Bob Corker archivos - Runrun

Bob Corker

¿El

Foto: Pedro Díaz Blum (izquierda), Bob Corker (centro) y Caleb McCarry (derecha)

 

El lugar: Hotel Marriot de Caracas.

La convocatoria: Por el llamado “Grupo Boston” donde en los años 2002 y 2003 concurrieron diputados de gobierno y oposición de Venezuela y congresistas estadounidenses de los partidos Republicano y Demócrata tratando de establecer puentes comunicacionales entre los gobiernos de Estados Unidos y Venezuela.

Los asistentes foráneos: Senador Republicano Bob Corker de Tennessee y Caleb McCarry, “Senior Professional Staff Member” del Comité de Relaciones Exteriores del Congreso de los EE. UU.

Los invitados locales de medios, comunicadores, ONG, economistas y abogados: Egleé González, Carlos Raúl Hernández, Mibelis Acevedo, Vladimir Villegas, Kico Bautista, Thiany Rodríguez, Mercedes Malavé, Emilio Figueredo, Simón García, Michel Penfold, Élides Rojas, Luz Mely Reyes y Nelson Bocaranda Sardi. Como moderador del encuentro estuvo el coordinador del Grupo de Boston, el exdiputado Díaz Blum.

EL RELATO: Cuando me convidaron al encuentro con el Senador Corker de inmediato pensé en su actuación el pasado mes de mayo con la liberación de un mormón, Joshua Holt, detenido en el SEBIN por casi dos años acusado de “terrorista y complotar contra el gobierno” sin una sola evidencia de ese supuesto actuar. Allí jugó un papel importante el actual gobernador del estado Carabobo Rafael Lacava. (En un momento, en privado, pregunté al Senador como había llegado a ese funcionario y me respondió ipso facto: “él se me acercó en Caracas).

La verdadera historia es que Lacava llamó a Díaz Blum para que lo ayudara a mejorar las relaciones con los Estados Unidos sabiendo de su actuación en el Grupo Boston. Dos días después, por esas coincidencias del destino, Díaz Blum recibió una llamada de Caleb McCarry donde éste le informaba que la Casa Blanca, el Departamento de Estado y el Senado le habían encomendado buscar la salida de Joshua Holt de su prisión en Caracas y le pidió que lo ayudara en esa tarea. Díaz Blum le dice a Caleb que se venga a Venezuela y de inmediato llamó a Lacava para ponerlo al tanto. Con Caleb en Caracas los tres van a ver al “amigo Maduro” en Miraflores y comienzan a planear la salida de Jolt. Cuando llegó el Senador Corker ya todo estaba canalizado para que fuera exitoso.

El interés del gobernador por mediar, interceder y lograr acuerdos concretos lo han convertido –para muchos- en una versión “light”, divertida por su auto comparación con Drácula, del expresidente español Rodríguez Zapatero. Es un funcionario totalmente mediático y fanático de las redes sociales.

Mi invitación provenía del Coordinador del Grupo Boston, el exdiputado Pedro Díaz Blum quien hoy mantiene -casi como franquicia viviente- las reminiscencias de lo que fue por años el único punto de encuentro entre el chavismo y los demócratas venezolanos. Por suerte allí participó Nicolás Maduro y a eso se debe el haberle insuflado estos nuevos aires de “diálogo” en medio de tanto escepticismo, desesperanza, incredulidad y engaños a través de las últimas escaramuzas oficiales.

Para el Senador Corker esta era su tercera visita. El domingo al llegar se fue directo a una residencia en Fuerte Tiuna, junto a Caleb Charles McCarry y Díaz Blum para encontrarse con Maduro, Cilia Flores, Delcy Rodríguez y Rafael Lacava. Para el congresante “fue un encuentro largo y productivo”.  La reunión con nosotros el lunes 8/10/18 comenzó cerca de las 10 am. Él venía de una reunión con varios embajadores acreditados en Venezuela para tener “some inputs”  de lo que acontece en un país tan controversial y dividido como el nuestro. Le preocupa mucho la enorme división de los partidos opositores. Su visita es totalmente personal, así nos lo aclara, al tiempo que anuncia que ya está de salida del Senado donde ejerció por años la dirección del Comité de Relaciones Exteriores. No es tampoco mediador. El conocimiento y acercamiento con Venezuela viene desde los días fundacionales del Grupo Boston. Consideró un avance el que el gobierno de Maduro haya reconocido la existencia de una crisis humanitaria al recibir fondos de Unicef y medicinas de la Organización Panamericana de la Salud. Las opiniones fueron muy variopintas en las conversaciones. El economista Michael Penfold explicó como la inflación en el rubro comida subió 280% en un mes. Reiteró que lo económico no se puede lograr sin solución política primero. Su pregunta: ¿cómo se puede echar el país adelante? Kico Bautista habló de la consolidación del gobierno de Maduro en medio de las vicisitudes y explicó sus razones, entre ellas el poder mediático del régimen. Vladimir Villegas fue enfático en su denuncia de que el gobierno de Maduro actúa al margen de la Constitución de 1999. Alertó del deseo gubernamental de aprobar una nueva Carta Magna salida de la Constituyente para controlar aún mas a la población sin ningún obstáculo posible. “No podemos perder los derechos conquistados”, alertaba el colega de Globovisión y Unión Radio. Hay cada vez menos resquicios democráticos. Repiten algo ya usado en 2014 por el gobierno. La oposición tiene gente muy radical que quiere dirigirla a control remoto desde el exterior. Hay un gobierno sin escrúpulos y una oposición radicalizada. Villegas fue severo al pedir el referendo obligatorio para aprobar o no la nueva Constitución. La periodista Luzmely Reyes explicaba al senador que el gobierno no es popular pero no está débil. Le preocupaba que en referencia a la libertad de expresión el gobierno utilice los parámetros, nada democráticos, de China, Rusia y Turquía. El articulista de Tal Cual, Simón García, refirió los fracasos, frustraciones, extremismos, confianza y credibilidad por las que han pasado los partidos democráticos en estos años. Otro participante, el diplomático Emilio Figueredo, enfatizaba en la necesidad que tenemos de vencer la anti-política para poder avanzar en un diálogo constructivo. También para él es fundamental defender la actual Constitución de 1999. El periodista Élides Rojas ironizó sobre aquellos que han logrado cambiar el gobierno de Estados Unidos pero no al de Venezuela precisamente por esa falta de unidad. Cuando intervine le expliqué a los dos estadounidenses la falta de libertades para ejercer el periodismo, la persecución a diarios, emisoras de radio y televisión y el permanente acoso a la opinión libre. La censura, la autocensura, el bloqueo a medios digitales son parte del cotidiano quehacer periodístico. Cité el caso de la “anulación y retiro” de mi pasaporte hace solo un mes donde la cobardía oficial hace que nadie me de la cara o me de una razón para dicha inconstitucionalidad a pesar de haber introducido denuncias ente el Saime, la Defensoría y la Fiscalía General.

Corker se va el martes, al amanecer, a su país. Dejó claro que en estos momentos globales el foco está puesto en Rusia, China y Siria, no en Venezuela a pesar de las menciones que diariamente se hacen. Tiene tiempo escuchando a los “duros” que van a Washington anunciarle que “Maduro ya va a caer”. Otros han pedido que no impongan mas sanciones pues al no dejarlos salir del país se harán mas duros contra los miembros de los partidos democráticos. Consideró como buena, una vez mas, su reunión con Maduro. Estas frases finales, en medio de un diálogo e intercambio respetuoso tanto por él como por McCarry, fueron alentadoras: “Venezuela debe tener con una gerencia apropiada, un estándar de vida mejor que los Estados Unidos”. Hizo un chiste al final cuando expresó que tanto Trump como Maduro tienen solo un 37%de aprobación. Recordó también que ha sido crítico de su presidente. Al mediodía participó en un almuerzo donde estuvieron muchos de los integrantes originales del Grupo Boston. De allí nada supimos. Sirvió si para reactivar unas relaciones entre los diputados venezolanos que no había vuelto a ser puesta en marcha.

Una buena fuente me manifiesta que esta puesta en escena con un Senador al que le quedan apenas tres semanas en su cargo es para darle un mensaje a lo interno de los factores de poder rojo rojitos de que “si se puede negociar con los EE. UU. el tema de las sanciones y otros puntos álgidos”. Este tema los preocupa hasta el alma. Se les olvida que ya hay un acuerdo bipartidista en el Congreso estadounidense en referencia a Venezuela y que, además, es muy completo.

Senador Bob Corker considera muerte de concejal Albán “perturbadora”

LUEGO DE QUE SE CONOCIERA EL FALLECIMIENTO del concejal Fernando Albán en la sede del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) en Plaza Venezuela, las versiones sobre cómo ocurrió el hecho son encontradas, por un lado el gobierno afirma que se trató de un suicidio, mientras dirigentes opositores aseguran que se trató de un asesinato.

En la noche de este lunes, luego de ser examinado por un equipo forense y de ser identificado por sus familiares, el cuerpo del concejal fue trasladado desde la morgue de Bello Monte hasta el cementerio del Este para realizar los servicios fúnebres. Los presentes cantaron el Himno Nacional.

La muerte de Albán coincidió con la visita a nuestro país del senador estadounidense Bob Corker, quien sostuvo reuniones con representantes del gobierno y de la oposición, de la sociedad civil y de los medios de comunicación para conocer en persona la situación interna de Venezuela.

En su cuenta oficial de Twitter, Corker se manifestó sobre la muerte del concejal, indicando que era “un joven líder opositor que murió mientras estaba en custodia gubernamental. Esto es perturbador y el gobierno tiene la responsabilidad de hacer entender a todos cómo eso pudo ocurrir”.

Más temprano, durante sus encuentros con la sociedad civil,  Corker desechó la idea de ser mediador en un eventual diálogo entre el gobierno y oposición. El representante oyó todas las visiones y  se conoció que mostró interés por saber de aspectos como la crisis humanitaria.
PJ, VP y Causa R: Maduro busca ganar tiempo reuniéndose con senador Corker

Los partidos políticos Primero Justicia (PJ), Voluntad Popular (VP) y La Causa R alertaron este domingo, mediante una carta, al senador norteamericano Bob Corker que su visita a Venezuela puede ser tergiversada por el gobierno de Nicolás Maduro para comprar tiempo a fin de permanecer en el poder.

“Nos preocupa que su presencia en el país pueda ser utilizada por el régimen de Nicolás Maduro para ganar tiempo en el intento de aferrarse ilegalmente al ejercicio del poder”, se lee en la carta dirigida al senador.

Las organizaciones indicaron que no es la primera oportunidad en la cual Maduro utiliza, para obtener un rédito político, la buena fe de personas que desean realizar esfuerzos de mediación, los cuales posteriormente terminan siendo descalificados ante la opinión pública internacional.

“No sería la primera vez que Maduro sorprende la buena fe de personas que adelantan esfuerzos de mediación, pero resultan burlados y descalificados ante la opinión pública nacional e internacional”, continua el texto.

A continuación la carta completa:

 

WASHINGTON (AP) — Un canal extraoficial dirigido por un veterano senador republicano de Estados Unidos y un extravagante funcionario venezolano apodado “Drácula” superaron las hostilidades entre los gobiernos para asegurar la liberación del reo estadounidense Joshua Holt, quien viajó a la nación sudamericana por amor y terminó en prisión, sin juicio previo, durante dos años.

Hace una semana, las posibilidades de que el largo cautiverio terminase pronto parecían escasas.

En la víspera de las elecciones presidenciales de Venezuela del 20 de mayo, el ciudadano de Utah aparecía en un video grabado de forma clandestina en prisión contra el gobierno de Nicolás Maduro, diciendo que su vida había sido amenazada en un motín carcelario. En represalia, la dirección del partido socialista lo calificó de jefe de los espías de la CIA en Latinoamérica. Horas antes, Maduro había expulsado al máximo representante diplomático de Washington por la negativa de Estados Unidos a reconocer su reelección.

Pero la llegada a Caracas el viernes de Bob Corker, presidente el comité de Relaciones Exteriores del Senado, llevó a un sorpresivo avance. Maduro entregó a Holt y a su esposa, Thamara Caleno, al senador republicano por Tennessee en lo que según su ejecutivo fue un gesto de buena voluntad para promover el diálogo y el respeto mutuo entre dos gobiernos antagónicos.

Holt, que ahora tienen 26 años, viajó a Caracas en junio de 2016 para casarse con una mormona que conoció en internet mientras intentaba mejorar su español. La pareja estaba esperando por la visa de Caleno para viajar a Estados Unidos cuando fueron arrestados en el departamento de la familia de la mujer en un complejo de viviendas oficiales por lo que Washington consideró cargos fabricados de almacenar un rifle de asalto y granadas.

Título de caja

Aunque Corker selló el acuerdo en unas tensas horas en la decadente y criminalizada capital de Venezuela, los esfuerzos para la puesta en libertad de Holt había comenzado meses antes de la mano de su principal asesor para Latinoamérica, Caleb McCarry, a quien tanto Corker como Orrin Hatch, senador republicano por Utah, atribuyeron el liderazgo en las meticulosas negociaciones secretas.

McCarry aprovechó una relación de 15 años con Maduro desde su etapa en el Grupo Boston, una reunión informal de representantes de todo el espectro político _ demócratas, republicanos, socialistas y capitalistas _ de ambos países que trabajaron discretamente para reparar las relaciones entre ambas naciones tras un golpe de Estado en 2002 contra el entonces presidente Hugo Chávez.

Las relaciones forjadas en el ahora extinto grupo fueron también cruciales para la liberación de otro estadounidense acusado de espionaje, el director de cine documental Tim Tracy, que pasó un mes en un penal venezolano en 2013.

McCarry viajó en secreto a Venezuela en febrero abordar la situación de Holt con Maduro y la primera dama, Cilia Flores. La embajada de Estados Unidos se mantuvo a cierta distancia por temor al fracaso de las conversaciones, aunque la iniciativa tenía el respaldo de subsecretario de Estado, Thomas Shannon, que conoce a Maduro de su etapa como funcionario en Caracas al inicio de la revolución de Chávez en la década de 1990, según varios altos funcionarios estadounidenses.

Al lado de McCarry durante las delicadas negociaciones estuvo “Drácula”, Rafael Lacava, gobernador del estado central de Carabobo y un aliado próximo a Maduro que también era cercano a los miembros del Grupo Boston.

 

Poco después de la visita de McCarry, Lacava viajó a Washington en marzo para hablar con varios legisladores incluyendo Hatch, Corker, el senador republicano por Arizona Jeff Flake y el representante republicano por California Ed Royce, según varios altos funcionarios de Estados Unidos. Todas las fuentes que accedieron a ofrecer detalles sobre las negociaciones hablaron bajo condición de anonimato.

Sin embargo, luego de que la visita de Lacava fuese filtrada por el senador republicano por Florida Marco Rubio, a quien Trump escucha en lo relativo a Venezuela, el gobierno se negó a reunirse con el enviado de Maduro. Rubio advirtió que Lacava, que recibe el sobrenombre de Drácula por su costumbre de tuitear y patrullar su estado a altas horas de la noche en un vehículo parecido al Batmobile, habría estado implicado en lavado de dinero, lo que lo convertía en un personaje demasiado tóxico para una Casa Blanca empeñada en sancionar esa actividad delictiva.

Cuando The Associated Press reportó en marzo sobre las complicaciones políticas que enfrentaba el canal extraoficial, pocos imaginaban que tendría éxito.

Se especuló con que Caracas estaba demandando un intercambio de prisioneros imposible con dos sobrinos de Flores que fueron condenados en 2016 en Nueva York por narcotráfico, luego de que se supiese que un magnate venezolano ligado al gobierno estaba pagando los costos legales de Holt además de los de los hombres apodados “narcosobrinos”.

Al mismo tiempo, el gobierno de Trump estaba intensificando su campaña para aislar al gobierno de Venezuela, sancionando a docenas de funcionarios _entre ellos a Maduro_ por abusos de derechos humanos y tráfico de drogas, al tiempo que amenazaba con un veto a los envíos de petróleo, una medida más perjudicial para el país.

Un funcionario del Consejo de Seguridad Nacional resaltó en que no se ofreció nada para lograr la liberación de Holt. El presidente estadounidense, Donald Trump, supo el viernes de la puesta en libertad del reo, apuntó la fuente, que habló desde el anonimato porque no estaba autorizada a pronunciarse en público sobre este asunto.

Título de caja
Más sobre esta noticia: Joshua Holt llega a Estado Unidos

Además de dar la bienvenida al regreso de Holt, el secretario de Estado, Mike Pompeo, destacó que la “política de Estados Unidos hacia Venezuela permanece intacta”.

“Estados Unidos sigue firme en su apoyo al pueblo venezolano y a sus esfuerzos para regresar a la democracia”, dijo en un comunicado.

Alfredo Romero, un abogado que defiende a algunos activistas opositores que estuvieron con Holt, dijo que Maduro podría estar intentando ganarse a algunos sectores políticos en Estados Unidos para suavizar el duro enfoque de Trump hacia su país.

“Holt era una piedra en el zapato”, señaló.

Las conversaciones fueron alentadas por Pompeo, quien se reunió en privado con Corker el jueves en la mañana y ultimó los detalles del viaje del senador antes de declarar ante el comité de Relaciones Exteriores del senado sobre el presupuesto del Departamento de Estado. “Estamos haciendo todo lo correcto. Tenemos a un estadounidense allí al que queremos de regreso desesperadamente, Joshua Holt. Y sepan que estamos comprometidos”, dijo Pompeo a los legisladores durante la sesión.

El gobierno de Cuba también ayudó en la presión a Maduro, así como el ex presidente del gobierno de España, José Luis Rodríguez Zapatero, apuntó un funcionario. Zapatero ha estado liderando un esfuerzo de tres años para acercar al gobierno y a la oposición de Venezuela y ayudar así a resolver la crisis económica y política que asola la nación.

Sin embargo, cuando Corker partió para Caracas el viernes seguía sin estar claro si Maduro cumpliría su promesa de liberar a Holt, señalaron las fuentes.

El sábado, pudo verse un video de un radiante Lacava embarcando en un avión del gobierno venezolano que llevó a Holt a Washington, vestido con gafas de estilo aviador y un traje oscuro. Caminó junto a la cámara gritando “¡Drácula ataca!” y haciendo la señal de la victoria.

En una fotografía tomada en el aeropuerto en Caracas, Holt aparecía de pie junto a Lacava sosteniendo una camiseta de la selección de fútbol venezolana con el nombre del gobernador a la espalda.

Pero todavía hubo un susto de última hora. Mientras circulaba por la pista, el avión ralentizó su ritmo de repente y el piloto volvió a girar la nave para ver si fallaba un instrumento. Cuando el en su día inimaginable viaje se reanudó, Holt tenía una gran sonrisa en su rostro, según contó Corker a Trump en una reunión en la Oficina Oval el sábado en la noche, acompañados por el reo liberado y su familia.

“Probablemente fue la única vez en que se alegró de que hubiese un instrumento mal en un avión”, dijo Trump.

Redacción Runrun.es May 26, 2018 | Actualizado hace 2 años

 

El mormón americano Joshua Holt y su esposa Támara Caleño ya llegaron a EEUU después de ser liberados de la sede del Sebin en El Helicoide, donde estuvieron detenidos por año y medio.

En el aeropuerto lo esperaban Jason y Laurie Holt, padres de Joshua. Los encargados de organizar el encuentro y asegurar el traslado fueron los senadores Orrin Hatch, de Utah, y Bob Corker, de Tennessee. El gobernador de Carabobo, Rafael Lacava, también estuvo en el avión que llevó a Holt y su familia a Estados Unidos.

En el momento de su llegada, el Vicepresidente Mike Pence, unas de las voces más fuertes en el tema venezolano dentro de la Casa Blanca, utilizó su Twitter para expresar su alegría por el regreso de Holt y dejar claro que “las sanciones continúan hasta que la democracia regrese a Venezuela”

 

Después del encuentro con su familia, Holt fue recibido en la Casa Blanca por el presidente Donald Trump. El mandatario agradeció a los dos senadores, al Departamento de Estado y a todos los que trabajaron para su liberación. “Fue una situación difícil”, afirmó agregando que ya van 17 los americanos prisioneros en otros países liberados en su administración.

Durante sus cortas palabras televisadas, Holt agradeció a Trump y su administración por no haberse olvidado de él y su familia. “No fue la gran vacación que esperaba tener”, sentenció.

La detención de Holt ocurrió el 30 de junio de 2016 durante una Operación de Liberación del Pueblo (OLP) que se llevó a cabo en el urbanismo Ciudad Caribia, a las afueras de Caracas, construido por el programa gubernamental Misión Vivienda.

Julio Borges: expusimos en el Congreso de EEUU el Golpe de Estado en Venezuela y represión a manifestantes

CongresoEstadounidense

 

El Presidente de la Asamblea Nacional, diputado Julio Borges, solicitó en una reunión en el Congreso estadounidense las consecuencias más graves para los funcionarios venezolanos que violan los derechos humanos, reprimen a los manifestantes durante las protestas y están ligados a hechos de corrupción y al crimen organizado.

La reunión se realizó en el Comité de Relaciones de Exteriores del Senado americano, y estuvieron presentes el presidente de esa Comisión Bob Corker (Tennessee-Republicano)  y el senador Ben Cardin (Maryland-Demócrata), quienes llevan la política internacional de esa nación.

Borges sostuvo que los altos representantes del Gobierno estadounidense “tienen una visión muy clara sobre Venezuela y están preocupados por el golpe de Estado que continúa en el país. Los senadores saben exactamente que en Venezuela hay ruptura del orden constitucional, no hay separación de poderes, ni se respetan los derechos humanos”.

El presidente del Poder Legislativo informó que continuará la presión de toda la región para que el Gobierno de Nicolás Maduro regrese al marco de la Constitución, devuelva las competencias a la Asamblea Nacional, libere a los presos políticos, autorice el canal humanitario y realice elecciones.

“También le pedimos una condena firme al hecho que se reprima a la gente en las marchas, a los responsables de las agresiones a los manifestantes, el comportamiento de la policía, la represión de los grupos paramilitares o colectivos armados que agreden a los venezolanos. Le pedimos la mayor presión posible frente a funcionarios que violan los derechos humanos”, agregó Julio Borges.

Esta reunión entre el presidente de la Asamblea Nacional, Julio Borges, y los senadores del Congreso norteamericano, Corker y Cardin, se dio después de que el parlamentario venezolano se reuniera con el Secretario General de la Organización de Estados Americanos, Luis Almagro.

Lo que veo en mi regreso a Venezuela por Orlando Viera-Blanco

Caracas

 

Veo un país en tenso proceso de maduración, que quiere cambio, que reconoce una nueva vía y que ambiciona una nueva etapa estelar de evolución ciudadana
Al tiempo de escribir estas líneas Bob Corker, Presidente del Comité de RREE del Senado de EEUU, permanecía en Caracas para sostener reuniones con representantes del gobierno y de la oposición. Me topé con uno de estos encuentros. Estaban Calixto Ortega, Tarek William Saab, Vladimir Villegas, Ramón José Medina, Leopoldo Puchi y Carlos Tablante dialogando. En medio de las “buenas noches”, alcancé decir a Ortega, reconcilien al país y firmen amnistía. Me respondió “en eso estamos, bienvenido a Venezuela…”.
Caracas

Nuestra Gran Caracas está descompuesta y maltratada. El casco central (Plaza Bolívar, AN, vieja CSJ) bien recuperado. Pero la esencia de un encanto histórico e indestructible, aún se impone al deterioro y la desidia. Ahí sigue el Humboldt, la cota mil, los cerros y su corazón urbano, un armazón de potente contraste de concreto y verdor (El Ávila, el jardín botánico), que libra una incuestionable lucha de supervivencia y embrujo … La vida nocturna en Altamira y La Castellana, sigue siendo sofisticada. La inseguridad y el miedo de transitar más allá del atardecer, prevalece, pero los venezolanos no renuncian a su cervecita o a su botella de whisky 18, según el estrato. Ha bajado notablemente el tráfico y observo una inusitada “parsimonia y prudencia” del chofer de plaza en su manejo. Queda claro que sin repuestos o a precios por el cielo, un vehículo debe salir a la calle cual niña con escarpines de cristal, para ser conducido como quien transporta una obra de arte.

Lo político


Al haber quedado de lado la agenda de los políticos sustituida por el “dato” de saber dónde hay lo que escasea, no a menos precio, sino a menor cola en el cajero, tirios o troyanos, saben que deben buscar soluciones y consensos. Ambos-MUD y Gobierno-están siendo tildados por sus seguidores de ineficientes y electoreros, por lo que el pragmatismo exige un esfuerzo adicional que no es más que pactar prosperidad real. Y nada de ello es posible sin concesiones libertarias. El gobierno quiere restablecer relaciones con Estados Unidos. Las invitaciones al consejero del Departamento de Estado, Thomas Shannon, forman parte de esa política de “guante de seda” de Obama, que busca liberar los procesos políticos, oxigenar la democracia y asegurar acuerdos energéticos de envergadura, por el otro.  Sin entrar a fondo en el contrapunteo, lo que es indiscutible en estos “acercamientos” es satisfacer demandas de la oposición teniendo como norte la libertad de López (y presos políticos), siendo que el chavista de base (barómetro Data Mine) ya comprende que cumplió condena, y es suficiente. A nadie le extrañe que la Magistrada Susana Barreiro, Jueza de juicio de López, decrete una sustitutiva en la audiencia del próximo de 08 de Julio…

Lo social


Ver a Calixto Ortega (Agregado de Venezuela en EEUU)  y a Ramón José Medina (representante de la MUD/asuntos Internacionales), sentados en un mismo “bar”, no puede ser interpretado como una simple representación de anhelos. Tanto le conviene al gobierno presentarse con mejor cara ante la comunidad internacional en materia de DDHH, reponer credibilidad y hacer caja fortaleciendo relaciones con su principal aliado comercial (EEUU), como le conviene a la oposición la libertad de sus líderes, la movilidad de sus ciudadanos y el mejoramiento de su calidad de vida. Ser mezquino en este momento, es peligroso y torpe. La gente sigue esperanzada, sin tirar la toalla y batallando, pero está agotada y aturdida.  Las cosas “por estas calles” reflejan una indudable extenuación social. Y no es un desgaste de los bandos políticos. Es un desgaste popular, humano, existencial, al estómago y al bolsillo, que intensifica la frustración. El gobierno lo sabe, por lo que debe aplicar las tres “r” de Chávez, que él poco ripostó: revisión, rectificación y reimpulso. El tema es que no cuenta con los recursos del Estado, por lo que o se endeuda, lo cual sería irresponsable y riesgoso, o facilita la reapertura de santamarías liberando los controles, lo cual es lo sensato y audaz.

Lo ciudadano


Lo hemos dicho y lo mantengo. Venezuela no es desmantelable. Ni en lo humano, ni en lo material. Es innegable que franqueo un país abatido moralmente, mal financieramente y muy mal en los modos de revertir los estragos de los controles. Pero Venezuela sigue teniendo las reservas humanas y naturales para tirar adelante. Queda mucho por comprender en lo humano. Mucho que cabalgar y asimilar sobre las causas de la llegada de esta era. Pero veo un país en tenso proceso de maduración, que quiere cambio, que reconoce una nueva vía y que ambiciona una nueva etapa estelar de evolución ciudadana.

Estamos a tiro de contar una nueva historia. No la del gendarme necesario. No la del caudillo a caballo.  No la del buen revolucionario.  Será la historia del buen ciudadano. Hay un movimiento, un mar de fondo, ansias de una nueva vida para Venezuela. Y en este estoicismo entre codazos y acomodos, no dudo que emergerá la tercera vía. Seguimos…

@ovierablanco 
Congresista estadounidense Bob Corker dialoga con sectores venezolanos

BobCorker

El presidente del Comité de Relaciones Exteriores del Senado de Estados Unidos, Bob Corker, se reunirá con representantes de diferentes sectores de Venezuela en el marco del proceso acercamiento entre Washington y Caracas.

Corker tiene previsto reunirse con el defensor del pueblo de Venezuela, Tarek William Saab, como parte de los encuentros privados que ha sostenido para recopilar información sobre la situación del país sudamericano, que enfrenta una profunda crisis económica.

El senador republicano se reunió la víspera con integrantes de la coalición opositora y familiares de algunos de los presos políticos.

Corker “vino a escuchar, no emitió opiniones”, afirmó Delsa Solórzano, coordinadora de la Comisión de Derechos Humanos de la alianza opositora, al hablar sobre la reunión que tuvieron los representantes de la llamada Mesa de la Unidad Democrática con el congresista en la sede de la embajada de Estados Unidos en Caracas.

Solórzano dijo a The Associated Press que en el encuentro los opositores hablaron sobre los presos políticos, la crisis económica, la situación de los derechos humanos, los procesos judiciales que enfrentan algunos medios locales que son críticos del gobierno y las condiciones para las elecciones parlamentarias previstas para el 6 de diciembre.

En relación con la crisis económica, caracterizada por una desbordada inflación y severos problemas de escasez, la dirigente opositora dijo que Corker les confesó que le impactaron las largas filas de personas que se aglomeran en algunos comercios para adquirir alimentos y otros bienes.

La visita de Corker a Caracas se da casi tres semanas después del encuentro que tuvieron el presidente de la Asamblea Nacional, el diputado oficialista Diosdado Cabello, y la canciller Delcy Rodríguez con el consejero del Departamento de Estado estadounidense Thomas Shannon en Haití como parte del proceso de restablecimiento de las relaciones entre Washington y Caracas.

Shannon visitó en abril y mayo Caracas atendiendo una invitación que le hizo el gobierno venezolano para avanzar en las discusiones bilaterales directas.

Las relaciones entre ambos países entraron en crisis en marzo luego de que el presidente Barack Obama declaró a Venezuela una amenaza extraordinaria para la seguridad nacional y decidió congelar los bienes de siete funcionarios venezolanos señalados por supuestas violaciones a los derechos humanos y corrupción.

En los últimos meses las tensiones entre los dos gobiernos se disiparon, especialmente luego del breve encuentro privado que tuvieron Nicolás Maduro y Obama durante la Cumbre de las Américas en Panamá, y la aclaración que hizo Washington en la que descartó que Venezuela sea una amenaza para su seguridad.

A pesar de las tensas relaciones, y estar sin embajador desde 2010, ambos países mantienen un intenso intercambio comercial.