Corruptos archivos - Runrun

Corruptos

La batalla de testaferros y representados, por Armando Martini Pietri

EN LA GESTA QUE LOS VENEZOLANOS con coraje y valentía, mantienen a diario en defensa de la libertad y por el retorno a la democracia, subyace una pugna que pocos conocen y aún menos conviene comentar, que puede y está torpedeando subrepticiamente la propuesta de cambio que anhela el colectivo.

Es la que libran ocultos desde otros frentes los llamados testaferros y representados, relacionados en contratos sórdidos e indocumentados por razones obvias, donde el tema del cambio promueve una disputa distinta, en reserva, agazapada entre gritos y murmullos, donde las garantías de retorno del botín al corrupto enajenante son mínimas, a pesar de que el asunto, con todo y su enmarañado engranaje, se ha hecho del dominio técnico de la cleptocracia -desarrollo del poder basado en el robo de capital, institucionalizando la corrupción y sus derivados como el nepotismo, clientelismo político y/o peculado-, castro chavista luego de años vaciando las arcas del Tesoro Nacional de manera inveterada, grosera, inescrupulosa y sin ninguna limitación ética ni moral.

El sistema mediante el cual se busca dejar fuera del alcance de cualquier investigación el dinero mal habido es recurrir a la tradicional figura del testaferro, es decir, confiando el producto de la concusión a un tercero que presta su identidad, firma, custodia, capacidad jurídica y, especialmente, complicidad, para esconder o revestir de legalidad la apertura de cuentas en paraísos fiscales y operaciones sobre bienes adquiridos con dinero “sucio”, que de esta forma se pretende “lavar”. Así, el testaferro, que no es más que un vulgar aguantador, administra con ánimo de dueño los negocios del corrupto burócrata, a cambio de estatus y jugosas remuneraciones, mientras éste permanece en funciones de gobierno, contemplando la rentabilidad de “sus inversiones” entre labores buenas y especialmente malas de administración.

Claro está que en estos años dilapidando los ingresos de la cuantiosa renta petrolera en los tiempos de bonanza, los saqueadores optimaron su creatividad con vergonzosa destreza, para crear una ingeniería financiera compleja y sofisticada, que les ha permitido acumular fortunas inexpugnables, maximizando igualmente el riesgo de que esos “aguantadores” se queden o traten de quedarse con todo, ante la mengua evidente que experimentan los factores de poder del castro-madurismo en instancias que, hasta hace poco, dominaban a voluntad y placer, entiéndase “burócratas corruptos”, debido al inocultable resquebrajamiento de la unidad de mando dentro de las FAN y demás cuerpos de seguridad del régimen, a la pérdida de “la calle” por el enorme, cada vez mayor descontento y consiguiente rechazo popular, además de la contrapartida que aporta el repunte vertiginoso de la oposición política que parece reencontrarse.

En palabras más populares, que el testaferro, en circunstancias que escapan al control del encubierto, se torne pícaro, agalludo, mal acostumbrado y decida manejar con exclusiva libertad los atributos del derecho de propiedad de aquel a quien ha suplantado.  

La exposición precedente viene a colación como aperitivo para el tema de la guerra soterrada y que preocupa seriamente, pues existen fundadas sospechas de que estos grupos de testaferros, “bolichicos”, enchufados o comoquiera que se les identifique, financian en la actualidad estrategias que persiguen socavar el cese de la usurpación y el gobierno de transición, asociados con factores de la oposición política colmados de ambiciones inconfesables proclives a la continuidad del período usurpado, en un conato destemplado y antipatriótico por mantener incólumes los intereses crematísticos acumulados en las mal habidas fortunas.

Y es que no siempre todos los apoyos suman. La debacle ético-moral en la que nos sumergió el chavismo castrista constituye una plaga difícil de combatir cuando los ideales libertarios se subordinan al poder económico en detrimento del gentilicio que nuestra historia independentista selló con orgullo, hoy día deshonrado sin el menor escrúpulo por quienes en nombre de Bolívar pisotean nuestra soberanía y se colocan al servicio de chupópteros extranjeros, cual ruines mercaderes.

 Estamos en una encrucijada para sortear con pie de plomo e impedir que las huestes de la traición infiltren con sus tentáculos el floreciente movimiento de la esperanza, den al traste con los avances y logros alcanzados desde el 23 de enero próximo pasado. No es cuestión de soslayar la rebelión de los testaferros motorizada por la inminente y seguro final de la dictadura castrista, porque mientras el burócrata ladrón mantenga el mando o control de sus parcelas de poder, los sustitutos seguirán siendo obsecuentes y sumisos; pero en el supuesto contrario, representados o suplantados pueden sucumbir ante las endebles garantías del “contrato” y quedar “más limpios que talón de lavandera” porque “ladrón que roba a ladrón, tiene cien años de perdón”.

No será fácil para los corruptos librarse de futuras investigaciones (o actuales, los peritos han estado trabajando y acumulando montañas de datos y conclusiones). Lo mejor es reivindicarse ante el pueblo que han robado sin misericordia, buscando la manera de devolver lo sustraído de las finanzas públicas con ilícitos negocios malsanos. De lo contrario, les espera el desprecio popular y una “peladera” donde no podrán llamar a “María” mientras el testaferro estará millonario. Interesante estudiar la posibilidad de aplicar una Ley de Amnistía para testaferros, negociadores y parlanchines, no para darles impunidad sino para recuperar los dineros ciudadanos.

Un testaferro que negocie buena información nunca quedará pobre, siempre algo podrá conservar, y es mejor ser un limpio por honestidad, que ser dejado limpio por la corrupta terquedad. Putrefactos, corrompidos y deshonestos, mejor confesarse con autoridades que ser arrasados por sus testaferros.

 

@ArmandoMartini 

Parlamento Europeo busca suspender los fondos comunitarios a países corruptos

EL PARLAMENTO EUROPEO (PE), aprobó en primera instancia un proyecto de ley con el que, de adoptarse definitivamente se podrán congelar los pagos comunitarios naciones en las que consideren que la autonomía de los poderes esté en riesgo.

El PE afirmó que la medida también ira dirigida a los Gobierno que no actúen ante los fraudes y hechos de corrupción. Se pudo conocer que estos fondos podrán ser suspendidos cuando se determine en la Eurocámara que en un país existan “deficiencias generalizadas en lo relativo al Estado de derecho” que amenacen la gestión del dinero europeo.

El proyecto de Ley establece que La instancia juntos a sus Estados miembros deberán; tras la advertencia del Ejecutivo comunitario, congelar de pagos, suspender los fondos que podrían adoptarse sin necesidad de unanimidad para que el propio país afectado no pueda evitar por si solo ser castigado, reseñó EFE.

La medida contó con 397 votos a favor, 158 en contra y 69 abstenciones, en ella se incluye un “salvaguarda” para que la sanción no afecte a quienes hayan recibido los fondos en la nación que haya sido considera como irregular. Por el contrario se exhorta a los gobiernos a financiar estos gastos cuando Bruselas ya no los pague.

El Parlamento Europeo presenta esta medida luego que Bucarest denunciara a la Comisión Europea ante el Tribunal de Justicia de la UE por irregularidades en la investigación de la corrupción en esa nación.

Exiliados piden a Juan Guaidó congelar “bienes de corruptos” en el exterior

EL JUEVES 17 DE ENERO la Organización de Venezolanos Perseguidos Políticos en el Exilio (Veppex) exhortaron al presidente de la Asamblea Nacional (AN), Juan Guaidó, a solicitar a gobiernos del mundo la congelación de los bienes del mandatario Nicolás Maduro y sus funcionarios.

“Es necesario realizar los trámites necesarios ante los juzgados y las cortes en los Estados Unidos que han congelado bienes a corruptos y ‘boliburgueses’ venezolanos, que están siendo juzgados por lavado de dineros para revisar la posibilidad de que esos recursos sean devueltos a un eventual gobierno legítimo en Venezuela”, señaló Veppex a través de un comunicado.

El grupo de exiliado afirmó que es imperativo que tanto el diputado por el estado Vargas y los magistrados en el exilio trabajen en conjunto a fin de evitar que los responsables de la “debacle económica” continúen apropiándose del dinero que “pertenece a los venezolanos”.

Señalando los casos de corrupción que maneja la Comisión de Contralaría de la AN los exiliados esta misma semana instaron a Guaidó a nombrar una nueva directa en Citgo para evitar que lo que se percibe continúe estando en manos de “la banda de delincuentes que está usurpando el poder en Venezuela”.

El inaceptable chantaje de la Unidad, por Armando Martini Pietri

 

Unidad, alianza, unión, asociación, frente amplio, agrupación, alardes e hipocresías cacareadas a diestra y siniestra, pero sin propósito de enmienda ni contrición. Quienes las vociferan lo hacen con interés de exigencia obligada, intimidación y amenaza, coaccionando el deseo mayoritario de una población angustiada y deseosa de cambio mientras muere de hambre y padece graves problemas de salud sin posibilidad de tratamiento.

Ya nadie cae en el chantaje de la “unidad” para beneficio de unos pocos, en el deseo de esconder motivos reales, y la inconsistencia entre aquello que se defiende y lo que realmente se hace; son malas consejeras para los mentirosos y buenas para los engañados. Con sus falsedades los estafadores emprenden nuevas mentiras y se enmarañan en ellas, obscurecen perspectivas y pierden el horizonte, mientras los estafados aprenden en carne propia a no creer en neblinas ni aromas que desprenden fragancias, pero envenenan.

Se busca entrampar a los ciudadanos en requerimientos escabrosos -que rayan en la coerción- a las demandas de unidad como requisito forzoso para rescatar al país del tragadero dictatorial de esta ignominia llamada socialismo del siglo XXI, con el deleznable argumento de que atacas a la oposición más que al régimen. Algunos tramperos justifican así su simpleza y, peor, tratan de esconder la impunidad viciosa en la que se cobijan, es decir, guardar silencio, lo que se convierte en complicidad de la porquería en que están inmersos políticos y no políticos que se benefician, usufructúan y se lucran del absolutismo. Han hecho de la unidad una estafa en la que algunos sucumben de buena fe, inconsciencia o interés. Prueba irrefutable de que trabajan para mantener el estatus que precisa quien gobierna para sobrevivir y permanecer.

Venezuela clama con apremio urgente una plataforma opositora seria, con solidez ética y moral, de principios y buenas costumbres ciudadanas que, en base a coraje, inteligencia, estrategia y coherencia, dejando de lado el interés personal y partidista, entendiendo que primero es Venezuela y se dedique con propiedad a salir del régimen opresor.

En lo interno e internacional es lugar común aludir con ímpetu -casi enfermizo- a la exhortación unitaria que no admite limitaciones ni condiciones, sin detenerse a preocuparse de que no necesariamente da los resultados que deseamos o imaginamos. La unidad poderosa, vigorosa y valiente, la de verdad, tiene un precio muy alto que muchos políticos, politiqueros y cooperantes no están dispuestos a pagar. Mil veces preferible y más confiable es una ciudadanía intransigente que demande y reclame sus derechos con entusiasmo, pasión, exigencia, severidad y sea así infatigable acusadora, que una sociedad encubridora, tolerante, resignada y complaciente ante lo que consiente y razona incorrecto.

Desvergonzados y deshonestos no hace mucho manifestaban que con ética no se gana en política, hoy son víctimas de su falta de comportamiento y proceder, están sordos y ciegos en medio de la bruma corrupta, enfurecen y responden con improperios rabiosos cuando se les critica o se les toca con el pétalo de una rosa. O con una verdad que no es tan suave.

Para que la unidad sea factible y sustentable hay que definir sus integrantes. No tiene sentido incorporar a los fracasados de siempre, articular con infiltrados y blandengues improductivos consecuentes con la complicidad bajo cuerda, partícipes convivientes, corruptos cooperantes, si no está clara la intención y el propósito que dé sustento y justifique la unidad pretendida. No es ni puede ser requisito el pensamiento único para unirnos, sólo es indispensable tener intenciones, planes, destrezas, cualidades comunes y ejecutables, que puedan lograrse y den resultados.

Opositores sumisos y colaboradores, en apenas horas apoyan la tosca nueva propuesta de referéndum después que el mundo rechazó y desconoció la legitimidad de Maduro. Recordemos lo que decían el 16J, que: el Plebiscito sería una etapa superior que   defenderían. Ahora los embusteros sin sonrojo manifiestan apuntalar elecciones. Así como fue una caricatura el montaje electoral, también lo fue el discurso de promesas de enmienda y rectificación.

De inmediato, se anuncian risibles primarias ¿de qué? ¿para qué? y designan a dedo pro cónsules de la diáspora sin consultar a nadie. Y si los ciudadanos no intervenimos y nos imponemos con fuerza determinante, se embarcarán de nuevo en otra negociación -eso que llaman diálogo- con la dictadura. Será un atrevimiento inútil que avalará la miseria, carencias y privaciones. Maniobra distraccionista a la cual algunos le hacen el juego, tahúres de la falsedad. Pero hay algo que ofende más, el mayor y más devastador cáncer mental de esos falsos profetas: el desprecio al pueblo, creer que los ciudadanos son imbéciles, manso ganado para arrear donde ellos quieran.

Para eso existen, para equivocarse. Insisten obsesivos en iniciativas negociadas y apuestan a democracia con quien no cree en ella, porque, en definitiva, no entienden, no les interesa o no quieren comprender cómo maniobra y manipula el totalitarismo comunista bajo el yugo y la dependencia castrista. Entiéndanlo, la única posible consulta en que la gente participaría con entusiasmo sería una que decida la dimisión y disolución de la oposición oficialista que cohabita con el absolutismo cubano, y el retiro definitivo de la política de los desgastados dirigentes actuales.

No sigamos preguntándonos con asombro e incredulidad por qué seguimos acorralados. Los mismos políticos que lo han negociado y cedido casi todo pretenden seguir controlando todo, hasta los exiliados que se han ido en busca de mejor futuro dejando atrás el castrochavismo madurista al igual que a sus cómplices miopes, turbados e indiferentes, pero jamás mudos. La economía inflacionaria sigue su curso imparable al colapso, el hambre insiste y se acentúa, la enfermedad y la violencia acosan, la muerte acecha y la tiranía reprime. Los venezolanos no huyen ni se van porque no quieran a su país, sino porque esta Venezuela chavo-mudista no los quiere a ellos.

 

@ArmandoMartini 

Roy Chaderton propone instaurar pena de muerte contra los corruptos

Roy Chaderton

El ex embajador de Venezuela ante la Organización de Estados Americanos (OEA), Roy Chaderton, expresó que consideraba que debería instalarse en el país la pena de muerte para aquellas personas que cometan delitos de corrupción por un tiempo considerado para acabar con este “mal”.

“Deberíamos instalar la pena de muerte a los corruptos, por un tiempo de 50 años, para que haya tiempo suficiente de acabar con esa cultura. Donde quiera que uno va encuentra señales de la corrupción y eso incluye al sector privado, que es el principal cliente en el país”, sentenció Chaderton durante una entrevista en VTV.

Dijo que la corrupción se ha convertido en una cultura dentro del pueblo venezolano, por lo que reiteró la necesidad de que el Estado venezolano implemente acciones para acabar con ella. “Es un caso grave, que tiene la capacidad de destruir a Venezuela”.

Chaderton aseveró que ha sido enemigo de la pena de muerte toda su vida, pero “cuando uno ve que puede ser empujado a escoger entre la muerte del país o la de un miserable, la opción quedaría muy clara”.

El también integrante de la mesa de negociaciones destacó que apoya las investigaciones que lleva a cabi el fiscal designado por la Asamblea Constituyente, Tarek William Saab. “Bienvenidas las investigaciones, que se adelanten y se identifiquen a los responsables de este desagüe a los recursos del país”.

Sobre la negociación con la oposición venezolana prevista para el 15 de diciembre, Chaderton destacó que debido a las presiones la Mesa de la Unidad ha dejado más de una vez al Gobierno “con los crespos hechos”, por lo que consideró que este proceso debería ser aprovechado para evitar más desengaños.

D. Blanco Dic 08, 2016 | Actualizado hace 3 años
La gran estafa, por José Domingo Blanco

madurocapriles

 

Hace algunos años, casi treinta si mal no recuerdo, Luis Piñerúa Ordaz amenazó con poner al descubierto a una serie de corruptos; y habló de una lista de personas que daría y que–supongo yo- dejaría con la boca abierta a más de uno. La “Lista Piñerúa” incluía, según su ultimátum, a miembros de su tolda política inmersos en chanchullos y triquiñuelas. Amenazó y amenazó; pero, el asunto es que Luis María –a quien siempre recordaremos por el famoso pitico que, al sonar, emulaba a su apellido y que sirvió de jingle para sus aspiraciones presidenciales en el 78- jamás reveló los nombres de los tracaleros y murió llevándose el secreto; un secreto que, en aquel entonces, no nos hubiera costado mucho adivinar.

A eso se redujo la “Lista Piñerúa”: a promesa amenazante incumplida. A bravuconada que le permitió unos cinco minutos más de atención mediática y que Gonzalo Barrios, el caudillo de la tolda blanca, supo minimizar declarando que si AD tenía corrupticos dentro de sus filas; Copei, también. Y, saliéndose del paquete, emplazó a Rafael Caldera para que señalara a los suyos… ¡Caso cerrado y enterrado! Piñerúa falleció incumpliendo su palabra, para tranquilidad de los implicados.

Como vemos, la práctica de acusar y amenazar –como para asustar un rato, ¿será?- no es para nada actual. Y a Maduro le encanta hacerlo a cada momento –en pleno siglo XXI- cuando, en cadena nacional, vocifera y alardea diciendo que nos va a dar los nombres de quienes quieren asesinarlo, de quienes planificaron matar a Leopoldo, de los quieren tumbarlo, de quienes encabezan la Guerra Económica, de los que acaparan, de los que revenden, de los que devalúan al Bolívar Fuerte, de quienes lo miran feo, de quienes le tuercen los ojos y de los que le sacan la lengua. ¡Pero, nada que cumple Nicolás! ¡Nada que suelta prenda!

El hecho es que la práctica me parece infantil. Si vas a denunciar y acusar a alguien: ¡hazlo! Y lleva tu denuncia hasta las últimas consecuencias. Acúsalo sin miedo porque si no huele a mentirilla. A olla montada para llamar la atención. ¿O es que después de que matan el tigre le tienen pánico al cuero? Por eso es por lo que he insistido en los últimos días que Henrique Capriles no puede caer en la misma trampa: si asegura que tiene los nombres de la gente de la oposición que está recibiendo sobornos económicos del oficialismo a cambio de filtrar información sobre las acciones de la bancada opositora, ¡qué los diga y los señale! Con nombres y apellidos como amenazó. Porque si no, nos deja a todos los venezolanos con las ganas de saber quiénes son esos traicioneros que nos están jugando kikirigüiki y dándole oxígeno al régimen de Nicolás. Es decir, tanto Maduro como Capriles, están actuando como Piñerúa con su lista, utilizando como táctica política una pobre estrategia de la Cuarta, esa que tanto criticó Chávez. Porque, si acaso no lo sabían, generar esas expectativas, para luego no cumplir, hace mucho daño a la credibilidad.

Lo grave de las declaraciones de Capriles es que pone en entredicho la honestidad de las razones por las que la oposición actúa; una oposición que ha recibido mucho respaldo porque es la única opción a mano, y a quienes una mayoría importante de venezolanos le otorgó algo así como una especie de Poder, para que actúe en nuestro nombre y negocie con el régimen, y encuentre soluciones a la grave crisis. Sin embargo, de nuevo, siento que los venezolanos estamos a la deriva, en medio de lo que podría transformarse en una gran estafa; porque, al final, tanto la oposición como el oficialismo llegarán a acuerdos: ¿pero serán los acuerdos que le urgen al país o unos entuertos que sólo los beneficiarán a ellos?

Venezuela no es una herencia sin testamento, dejada por un difunto al que tampoco le pertenecía pero que se condujo como si fuese su amo, señor y hacedor. De ser ciertas las acusaciones de Capriles, la oposición MUD está siguiéndole el juego al régimen, sin importarle para nada la confianza y la esperanza que depositaron en sus representantes para hacerle frente a los neodictadores.

En el 2014, escribí un artículo que dediqué a los políticos jóvenes, sin juventud. Alertaba cómo esos muchachos que quieren hacer política, están actuando como los dinosaurios de antaño. Comentaba en ese escrito que los jóvenes tienen que hacer política no como se hacía antes: con un afán de figurar. La política de hoy no debe ser teatral y posada; mucho menos una búsqueda incansable de centímetros en los periódicos o unos minutos de radio. Hacer política, tiene que ser una tarea auténtica, verdadera, comprometida, que tenga relevancia, que logre conectarse con lo que siente la mayoría de la sociedad civil, cansada de eso: de las poses y los discursos tradicionales.

Me preocupan las poses y el discurso tanto del desgobierno como de la oposición. Me inquieta que el interés común de la MUD y del régimen no sea Venezuela; porque, la gente está clamando por un movimiento que aglutine el descontento, que seguirá aumentando en la medida en que los acuerdos entre las cúpulas negociantes sean sólo para su propia conveniencia. El país transita caminos muy peligros y la sociedad civil no logra tener empatía ni con el liderazgo oficialista ni con el opositor. Señores: ¡ya basta de hacer política con P de prostituta, pónganse al servicio de Venezuela y los venezolanos!

 

@mingo_1

Freddy Bernal reconoce que es grave el problema de inseguridad

FreddyBernal0

 

El exjefe de policías y miembro de la dirección nacional del Psuv, Freddy Bernal, se mueve como pez en el agua al analizar el tema de la inseguridad y lanza a la arena una serie de propuestas que pudieran ayudar a combatir la problemática.

Para nada negó la situación difícil que se vive. Y aunque ve “positivo” el plan de las OLP, Bernal insistió en que “es necesario otras medidas complementarias”.

Mencionó algunas: “Hay que intervenir la Universidad Experimental Nacional de la Seguridad (Unes), e ir a la   reestructuración  la PNB. Hay que aprobar una nueva estructura del Cicpc para que se dedique solamente a la investigación criminal y atender una reforma del Código Penal y el  Procesal Penal para darle mayor celeridad a la justicia”.

— La inseguridad galopante, no hay respeto al Estado… ¿Se está realmente atacando?, ¿maneja cifras?

—No soy el ministro de Interior y Justicia, no tengo cifras.

 —Pero usted estuvo al frente de una Comisión para revisar a las policías del país… 

—Sí, claro. Fue un tiempo finito. Allí se intervinieron 19 cuerpos de policía, se desmantelaron 24 bandas formadas por policías, delincuentes, extorsionadores, atracadores. Se llevaron a la cárcel a 147 imputados por delitos de diferentes tipos, pero la comisión fue de sólo de seis meses y tuve que volver a la AN para dar la batalla electoral.
Me hubiese gustado estar más tiempo, me quedé con las ganas de seguir depurando a las policías(…) Tengo el sabor dulcito en la boca, me gusta luchar contra los corruptos, malandros, he asumido esa tarea como un hobby. Si a mí me dejaran eso todos los días yo no dormiría.

 —Entonces puede ser ministro…

—Yo sería feliz. Pero hay que destacar que  el ministro González López lleva haciendo un interesante trabajo, desde hace meses, con la orden del Presidente de las OLP.

Pero la situación sigue igual, muy difícil…

—No lo negamos, está difícil. Se han desmantelado casi 100 bandas en todo el país, hay importantes delincuentes en la cárcel, han caído abatidos ‘capos’ con alto prontuario policial, faltan otros tantos (…) El problema de seguridad pública no es circunstancial, no es sólo policial. Lo he comentado en público y privado. Además de lo que estamos haciendo, que es positivo lo de las OLP, es necesario otras medidas complementarias.

 — ¿Tiene algunas propuestas?
—Hay que intervenir la Universidad Experimental Nacional de la Seguridad (Unes) para adecuarla a los nuevos tiempos policiales, la reestructuración de la PNB para potenciarla. Hay que aprobar una nueva estructura del Cicpc  para que se dedique solamente a la investigación criminal, darle autonomía financiera para que invierta en tecnología de punta y pueda luchar más.

La reforma del Código Penal en cinco artículos, la Reforma del Código Procesal Penal, para darle mayor celeridad a la justicia; la colocación de inhibidores de señales en todas las cárceles para aislar a los ‘pranes’ y las bandas a cielo abierto. Hay que construir una cárcel de máxima seguridad para que ningún ‘pran’  tenga privilegios y los aislemos de la sociedad de forma permanente.

Calificar los homicidios a GN o policías a 30 años sin beneficios, yo lo veo como una política integral de lucha contra el crimen, además de lo que se está haciendo en las OLP, hay que articular una política integral e ir en paralelo para que los males que estamos atacando no se reproduzcan cada seis meses o dos años.

—¿La crisis económica ha empeorado la situación de inseguridad?

—Lo que pasa es que el país se ha combinado en dos cosas. Una es la pérdida de valores en la familia y eso genera una sociedad con mayores males. Dos, la práctica del paramilitarismo que se extrapoló de Colombia, hace unos 10 años, pero ya se nacionalizó, los paramilitares que encontramos ahorita algunos son colombianos, pero el 98% son venezolanos. La cultura paramilitar es el secuestro, la extorsión, el decapitamiento, eso se pegó a las bandas delictuales. Y tercero, el irrespeto a la ley y al ejercicio de la autoridad; por ello, yo digo que hay que ser muy severos en la aplicación de la ley.

Por eso yo he propuesto que los delitos de robos agravado, secuestros agravados, extorsión, sicariato y extorsión lo llevemos a la máxima pena que nos permita la Constitución con los menores beneficios. Los homicidios a efectivos de cuerpos de seguridad a 30 años sin beneficio alguno porque a la delincuencia hay que decirle que si va a delinquir, pagará con todo el peso de la ley, que no va a poder negociar, lamentablemente hay que generarle el respeto a la autoridad que se ha erosionado. No hay que tener contemplación alguna.

 

 —Por inseguridad son muchos los venezolanos que están saliendo del país. ¿Qué piensa de eso? 
—Todo venezolano es valioso, indistintamente de la ideología que tenga. Nosotros tenemos la obligación de garantizarle la paz a Venezuela para que todo el que se haya ido vuelva al país. Los venezolanos tienen que estar acá estudiando, trabajando, produciendo. No los necesitamos en Miami, España, Argentina o Brasil.
 —¿ Y qué hay de la lucha contra los corruptos?
—Ese es un mal del cual el Gobierno revolucionario no está exento y debe combatirse todos los días. Tenemos presos a cinco alcaldes, 20 gerentes de Cval, por corruptos y malandros. Hay militares presos en frontera por contrabandistas. Está un mayor general huyendo que es García Plaza con orden de detención. Tenemos varios exgobernadores como Rafael Isea y “El Gato” Briceño huyendo en el exterior. Meter preso a un corrupto no perjudica  a la revolución, perjudica no meterlo preso (…).

Policía Nacional Bolivariana anuncia una nueva depuración en sus filas

PNB

 

Una nueva depuración fue anunciada en el Cuerpo de Policía Nacional Bolivariana. La decisión fue notificada a todos los directores de línea y jefes de las dependencias de ese organismo, mediante un oficio suscrito por el mayor César Augusto Marcano Dugarte, secretario general.

La comunicación, de fecha 25 de abril, indica que el presidente Nicolás Maduro había ordenado la “inmediata depuración de funcionarios dentro de los cuerpos policiales que se presten para la guerra económica en contra de los venezolanos”.

Posteriormente el oficial precisó que se debe expulsar del cuerpo policial a todos los “corruptos y bandidos que creen que ganándose un dinero de esa forma van a beneficiarse”, cuando en su criterio estarían haciéndole un daño a la comunidad y al país en general.

Marcano advirtió que esta vez no se ordenarán enroques ni transferencias a aquellos que sean descubiertos en conductas irregulares. La depuración será “a fondo, real y concreta”.

La carta distribuida en el cuerpo policial no especifica si se aplicarán las disposiciones del Estatuto de la Función Policial, que regula los procesos disciplinarios para los agentes descubiertos en conductas irregulares o si será aplicada alguna medida de emergencia.

Esta semana cuatro integrantes de la PNB fueron detenidos por agentes del mismo cuerpo, cuando se determinó que estaban supuestamente involucrados en la comercialización de artículos de consumo masivo que permanecían en las salas de evidencia bajo su custodia en una sede de Capuchinos.

El 12 de abril la Fiscalía informó que siete agentes del mismo organismo fueron detenidos por estar supuestamente implicados en la evasión de seis personas en Falcón.