El forjamiento del estilo brasileño - Runrun

El forjamiento del estilo brasileño

vinotintobrasil.gif

Luis Cotte

@LaPizarraDelDT_

Se conoce desde épocas de otrora la habilidad súper dotada de los brasileños, la misma que los ha llevado a ser los mejores del mundo en el ámbito futbolero. Sin embargo eso que los caracteriza esconde un motivo peculiar en su cultura diaria.

No es casualidad que los brasileños desde muy pequeños desarrollen habilidades motrices diferentes a sus pares de otros países. La influencia cultural sin duda alguna tiene mucho que ver en este aspecto. 

Desde la playa a lo musical, para que luego logren ser lo que son cuando se forman como jugadores e individuos. 

¿Alguna vez intentaron bailar capoeira?

Los que sí entenderán la destreza que implica. Aquellos que no, pues imaginen ejecutar una serie de movimientos continuos en donde se debe hacer uso tanto de los brazos como de los pies, pasando por encima de otra persona sin tocarlo: eso es el capoeira, al menos de forma resumida. 

En las escuelas brasileñas, en muchos de los estados, el capoeira forma parte de la enseñanza y está incluido en el temario de la educación física. Aquí juega un papel fundamental en el desarollo de los chicos en sus habilidades a tempranas edades. 

Más allá de poder ser un “hobby”, el capoeira se transforma en parte de la rutina dentro y fuera de las escuelas. Ahora, mezclen esto con otros aspectos comunes y cotidianos en la vida del brasileño: el fútbol y la playa.

Visitando Salvador de Bahía, en los días posteriores del Brasil versus Venezuela nos encontramos con una cancha de fútbol cinco. Llena de chicos de todas las edades. Particularmente coincidimos con otros muchachos con los cuales topamos en los días previos al partido, pero bailando Capoeira y tocando berimbaou, instrumento propio de este género musical. Por cierto, nos invitaron a una clase que luego fue suspendida por un día feriado. Una verdadera pena.

La conexión inmediatamente apareció en el como constantemente están mejorando sus hablidades y capacidades motoras para luego, inconscientemente, trasladarlas a la cancha. Por si fuera poco, la regla es clara: jugar sin zapatos. Sea en la playa, en la cancha ubicada en la ciudad o donde sea. Sin zapatos, no hay excepción. 

El fútbol brasileño trae consigo muchas cosas detrás. No se trata solo de la pelota sino todo lo que involucra culturalmente ser jugador de fútbol y por todas las etapas que pasa para llegar a ser lo que son: los mejores jugadores del mundo o al menos con mayores habilidades.

 

Enviar Comentarios



© Manapro Consultores

Enviar Comentarios