Inseguridad archivos - Runrun

Inseguridad

Caracas entre las cuatro ciudades más violentas de la región en índice del BID

AMÉRICA LATINA Y EL CARIBE es la región más violenta del planeta, con 39% de los homicidios, mientras que los robos triplican la media y concentra 41 de las 50 metrópolis más peligrosas, según un estudio del BID presentado este jueves en Santiago.

Con sólo el 9% de la población mundial, la región es la única del mundo donde la principal causa externa de muerte es el homicidio (52% de los fallecimientos). Las ciudades de Caracas, San Pedro Sula, San Salvador y Acapulco son las más violentas del orbe, con tasas de homicidios de 10 a 20 veces mayores que la media mundial, por encima de los 80 por cada 100,000 habitantes.

Los índices de violencia no ceden pese a los mayores niveles de desarrollo alcanzados en los últimos años. “En este sentido, la región es una anomalía”, afirma el estudio “Crimen y violencia, obstáculos para el desarrollo de las ciudades de América Latina y el Caribe”, del Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

Entre 2004 y 2014, la mayoría de los países experimentaron tasas de crecimiento económico anual cercanas al 4%, en tanto bajaron sus índices de pobreza. Los ciudadanos, además, “se volvieron más saludables y alcanzaron un mayor nivel de estudios”.

Pero “los indicadores más relevantes de incidencia delictiva, de victimización, y de percepción de inseguridad se mantuvieron elevados”.

Y la poca confianza de la ciudadanía hacia las instituciones es otro factor relevante, por eso “es necesario crear instituciones eficientes, policías profesionalizadas y más cercanas al ciudadano”, señaló a la AFP Nathalie Alvarado, directora de Seguridad Ciudadana del BID.

Mientras busca soluciones, América Latina se mantiene como la región más violenta del mundo: El 39% de los homicidios tienen lugar aquí, donde en menos de dos décadas se contabilizan más de 2.5 millones de homicidios, un 75% de ellos ocurridos con arma de fuego.

Y el futuro no es alentador. Si la situación y las tendencias se mantienen, se espera que la tasa de homicidios crezca de 22 asesinatos por cada 100,000 personas en 2017 a alrededor de 35 para 2030.

La tasa de robos es también altísima. Por cada 100,000 habitantes, la región registra 321.7 robos, mientras que la media es de 108.

Triste récord
La rápida y desordenada urbanización, el estancamiento de la productividad en las ciudades y el desempleo juvenil son los factores que estarían detrás de este triste récord, según el BID.

En la región, hay 7.1 millones de jóvenes desempleados y 15.1 millones que ni estudian ni trabajan. “La evidencia ha demostrado que un aumento del 1% en el desempleo juvenil conduce a 0.34 homicidios adicionales por cada 100,000 personas”, según el informe.

Hay también “una banalización y normalización” de la violencia, advierte Lucía Dammert, experta en temas de seguridad de la Universidad de Santiago.

A lo anterior se suma la presencia del crimen organizado -expresado en bandas del narcotráfico, trata de personas y minería ilegal- junto con un alto uso de armas de fuego, sobre todo en Centroamérica.

“Con esa presencia de armas, hay un aumento de la utilización de la violencia para terminar con problemas cotidianos”, explicó Dammert a la AFP.

Existe también en la región una baja legitimidad de la policía y la justicia. Solo 20 de cada 100 homicidios resultan en una condena, casi la mitad de la tasa global de 43 por cada 100.

“Tenemos que crear sistemas que no sean un obstáculo para la rendición de justicia ya que sentimos una gran impunidad en América Latina”, comentó Alvarado.

Esa sensación de impunidad lleva a denunciar sólo el 45% de los delitos.

El reporte del BID, presentado en el marco de la 10º semana de la Seguridad Ciudadana desarrollada en Santiago, también alerta sobre el alto costo del crimen para la región: 3.5% de su PIB anual.

Combatir los delitos
Para combatir el crimen, el BID recomienda respuestas innovadoras centradas en labores de los municipios, en la anticipación de los delitos y el análisis de datos en tiempo real.

Bajar los índices de inseguridad “no es tarea fácil, pero estamos viendo en esta semana de la Seguridad que muchas ciudades de América Latina y muchos países han bajado las tasas de homicidios”, remarcó Alvarado.

“Lo que tenemos que ver ahora es cuales son los elementos transformadores para que se hayan dado esas bajas” y asegurar desde el BID que ese conocimiento esté disponible para toda la región, concluyó.

#MonitordeVíctimas | 107 personas han sido asesinadas en 12 masacres en Bolívar desde 2016

@carlos_dhoy

DESDE EL AÑO 2016 HAN OCURRIDO UNA DOCENA DE MASACRES VINCULADAS CON LA EXPLOTACIÓN DE ORO en poblaciones ubicadas al sur del estado Bolívar, masacres que han cobrado la vida de 107 personas.

La última de estas matanzas ocurrió el pasado fin de semana cuando al menos siete personas fueron asesinadas en el sector El Bochinche, municipio Sifontes del estado Bolívar por supuestos integrantes de la organización guerrillera colombiana Ejército de Liberación Nacional (ELN), aun cuando para las autoridades policiales venezolanas este caso sería parte de un enfrentamiento entre bandas criminales nacionales.

Según un conteo de informaciones periodísticas publicadas en los últimos dos años 12 masacres han sido perpetradas por grupos irregulares en el denominado Arco Minero del estado Bolívar, zona que prácticamente se encuentra en manos de bandas lideradas por los denominados pranes.

Según los reportes de prensa muchos de los crímenes múltiples ocurridos en esta zona estarían relacionados con dos tipos de enfrentamientos.

Por una parte según las autoridades la mayoría de los casos son consecuencia de guerras entre grupos armados rivales por el control de las minas.

Esta sería la causa de la masacre de El Bochinche donde la banda liderada por alias “El Coporo” habría atacado a sus rivales para hacerse del control de un yacimiento de oro.

Por otra parte en muchos de los casos de asesinatos múltiples ocurridos en el estado Bolívar se observa la participación de efectivos militares y policiales, quienes reportan haber sido atacados cuando realizaban patrullaje en la zona. El resultado de esas emboscadas es un número importante de decesos en las filas de quienes atacan y ninguno en las filas de los emboscados.

Una tercera opción que está cobrando fuerza es la participación de irregulares colombianos en el negocio minero. Grupos como el ELN, disidentes de las FARC, miembros de grupos paramilitares y miembros de las denominadas Bacrim, o Bandas Criminales estarían incursionando en la zona minera ante la ausencia o con la complicidad de los cuerpos de seguridad del estado.

Dos años de masacres

11 septiembre 2018 Once personas resultaron muertas en un enfrentamiento con comisiones del Ejército y el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) ocurrido en el sector El Triunfo

25 de Agosto 2018 Seis personas fueron asesinadas en el sector El Silencio, municipio Sucre del estado Bolívar

22 de agosto 2018 Es asesinado el índer indígena Misael Rondón

3 de Agosto 2018 Tres hombres mueren al hacer frente a comisiones mixtas que realizaban patrullaje en la mina El Salto eb el sector El Perú, al realizar revisiones en el área se localiza una fosa común con 14 cráneos humanos en su interior

5 de junio 2018 Cinco indígenas fueron asesinados en el sector San Luis de Morichal, municipio Sifontes del estado Bolívar

19 de mayo 2018 Cinco mineros mueren en un supuesto enfrentamiento entre bandas rivales ocurrido en el yacimiento La Janza en El Callao

16 de mayo 2018 Un enfrentamiento en una mina en el sector Caorín. Municipio Roscio del estado Bolívar deja seis personas muertas

10 de febrero 2018 En el yacimiento La Cicapra murieron 17 hombres y una mujer en una incursión de la brigada 51 de Infantería de la Selva.

9 Septiembre 2017 Mina Las Babitas, sector El Manteco, Municipio Piar 10 personas fueron asesinadas un operativo conjunto entre el Ejército y el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc).

10 septiembre 2017 En el sector El Triunfo, municipio Sifontes del estado Bolívar, 11 personas murieron presunto enfrentamiento con organismos de seguridad del Estado.

8 de marzo 2016 Masacre de Tumeremo, 28 mineros desaparecieron, presuntamente asesinados por integrantes de la banda de El Topo, la noche del 14 de marzo de 2016, la labores de búsqueda de los mineros desaparecido de Tumeremo fueron dadas por concluidas con el hallazgo de 17 cadáveres

#MonitordeVíctimas | Alertan sobre desaparición de mineros en presunto enfrentamiento con el ELN en Tumeremo
La persistente y violenta pugna por el control de los yacimientos de oro en la población de Tumeremo suma un nuevo actor: una supuesta célula de la guerrilla colombiana Ejército de Liberación Nacional (ELN) combate contra grupos armados locales y esta podría ser la razón que está detrás de la desaparición de más de una decena de personas.

 

@PableOstos

EL TRÁGICO RECUERDO DE LA MASACRE DE TUMEREMO se cierne nuevamente sobre la población del municipio minero de Sifontes, al sur del estado Bolívar, en donde un grupo de familiares denunció este lunes la desaparición de más de una decena de trabajadores de la minería, señalando como posible causa de esta situación un enfrentamiento armado por el control de la mina El Candado.

La explotación en el yacimiento de oro, ubicado en la vía al sector El Bochinche del municipio Sifontes, ha generado de acuerdo con testigos del lugar una pugna violenta entre integrantes de la banda de Jhosue Zurita, alías el Coporo, y sujetos identificados como la guerrilla colombiana- Ejército de Liberación Nacional (ELN).

Efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim), Ejercito Bolivariano de Venezuela, Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin), y del Cuerpo de Investigaciones, Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) intentaron ingresar la tarde de este lunes al lugar descrito por los familiares, pero la vía es de difícil acceso lo cual ha demorado la incursión.

Las pesquisas se activaron este martes en dos etapas: una parte del recorrido en vehículos rústicos y la otra en motos debido a las dificultades de acceso. Mientras tanto, un helicóptero del Ejército ocupado entre otros por el Mayor General (M/G) Jesús Mantilla Oliveros, jefe de la Región Estratégica de Defensa Integral Guayana (REDI Guayana), sobrevuela el área de la mina.

El diputado de la Asamblea Nacional por el estado Bolívar, Américo De Grazia, difundió una lista con los nombres de seis personas heridas y otras 16 que se encontrarían desaparecidas en lo que calificó como “La Masacre de Bochinche”, sin embargo, las autoridades mantienen total cerrojo con respecto a los detalles de la operación y del caso.


Según lo manifestado por los habitantes de Tumeremo, el domingo 14 de octubre en la tarde hubo un enfrentamiento entre integrantes de la banda de Jhosue Zurita, alías el Coporo y sujetos identificados como la guerrilla colombiana- Ejército de Liberación Nacional (ELN).

Otras versiones ratifican el hecho de la confrontación pero entre bandas locales por el control de la mina, sin confirmar la presencia de una célula de la guerrilla colombiana.

Un hecho confirmado fue el ingreso de seis personas heridas de bala al hospital Dr. José Gregorio Hernández de Tumeremo, lo cual activó las alarmas en el pueblo y la preocupación de las familias no se hizo esperar. Los heridos procedían de la mina El Candado, vía hacía sector El Bochinche y afirmaron que en el sitio habían quedado más personas.

Las familias se organizaron y se reunieron en el sector La Teja-entrada que conduce hacía la mina-, a la espera de que comisiones ingresaran a la zona para constatar la situación.

El horror de la violencia minera

La explotación del oro ilegal como vía de la sobrevivencia económica al sur del estado Bolívar, en un clima hostil controlado por bandas armadas y una actuación cómplice de los cuerpos militares, ha derivado en capítulos de horror como la Masacre de Tumeremo, en marzo de 2016, y otras tantas que han conmocionado al país.

Las masacres que manchan el rostro de la democracia en Venezuela
También le puede interesar Las masacres que manchan el rostro de la democracia en Venezuela

En agosto de este año, la confrontación armada por un yacimiento de oro en la población de Maripa dejó seis fallecidos, entre ellos, el líder de una comunidad indígena.

Los conflictos alrededor de las zonas auríferas aumentaron a raíz del decreto del Arco Minero del Orinoco, que no solo ha dejado una devastación ambiental en la región sino también masacres como esta.

La caída de los precios petroleros en 2014, el fracaso en las políticas económicas (entre ellas, el motor minero) y la conflictividad política se han traducido en una nueva apuesta de Miraflores: la explotación minera como auxilio financiero. En esta región, el mercurio y la sangre se mezclan. Así como la violencia, la anarquía y la impunidad. La plataforma digital InfoAmazonia investigó el alcance social, político, económico y ecológico del Arco Minero del Orinoco en un reportaje titulado Explorando el Arco Minero.

#MonitordeVíctimas | Denuncian que las FAES ejecutaron a un hombre frente a sus vecinos en Altavista
La madre asegura que los policías levantaron de su cama a Mervin Guillermo Herrera Atencio, de 29 años, lo sacaron con una camisa en la cabeza y, según testigos, lo obligaron a tomar un arma y a disparar a la acera para fingir un enfrentamiento.

@Daigalaviz

UN NUEVO NOMBRE SE SUMA A LA LISTA DE LOS PRESUNTOS AJUSTICIADOS por las Fuerzas Especiales (FAES) de la Policía Nacional Bolivariana (PNB). En  esta oportunidad, la víctima fue identificada como Mervin Guillermo Herrera Atencio, de 29 años, quien murió de dos disparos frente a su vivienda en Altavista, parroquia Sucre del municipio Libertador, a las 4:00 de la madrugada del domingo 14 de octubre.

De acuerdo con la madre de Mervin, Lisneida Atencio, los funcionarios de las Fuerzas Especiales llegaron a su vivienda pasadas las 4:00 de la mañana. El joven se encontraba durmiendo y lo sacaron de su cama. La mujer dice que salió en boxer y sin camisa.

Los policías lo llevaron a la acera que está frente a su casa con una camisa en la cabeza y, según testigos, los funcionarios lo obligaron a tomar un arma y que disparara a la acera; según la madre de la víctima, esta acción fue para fingir un enfrentamiento.Minutos después el joven recibió dos disparos en la espalda, frente a sus vecinos.

Mervin se ganaba la vida como vendedor de plátanos y huevos en un camión que se para frente al mercado de Quinta Crespo. Además de comerciante, era miembro principal del consejo comunal de su sector.

Se conoció que la víctima no tenía pareja y residía con su mamá.

#MonitordeVíctimas | Fiscalía imputa a cuatro PNB por homicidio de niño en la Av. Bolívar

CUATRO FUNCIONARIOS DE LA POLICÍA NACIONAL BOLIVARIANA fueron privados de la libertad por su presunta responsabilidad en la muerte del niño Kevin Antonio Segovia Carrero de 12 años de edad, ocurrida el 11 de octubre cuando se dirigía a su colegio junto a su familia y quedaron atrapados en medio de un tiroteo entre funcionarios policiales y un presunto asaltante.

El hecho se registró en la avenida Bolívar de Caracas, a un lado del Museo de los Niños.

De acuerdo con la investigación preliminar, un supuesto delincuente habría despojado a una transeúnte de una cartera en las proximidades de la estación de Bellas Artes del metro. Al percatarse del hecho un grupo de funcionarios de la PNB emprendieron la persecución del desconocido, quien abordó una moto y en su huida rebasó el vehículo donde viajaba la víctima.

Según testigos del suceso, el presunto asaltante disparó en una oportunidad el arma de fuego contra los funcionarios que lo seguían lo que provocó reacción de los policías quienes dispararon en respuesta.

Un disparo atravesó la ventana del asiento trasero del vehículo, donde estaba sentada la víctima y lo alcanzó en la cabeza, junto al niño muerto viajaba su hermano menor, quien no fue alcanzado por las balas.

Después de lo ocurrido, los cuatro policías se pusieron a la orden del Ministerio Público, razón por la cual los fiscales 34º y 79º nacional imputaron a los oficiales Cristhian Chacón (23), Ronald Sifontes (34) y Jonathan Acosta (29), por la presunta comisión de los delitos de homicidio intencional calificado con alevosía en grado de coautoría y uso indebido de arma orgánica.

Mientras que a Rosmary Rengifo (22), le fue imputado el delito de homicidio intencional calificado con alevosía en grado de cómplice necesario.

Todos los delitos fueron imputados con el agravante del artículo 217 de la Ley Orgánica para la Protección del Niño, Niña y Adolescente a los efectos del cálculo de la pena, en virtud de que la víctima es un menor de 12 años de edad.

Los cuatro funcionarios fueron presentados ante el Tribunal 36º de Control del Área Metropolitana de Caracas, instancia que acogió la precalificación fiscal, decretó la medida privativa de libertad y acordó como sitio de reclusión la sede del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas, en Caracas.

MonitorDeVíctimas | Denuncian al FAES por ejecutar a hombre luego de haberlo detenido

@franzambranor

NORIS MENDOZA SABÍA QUE SU HIJO ANDABA EN MALOS PASOS. El pasado lunes 8 de octubre uno de esos movimientos de Yonaike Huertas de 20 años le condujo a la muerte.

En la morgue de Bello Monte, denunció que la Fuerza de Acciones Especiales (FAES), grupo táctico de la Policía Nacional Bolivariana asesinó a su hijo de un tiro en el pecho, luego de haberlo detenido.

Según la versión que maneja Mendoza, su hijo estaba en la autopista Francisco Fajardo a la altura del barrio San Agustín en dirección hacia Caricuao en compañía de otras de dos personas. “Lamentablemente él andaba robando, para qué voy a decir lo contrario”.

Mendoza dijo que su hijo capturado por funcionarios policiales y luego fue ejecutado.

Aseguró que apoya los planes de seguridad para aplacar la delincuencia en Caracas, “pero no se justifica que asesinen a la gente que se ha rendido”.

Mendoza informó que su hijo, quien deja huérfana a una niña de 4 años de edad, había estado preso.

Cuestionan tesis de enfrentamiento

Por otra parte familiares de Aldemaro Ron quien estaba desaparecido desde el pasado lunes 8 localizaron su cuerpo en la morgue de Bello Monte.

A la familia solo se le informó que Ron de 19 años falleció en Las Mercedes luego de un enfrentamiento con el FAES. Ellos cuestionan la tesis y aseguran que Aldemaro fue secuestrado y posteriormente ejecutado.

Los allegados informaron que el cuerpo de Ron presentó dos impactos de bala, uno de ellos en la cara. “Tenía un ojo morado y le faltaba un diente”, dijo un miembro de la familia, eso demuestra que lo golpearon antes de matarlo.

Ron trabajaba como albañil y era oriundo de Barlovento, viajaba todos los fines de semana a esa zona para ver a su hija de apenas 1 año de edad. En Caracas vivía con su abuela en San Martín. Formaba parte de una familia de cuatro hermanos.

Otros dos asesinatos en Caracas

En otros hechos relacionados con la violencia caracaqueña los cadáveres de dos hombres que tenían antecedentes penales fueron localizados en distintas zonas de la Gran Caracas.

En Turgua, municipio El Hatillo, fue localizado el cuerpo sin vida de Johan Ramírez de 18 años de edad.

Familiares dijeron que desconocían las razones del crimen, así como con qué tipo de arma fue asesinado Johan, sólo saben que su cadáver presentaba signos de haber sido golpeado.

Ramírez estuvo un mes detenido en la sede del Cicpc de El Hatillo por robo y se encontraba bajo régimen de presentación.

Por su parte familiares de Ángel Humberto Sierra Serrano, vecino del barrio Los Sin Techo de El Cementerio señalaron que fue asesinado el pasado miércoles 10 de octubre en una parada de los jeep que hacen transporte en esa barriada caraqueña.

Al salir de su casa fue interceptado por varios sujetos quienes le dispararon tres veces. Familiares desconocen si el asesinato tuvo como móvil el robo o a algún problema que tuviera.

Ángel Humberto tenía 28 años, era albañil, estuvo detenido en una oportunidad y dejó huérfanos a 4 niños (3 hembras y un varón). No estaba casado y vivía con uno de sus hijos.

Es la segunda victima que cobra la violencia en la familia Sierra. Un hermano de Ángel falleció de forma similar hace un par de años.

#MonitordeVíctimas | Muere niño atrapado en tiroteo entre PNB y antisociales
La víctima viajaba junto a su papá y dos hermanos cuando se produjo un tiroteo frente al Museo de los Niños

UN DISPARO QUE LO IMPACTÓ EN LA SIEN IZQUIERDA puso fin a la vida de Kevin Antonio Segovia Carrero, un niño de 12 años de edad la mañana de este jueves 11 de octubre, cuando viajaba junto a su papá y hermanos en una camioneta Terios, azul oscuro, placas AGP46F.

Esa mañana, como todos los días, Segovia iba a dejar al menor de sus hijos en la unidad educativa donde cursa tercer grado. Luego llevaría al liceo Caracas a Kevin Antonio, que estudiaba primer año y también practicaba fútbol. Su hermano mayor estudia en ese plantel.

Lamentablemente el vehículo quedó en la línea de fuego de un tiroteo que se registró entre funcionarios de la PNB y presuntos delincuentes que tripulaban un rústico marca Toyota modelo Machito, poco antes de las 7:00 am.

Antonio Segovia, padre de la víctima, llevaba al menor de los niños, de 9 años de edad, a la Unidad Educativa República Bicentenaria ubicada cerca del urbanismo de Misión Vivienda Oscar López Figuera, frente al Museo de los Niños en Parque Central.

Segovia había salido de su casa en Maripérez y tomó la vía de la avenida México desde donde bajó para pasar la avenida Bolívar. En ese momento uno de los niños le llamó la atención porque vio a 2 funcionarios de la PNB, en moto, que llevaban las pistolas en sus manos.

Aceleró la camioneta para evadir cualquier cosa que pudiera ocurrir y fue en ese momento cuando se produjo el tiroteo. Un proyectil entró por el vidrio izquierdo trasero e impactó al niño ocasionándole la muerte en forma instantánea.

El hermano mayor, de 14 años de edad, logró pasar al asiento delantero al menor de los niños para protegerlo.

La madre de la víctima al tener conocimiento de lo ocurrido se trasladó al sitio donde estaban maestras y profesores de la unidad educativa que atendieron a los dos hermanos de Kevin Antonio y a su mamá.

Personas que se encontraban en el sitio del suceso indicaron que los funcionarios de la PNB que se enfrentaron a los presuntos antisociales se retiraron del sitio, como si nada hubiese ocurrido, luego llegaron otras comisiones de ese organismo así como del Sebín.

Funcionarios adscritos al Eje Central de la División Contra Homicidios del Cicpc iniciaron las averiguaciones. El cadáver fue trasladado a la morgue.

Las investigaciones determinarán qué tipo de proyectil segó la vida del niño, si pertenece a la PNB o a una de las armas que portaban los presuntos antisociales quienes se dieron a la fuga en medio de la confusión.

Antonio Segovia pidió que se haga justicia y espera que las cámaras de seguridad que están en la avenida Bolívar sirvan para establecer responsabilidades “y que no solo sean utilizadas para actos políticos”.

Cuando la madre la víctima llegó a la morgue de Bello Monte con otros familiares allí llegó una comisión del Ministerio de Educación a fin de conocer detalles del suceso.

Antonio Segovia es profesor de la Universidad Nacional Experimental de la Seguridad, Unes.

 

#MonitordeVíctimas | Matan a joven en Chacao para robarle el celular

DAVID JAVIK CONTRERAS VELASCO, de 27 años de edad, fue asesinado, a las 9:15 de la mañana de este jueves 11 de octubre en la avenida Francisco de Miranda, municipio Chacao, cerca de Farmatodo cuando ofreció resistencia a ser despojado de su celular.

La víctima había salido de la farmacia con su mamá y atendía una llamada cuando una moto se detuvo y de ella bajó el parrillero quien se le acercó y le pidió el teléfono.

Entre Contreras Velasco y el antisocial se produjo un forcejeo en el que el hombre no pudo arrebatarle el celular y en respuesta le dio un disparo en el brazo izquierdo, el proyectil se introdujo en el intercostal de ese lado causándole la muerte en forma instantánea.

El cadáver estuvo en la acera, cerca de un quiosco, casi 3 horas, luego llegó la furgoneta del Eje Este de la División Contra Homicidios del Cicpc que levantó el cuerpo y lo llevó a la morgue.

Contreras Velasco, era el menor de 2 hermanos, el mayor murió en un accidente de tránsito hace varios años años. Su muerte conmocionó a vecinos y amigos. Era muy conocido en el municipio. Laboraba en un quiosco ubicado en la acera del frente del lugar donde lo ultimaron. Al parecer el antisocial le disparó con un revólver calibre 38.

Un motorizado que llegó al sitio manifestó que se desplazaba por la avenida Francisco de Miranda cuando oyó 2 detonaciones y como vio bajar por la avenida Guaicaipuro un camión de transporte de valores pensó que lo estaban asaltando.

Agregó que los antisociales se dirigieron hacia la autopista Francisco Fajardo.

El sitio estuvo custodiado por funcionarios de Polichacao. El comisario Luis Godoy, director de esa institución, estuvo en el lugar del suceso. Al ser consultado sobre lo ocurrido dijo que era lamentable tener que dar la noticia de la muerte de un joven venezolano.

Indicó que en las calles del municipio hay cámaras de seguridad que deben de haber grabado a los homicidas de Contreras Velasco, los videos serán entregados a los investigadores del Cicpc.

“Tenemos una crisis moral”, dijo al referirse a la actuación de personas que matan para robar un celular y agregó que Chacao es uno de los municipios menos violentos del país.

Refirió que este año han registrado 13 muertes violentas en el municipio, 3 de éstas han sido sicariatos. Indicó que la comunidad tiene que denunciar los delitos a fin de evitar que Chacao se convierta en un municipio violento.

“No vamos a permitirlo”, dijo.