captores, al impedirle frecuentemente que lo visiten sus hijos.

La situación de Leopoldo la viven miles de presos comunes en Venezuela, cuyos retrasos procesales causan un grave trauma a las familias y en muchas ocasiones terminan en tragedia.

Reiteramos nuestra solidaridad con Leopoldo y su familia y nuestra fe en que la nueva AN que será elegida este año le abrirá las puertas para que pueda continuar su lucha en libertad.

@JulioBorges

El Universal 

Ene 20, 2015 | Actulizado hace 5 años
10 preguntas a Nicolás por Julio Borges

Interrogante

 

Estamos a la espera de la presentación de la Memoria y Cuenta del Presidente ante la Asamblea Nacional. De seguro escucharemos un discurso vacío y agresivo con poca “memoria” y muchos “cuentos” que no resolverán para nada la crítica situación económica y social que estamos sufriendo. Es por ello, que hay preguntas que todos debemos plantearnos para entender porqué el país está como está. #NicolasNiColasNiCuentos

1. ¿Cómo es posible que luego de casi un millón de millones de dólares que ha recibido este Gobierno, existan más de 9 millones de venezolanos pobres, y de ellos casi 3 millones sufriendo pobreza extrema?

 

pobreza-

2. ¿Dónde están los más de 150 mil millones de dólares que se perdieron en fondos como Fonden, Fondo Chino y otros, que se suponía eran para centenares de proyectos que hoy están abandonados y muchos ni siquiera comenzaron, como las promesas del supuesto “Gobierno de Calle”?

 

China-Venezuela_0

3. ¿A dónde pararon los $ 25.000.000.000 robados de Cadivi?

IMG_0000214192_W_00600

4. ¿Cómo no son responsables de la escasez si controlan empresas que producen, distribuyen y los dólares con los que traen alimentos?

Escasez-alimentos_NACIMA20130301_0181_6

 

 

5. ¿Qué hicieron con 1.500 empresas y 4.000.000 de hectáreas expropiadas si importamos 70% de lo que consumimos?

 

AGROISLEÑA

 

6. ¿Cuál es el avance social de un país donde hubo 25.000 muertes por inseguridad sólo en 2014?

 

balazos-asesinato-sucesos-muerte

 

7. ¿Cuál es el avance social de un país donde 1.700.000 jóvenes ni estudian ni trabajan?

 

20100226114843-generacion-nini

 

8. ¿Cuál es el avance social de un país en el que los precios de alimentos han crecido 246% en dos años?

 

mercado-alimentos-cool-channel-tv

 

9. ¿Cuál es el avance social de un país donde miles viven en refugios y se construyen viviendas de las anunciadas?

 

42-mv1

 

10. ¿Cómo la respuesta a la crisis es gastar un dineral en viajes que nos endeudan más y profundizar este modelo?

 

Maduro-en

 

 

Y una pregunta de “ñapa”, ¿en medio de una crisis cómo se justifican los gastos de la gigantesca comitiva que acompañó al Presidente y el pago que habrán realizado por la utilización de un avión de Cubana de Aviación en lugar de utilizar alguno de los 2 Airbus presidenciales? Por todas estas preguntas sin respuesta queda claro que el país clama por un cambio ante un Gobierno que pretende continuar haciendo lo que le da la gana y que no resuelve para nada nuestros problemas. Ese cambio está en nuestras manos, es indetenible y todos juntos lo vamos a lograr.

 

@JulioBorges

El Universal

Nov 27, 2014 | Actulizado hace 5 años
El cambio te necesita por Julio Borges

union

El próximo año nos preparamos nuevamente para unas elecciones de vital importancia para nuestro futuro, es por ello que debemos estar todos unidos y la mejor forma de hacerlo es apoyando las elecciones primarias para enfrentar con candidaturas únicas las venideras elecciones de la Asamblea Nacional.

Es vital recordar que nuestro compromiso y el de todos los dirigentes políticos debe ser ético y moral para dirigir a los venezolanos hacia el camino correcto, y el más inmediato y democrático: construir una mayoría en la AN. En ese sentido, todos los ciudadanos tenemos que participar masivamente en las elecciones para devolver la democracia al Parlamento.

La Asamblea Nacional debe estar al servicio de cada uno de los venezolanos; y eso no es lo que está haciendo el oficialismo que se ha encargado de aniquilar el Congreso con esa mayoría circunstancial. Debemos volver al Parlamento donde podamos legislar sobre los verdaderos problemas que nos afectan a todos, como la inflación, la escasez, la salud, la inseguridad. Ya que actualmente, el Parlamento solo se ocupa de sesiones espaciales como, por ejemplo, para conmemorar la muerte del Che Guevara. La AN debería interpelar a ciertos vicepresidentes y ministros que no están cumpliendo con sus funciones: deberíamos citar, por ejemplo, al ministro de Energía Eléctrica, quien prometió que en 100 días se iba a resolver el problema de la luz; pero lo que hizo fue aumentar tres veces las tarifas mientras que seguimos sufriendo los cortes y el racionamiento.

Una verdadera Asamblea hubiese convocado al ministro de Salud para que nos explicara a dónde se van los miles de millones de bolívares de recursos que deberían estar destinados a la salud de todos los venezolanos.

Lo único que hace el Parlamento venezolano y el gobierno es perseguir políticamente a los dirigentes de la Unidad, para mencionar solo algunos casos recientes, tenemos el de Ismael García, Juan Carlos Caldera, Enzo Scarano y Leopoldo López. Una verdadera Asamblea puede decretar la Ley de Amnistía para que nuestros presos políticos salgan libres y para que regresen todos los venezolanos que hoy están en el exilio producto de la judicialización de la política. Porque este gobierno quiere conseguir a través de los magistrados lo que no pudieron alcanzar con votos.

 

@JulioBorges

El Universal