Guardias Nacionales archivos - Runrun

Guardias Nacionales

Diputado Matheus denunció que 35 personas fueron secuestradas por GNB en Carabobo

matheus

El diputado Juan Miguel Matheus denunció que 35 personas fueron secuestradas esta tarde por el llamado Plan Zamora en el Distribuidor El Trigal de Valencia en el estado Carabobo.

Matheus dijo que la gente estaba manifestando pacíficamente y fueron emboscados por un grupo de Guardias Nacionales.

El parlamentario denunció que pretenden levantarles un juicio militar.

 

Juventud en la calle

El presidente de la Federación de Centros Universitarios de la Universidad de Carabobo (UC) , Iván Uzcátegui, había alertado sobre la desmedida represión en el estado con la aplicación del Plan Zamora.

“Es el estado donde más han utilizado los organismos de inteligencia del Estado, como el Sebin, fuerzas de uso político, contra jóvenes y estudiantes que se encuentran en la calle. El día martes fueron detenidos jóvenes y estudiantes solamente por utilizar una bandera y sacar una pancarta”, advirtió.

 

Gerardo Vásquez, vicepresidente de la Asociación de Profesores de la UC, añadió que marchaban en apoyo a “los estudiantes y a la juventud valiente que ha asumido una vanguardia de lucha en representación de toda la sociedad civil. Una sociedad civil que reclama que el gobierno retome los canales institucionales”.

Con información de El Estímulo

 

Dos GNB cumplirán sentencias de 30 y 16 años por muerte de Geraldine Moreno

presos2

 

Dos funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) identificados como Alvin Bonilla Rojas y Francisco Caridad Barroso fueron condenados a 30 y 16 años de prisión, respectivamente, por el asesinato de la estudiante y deportista carabobeña Geraldine Moreno Orozco.

La joven de 23 años recibió los disparos de los efectivos de la GNB en el rostro la noche del miércoles 19 de febrero de 2014, mientras observaba una manifestación desde su lugar de residencia en el sector Tazajal del municipio Naguanagua, estado Carabobo.

A partir del 2 de mayo deberán cumplir con las sentencias. A Bonilla Rojas le fueron imputados los delitos de homicidio calificado perpetrado con alevosía y por motivos fútiles e innobles, uso indebido de arma orgánica, autor del delito de trato cruel en grado de complicidad correspectiva y quebrantamiento de principios y pactos internacionales.

Mientras que a Barroso le fueron imputados los delitos de complicidad no necesaria homicidio calificado perpetrado con alevosía por motivos fútiles, uso indebido de arma orgánica, trato cruel en grado de complicidad correspectiva y quebrantamiento de principios y pactos internacionales.

Luis Betancourt, abogado y defensor de la ONG Foro Penal en el estado Carabobo, publicó la notificación de la sentencia en su cuenta oficial en la red social Twitter, este viernes 28 de abril.

 

33 GN detenidos por allanamiento a la Universidad de Carabobo

gnbs

 

Las autoridades de la Universidad de Carabobo entregaron, al comandante de la Zodi Carabobo G/D Santiago León Sandoval, el documento exigiendo el cese a la represión contra estudiantes e instalaciones educativas.

La rectora de la UC  Jessy Divo de Romero, a su salida de la Brigada Blindada dijo que le confirmaron la detención de 33 Guardias Nacionales que están siendo investigados por la justicia militar por estar presuntamente vinculados al allanamiento de la casa de estudios el pasado 5 de abril.

Divo explicó que en la misiva del Consejo, expresaron el sentir universitario pidiendo además la liberación del profesor Santiago Guevara así como de los presos de todas las universidades aprehendidos en manifestaciones, el cese de la represión por parte de los organismos de seguridad del Estado y exigieron se haga justicia en el caso del allanamiento a la casa de estudios.

Los estudiantes se mantuvieron en las adyacencias de la unidad militar, que se mantiene fuertemente custodiada.

De taxis del

@KaryPerazaR

“QUIETOS LEVANTEN LAS MANOS”, así detuvieron unos sujetos armados a quienes trasladaban en moto a Miguel Ángel Colmenárez Milano, de 36 años de edad, una de las víctimas mortales de la represión en Lara.

Colmenárez estaba acompañado por cuatro amigos más, cuando caminaba por la carrera 14B con calle 60 de Barrio Nuevo, zona oeste de la ciudad de Barquisimeto.

En ese momento ninguno imaginó que ese grupo armado, segundos después acabaría con la vida de Colmenárez Milano, quien la noche del martes 11 de abril se convirtió en la primera persona asesinada en el estado occidental tras haberse desatado las manifestaciones desde el jueves 6 de abril.

Estaban encapuchados

“Íbamos a buscar una plata y nos detuvieron unos sujetos se identificaron como Guardias Nacionales, nos pidieron los documentos y después de revisarlos no los entregaron, nos dijeron que los agarráramos para que no nos pararán por allí, pero en ese momento llegaron más motos, como tres taxis del Gobierno y una camioneta Bronco negra, todos se conocían, andaban juntos”.

“Nos preguntaron si estábamos manifestando, porque en la calle 60 con carrera 15 habían protestas en ese momento, les dijimos que no y hasta nos agarraron las manos y no las olieron para ver si olían a gasolina, nos requisaron y nos quitaron los teléfonos y todas nuestras pertenencias”, relata uno de los cuatro sobrevivientes de esa noche, quien no es identificado para proteger su integridad.

El joven alto, bastante delgado, se soba las manos, se siente nervioso, se le quiebra la voz para hablar y mira a todos lados, siente que lo están vigilando. Describe como una noche de terror, comenta que eran exactamente las 9:45 de la noche, las calles estaban un poco solas, en el momento en que fueron interceptados.

Con voz baja y temerosa prosigue su relato. “Nos tiraron al piso, nos golpearon e insultaban, a pesar de que estaban encapuchados nos decían que no los miráramos, que si lo hacíamos nos mataban a todos. Otro también nos decía que estaba esperando la orden para matarnos”.

“Yo simplemente pensé que ya era hombre muerto, que de esa no saldría”, explica uno de los testigos principales.

Con mayor desesperación y angustia el joven indica que todo fue muy rápido, pero fueron segundos que para ellos fueron eternos. Los sujetos que los tenían rodeados les dieron órdenes que corrieran. “Cuento tres y no los veo. Uno, dos… y soltaron el primer tiro”, dice el muchacho.

“Miguel se puso la mano de lado pero corrió, se escuchó otro disparo y cayó, nosotros corrimos y la gente se retiró, después que pasó todo fue que entendimos que eran esos grupos que llaman colectivos”.

Colmenárez Milano fue auxiliado y trasladado hasta el ambulatorio del Obelisco, recibió una descarga de escopeta en el pecho y por las lesiones causadas por los perdigones muchos pensaron que se trataba de múltiples heridas, por lo que se corrió el rumor que eran 11 tiros, explica una fuente policial, quien detalló que el joven no resistió y murió. En el hecho resultaron heridos dos de los acompañantes, uno en la pierna y el glúteo y el otro en el hombro, ambos se encuentran estables.

Siembran terror

Justo a las 9:13 de la noche de ese mismo martes vecinos de la Florencio Jiménez detallaban a través de grupos y algunas redes que por dicha avenida ubicada por la zona oeste de la ciudad, iba bajando un grupo de sujetos armados en motos y alrededor de ocho taxis blancos, eran Cherys Orinoco y varias camionetas, algunos según testimonios de los vecinos de la zona gritaban: “Guarimberos, no queremos guarimbas. Viva Chávez”.

“Cuidado. Bajan los colectivos a sembrar terror”, eran algunas de las alertas.

Justamente esos taxis fueron reportados después de las 10 de la noche por la calle 60 con carrera 15, muy cerca de donde fue el crimen, frente de la plaza Miranda. A través de notas de voz que fueron difundidas por diversos grupos de WhatsApp, indicaban que se estaban metiendo en una pizzería e iba hacer incendiada con bombas molotov que cargaban sujetos desconocidos, existiendo el peligro que las llamas se extendieran hacia la sede del Colegio Nacional de Periodista (CNP) Lara, pero la acción vandálica no pasó a mayores.

Funcionarios del Eje de Homicidios comenzaron las investigaciones del hecho, se tiene conocimiento que se entrevistaron a los testigos, además fueron recolectados los vídeos de varias cámaras de la zona. Una fuente ligada a la investigación indica que aún no se ha verificado si son los mismos que tienen que ver en el ataque de la pizzería, pero lo que si confesaron los uniformados es que en el sitio del crimen estaban más de 40 personas, la mayoría armadas y llevaban consigo armas cortas y largas, además de estar presente mujeres, situación que fue confirmada por los testigos.

Lo despiden bajo la lluvia

A pesar que estaba lloviznando la casa de Colmenárez Milano, ubicada en la calle 58 con 14B del sector Barrio Nuevo, a dos cuadras de donde fue asesinado, estaba llena de familiares y amigos, quienes estaban presente para darle su último adiós.

Su madre no se quiso ser identificada, pero indicó que era la primera vez que la familia atravesaba por una situación así, esperaba que fuera la ultima, informó que la víctima fatal era el menor de cuatro hermanos y con su muerte queda una niña de 11 años huérfana de padre. Se ganaba la vida vendiendo filtros y lo describió como un joven colaborador y trabajador.

Captura de pantalla 2017-04-15 a la(s) 3.03.33 PM

Jesús Herrera, uno de sus vecinos detalló que el muchacho era de buena familia, sano, trabajador, que nunca se metía en problemas. Relató que los criminales se trasladaban en taxis de “esos del Gobierno”, contó además que el día anterior también habían pasado amedrentando por la zona a aquellas personas que estaban manifestando.

Gabriel Alfonso otro vecino solo agregó “fueron los colectivos que hicieron eso”.

Entre la 1 y 1:20 de la tarde del Jueves Santo fue sacado el féretro donde llevaban a Colmenárez Milano, fue cargado en hombro por sus seres queridos y paseado por varias calles de la zona. La llovizna acompañó a los presentes quienes en medio del dolor comentaban con temor que esperaban que este caso no quedara impune.

 

Guardias nacionales: A 12 años de la ignominia por Eddie A. Ramírez S.

gn

 

Numerosos oficiales de la Guardia Nacional han estado presos, se encuentran exiliados o han perdido su carrera por no estar de acuerdo con el régimen totalitario, por lo que no puede satanizarse a todo un cuerpo. Lamentablemente, un número  significativo de sus miembros ha incurrido en  violaciones a los derechos humanos.  No somos fiscales, ni jueces, por lo que solo seguimos insistiendo en que deben ser investigados y castigados de ser culpables.

Entre los hechos criminales están los asesinatos en los alrededores del liceo Fermín Toro  el 11 de abril del 2002.  Fueron  imputados el cabo Luis Alberto Carrero y los distinguidos Carlos Díaz Pérez, Elys José Navas y Luis Rodríguez Valera, pero después no se supo nada de ellos. A pesar de las evidencias fotográficas, el general Eugenio Gutiérrez declaró: ¨Que yo sepa no hubo disparos por parte de la Guardia Nacional¨; el general Belisario Landis sostuvo que: ¨Cuando una marcha se cambia de ruta no da tiempo para establecer un adecuado dispositivo de seguridad para proteger a la ciudadanía¨, o sea que unos ciudadanos a pie avanzan más rápido que unas tanquetas que han debido interceptar la marcha si es que querían evitar la masacre.

El 3 de diciembre del 2002 un contingente de la Guardia,  al mando de los generales  Jesús Villegas Solarte y Alexis Maneiro Gómez,  innecesariamente agredió con balas de plástico y lacrimógenas a periodistas y a petroleros e inclusive al pundonoroso general Carlos Alfonzo Martínez. El general Eugenio Gutiérrez declaró que: ¨Los representantes de los medios casi golpean a los guardias, los desafiaban y provocaban¨.

El 1 de marzo del 2004, un pelotón de guardias nacionales facilitó el asesinato del técnico petrolero José Manuel Vilas en San Antonio de los Altos, perpetrado  por dos motorizados paramilitares rojos. A pesar de que fueron identificados por el CICPC, la  Fiscalía se ha negado a investigar.  El 4 de marzo del 2004 fue asesinada en Machiques Evangelina Carrizo; por este hecho fueron señalados  los entonces subtenientes Casañas y Ramzor Bracho. Este último y otros cinco miembros de la Guardia fueron asesinados en diferentes sitios en los sucesos del 2014, sin que haya imputados. ¿Quiénes les dispararon? ¿Acaso paramilitares rojos?  El 27 de febrero del 2004 la Guardia repelió con ferocidad inusitada a los manifestantes que marchábamos al Teresa Carreño a entregar documente al Grupo de 15 presidentes. La represión se extendió varios días fueron  asesinados cinco ciudadanos, 14 heridos de balas, 220 lesionados y 52 detenidos.

El 19 de febrero 2014 fue asesinado a golpes por guardias nacionales José Alejandro Márquez y el  22  fue asesinada Geraldine Moreno, investigándose a los guardias Franklin García López, Paola Marlene Barroso Ortiz y Albin Bonilla. La guardia Josneidy Castillo agredió brutalmente a la joven Marvinia Jiménez.

En los desalojos de campos residenciales petroleros de Oriente y Occidente  la Guardia y el ejecito cometieron innumerables  atropellos. En el desalojo de San Tomé el entonces capitán Gustavo Petit llegó a amenazar a niños y los insultó llamándolos ¨gusanitos escuálidos¨.

Este 25 de septiembre se cumplieron doce años de una de  las acciones más abominables cometidas por guardias nacionales, quienes en horas de la madrugada agredieron  a residentes en el campo petrolero de Los Semerucos, en Falcón.  A las 4:41 am entraron al campo residencial unos 350 guardias y unos cien policías con gritos de guerra para atacar al ¨enemigo¨ integrado por niños, madres, abuelas y padres de familia. Lanzaron lacrimógenas dentro de las casas y  repartieron peinillazos. Amenazaron con violar a las mujeres, las llamaron putas y les decían ¨vengan que nosotros sí somos machos¨.

Nadie puede decir que no se enteró de estos hechos, ya que los mismos fueron vistos en vivo por la televisión, apreciándose a madres y abuelas corriendo despavoridas con niños en los brazos y protegiéndose de las bombas. Diecinueve ciudadanos fueron lesionados, cuatro de ellos con heridas de consideración, entre ellos varias damas,  36 niños tuvieron que ser atendidos por asfixia y 26 residentes, entre ellos dos damas, fueron detenidos.   Para vergüenza de los rojos, ninguno de sus  dirigentes protestó por estos cobardes atropellos. Los chacales que cometieron los desafueros  pertenecían al Destacamento 44 de la Guardia con sede en Punto Fijo y otros traídos desde Barquisimeto.

Hemos señalado que al respecto debe  investigarse al general Jesús Villegas Solarte, comandante general de la Guardia, a los entonces  teniente coronel Lenín González Trómpiz, comandante del Destacamento, al mayor Manuel Graterol, capitanes Giovanni Bianco y Raúl Milán, teniente Montilla, sargento Omar Luque Z., cabos julio Mireles y Bravo, y guardias Alirio Barradas, Bermúdez y Piña. Igualmente a los funcionarios de Pdvsa  Iván Hernández, gerente de la refinería,  Félix Rodríguez, gerente de Occidente y teniente coronel (R)  Dionisio Durán,  gerente de prevención y control de pérdidas.

Ojalá, aunque tardíamente, algunos dirigentes rojos tuviesen la honestidad intelectual de reconocer estos atropellos y soliciten que se investiguen.  Ninguno de esos hechos debe quedar impune.

Como en botica: Maduro ladra a los presidentes  vecinos pero después les lame la mano. La ministra Desirée Santos y  William Castillo Director General de Conatel produjeron un vergonzoso  comunicado  en contra del excelente periodista César Miguel Rondón ¡Qué ruines!   ¡No más prisioneros políticos, ni exiliados!

[email protected]

.  

Esbirros Siglo XXI: In memoriam de Rodolfo González por Eddie A. Ramírez S.

RodolfoGonzález1

 

El régimen del presidente de facto emplea cuatro tipos de esbirros para imponer su totalitarismo: 1- El tradicional policía asesino y torturador, tipo Miguel Silvio Sanz, Barretico, bachiller Castro y ¨Suelaespuma¨, de la dictadura  perezjimenista. 2- Guardias nacionales. 3- Paramilitares rojos y 4- Fiscales y jueces que imputan y condenan a inocentes. Los dos últimos son innovaciones de los ¨revolucionarios¨.  Los  esbirros de la Seguridad Nacional terminaron mal. Unos fueron ajusticiados por el pueblo el mismo 23 de enero de 1958 y varios purgaron muchos años de cárcel. Por ahora los esbirros rojos están en libertad.

En el Siglo XXI, los policías asesinaron, entre otros, a Bassil Da Costa, Juancho Montoya,  Jesús Acosta, Juan Carlos Sánchez,  López Castillo y al niño Kluivert Roa. Guardias Nacionales mataron a  Evangelina Carrizo,  Geraldine Moreno y Alejandro Márquez. Paramilitares rojos que  asesinaron a  Maritza Ron solo estuvieron unos pocos meses presos, gracias a la ¨benevolencia¨de una juez. Los que mataron a José Manuel  Vilas están en libertad a pesar de que uno de ellos está identificado. Quienes cegaron la vida de   Roberto Redman, Génesis Carmona, Wilmer Carballo, Daniel Tinoco, Guillermo Alfonso Sánchez, Argenis Hernández, Anthony Rojas, Jesús  Orlando Labrador y otros,  disfrutan de la complicidad del sistema judicial.

Policías y guardias nacionales han violado los derechos humanos en el pasado. Los  perversos  inventos del  totalitarismo Siglo XXI fueron  crear cuerpos paramilitares oficialistas para intentar evitar que se culpe al régimen y la utilización de fiscales y jueces sumisos para cubrir con un manto de ¨legalidad¨ los atropellos a quienes se oponen al régimen. Todos los esbirros son repudiables y tendrán que enfrentar la justicia cuando tengamos un estado de derecho. Sin embargo, merecen mayor condena aquellos que pasaron por una universidad y fueron formados para impartir justicia. Algunos han comparado a nuestros fiscales y jueces intelectualmente deshonestos con los llamados ¨juristas de horror¨de la época nazi.

El caso de Rodolfo González es indudable que fue un suicidio inducido por presión psicológica. Desde abril estaba en la ergástula del  Sebin imputado por la  fiscal Katherine Harrington Padrón, responsable de las acusaciones sin base a Leopoldo López, Antonio Ledezma, María Corina y otros. Considerando la edad de Rodolfo y ante la falta de pruebas,  lo procedente hubiese sido que la juez del caso, Verónica Soto de Ovalles,  hubiese dispuesto su libertad o bien someterlo al régimen de presentación. Lamentablemente, no fue así y quien luchó por una mejor Venezuela estuvo  detenido  durante un año en condiciones inhumanas.  Fue sometido a grandes presiones psicológicas,  acrecentadas el último día con la noticia de que con sus compañeros presos políticos sería trasladado a la mortal cárcel de Yare, en condiciones muy diferentes a las que disfrutaron Chávez y otros golpistas.

Ineludiblemente viene a la mente  el  versículo del profeta  Isaías: ¨¡Ay de los que a lo malo dicen bueno, y a lo bueno malo; que hacen de la luz tinieblas y de las tinieblas luz!¨ . Un hombre justo, como Rodolfo, puede descansar en paz.  Mientras tanto, los demócratas permaneceremos ¨ Afligidos en todo, pero no agobiados, perplejos, pero no desesperados¨ (Corintios 4:8-12).  ¡Seguimos presentes y comprometidos!

Como en botica: La Gente del Petróleo, por intermedio de su Coordinadora Nacional Beatriz García, acudió a la Fiscalía General a solicitar se investiguen los actos de corrupción en Pdvsa, entre ellos los depósitos de millones de dólares en un banco de Andorra.   El caporal de la Asamblea Nacional sigue amenazando a quienes adversamos su totalitarismo. Insistimos en que el decreto de Obama  es contra algunos personeros del régimen y no contra Venezuela y que no representa injerencia, ni violación de nuestra soberanía.  Cobardes, hipócritas y vende patria,  señor  William Fariñas,  son quienes entregaron nuestra Venezuela  a Cuba, la hipotecaron a  China, no defendieron nuestros derechos en Guyana y regalaron parte de nuestros ingresos petroleros a Nicaragua, Bolivia y otros.  Ridículas  las maniobras cívico-militares realizadas en la refinería de Amuay. El Ministerio de la Defensa no ha informado de la supuesta pérdida de dos tanquetas y del lamentable  fallecimiento de un soldado en la reciente  pantomima anti imperialista.   La aprobación de la nueva Ley Habilitante es para reprimir con mayor rigor a los demócratas.  Es injusto que a jubilados petroleros, profesores y otros que residen en el exterior  les nieguen la remesa en dólares.  Chaderton es un sujeto espernible  ¡No más prisioneros políticos, ni exiliados!

[email protected]