Luis Almagro da rueda de prensa sobre situación de Venezuela pese a protesta de delegación venezolana

CeballosAlmagroyTintori

 

El secretario general de la OEA, Luis Almagro, recibió a las esposas de los presos políticos venezolanos. La mujer de Leopoldo López exigió a los miembros del organismo que defiendan la democracia. “El diálogo legitimó la dictadura de Maduro”, afirmó.

“De una dictadura se sale por elecciones. Eso fue así en Uruguay, Chile, Argentina. De las dictaduras se sale con elecciones y esa es la solución”, afirmó Almagro.

“Es urgente la aplicación de la Carta Democrática en Venezuela. Hemos intentado de todas las formas y este informe (el de la OEA) aporta soluciones”, aseguró Lilian Tintori. Esas recomendaciones son dos: la convocatoria a elecciones presidenciales este 2017 y la libertad de todos los presos políticos.

“Todos los días nos levantamos con más fuerza, con más dignidad y con amor. Eso nos mantiene en pie”, aseguró Tintori y agregó un mensaje para todos los miembros de la OEA: “Con toda responsabilidad, les quiero decir que el diálogo fracasó”.

La conferencia de prensa se llevó a cabo en la sede de la OEA en Washington. Además de Luis Almagro y Lilian Tintori, participó Patricia de Ceballos, alcaldesa del municipio San Cristóbal y esposa del ex alcalde opositor Daniel Ceballos, también en prisión.

Fue la primera aparición pública de Almagro tras haber pedido esta semana suspender a Venezuela de la OEA, un proceso diplomático complejo que requiere el apoyo de dos tercios (24) de los 34 países miembros del organismo continental.

Para suspender a un país de la OEA, hay que aplicar la Carta Democrática Interamericana, un instrumento jurídico aprobado en 2001 por todos los Estados miembros con el fin de proteger la democracia en la región.

La suspensión es la sanción más alta que la OEA puede imponer a un gobierno y sólo se ha efectuado una vez desde la creación de la Carta: tras el golpe de Estado en Honduras de 2009.

Almagro defiende que, en este caso, la suspensión es “el más claro esfuerzo y gesto” que los países americanos pueden hacer por el pueblo venezolano y por la democracia en la región.

Según Almagro, el gobierno del presidente Nicolás Maduro ha llevado a Venezuela a un “extremo nunca visto” en la historia reciente del continente: “Rompe el orden democrático, viola con impunidad los derechos de sus nacionales, mantiene presos políticos, tortura, roba, trafica drogas y somete al pueblo a falta de alimentos, medicinas y dinero”.

Una funcionaria chavista interrumpió la conferencia de prensa

La representante venezolana ante la Organización de Estados Americanos (OEA), Carmen Luisa Velásquez, hizo su acto de protesta antes de que comenzara la comparecencia, acusó a Almagro de “fines proselitistas” y anunció que pedirá al Consejo Permanente consultas con los otros 33 Estados miembros para analizar la conducta “deplorable” del secretario de la OEA.

“Vengo a protestar enérgicamente por esta rueda de prensa; esto es violatorio de las normas de la OEA; esto no se puede hacer; estas son personas de un partido político (Voluntad Popular) que se ha negado a sentarse al diálogo en Venezuela”, dijo la diplomática venezolana, que se plantó delante de los ponentes.

En la nota de protesta enviada a la presidencia del Consejo, facilitada a Efe, Venezuela denuncia que Almagro ha dado, con esta convocatoria, “una muestra más del duro golpe a la institucionalidad de la OEA”. Venezuela alega que la normativa interna de la OEA señala que “los programas y funciones en los edificios de la organización no serán políticos, ni tendrán un carácter o fin análogo”.

A juicio de la legación diplomática, Almagro utiliza “una vez más, los espacios de la OEA con fines proselitistas” y “viola el principio de no intervención en los asuntos internos de los Estados”.

Tras la interrupción de Velásquez, Almagro dijo que este incidente lo “convence más de que el esquema de persecución (a los que critican al gobierno de Nicolás Maduro) los sigue a todas partes”.

“Esperemos que la práctica en la OEA sea siempre esta, de tener la apertura suficiente para que cada uno pueda expresar su disidencia”, afirmó Almagro, para denunciar de nuevo “el régimen dictatorial” que, en su opinión, gobierna en Venezuela. “Yo no estoy atado a este cargo, pero sí a los principios. Y voy a dejarme el cuero con ellos, siempre, porque valor nunca me va a fallar”, indicó.

 

Enviar Comentarios

Entradas relacionadas