fotografía archivos - Página 2 de 3 - Runrun

fotografía

Humano Derecho: con la fotógrafa Gala Garrido, coordinadora de la Organización Nelson Garrido

Entrevista a la fotógrafa Gala Garrido, coordinadora de la Organización Nelson Garrido (@laoonglaonglaong)  espacio cultural autogestionado ubicado en la ciudad de Caracas.
La ONG tiene como eje central la formación de fotógrafos, actualmente estrena su 4to ciclo de talleres para quienes quieran iniciarse o perfeccionar la técnica, también cuenta con un estudio de grabación y una tienda de cómics.
Gala (@galagalo) trabaja con la puesta en escena y la cotidianidad. Sus grandes temas de experimentación artística son la mujer, el poder y el erotismo. En su última serie “Las Bacantes”, aborda los casos de trece mujeres que han sido parte del circulo de la violencia.
Para Gala el artista tiene un compromiso con su contexto.  “El arte está para responder, de eso se trata” e insta a los artistas venezolanos a realizar un trabajo coherente.
Suenan: Againts Me! con “I was a Teenage Anarchist”, Los Cadáveres Podridos con “La Segunda Muerte” y A Wilhelm Scream con “The King is Death”.
Descarga la app de Humano Derecho y recibe noticias sobre DDHH, eventos culturales y escucha los programas directamente en tu celular. Entra a: https://play.google.com/store/apps/details?id=com.nogueravictor.humanoderecho&hl=es-419
Instagram: cinco años, 400 millones de usuarios y 40.000 millones de fotos

Insta

 

El 6 de octubre de 2010 Kevin Systrom y Mike Krieger lanzaban Instagram, una red social que en cinco años ha sumado 400 millones de usuarios y publicado 40.000 millones de fotos.

La aplicación móvil de fotografía, que Facebook compró en abril de 2012 por mil millones de dólares, es testigo cada día de 80 millones de nuevos vídeos e imágenes que reciben 3.500 millones de “me gusta”.

Comenzó como una “app” de iPhone para compartir imágenes cuadradas a las que se les aplicaban unos cuantos filtros, pero por el camino no sólo se han sumado otros sistemas operativos y nuevos filtros, también los vídeos y los formatos panorámicos, reseñó Efe.

Junto a la llegada de personajes públicos a la plataforma -con perfiles que van de Hillary Clinton a David Beckham- fue forjándose una creciente popularidad de los “instagramers” más talentosos.

Y, cómo no, aterrizó la publicidad: los anuncios empezaron a aparecer en pruebas en Estados Unidos en 2013 y hoy en día se muestran en el “muro” de todos los usuarios.

Además, en sus cinco años de vida Instagram ha dedicado tiempo a crear otras aplicaciones complementarias, como Hyperlapse, para crear “time lapses” con el móvil, o Layout, para publicar composiciones de varias fotos en una sola imagen.

La inmediatez y la comunidad han sido claves en el crecimiento de Instagram, más que la búsqueda de la foto perfecta, explicó en una entrevista con Efe su responsable global de negocio y desarrollo de marca, James Quarles.

“En nuestros mejores días, somos la red social de la felicidad. Pero la felicidad no es la única emoción expresada: hemos visto las revueltas en Estados Unidos, las tormentas de nieve, la crisis de refugiados… Hay imágenes duras y que impactan, no sólo felices y alegres. Tenemos 400 millones de cámaras documentando lo que está pasando en el mundo”, recalcó Quarles.

Presentan primer libro de fotografía móvil “Gente que Emprende”

Gentequeemprende

 

Banesco Banco Universal, institución de capital 100% venezolano, bautizó el libro “Gente que Emprende”, que reúne las imágenes de emprendedores venezolanos seleccionadas por el jurado del concurso que se realizó en la cuenta de Instagram de Banesco, con el apoyo de Instagramer Venezuela y en el marco del Programa de Responsabilidad Social de la entidad financiera.

“Gente que Emprende” es el primer libro de fotografía móvil editado en el país. Reúne gráficas creativas e ingeniosas que fueron hechas por fotógrafos aficionados con dispositivos móviles inteligentes; solo debían reflejar el quehacer de la gente, su pasión y constancia por el trabajo.

Miguel Ángel Marcano, presidente ejecutivo de Banesco, destacó que con este libro se está reconociendo “el espíritu emprendedor, que es hechura de muchos, que es obra de un conglomerado creador y creativo. Todos los libros son útiles y valiosos,  y este ejemplar – lleno de historias y mensajes positivos- conlleva emoción y belleza en su diversidad”.

“Ha sido hecho por los emprendedores con su carisma y su pasión;  ha sido hecho por quienes descubrieron y mostraron a esos emprendedores en su más noble y genuina imagen; ha sido hecho por quienes han analizado con sensibilidad y oficio lo que han descubierto aquellos observadores con sus móviles. Y por si fuera poco, este libro ha sido elaborado con el apoyo de Instagramers Venezuela, una infinita comunidad de ojos maravillosos, que concatena el talento y tiene el mayor número de fotografías subidas a la nube digital en nuestro país”, señaló.

Consuelo Di Carlo, Manager de Instagramers Venezuela, agradeció a Banesco “por su aporte y apoyo a la fotografía móvil venezolana, por habernos permitido ser parte de este proyecto iniciando un emprendimiento digital que logró acercarnos más a todos los emprendedores venezolanos a través de la fotografía móvil y que ahora queda plasmado en este libro”.

Las tres fotos ganadoras, así como las menciones especiales,  fueron seleccionadas por Lorena González, curadora de arte de Banesco; Nelson Garrido, fotógrafo venezolano; Sergio Antillano, ingeniero con experiencia en museografía y curaduría de exposiciones; y Vasco Szinetar, fotógrafo.

El primer lugar fue obtenido por Leonardo Coutinho; el segundo por Isabel Arteaga Duque; y el tercer premio fue para Carlos Pérez González. Las tres menciones especiales del jurado fueron para Eduardo José Salamiá, Viviana Moreno Troconis y Carlos Hernández.

El bautizo fue realizado en Ciudad Banesco. El acto fue encabezado por Miguel Ángel Marcano, presidente ejecutivo de Banesco; Maribel Osorio, VP de Gestión de Redes de Banesco; Consuelo Di Carlo, Manager Instagramers Venezuela, y José Pulido, periodista, escritor y prologuista del libro.

Este es el primer libro sobre fotografía móvil. La segunda edición será producto del concurso de fotografía móvil #ArquitecturaVenezolana2015, que inició el 1° de mayo y culmina el 31 de diciembre de 2015, y que quiere destacar las joyas arquitectónicas del país.

 

Las 10 preguntas que te puedes hacer cuando ves esta foto

Una imagen dice más que… mil interrogantes. Esta foto fue tomada el 6 de julio de 2015 por Arles Arcia, del equipo de prensa de Asamblea Nacional, durante el acto de entrega de la “Orden Hugo Chávez” a los componentes de las FANB, en la Academia Militar del Ejército.

Aquí nuestras preguntas favoritas sobre esta foto:

1. ¿Quién no leyó el e-mail de la vestimenta?

2. ¿A quién saludan los militares?

3. ¿Por qué Diosdado no saluda?

4. ¿Es Pyongyang o Caracas?

5. ¿Se le acabó el jabón a la tintorería de los Maniglia?

6. ¿Uh, ahhh?

7. ¿Fue como militar o como civil?

8. ¿Se disfrazó de opositor, para no saludar?

9. ¿Rodeado de verdes?

10. ¿Hasta dónde los tiene Maduro?

La ñapa: ¿Por qué nadie me dijo que la cosa era uniformados?

Déjanos la tuya.

IPYS Venezuela abre un concurso de fotografía ciudadana en Twitter

ConcursoFotográfico

 

El Instituto Prensa y Sociedad de Venezuela, Ipys Venezuela, lanza la primera edición del Concurso #FotoCiudadanaFA, que busca elevar la calidad de la información que los ciudadanos suben diariamente a las redes​. ​Utilizando ​la herramienta FotoAhora, que permite agregar datos de precisión a las imágenes tomadas con los teléfonos ​intelientes, cualquier persona podrá participar en este certamen.

​FotoAhora, aplicación llevada a cabo por la agencia Mood y propiedad de Ipys Venezuela, es una herramienta de descarga gratuita conectada a un GPS, que al momento de enviar la imagen a Twitter, automáticamente incluye un código único, el lugar, la hora y el día en que fue tomada, así como la etiqueta #Venezuela.

Para compartir una fotografía debes primero abrir la aplicación, seleccionar la opción “tomar foto”​,​ ​que te permitirá capturar una imagen. Una vez hecho esto, podrás seleccionar la fotografía y compartirla desde tu cuenta en Twitter.

Los premios, que corren por cuenta de Roberto Mata Taller de Fotografía, consisten en un Curso Digital Básico para el primer lugar; un descuento de 75% en el mismo curso para el segundo lugar, y un descuento de 50% para el tercer lugar.

 

Para participar debes tener:

– Cuenta de Twitter pública.

– Sistema operativo Android o iOS.

– Aplicación FotoAhora (Descárgala en versión iOS http://my1.me/appstorefoto y Android http://ow.ly/CnPJo)

 

Para conocer más del concurso y consultar las bases puede revisar aquí.

 

#FotoCiudadanaFA

¿Cuántas calorías tiene lo que comes? Ahora lo sabrás tomándole una foto

xl_2874_food-photography-tp

Google está experimentando con una herramienta para analizar las fotos de los alimentos y establecer un número de calorías aproximado. Lo ha anunciado en la convención «ReWork Deep Learning» en Boston, a través de un proyecto de Kevin Murphy que está desarrollando algoritmos para analizar las fotos y estimar el número de calorías en el plato. La aplicación se llama Im2Calories, y en uno de los ejemplos donde se mostraba un clásico desayuno estadounidense (tortitas, bacon y huevos) pudo llegar a trazar un número aproximado.

Por lo que se anuncia del proyecto, parece que la aplicación no necesitará imágenes de gran calidad, y cualquiera de Instagram puede servir. Se busca automatizar las aplicaciones actuales de calorías con una simple foto, en lugar de introducir manualmente el nombre del plato. Aunque parece que todavía no es muy preciso, se cita según Google porcentajes del 30%, creen que se ajusta a una determinada demanda. Afirma el propio Murphy que «es evidente que la gente demanda esta aplicación y que es realmente útil. Con el tiempo seremos más precisos y podremos hacerlo mucho mejor. Tengo colegas en salud pública y epidemias, y necesitan de verdad esta aplicación».

@Hsiciliano: “Uno le da un rostro a esas cifras de detenidos”

@AdrianitaN

Profesión: Estudiante de Ingeniería Civil

Ejercicio: Independiente

Edad: 24 años

Fotógrafo de calle desde el 12 de febrero de 2014

La revuelta frente a la sede del Ministerio Público en Parque Carabobo del 12 de febrero del 2014 sorprendió a Horacio Siciliano con su cámara en una mano y un pañito impregnado con Maalox en la otra. Una suerte de presentimiento, un frío en el cuerpo, le avisaba que algo pasaría en un futuro no muy lejano. “Yo no soy periodista, nadie me está pagando, yo solo salí a documentar lo que pasaba”, confiesa. En un segundo se vio solo, separado de los tres compañeros que le acompañaban; al siguiente, vio a Douglas Morillo trepando por los escudos del cordón de la Policía Nacional Bolivariana y llegando al otro lado.

Un joven gritaba: “Bajen los escudos, bajen las armas, ustedes son nuestros hermanos. Pana, tú y yo somos venezolanos” con la esperanza de que su mensaje atravesara las gruesas láminas de plástico que separaban a los funcionarios de los manifestantes. Esta última frase fue emblemática para el recién iniciado fotoperiodista, fue el llamado de atención que lo llevó a hacer “clic”.

“Esta foto resumió, para mí, todo el conflicto del 12 de febrero. Fue la primera foto que yo monté en Twitter, en una cuenta en la que tenía 250 seguidores. La foto a los tres días llegó casi a los cinco mil retuits. Eso lo que me dijo a mi es que había una falta de información absurda en el país, la gente no sabía lo que estaba pasando”, relata asombrado.

En el país había una seria escasez de información y de medios serios que transmitieran lo que estaba pasando en realidad. ¿Cuál era el problema? Que había muchos medios del gobierno que tendían a tergiversar la información y decir que sólo había cuatro chamos protestando y eso era mentira. Yo llegue a mi casa y ni mi mamá, ni mis vecinos, sabían nada de lo que había pasado”, agrega.

Al final de esa jornada, vivió de cerca el asesinato de Robert Redman. “Esa noche yo estaba en Chacao cuando mataron a Redman. Escuché el disparo y a una cuadra lo mataron. Luego subí a la azotea de un edificio y veía como la guardia golpeaba a la gente, como pasaba lo que estaba pasando y en los medios de comunicación no decían nada, eso da mucha impotencia”, relata.

Desde ese día, la molestia ante el silencio de los medios se tradujo en un trabajo de registro diario de las protestas en Caracas. Un grupo de la Universidad Metropolitana le donó un chaleco antibalas, logró acreditarse como reportero del portal Reporte Confidencial y empezó a reunirse -y aprender- con personas que desarrollaban esta labor. “Antes venía la guardia y yo corría, hasta que me encontré con fotógrafos profesionales para enfrentar una situación de conflicto. Nos fuimos apoyando, debíamos estar juntos para que ni la guardia, ni la policía se metieran contigo”.

Su familia no llegó a enterarse de que una vez un guardia nacional le disparó perdigones, tampoco de que un funcionario de la PNB le roció la cámara y la cara con gas pimienta “porque le provocó”. No supieron de los empujones, ni del altercado que tuvo con el Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin) a finales de abril de 2014.

“Yo bajé a Chacao a tomar unas fotos y tres hombres, pistola en mano, me pegaron contra la pared del Ministerio de Transporte. El tipo intentó quitarme el teléfono y yo se lo batuqueé. Eso indigna. Yo avisé a una periodista de NTN24. Hubo uno que sí me trató bien. Les pregunté que por qué me detenían y me dijo que porque tenía pinta de guarimbero”, relata. “Por mi carácter, viene un Guardia Nacional a pedirme la cámara o la memoria y no se la voy a dar. Yo voy a muerte. Si el tipo me quiere quitar la cámara, que le eche bolas. Es un tema personal, yo prefiero romperla contra el piso”, expresa sin inmutarse.

¿Miedo? Sí, también responsabilidad. “Sentía miedo, pero sentía que si no lo hacía yo, nadie lo iba a hacer. Me puse una carga encima y decidí asumirla. El fotógrafo Roberto Mata dijo una vez que no vale la pena perder la vida por una foto. Ciertamente hay que saber ponerse límites”.

Cuando el 12 de abril de 2014 un joven rogaba que no lo dejaran morir, tras haberse arrojado al Río Guaire para evitar ser capturado por la GNB, Horacio Siciliano buscó sus límites en otro fotógrafo. “Había un chamo en el Guaire, me ve a mi de primero y me dice: ‘por favor, ayúdame, no me quiero morir’ y tampoco se quería entregar a los guardias. Le digo a un fotógrafo de agencia que me quiero meter y me dice: ‘eso no existe, no te puedes meter’. No es fácil”.

Fotos inéditas: Jugando a retratar a Mónica Spear

MONICA

David Maris

@Davidmarisfoto

www.davidmarisfoto.com

Mónica Spear  entró al estudio sola, sin maquillaje, ese 27 de septiembre de 2007. Su cabello larguísimo estaba amarrado en una cola de caballo. Grande, hermosa, sencilla, paralizante, entró al espacio ubicado en el quinto piso de la Torre de la Prensa I, para un trabajo de la revista Dominical.

Su buen humor era perfecto para la sesión de retratos con vestuario de ferretería. Un firme “¡Yo hago lo que me digas!” me detuvo cuando intentaba explicar que estábamos ahí para divertirnos.

Con la energía de una niña en un parque, Mónica Spear se vestía y desvestía con tubos de cobre, mallas metálicas y telas plásticas. Enrollaba su cabello en el cuello o escondía los brazos detrás de su espalda en un juego contradictorio entre su expresión dramática y la sonrisa contenida. Jugaba. Era feliz.

monica1

monica2

monica3

monica4

monica5

monica6

monica7

monica8

monica9

monica10