Ted Cruz archivos - Runrun

Ted Cruz

Demócrata Catherine Cortez es la primera hispana en el Senado de EEUU

catherinecortes

 

La demócrata Catherine Cortez Masto se convirtió el martes en la primera hispana que ocupará uno de los 100 asientos del Senado estadounidense.

Nieta de mexicano y quien se desempeñó recientemente como procuradora de Justicia de Nevada, se sumará así a los tres senadores hispanos, todos de ascendencia cubana: los republicanos Marco Rubio y Ted Cruz, y el demócrata Bob Menéndez.

Rubio fue reelecto el martes tras superar por 8% al demócrata Patrick Murphy.

Cortez casi no habla español, pero se presentó durante la campaña electoral como una abanderada de la causa de los inmigrantes, que fueron blanco de ataques del candidato presidencial republicano, Donald Trump.

La otra demócrata de ascendencia mexicana que también aspiraba llegar a la cámara alta, Loretta Sánchez, no alcanzó su meta, al caer ante la procuradora de Justicia de California, Kamala Harris.

Entretanto, Adriano Espaillat se convirtió el martes en el primer dominicano en ocupar un escaño de la Cámara de Representantes, al derrotar abrumadoramente a su rival republicano en el distrito 13 de Nueva York.

Espaillat, quien vivió dos años sin autorización en Estados Unidos tras emigrar con su familia a los nueve años de edad, será uno de los nuevos rostros latinos en el Congreso junto a Darren Soto, el primer legislador con ancestros boricuas que representará a la Florida en la cámara baja.

Otro hispano que llegará por primera vez al Capitolio es el abogado Vicente González, quien partía favorito para imponerse al militar retirado republicano Tim Westley y reemplazar al demócrata Rubén Hinojosa en el distrito 15 de Texas, donde los demócratas han dominado desde 1997.

Cortez, Espaillat, Soto y González integran el grupo de 65 candidatos latinos que aspiran a escaños en ambas cámaras del congreso, y que podrían superar a los 32 hispanos que actualmente se desempeñan como legisladores de ambos partidos.

En la cámara de representantes, el republicano Carlos Curbelo, de ascendencia cubana, fue reelecto a la cámara baja tras batir cómodamente en el distrito 26 de Florida al demócrata Joe García, a quien ya había desplazado en 2014.

Otros congresistas de origen cubano que el martes lograron conservar su curul son los republicanos de Florida Mario Díaz-Balart e Ileana Ros-Lehtinen y el demócrata de Nueva Jersey, Albio Sires.

El representante Ben Ray Luján, cabeza de la dependencia del partido demócrata encargada de incrementar su bancada en la cámara baja, también resultó reelecto en el distrito 3 de Nuevo México.

Otros reelectos son los demócratas Rubén Gallego (Arizona), Michelle Lujan Grisham (Nuevo México), Nydia Velásquez y José Serrano (ambos en Nueva York), Joaquín Castro, Filemón Vela y Henry Cuéllar (los tres en Texas) y los republicanos Bill Flores (Texas), Jaime Herrera Beutler (Washington) y Alex Mooney (Virginia Occidental).

Al otro lado de la moneda, los republicanos Angel Cadena, Susan Narvaiz, Héctor Castillo, Julio Garza, Víctor Armendari y Carlos Santamaría fracasaron en sus intentos de desbancar a sus rivales demócratas en Connecticut, Texas, Nueva Jersey, Georgia y California.

Los demócratas Raúl Barrera, Talia Fuentes y Christian Cano también cayeron ante sus rivales republicanos en Texas, Arizona, Carolina del Norte y California.

Estados Unidos: Trump y Sanders ganan en primarias de New Hampshire

Trump8

El republicano Donald Trump y el demócrata Bernie Sanders consiguieron sendas victorias en las primarias presidenciales del martes en New Hampshire, con lo que suman credibilidad a sus candidaturas y ponen de relieve la insistencia de los votantes en ambos lados del espectro político de reformar la política del país.

Aunque New Hampshire es conocido por sus sorpresas políticas, Trump y Sanders mantuvieron ventaja en el estado durante meses. Aun así, ambos tenían que cumplir con las expectativas después de que obtuvieran sus respectivos segundos sitios en las asambleas partidarias de Iowa la semana pasada, en las que Ted Cruz ganó por el bando republicano y Hillary Clinton hizo lo propio entre los demócratas.

Primer paso hacia la Casa Blanca: Donald Trump pierde y Hillary Clinton empata primarias de Iowa

IOWA1

 

El senador ultraconservador Ted Cruz se impuso anoche al magnate Donald Trump en la asamblea legislativa (“caucus”) republicana del estado de Iowa, mientras que Hillary Clinton y Bernie Sanders quedaron en un empate virtual en la cita electoral demócrata, el primer paso del extenso proceso de nominación de candidatos rumbo a las elecciones presidenciales de diciembre.

Cruz recordó que su victoria, pese a ser apretada, se dio con una alta participación que le valió el mayor número de votos totales en la historia de un caucus republicano.

“Es un honor haber terminado segundo”, dijo Trump, más humilde de lo habitual en su sede de campaña en Iowa. El magnate, que hasta ayer nunca se había sometido a una votación, se mostró convencido de que ganará en las primarias de New Hampshire, que se celebrarán en una semana.

“No sé quién ganará entre los demócratas, pero yo voy a proclamarme ganador de las primarias republicana y ganaré a Hillary o Bernie”, afirmó Trump, quien había llegado como favorito a Iowa.

El senador con raíces cubanas Marco Rubio tuvo una elección más sólida de la esperada, al quedar en un tercer puesto con un 23 % de los votos, resultado que lo mantiene como uno de los favoritos en la aún larga carrera por la candidatura republicana, que se formalizará en junio en la convención de Cleveland.

Rubio, que muchos consideran el candidato preferido por los líderes del Partido Republicano, dijo que este “es un primer paso, pero un paso importante”.

Por debajo de la marca del 10 % quedaron el ex neurocirujano Ben Carson, el libertario Rand Paul y el que fuera favorito, el ex gobernador de Florida Jeb Bush, que solo alcanzó el 2,8 % de los votos.

 

Hillary y Sanders, en un “empate técnico”

Por el primitivo sistema de votación demócrata, los resultados de ese partido se hicieron esperar y finalmente arrojaron un empate técnico entre la ex secretaria de Estado Hillary Clinton y el senador socialdemócrata Bernie Sanders.

Con el 95 por ciento de los votos escrutados, Clinton obtenría el 49,9 por ciento y Sanders el 49,6 por ciento de apoyos.

“Respiro aliviada”, confesó a sus seguidores Clinton, quien temía repetir la experiencia de 2008 en Iowa, cuando Barack Obama, un senador por entonces poco conocido, se impuso y la dejó en un tercer puesto, debajo también del senador John Edwards.

Acompañada de su esposo, el ex presidente Bill Clinton, y su hija Chelsea, Clinton destacó que los rivales demócratas podrán llevar adelante “una verdadera competencia de ideas sobre lo que defiende el partido” y dijo estar “emocionada de debatir con el senador Sanders cuál es el mejor camino hacia delante para luchar por nosotros y por Estados Unidos”.

La ex primera dama partía como favorita en las encuestas de intención de voto previas a los caucus, seguida de cerca por Sanders, el candidato que se autodefine como socialista y que es el preferido por el ala más izquierdista de la agrupación.

“Estamos enfrentándonos a la mayor organización política de Estados Unidos. Estamos virtualmente empatados”, expresó Sanders, ante el júbilo de sus seguidores.

“La gente de Iowa envió un mensaje profundo al establishment político, económico, y por cierto, de los medios”, dijo Sanders, prometiendo la implementación de “ideas radicales” en su eventual gobierno.

Dos millones de votantes de Iowa fueron convocados hoy a las asambleas en cerca de 1700 colegios, gimnasios o iglesias habilitados para este proceso participativo con raíces en los orígenes de la democracia estadounidense.

En estos “caucus” muy particulares, los republicanos votan en secreto en papeletas anónimas tras un debate con los representantes de los precandidatos, mientras que los demócratas forman “grupos de preferencia” por candidatos para adjudicarse delegados.

Los caucus demócratas fueron los más caóticos y los que desencadenaron la salida de O’Malley de la ecuación demócrata, ya que obligan a todos los candidatos a conseguir un piso del 15% para conseguir representación.

Los delegados adjudicados a Iowa en las convenciones republicana y demócrata representan un porcentaje marginal, pero abrir con una victoria la carrera de primarias puede ser vital para las campañas.

 

Dos bajas

Mientras tanto, el primer caucus motivó dos bajas, en una en cada partido. Por los demócratas, el ex gobernador de Maryland Martin O’Malley decidió dejar a Clinton y a Sanders solos en la carrera después de obtener menos de un 1% de los votos en la primaria de Iowa.

“Suspendo mi carrera presidencial pero no estoy terminando esta lucha”, dijo O’Malley ante sus seguidores en un acto público en la capital Des Moines, admitiendo que “fue difícil superar el umbral” en las votaciones.

En tanto, el candidato republicano y predicador evangélico Mike Huckabee anunció, mediante un mensaje en Twitter, que abandonaba la campaña presidencial tras situarse en noveno lugar en la primaria de Iowa, con poco menos del 2% de los votos.

“Estoy suspendiendo oficialmente mi campaña. Muchas gracias por su apoyo”, publicó Huckabee.

Al mismo tiempo, el comité de campaña del aspirante Republicano Ben Carson negó que el médico retirado haya abandonado su campaña, después de terminar en cuarto lugar en la primaria de Iowa, lejos de los primeros tres candidatos.

Con la salida de Huckabee, quedan once aspirantes por la nominación del partido Republicano a la Casa Blanca.

 

Donald Trump se queda solo tras arremeter contra mexicanos

Trump

El mismo día que el magnate estadounidense Donald Trump presentó su precandidatura a la Casa Blanca pudo comprobar la importancia de medir bien sus palabras cuando habla en público. Era 16 de junio y Trump, en vez de empezar a ganar amigos y apoyos electorales, empezó a ganar enemigos. “México manda a su gente, pero no manda lo mejor. Está enviando a gente con un montón de problemas (…). Están trayendo drogas, el crimen, a los violadores. Asumo que hay algunos que son buenos”, afirmó.

Desde entonces, han aparecido nuevas compañías que anuncian que cancelan acuerdos comerciales con las empresas o fundaciones del magnate, uno de los más ricos de Estados Unidos. Las cadenas de televisión Univisión y NBC anunciaron que no retransmitirían los concursos de Miss USA y Miss Universo, ambos organizados por una empresa del precandidato republicano. El grupo Televisa también ha anunciado que no participará en proyectos de comunicación relacionados con el magnate y caras conocidas del mundo del espectáculo como Ricky Martin, Shakira, Lupita Jones, Jonathan Scott han criticado los comentarios xenófobos del aspirante a candidato. En el caso de la NBC, la ruptura de relaciones comerciales se realizó después de que más de 200.000 personas firmaran a favor de que la cadena rompiera con el precandidato.

La última empresa en darle la espalda a Trump ha sido la cadena de grandes almacenes Macy’s, que ha anunciado el miércoles 1 de julio que también ha roto la relación comercial con el magnate. La compañía ha asegurado sentirse “decepcionada” y ha defendido que en la empresa “no se tolera” ningún tipo de discriminación. La relación comercial entre la cadena y Trump se remonta a 2004, cuando los grandes almacenes empezaron a vender en sus tiendas la colección de ropa masculina Trump, que será retirada gradualmente de sus estanterías.

“No toleramos la discriminación de ninguna manera”, dijo la empresa en un comunicado. “Recibimos a todo tipo de clientes y el respeto a la dignidad de todas las personas es uno de los pilares de nuestra cultura”.

Incluso el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, se pronunció y dijo:”repudio total a las declaraciones de Donald Trump. Bandido, ladrón, cómo te vas a meter con nuestros hermanos de México que bastante perseguidos y explotados son por ustedes”. “Qué indignación, quien se mete con México se mete con Venezuela. Quien se mete con los mexicanos se mete con los venezolanos”, agregó.

El precandidato presidencial republicano parecía sufrir para mantener en pie el concurso Miss USA tras las renuncias de sus presentadores, artistas, jueces y las dos cadenas de televisión. Flo Rida era el artista más importante invitado a presentarse en la ceremonia de Miss USA. El cantante country Craig Wayne Boyd, ganador de “The Voice” el año pasado, y la cantante pop Natalie La Rose, cuyo sencillo “Somebody” llegó a la lista Top Ten de Billboard este año también abandonaron el concurso.

Pero Trump, showman televisivo, magnate inmobiliario y personaje histriónico donde los haya, no está dispuesto a perder tantos suculentos contratos sin presentar batalla. El martes anunció que presentó una demanda por 500 millones de dólares contra la cadena hispana Univisión –propiedad del magnate Carlos Slim- por romper “abruptamente” un contrato y no cumplir con su compromiso de difusión del concurso de Miss USA, que se celebrará el próximo 12 de julio en Luisiana (EE.UU.). “Nada de lo que dije era diferente de lo que he venido diciendo durante muchos años”, alegó Trump en un comunicado.

El certamen emitió un comunicado esta semana en el que decía que “estamos entristecidos por los eventos recientes, pero el show debe continuar”.

Al tiempo que granjeaba nuevos enemigos, Trump se ha encontrado con el apoyo de personas que tal vez no esperaba, como el senador republicano de Texas y también precandidato Ted Cruz. “Me gusta Trump y creo que lo que dice es verdad”, sostuvo Cruz en una entrevista en la cadena FOX. “No creo que haya que pedir perdón por hablar de inmigración legal”.

* Con información de La Vanguardia y The Associated Press.

Estos son los candidatos que buscan llegar a la Casa Blanca

WhiteHouse

 

La lucha por la Casa Blanca está abierta. Un año y medio antes de las elecciones que se celebrarán el 8 de noviembre de 2016, los posibles candidatos a la presidencia comienzan a posicionarse. A continuación, los principales nombres, ordenados según la encuesta más reciente de Real Clear Politics:

 

CandidatosPresidencialesEEUU

 

HILLARY CLINTON (67): Durante meses guardó silencio sobre sus planes, mientras en la sombra preparaba un considerable aparato electoral. En 2008 parecía que tenía la Casa Blanca al alcance de la mano, pero se interpuso el joven y entonces poco conocido Barack Obama. Clinton ha sido primera dama, senadora y secretaria de Estado, tiene mucha experiencia y un gran número de seguidores.

ELIZABETH WARREN (65): Podría convertirse en un peligro para Clinton. Sobre el todo el sector más a la izquierda de los demócratas preferiría ver como candidata a la senadora de Massachussetts. Esta antigua profesora de Derecho de Harvard se ha hecho un nombre como defensora de la clase media y no ha evitado la confrontación con el presidente Obama respecto a las políticas económicas.

JOE BIDEN (72): El actual vicepresidente suele aparecer a la sombra de Obama. Tiene décadas de experiencia pero también un punto débil: su propensión a las palabras y los gestos que pueden ser malinterpretados. Recientemente provocó revuelo su actitud “demasiado cercana” a la mujer del nuevo secretario de Defensa, Ashton Carter, durante un acto público.

 BERNIE SANDERS (73): Ya ha dicho claramente que quiere enfrentarse a la maquinaria de Clinton. Este senador de Vermont, de carácter brusco, lleva con orgullo el título de “socialista”. Pero es dudoso que su ataque desde la izquierda pueda hacer mella en Clinton.

 MARTIN O’MALLEY (52): Está considerado un liberal. Se opone a la pena de muerte, está a favor de la legalización del matrimonio homosexual, del aumento del salario mínimo y de una legislación más estricta sobre la tenencia de armas. Pero muchos demócratas ven con escepticismo su entrada a primera plana nacional.

JEB BUSH (62): El ex gobernador de Florida podría prolongar la saga de presidentes Bush iniciada por su padre, George Bush Senior, y continuada por su hermano George W. Bush. Todavía no está claro si su apellido lo ayudará o perjudicará en la campaña electoral. En comparación, se lo considera más moderado, y gracias a sus contactos podría movilizar a importantes donantes para su causa.

 SCOTT WALKER (47): Como gobernador de Wisconsin ha dado los más diversos titulares y ha mostrado templanza. Tras emprender una controvertida política de austeridad, sus críticos quisieron sacarlo del poder con una moción de censura. Pero sobrevivió al ataque y sigue siendo gobernador. Las encuestas le dan los mejores pronósticos por detrás de Bush.

TED CRUZ (44): Hijo de un cubano exiliado, es senador por Texas desde 2013 y dio qué hablar con su discurso de más de 21 horas contra la reforma sanitaria de Obama. Es un político ultraconservador, un hombre del Tea Party, que está en contra del aborto y de la regulación sobre las armas, entre otros. Gusta a las bases del partido pero asusta a los indecisos.

 RAND PAUL (52): Está considerado un inconformista, un “outsider”, que con sus posturas liberales atrae sobre todo a seguidores del Tea Party. El credo político de este senador de Kentucky se resume en poca injerencia del Estado, pocos impuestos y ninguna intervención militar. Se opone también a la vigilancia masiva de la Agencia Nacional de Seguridad (NSA).

BEN CARSON (63): Este neurocirujano es muy conocido en círculos médicos, pues está considerado un pionero en las operaciones para separar a hermanos siameses. Carson, afroamericano de orígenes humildes, es también un ultraconservador del Tea Party.

MIKE HUCKABEE (59): Se presentó a las primarias republicanas en 2008 e incluso ganó en Iowa, aunque finalmente el candidato fue entonces John McCain. Desde entonces, este predicador baptista y ex gobernador de Arkansas desfila por los canales de televisión, como por ejemplo un “talk-show” del canal conservador Fox News. Sobre todo toca la fibra sensible de la derecha más religiosa.

MARCO RUBIO (43): También de origen cubano, busca sobre todo el importante voto latino. Senador por Florida, reclama una reforma migratoria amplia y se opone radicalmente al acercamiento entre Washington y La Habana. Es un amigo cercano de Jeb Bush, pero se considera demasiado joven e inexperto.

CHRIS CHRISTIE (52): El gobernador de Nueva Jersey impresiona por su corpulencia y carisma. Durante un tiempo se le consideró como el “favorito en la sombra”. Sus seguidores alaban su cercanía, pero sus críticos creen que habla más de lo que debería y lo consideran demasiado tosco para la Casa Blanca. Sus posturas políticas son moderadas.

RICK PERRY (65): También se cree que tienen interés en las primarias el ex gobernador de Texas RICK PERRY (65), el gobernador de Louisiana BOBBY JINDAL (43) y el ex senador ultraconservador RICK SANTORUM (56), aunque según las encuestas actuales no tienen opciones reales.