Maradona sigue viviéndose al gobierno rojito: champán de Bs.75mil

Maradona sigue viviéndose al gobierno rojito: champán de Bs.75mil

Factura.jpg

LO QUE COMENZÓ CUANDO EL MUNDIAL de fútbol el año pasado en Rio de Janeiro es hoy otro de los negocios firmes y con muy buena remuneración de quien hace 29 años fuera la estrella del mundial México 86 y que en el transcurso del tiempo ha pasado por ser drogadicto, maltratador, exhibicionista, pateador de pelotas, peleón y sobre todo un hincha permanente y ferviente de Hugo Chávez a la par que de Fidel Castro. Ambos nombres en llamativos tatuajes que despliega cuando quiere en su hoy regordete cuerpito.

Le debe hasta el modo de andar al difunto caudillo militar a quien por cierto visitó la semana pasada en el Cuartel de la Montaña para rendirle sus respetos acompañado del periodista uruguayo Víctor Hugo Morales con quien disfruta de un abultado contrato millonario en dólares –-fuertes y libres- moneda hoy cuasi prohibida, escasa y costosísima para los venezolanos de a pie. Con el uruguayo y bajo el patrocinio de Tele$ur conduce el programa “De zurda”, referido a la fiesta del fútbol.

 

Maradona

 

Maradona pasa unos días en Caracas, a cuerpo de rey, hospedado en el Hotel Tamanaco en el municipio Baruta donde todos sus gastos los absorbe el régimen venezolano en medio de la peor crisis económica de la historia reciente. Para “el Pibe” no hay escasez de productos. En el hotel hay hasta papel higiénico y champú, amén de los alimentos que en buena parte de Venezuela escasean. Lo normal y justo para quien recibe turistas, empresarios y uno que otro “enchufado en rojos negocios” como el argentino. Ya cualquier establecimiento de hostelería y restoranes ha de pasar su propio vía-crucis para mantener un inventario estable sin que el gobierno los tilde de acaparadores. Para el argentino castrista, chavista, kirchnerista, evista, correista, orteguista y capitalista no le da lo mismo consumir una gaseosa, un agua mineral, un vino o hasta un escocés. Sus gustos refinados con los años lo llevan a saborear los mejores champañas del mundo. Y como el gobierno de Maduro paga todo lo que el deseé, mientras sea su invitado en Caracas, descubrimos que la semana pasada, el jueves 26, se le antojó pedir una champaña Moet&Chandon cuyo costo, con su propina rojita de 200 bolívares (también pagada por todos los venezolanos en su cuenta final) ascendió a la suma de Bs. 75.226,88.

Si antes disfruto de las mieles de Chávez hoy sigue endulzado con las mieles, quizás más bien “hieles”, de Nicolás. ¡Al carajo los pobres venezolanos!

 

clip_image002

Enviar Comentarios



© Manapro Consultores

Enviar Comentarios