Alejandro Andrade archivos - Runrun

Alejandro Andrade

EEUU incauta 250 millones de dólares a Alejandro Andrade
El Nuevo Herald obtuvo la información sobre el extesorero de Venezuela de agentes especiales de Investigaciones de Seguridad Nacional de EEUU

El Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos incautó en las últimas semanas 250 millones de dólares a Alejandro Andrade, extesorero de Venezuela.

El Nuevo Herald obtuvo la información de agentes especiales de Investigaciones de Seguridad Nacional.

Estos colaboran con la Fiscalía federal para esclarecer un sistema de sobornos y manipulación del cambio de divisas que operó en Venezuela y desfalcó miles de millones de dólares del erario público.

“Anticipamos que se presenten cargos adicionales”, dijo al diario Anthony Salisbury, a cargo de la oficina de Investigaciones de Seguridad Nacional en Miami.

En Estados Unidos, donde se radicó hace años, Andrade se declaró culpable en 2017 de un cargo de conspiración para cometer lavado de dinero como parte de un trato judicial.

Fue condenado en noviembre de 2018 a 10 años de cárcel, que comenzó a cumplir en febrero de 2019, de acuerdo con lo acordado.

Como parte del acuerdo de culpabilidad, Andrade aceptó el decomiso de 1.000 millones de dólares.

Además, la confiscación de todos los activos involucrados en el esquema de corrupción, incluidos bienes raíces, vehículos, caballos, relojes, aviones y cuentas bancarias.

Según El Nuevo Herald, los 250 millones incautados ahora forman parte de la suma de 1.000 millones incluida en el trato.

EFE

Juan Carlos Márquez Cabrera: el misterio de un hombre que tuvo al menos 22 cargos en Pdvsa

JUAN CARLOS CABRERA MÁRQUEZ era un hombre desconocido para la mayoría en Venezuela hasta que se reseñó que fue localizado ahorcado el domingo 21 de julio en España, horas después que acudió ante el juez Santiago Pedraz por un caso de corrupción que involucra al ex embajador español Raúl Morodo con negocios presuntamente ilegales con Pdvsa. Era la empresa en la que este ejecutivo de muy bajo perfil ocupó al menos 22 cargos.

“Muy discreto”, “para la internet, Márquez es un completo desconocido”, “Un hombre bien mandado”, se lee en reseñas de medios españoles y locales, tras su muerte.Había mucho interés en él, porque era una pieza clave en el escándalo investigado en España.

Cuando se ingresa el número de cédula de este abogado y politólogo venezolano, quien también tenía la nacionalidad española, en el registro del Consejo Nacional Electoral (CNE), no se obtienen sus datos como ocurriría con cualquier ciudadano. Se indica que ese número “no corresponde a un elector”. 

 

 

Los 22 cargos en Pdvsa

Márquez Cabrera fue incluido en 2016 en la lista de funcionarios citados por la Comisión de Contraloría de la Asamblea Nacional, cuando era presidida por el diputado Freddy Guevara, hoy en día refugiado en la residencia del embajador de Chile. Este desconocido estaba en la lista junto a altos jerarcas del Gobierno, como Rafael Ramírez, Alejandro Andrade y Nelson Merentes. 

Ninguno acudió. El Parlamento declaró luego a Ramírez responsable de desfalcar $ 11.000 millones en Pdvsa.

Del seguimiento hecho por Transparencia Venezuela se constató, a través de la revisión de varias gacetas oficiales,  que fue nombrado en 19 cargos desde 2006, la mayoría como representante legal de varias filiales. Informaciones de prensa le atribuyen otros tres cargos: entre 2004-2013, integrante del Gabinete Jurídico Pdvsa, miembro del Consejo de Administración de la petrolera y secretario general de Entes Corporativos.

En algunas gacetas oficiales es nombrado el mismo día en varios cargos, como por ejemplo el 17 de agosto de 2016 fue designado por Eulogio Del Pino- hoy en día detenido por orden del Ministerio Público- como representante judicial de las filiales entre ellas Petroboscan, S.A, Petroindependiente, S.A y Petroregional del Lago, S.A, según la Gaceta oficial 38.502. El 8 de septiembre de ese mismo año, un mes después y de acuerdo a la Gaceta oficial 38.518, fue nombrado en el mismo cargo para otras tres filiales:Petroritupano, Petroven-Bras, S.A y Petrowayu, S.A.

El nombre de Juan Carlos Márquez Cabrera se repetía, junto a otros ejecutivos, en casi todas las filiales.  Entre ellos Orlando Chacín, quien figuró como director principal y suplente al mismo tiempo en algunas empresas y hoy  está imputado por el Ministerio Público. 

Un caso similar es el de Asdrubal Iriza, que por lo general era nombrado director suplente. Sobre él no pesa una investigación oficial, pero fue sancionado por la Dirección de Patrimonio de la Contraloría General en 2013.Luis Barberán es otro ejecutivo que siempre fue designado director suplente en varias filies, pero en su contra no existe ningún expediente penal abierto.

El registro hecho por nuestra organización dio los siguientes resultados:

 

Actividad empresarial y el escándalo

Mientras estuvo en Pdvsa, Márquez Cabrera autorizó pagos a las empresas Aequitas Abogados y Consultores Asociados SL,dedicadas a la compra y venta de inmuebles en España, que tenían como único socio a Alejo Morodo, hijo de Raúl Morodo, quien se desempeñó como embajador de ese país en Venezuela, cuando el presidente era José Luis Rodríguez Zapatero.Todo un escándalo en la madre patria.

De allí la importancia de su testimonio en ese juicio, que se vio truncado por su repentina y controversial muerte, cuyas circunstancias son investigadas por las autoridades españolas.

Las otras dos empresas en España a las cuales estuvo vinculado son: Consultora Alcander SL(Alquiler de inmuebles) y Marpre Asesores y Consultores (Consultoría en hidrocarburos).

De las empresas en las que prestó servicio o fue propietario Márquez Cabrera, una está en Panamá y se llama Dumont Alliance, S.A. En España hay dos que se tenga conocimiento: Inversiones generales 89 2009 SL y Márquez Ulloa Consultores SL, que tenían como único socio a Carlos Adolfo Prada, quien según versiones de prensa fue la persona que localizó el cadáver del abogado.

 

 

 

EEUU acuerda pagar servicios de caballos que pertenecían a Alejandro Andrade

EL GOBIERNO DE ESTADOS UNIDOS selló acuerdos con un herrero y una clínica veterinaria para pagarles decenas de miles de dólares por servicios que ofrecieron a caballos de Alejandro Andrade un exfuncionario del fallecido presidente venezolano, Hugo Chávez, encarcelado por multimillonarios sobornos.

Uno de los pactos estipula que el gobierno pagará unos 10.300 dólares al herrero Paul Tracy, quien asegura haber atendido a los caballos de Andrade antes de que fueran confiscados por el gobierno estadounidense y vendidos.
A cambio, el herrero retirará un reclamo por esa suma, de acuerdo con documentos que aparecen en el expediente en línea. Los documentos no ofrecen detalles sobre los servicios ofrecidos ni la fecha exacta.
En el otro acuerdo, la Fiscalía se comprometió a pagar casi $85 mil a Palm Beach Equine Clinic por atención veterinaria a unos 14 caballos de Andrade, cuyo hijo practicaba equitación y llegó a representar a su país en competencias olímpicas. Los documentos tampoco aclaran qué servicios veterinarios recibieron los equinos.
A través de los acuerdos el gobierno se comprometió a pagar las sumas reclamadas por el herrero y la clínica veterinaria con el dinero recaudado en la subasta.
Los acuerdos aun deben ser aprobados por la jueza federal del sur de Florida, Robin Rosenberg. Es improbable, no obstante, que la magistrada los rechace.
Los caballos que fueron rematados en febrero de 2019 en una subasta en línea le dejaron al gobierno cerca de $1,7 millón de dólares de ingresos netos con su venta, de acuerdo con los documentos presentados por la Fiscalía Federal que aparecen en el expediente.
Andrade fue exguardaespaldas de Chávez y luego tesorero nacional de Venezuela. Desde finales de febrero cumple una sentencia de 10 años de cárcel por su participación en una asociación ilícita para lavar más de mil millones de dólares de sobornos que beneficiaron con operaciones de cambio de divisas al empresario de medios venezolanos Raúl Gorrín Belisario, entre otros.
Para obtener una reducción de su pena, Andrade selló un acuerdo con la Fiscalía en 2017 en el que se comprometió a cooperar tras declararse culpable de conspirar para lavar dinero de los sobornos.
Su caso, que permaneció en secreto por casi un año, se ventiló en momentos en que el gobierno de Estados Unidos investiga a miembros de una élite que hizo fortunas durante la revolución bolivariana que inició Chávez.
Tras dejar el gobierno venezolano, Andrade se mudó al sur de Florida y vivía en una mansión rodeada por caballos en Wellington, un área ubicada al noroeste de Miami que es conocida internacionalmente por sus actividades hípicas.
Con lo recaudado en la subasta de los caballos de Alejandro Andrade, 11336 familias podrían cubrir su canasta básica mensual

EL 26 DE FEBRERO DE 2019 se dio cierre a la subasta de los caballos de salto ecuestre que habían sido propiedad de Alejandro Andrade, ex tesorero venezolano durante el gobierno del fallecido presidente Hugo Chávez. La subasta se realizó en la web de la compañía especializada CWS Marketing a nombre del Departamento del Tesoro de los Estados Unidos.  Los caballos forman parte de la incautación de bienes pertenecientes al ex funcionario venezolano que autorizara la corte del Distrito Sur de Florida, el pasado 19 de noviembre.

Cortina 186, Dipssy, Hardrock Z, son algunos de los nombres de los caballos que se lograron subastar. En total se subastaron ocho caballos logrando recaudar un millón 237 mil dólares.

Con el dinero subastado 11.336 familias podrían cubrir su canasta básica mensual en Venezuela, según el costo que publicara durante febrero el Centro de Documentación y Análisis Social para los trabajadores. Para el mes de enero la canasta básica alcanzó la cifra de Bs.S 360.115,77, el equivalente a 109,12 dólares a cambio oficial.

Hardrock Z fue el caballo que consiguió venderse al mayor precio, 282 mil dólares. Seguido de Joli Jumpler en 228 mil dólares y Anastacia Du Park en 220 mil dólares. Seis caballos que también estaban en el listado de equestres no consiguieron alcanzar el monto mínimo de subasta.

Los Andrade eran conocidos en Estados Unidos, especialmente en Florida, por su colección lujosa de caballos. Emanuel, hijo de Andrade,es un conocido jinete de salto ecuestre y ha ganado diferentes competencias alrededor del mundo.

Andrade ingresó el pasado lunes a una cárcel de Estados Unidos para comenzar a cumplir la pena de 10 años por su vinculación con corrupción.

 

 

 

Alejandro Andrade ingresó a una cárcel de EEUU para cumplir condena de 10 años

EL EXTESORERO DE LA NACIÓN durante el gobierno del fallecido Hugo Chávez, Alejandro Andrade, se entregó el pasado lunes 25 de febrero a las autoridades de los Estados Unidos, para cumplir una condena por corrupción.

El hombre que comenzó siendo guardaespaldas del máximo líder de la “revolución bolivariana”, pasará 10 años en una cárcel norteamericana.

Andrade, de 54 años, fue sentenciado el 27 de noviembre de 2018 por el juez federal del distrito en West Palm Beach, Robin Rosenberg, por los delitos de lavado de dinero y conspiración.

El teniente retirado había confesado que aceptó cerca de1 mil millones de dólares en sobornos que posteriormente blanqueó con inversiones de todo tipo, en el marco de una red que se extiende desde Venezuela hasta Estados Unidos.

 

Lea más de Alejandro Andrade AQUÍ: Quién es Alejandro Andrade, el venezolano de las cuentas ocultas en Suiza

 

“Buenos días, su Señoría. Deseo pedir perdón. Asumo con plena responsabilidad los hechos por los que me he declarado culpable. He ayudado al pueblo de Venezuela en estos 10 años”, dijo Andrade durante su intervención.

El retardo de Andrade para ingresar a prisión a cumplir su condena, se debió a su colaboración para esclarecer otras investigaciones sobre corrupción y blanqueo de capitales por parte de dirigentes venezolanos. Por este motivo la fiscalía podría evaluar la sentencia.

 

Estados Unidos subastó todos los caballos de Alejandro Andrade

 

El Departamento del Tesoro de Estados Unidos vendió en subasta los 14 caballos de salto confiscados a Alejandro Andrade, quien fue tesorero nacional de Venezuela y en 2018 fue condenado a 10 años de cárcel en EE.UU.

Se desconoce la cifra total de la venta, pues en el caso de 6 de los 14 caballos no se alcanzó el precio de reserva establecido, aunque el Departamento del Tesoro finalmente aceptó la oferta más alta en la subasta, que concluyó este martes.

Un representante de la compañía especializada CWS Marketing, que organizó la subasta por encargo del Departamento del Tesoro de EE.UU., y que pidió no ser identificado, indicó este miércoles a Efe que entre las razones para no revelar la cifra final está que las autoridades deben comprobar antes si los compradores cumplen los requisitos.

Las bases de la subasta establecían que la familia y personas con conexiones con Andrade y los bienes que le fueron confiscados no podían participar en la subasta.

El total recaudado de los otros ocho caballos vendidos ascendió a más de 1,23 millones de dólares.

El caballo que mayor precio alcanzó en la subasta fue Hardrock Z, que se vendió por 282.000 dólares, seguido de Joli Jumper, que se remató en 228.000 dólares en la subasta iniciada el 19 de febrero.

Los precios mínimos de venta iban desde 5.000 a 35.000 dólares y para poder pujar era necesario haberse registrado previamente y depositado 50.000 dólares.

 

*Con información de El Pitazo y EFE

 

14 caballos confiscados a Alejandro Andrade serán subastados en febrero

CATORCE VALIOSOS CABALLOS DE SALTO confiscados a Alejandro Andrade, quien fue guardaespaldas de Hugo Chávez y tesorero nacional de Venezuela y que en 2018 fue condenado a 10 años de cárcel en EE.UU., serán subastados en Florida (EEUU) el mes próximo.

La compañía CWS Marketing ha sido encargada por el Departamento del Tesoro de la venta de estos caballos que forman parte de los numerosos activos confiscados a Andrade, quien, como parte de un trato con la Fiscalía, se declaró culpable en 2017 de un cargo de conspiración para cometer lavado de dinero y fue condenado en 2018.

La subasta de los caballos se desarrollará en línea del 19 al 26 de febrero y los interesados deben registrarse -el plazo comenzó el lunes- y hacer un depósito de 50.000 dólares para poder participar, según la página web de CWS Marketing.

Nancy Robbins, encargada de comunicación de esta empresa, dijo a Efe que los caballos son muy valiosos y muchos han participado en competencias internacionales, pero no quiso adelantar una cifra de lo que se podría obtener por ellos en la subasta.

Andrade, residente en Wellington (sureste de Florida), confesó como parte del trato judicial que recibió sobornos por el equivalente a mil millones de dólares de Raúl Gorrín, dueño del canal televisivo venezolano Globovisión, y de otros implicados en una trama de lavado de dinero y corrupción.

Cuando era tesorero nacional (2007-2010) Andrade recibía dinero a cambio de adjudicarles tasas favorables de cambio de divisas, según indicó la Fiscalía de EE.UU. en un comunicado el día en que fue condenado por el juez Robin L. Rosenberg.

De los tres acusados en EE.UU. por dicha trama, solo Gorrín, que reside en Venezuela, no ha sido juzgado, pero el Tesoro de EE.UU. le sancionó económicamente este martes junto a otros presuntos implicados en una red de corrupción que logró más de 2.400 millones de dólares con el uso ilícito del sistema cambiario venezolano.

Gorrín enfrenta en Estados Unidos nueve cargos de lavado de dinero, uno de conspiración para violar la Ley de Prácticas Corruptas en el Extranjero (FCPA) y otro de conspiración para cometer lavado de dinero, según la Fiscalía.

Antes de la subasta, los registrados podrán acudir junto a dos invitados cada uno a un centro hípico de Delray Beach (Florida) para ver a Anastasia du Park, Bon Jovi, Boy IV, Clowny, Cortina 186, Dipssy, Hardeock Z, Jenni’s Chance, Joli Jumper, Leonardo RGS, Quilina Vd Laarseheide Z, Reus de la Nutria, Ricore, Courcelle y Tupac Van de Vrombautshoeve Z, como se llaman los caballos.

El hijo del extesorero, Emanuel Andrade Colmenares, que es jinete de salto ecuestre, ha participado en diferentes competiciones de equitación alrededor del mundo con algunos de los caballos confiscados y en los Juegos Olímpicos de 2016, en Río de Janeiro, formó parte del equipo de Venezuela.

Acceso a la Justicia: Gobierno solicitó extradición de Alejandro Andrade sin proceso judicial previo

CON TAN EXTREMADA DILIGENCIA QUE RESULTA SOSPECHOSA, la Sala de Casación Penal (SCP) del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) mediante sentencia n.° 378 del 6 de diciembre de 2018, declaró procedente la solicitud de extradición de Alejandro Andrade al Gobierno de Estados Unidos, sólo unos días después de que este fuera condenado a diez años de prisión por la Corte de West Palm Beach de Florida el 27 de noviembre, tras declararse culpable por su participación en una trama de corrupción en que desfalcó a Venezuela por más de mil millones de dólares.

También resalta la diligencia de la Fiscalía General en este caso, ya que al día siguiente de la captura de Andrade por el FBI (Oficina Federal de Investigación) el 22 de noviembre en Estados Unidos, el fiscal 28° venezolano solicitó su orden de aprehensión y el Juzgado 42º de Control libró la orden de captura respectiva.

Adicionalmente, el fiscal designado por la fraudulenta Asamblea Nacional Constituyente (ANC), Tarek William Saab, anunció la difusión de alerta roja internacional contra Andrade. Posteriormente, el 28 de noviembre, la fiscal 37° solicitó su extradición; el día 30, la SCP recibió el caso y, como ya se indicó, el 6 de diciembre la Sala declaró procedente la solicitud de extradición, es decir, en sólo cinco días hábiles tomó la decisión.

Acceso a la Justicia debe destacar que Andrade fue un importante funcionario del gobierno del fallecido presidente Hugo Chávez. Participó en su intento de golpe de estado de 1992 contra el gobierno de Carlos Andrés Pérez; luego en 1998, durante su campaña electoral fue su guardaespaldas, y posteriormente, pasó a cargos más importantes como su secretario, tesorero de la nación (2007-2010) y presidente del Banco de Desarrollo Económico (Bandes), por mencionar algunos de ellos.

Dejó además una estela de señalamientos y acusaciones por parte de diputados de la Asamblea Nacional en su momento, por numerosos ilícitos de distintas magnitudes que lo llevaron a engrosar la lista de los llamados “boliburgueses”. Años después se conoció que vivía en Estados Unidos, en una zona exclusiva de Florida y que era propietario de quince vehículos (tres de los cuales eran carros de golf) y al menos diecisiete caballos de salto, que fueron confiscados por las autoridades norteamericanas al aprehenderlo.

Ya desde 2007 Andrade estaba bajo investigación del FBI por su participación en un entramado de transacciones ilegales entre funcionarios venezolanos y operadores financieros en suelo norteamericano, aunque su reciente detención fue por haber incumplido los acuerdos de cooperación que mantenía con la Fiscalía Sur del Estado de La Florida, que lo obligaban a proporcionar información acerca de los negocios turbios de altos personeros del Gobierno nacional en territorio estadounidense, pero incumplió esos acuerdos y así, el 27 de noviembre, una corte lo condenó a diez años de prisión.

Por tratarse de delitos cometidos en Estados Unidos, la solicitud de extradición de Andrade que está haciendo el TSJ no es procedente. Es decir, su aprehensión en ese país no fue producto de una solicitud del Gobierno venezolano, de hecho, en ese momento ni siquiera tenía prevista una orden de captura por no haber investigación ni proceso judicial abiertos, sino que su detención y condena fueron por delitos cometidos en Estados Unidos: el no cumplir con los acuerdos a los que se comprometió con la Fiscalía. En todo caso, el teniente retirado podría ser devuelto al país una vez que cumpla su condena, pero no antes.

Lo irregular de la sentencia venezolana antes mencionada, además de una solicitud de extradición que no procede en este momento y en la situación planteada, estriba en que antes de esta petición no había proceso judicial alguno en el país en relación con Andrade. En efecto, de la narrativa del fallo del TSJ  se evidencia que la orden de aprehensión librada por el tribunal de control nacional por presuntos actos de corrupción en el año 2007, es posterior a la detención de Andrade en territorio estadounidense.

Tampoco consta en la sentencia del TSJ que el militar retirado haya sido imputado formalmente antes en Venezuela por los delitos que ahora se le atribuyen (peculado doloso propio previsto en el artículo 54 de la Ley contra la Corrupción, concertación de funcionario público con contratista, artículo 72 de la misma ley y legitimación de capitales, artículo 35  de la Ley contra la Delincuencia Organizada), por lo que resalta el tiempo récord con el que decidió la Sala solicitar la extradición, puesto que el 22 de noviembre de 2018 se tuvo noticias de la detención de Andrade  por esconder o mentir a los investigadores federales, siendo testigo protegido, y la sentencia del TSJ es del 6 de diciembre.

A la luz de los hechos antes descritos, Acceso a la Justicia plantea las siguientes interrogantes: ¿por qué el Gobierno quiere traer a Andrade? ¿Para hacer justicia en los casos de corrupción en los que estaría involucrado mientras fue funcionario? ¿Para evitar que siga cooperando con el Gobierno de Estados Unidos y delate a personeros de la gestión de Maduro o de Chávez? ¿Para rescatarlo y absolverlo o pasarle factura?

Por la forma como se maneja la justicia en Venezuela, con un juicio “fabricado” a toda velocidad después de la detención de Andrade y con un Poder Judicial que no es independiente, la probabilidad de que la solicitud de extradición del TSJ sea para hacer justicia no resulta evidente.

 

Con información de Acceso a la Justicia 

TSJ declara procedente solicitud de extradición  del ciudadano Alejandro Andrade al gobierno de los Estados Unidos de América

LA SALA DE CASACIÓN PENAL DEL TRIBUNAL SUPREMO DE JUSTICIA declaró procedente  la solicitud de extradición del ciudadano Alejandro José Andrade Cedeño al Gobierno de los Estados Unidos de América, por la presunta comisión de los delitos de peculado doloso propio, concertación de funcionario público con contratista y legitimación de capitales.

Dichos delitos están tipificados en los artículo 54 y 72 de la Ley Contra la Corrupción,  y en el artículo 35 de la Ley Contra la Delincuencia Organizada y Financiamiento al Terrorismo, respectivamente.

La sentencia 378 de la Sala de Casación Penal del TSJ, con ponencia de la magistrada Yanina Beatriz Karabin de Díaz, señala que dicha solicitud de extradición activa se declara procedente en virtud de que por noticia criminis se tuvo el conocimiento que el referido ciudadano se encuentra localizado en el territorio de los Estados Unidos, y se encuentra requerido por la autoridades del Estado venezolano.

El dictamen también establece que el Tribunal Supremo de Justicia asume el firme compromiso ante el Gobierno de los Estados Unidos de América, que el ciudadano Alejandro José Andrade Cedeño,  una vez en territorio de la República Bolivariana de Venezuela, será presentado ante el Juzgado correspondiente con miras a iniciar el proceso establecido en la ley adjetiva penal para el juzgamiento de los delitos presuntamente cometidos por el ciudadano ut supra mencionado, todo ello de conformidad con lo establecido en los artículos 382 y 383 del Código Orgánico Procesal Penal, con las debidas garantías constitucionales, procesales y penales establecidas en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela.