Carnicerías deciden no trabajar para evitar acoso de la Sundde

Carnicerías deciden no trabajar para evitar acoso de la Sundde

sectorcarnico.jpg

sectorcarnico

Los dueños de las carnicerías de varias regiones del país como Zulia, Caracas y Táchira decidieron no subir las santamarías de sus negocios ayer en respuesta a las intermitentes inspecciones de la Superintendencia para la Defensa de los Derechos Socioeconómicos que quiere forzarlos a vender la carne de res a un precio por debajo de su estructura de costos.

La presidenta de Consecomercio, María Carolina Uzcátegui, considera lógico que las carnicerías cierren o estén de brazos caídos ante las constantes inspecciones de la Sundde, pues los propietarios de los negocios no pueden vender el producto a pérdida. “En lugar de los excesivos controles hay que incentivar el sector”, indicó.

Para la dirigente empresarial, el precio de venta al público que se fijó el viernes pasado para la carne de res en 41.000 bolívares el kilo, es irreal porque no cubre los costos de los comerciantes. “En lugar de afincarse en los controles, el gobierno debe elaborar políticas que incentiven la producción nacional”, resaltó.

Insistió en que los excesivos controles gubernamentales no han resuelto el problema de la caída de la producción nacional ni de la escasez general de los alimentos y los productos esenciales que sufren los venezolanos desde hace bastante tiempo.

Continúa leyendo en El Nacional 

Enviar Comentarios



© Manapro Consultores

Enviar Comentarios