Runrun.es, El Pitazo, Tal Cual y Crónica UNO, autor en Runrun

Alianza Rebelde

Caracas. Los puntos rojos en la parroquia Antímano tampoco fallaron cerca de los centros electorales. Hasta allá se dirigían los votantes para escanear su carnet de la patria.

Algunos vecinos los esperaban afuera del centro y desde ahí los guiaban hasta el toldo. Durante la jornada de la mañana un grupo de motorizados identificados con camisas de Nicolás Maduro dieron vueltas por los planteles de Antímano y de La Vega.

José Gregorio Ochoa denunció que en la escuela Cruz Carrillo los testigos del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) intentaron usurpar funciones de los testigos del candidato Henri Falcón. Sin embargo, uno de los representantes lo evitó. Un hecho similar ocurrió en el colegio Guzmán Blanco de El Paraíso.

“Apareció el testigo principal y los dos suplentes, llegaron temprano, y cuando llegaron los testigos de Henri Falcón y no les querían permitir que asumieran sus funciones”, dijo.

Además señaló que  en gran parte de los centros de Antímano los uniformados del Plan República han asumido funciones en las mesas dirigiendo.

“Otra irregularidad es que la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB) no fue devuelta a centro de votación y quedó en la universidad Yutong”, dijo.

Poca afluencia de electores en los centros de Ciudad Bolívar

 

Ciudad Bolívar. Un taxista recorría la avenida Libertador, una de las más importantes de la capital de Bolívar. Viendo los negocios abiertos y la gente comprando, decía: Y así está toda la ciudad: la gente anda en lo suyo y no votando”.

Las palabras del conductor son una síntesis de lo que predomina hasta el mediodía de este domingo: si no están vacíos, los principales centros electorales de Ciudad Bolívar tienen colas de no más de 20 personas.

Es el caso del Núcleo Básico La Paragua, en la urbanización La Paragua, que, históricamente es uno de los centros con más participación. Pero hoy es distinto: afuera, un grupo de 10 personas se organiza para entrar.  A unos metros de este centro está otro, instalado en el Inces. La escena es similar.

Históricamente, en La Paragua se ha registrado muy alta participación. Hoy no es el caso

En el Colegio Nuestra Señora de Las Nieves, los guardias nacionales apenas despegan la vista de sus teléfonos celulares cuando llega alguien. Otros bostezan mientras dan los buenos días. Adentro, los miembros de mesa conversan sentados en los pupitres: el trabajo ha sido ligero este 30 de mayo.

En el liceo Tomás de Heres pasa igual, mientras que en el Colegio Divina Pastora, a falta de votantes, hay militares impidiendo la cobertura de la prensa.

En algunos centros no se dejaba pasar a los periodistas

Fotos: Marcos Valverde

Caricuao y Antímano desbordados por la participación en la Consulta Popular

 Captura de pantalla 2017-07-16 a las 17.46.58

“Hoy [16 de julio] a los periodistas no les va a hacer falta la máscara antigas”, comentaron los vecinos. Aproximadamente seis cuadras abarca la cola que se hace en este punto soberano.

Caracas. La cola en la UD4 de Caricuao pareciera no tener fin. Desde temprano, los vecinos bajaron para participar en la Consulta Popular de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), este domingo 16 de julio.

Así la cola llegue a Mamera la hago, exclamó un habitante al ver larga formación que debía hacer.

Con sombrillas y gorras para resguardarse del sol, los vecinos estuvieron varios minutos en la fila, que alcanzaba aproximadamente seis cuadras. Los carros pasaron tocando corneta para animar al resto, con música a todo volumen.

Foto: Yohana Marra

Caricuao despertó. La cola camina rápido porque es un proceso muy sencillo, todos queremos un cambio para el país“, dijo Lilibeth Palacios, residente.

A las mascotas no las dejaron en casa, también acompañaron a su familia a la consulta, algunas con atuendos de la bandera de Venezuela.

“Salí por mis hijos y porque quiero que las personas que están afuera regresen al país”, soltó una vecina que hacia la cola con sus hijos.

Dos jóvenes que se encontraban entre la multitud sostuvieron que participan porque quieren un país distinto. “Somos estudiantes y queremos un mejor futuro”.

La participación transcurre en completa calma y con un ambiente de alegría, como describieron los habitantes. “Hoy a los periodistas no les va a hacer falta la máscara antigas”, dijeron varios cuando veían pasar al equipo de Crónica.Uno.

 

En Antímano la gente salió sin miedo

Desde temprano, los habitantes de esta parroquia del municipio Libertador, iniciaron la votación sin miedo. Comentaron que se cansaron de hacer cola para comprar alimentos.

Caracas. En la plaza El Cristo de Antímano se organizaron los vecinos para participar en la Consulta Popular convocada por la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) este domingo 16 de julio.

En sillas de ruedas y con bastones acuden habitantes de varios sectores de la Parroquia que son recibidos con aplausos.

Desde las 7:00 a. m. comenzó la votación, a pesar de que funcionarios de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) les pidieron que se retiraran, porque cerca se encontraban los afectos al oficialismo en el simulacro del Consejo Nacional Electoral (CNE).

Nos dijeron que estaba prohibido estar aquí y como el pueblo de Antímano se opuso, nos quedamos. Ellos nos dijeron que no querían problemas porque estaba otro grupo cerca. Antímano se desbordó, se cansó de la miseria, dijo Dolores Villegas, una de las organizadoras.

Génesis Guerrero salió con su abuela, Eva Epieyú, en silla de ruedas, aunque sus tíos no querían porque apoyan al oficialismo. Tenían miedo de que le quitaran la pensión por relacionarse con la oposición. “Ella misma nos dijo que quería ir igual, no le importó que sus hijos no quisieran. Dice que está cansada y quiere comer arepas”.

Eva es de Perijá, estado Zulia, pero su familia decidió que se mudara con ellos a Antímano, hace seis meses, por la crisis. “No queremos que se enferme y aunque aquí también hay crisis no es tan fuerte como allá”, dijo su nieta.

Lee también
“Trancazo” de este 10 de julio paralizó Maracaibo

Habitantes comentaron que no tienen miedo y que la elección es muy fácil y sencilla.

Queremos una Venezuela libre y bonita. Salgan a votar porque eso es mentira que le van a quitar la bolsa Clap o la pensión, soltó Lismary Pineda.

Edgar Miguelena, vecino, comentó que han acudido personas con el carnet de la Patria, sin miedo. “Ya se casaron de hacer la cola para comprar el pan”.

Entonando consignas como “y va caer, este Gobierno va a caer” se mantienen los residentes de Antímano frente a la iglesia El Cristo.

 

Cuñado de exministro Haiman El Troudi fue arrestado en EEUU

Pedro-Donaciano-Baptista-zacarias

Escrito por Marjuli Matheus para El Pitazo

Pedro Donaciano Baptista Zacarías (38) fue detenido el 27 de marzo de 2017 en la ciudad de Kansas, EEUU, bajo cargos criminales por robo de identidad de al menos cien personas por una suma mayor a 388.000 dólares en menos de un mes. Baptista Zacarías es hermano de María Eugenia, esposa del exministro de Transporte Terrestre y Obras Públicas, Haiman El Troudi.

La esposa y la suegra de El Troudi fueron citadas, este miércoles 12 de julio, por el Ministerio Público venezolano en calidad de imputadas por estar “presuntamente relacionadas con el caso Odebrecht”, de acuerdo al comunicado que emitió la fiscalía.

El cuñado de El Troudi figura junto a su madre, Elita Del Valle Zacarías Díaz, como propietario de la empresa Saint Marie SASA 238, en Francia, según el registro galo. El negocio es de bienes raíces y fue creado hace un año, en julio de 2016, con un capital de 1.000 euros como una empresa de inversión inmobiliaria con sede en París. “La empresa Saint Marie SASA 238 no publica su balance pero se puede encontrar la puntuación de crédito que obtuvo el 9 de enero de 2017, convirtiéndose en premium”, devela la web de análisis de negocios Manageo. Pero esta no es la única empresa creada por los familiares de El Troudi en Francia, Saint Claire 230 y Saint Mathis 238 también figuran entre las propiedades de Zacarías Díaz e hijo. Todas con un capital de 1.000 euros cada una.

empresa-saint-marie-sasa-baptista-zacarias

Según el registro del Seguro Social venezolano, Pedro Donaciano Baptista Zacarías cotizó para la empresa estatal Metro de Caracas, C.A. y fue retirado el 18 de abril de 2017, tres semanas después de su detención en EEUU.

Baptista Zacarías fue arrestado en el estado de Missouri junto a otro ciudadano con nacionalidad venezolana, identificado como Renato Lacovara de 31 años de edad, a las 12 horas del lunes 27 de marzo por la Missouri State Highway Patrol (Patrulla de Carreteras Estatales de Missouri), según los registros oficiales de las autoridades estadounidenses.

Título de caja
Lee también: Fiscalía cita en calidad de imputadas a esposa y suegra de Haiman El Troudi

En los documentos judiciales del condado de Jackson, en Kansas, los investigadores reflejaron que la vigilancia de video atrapó a los dos hombres que instalaban un dispositivo para robar números de cuenta de clientes, en un cajero automático del Commerce Bank, ubicado en la dirección “800 block of E 12th Street” donde fueron detenidos.

arresto-pedro-baptista-zacarias

El banco asegura que los dos hombres robaron más de 350 dólares en ese cajero y calcula una pérdida potencial de 112.649,86 dólares. Según el informe policial, Lacovara fue arrestado en el momento en que manipulaba el cajero automático, mientras que Baptista Zacarías huyó de la escena, pero fue capturado posteriormente por el Departamento de Policía de Riverside, cuando regresó a la escena del crimen.

Ambos sujetos también son acusados ​​de usar los dispositivos de robo en un cajero automático otras dos ubicaciones de Rainbow Road en Kansas City. El banco afirma que robaron más de 21.000 dólares de estos otros cajeros. El reporte indica que unas 100 cuentas fueron comprometidas y, en total, 388.597,73 dólares fueron potencialmente robados.

En el allanamiento realizado en un motel donde se hospedaban, se incautaron: una computadora portátil, un dispositivo de robo, 100-200 tarjetas de regalo de plástico y aproximadamente 20 tarjetas de crédito en blanco. Los oficiales también encontraron 10.400 dólares dentro de la habitación, señalan documentos de la corte.

Los registros demuestran que Baptista Zacarías y LaCovara son venezolanos e ingresaron en EEUU con visas, pero la de Lacovara había expirado, por lo que se encontraba en el país ilegalmente. Por su parte, el cuñado de El Troudi tenía una visa de turista por seis meses desde su llegada en febrero de 2017. Al momento de la presentación ante la corte, los fiscales solicitaron una fianza de 250.000 dólares para Baptista Zacarías y 30.000 dólares para Lacovara.

Murió adolescente atropellado en protesta estudiantil de Ciudad Bolívar

protesta-camion

Escrito por Oriana Faoro para El Pitazo

Las protestas de oposición volvieron a tomar la avenida Paseo Meneses, en la capital del estado Bolívar, la tarde de este martes. Esta vez, el resultado fue más grave que en días anteriores: Una vez se retiraron los oficiales, resultó arrollado un joven de 17 años de edad.

La arremetida de la Guardia Nacional (GN) y la Policía del Estado Bolívar (PEB) comenzó pasada la 1:00 de la tarde, pero a las 5:00 ya se habían retirado. Minutos después ocurrió el arrollamiento del muchacho, presuntamente por un camión de Hidrobolívar, empresa adscrita a la Gobernación.

Las circunstancias de cómo ocurrió el arrollamiento aún están por determinar. Posterior al hecho, el camión de Hidrobolívar fue incendiado por los manifestantes, pero no hay reporte del chofer de la unidad.

El occiso fue trasladado con politraumatismo craneoencefálico al hospital Dr. Héctor Nouel Joubert, donde falleció. No portaba identificación y quienes lo llevaron lo dejaron solo en el centro asistencial.
Fue hasta las 8:00 de la noche cuando un compañero de trabajo lo identificó como Oswaldo Britt, de 17 años de edad. El chico era activista de Cáritas Venezuela en Ciudad Bolívar.

Distintas versiones

El diputado a la Asamblea Nacional (AN), Ángel Álvarez, explicó a El Pitazo que los jóvenes mantenían la avenida Paseo Meneses cerrada tras la represión militar y policial, “molestos porque ya se habían llevado detenidos a seis estudiantes”, este martes.

En las redes sociales se corrió la versión de que fue el camión de Hidrobolívar que arrolló Britt, al intentar pasar por la fuerza en la avenida Paseo Meneses.

Sin embargo, luego circuló otra tesis: El adolescente fue atropellado cuando uno de sus compañeros conducía el camión, por accidente.

La cuenta de la PEB en Twitter, @Prensa_PEB, indica que el adolescente “fue arrollado por sus compañeros, quienes despojaron un chuto de Hidrobolívar para luego quemarlo”. Este tuit tiene el nombre errado del fallecido, quien primero fue identificado en redes como Argenis Herrera.

Vía Twitter, el gobernador Francisco Rangel Gómez (@RangelGomez), indicó que “violentos se llevaron camión arrollando a uno de sus compañeros, causándole la muerte”, y “vamos con toda la fuerza del Estado a investigar estos hechos”.

Hidrobolívar identificó la unidad como un camión para “traslado de motores y equipos de bombeo”.´

El diputado del Consejo Legislativo del estado Bolívar, César Ramírez, cuestionó que “¿qué hace un camión de Hidrobolívar pasando por una zona donde llevan cuatro horas reprimiendo? Esta es una provocación del gobernador Francisco Rangel Gómez”.

Oswaldo Britt es la segunda víctima fatal durante protestas de oposición en el estado Bolívar. El primero fue Augusto Puga, estudiante de medicina que falleció el 24 de mayo dentro del decanato de la Universidad de Oriente (UDO), cuando la PEB disparó armas de fuego hacia los manifestantes, y una bala en el cráneo terminó asesinándolo.

Estudiantes detenidos

Redaveddhh confirmó que fueron seis los detenidos tras estos disturbios, y todos están recluidos en la Comandancia General de la Policía del Estado Bolívar (PEB).

Los nombres son: Luis Eduardo Martínez Sánchez, de 22 años, estudiantes del Iuteb; Antony Gabriel Molina García, de 19 años; Federico Reyner De Jesús Permuy Olivares, 23 años, vocero de la UE Dalla Costa; Moisés Avilio Pereira, de 16 años, estudiante de bachillerato en la UEN Tomás de Heres; Eddy Leonardo González, de 21 años, estudiante de la UDO; y Gregorio De Jesús Perales García, de 22 años, estudiante del Iuteb.

Represión continuada

La protesta estudiantil en la que murió Puga también inició en el Paseo Meneses, adyacente al Decanato donde después intentaron refugiarse los estudiantes.

Este mes, es el segundo día consecutivo de represión en Ciudad Bolívar, luego de que ayer, la GN arremetiera contra el trancazo y dejara un saldo de al menos cuatro estudiantes heridos con impactos de bombas lacrimógenas directamente al cuerpo, y otros dos con perdigonazos.

Protestas nocturnas en barrios caraqueños: una lectura obligada para la MUD

IMG_20170602_120924562-1024x768

Las protestas en zonas populares del municipio Libertador como El Valle, Caricuao, La Vega, Mamera, La Candelaria, El Paraíso, Lídice, San Martín, Quinta Crespo, La Pastora, San Agustín y Propatria, demuestran que los vecinos no esperan la convocatoria de los políticos de oposición para tomar la calle; como viene ocurriendo desde 1° de abril, cuando la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) convocó a acciones de calle —en un principio, para recuperar el hilo constitucional. Los barrios se mueven en el marco de sus necesidades básicas, más allá de los problemas políticos.

“Hace dos meses que no llega el Clap. Nos tienen engañados. De la calle no nos vamos hasta que la gente del consejo comunal aparezca”, dijo Isabel Paredes mientras participaba en una tranca en la parte baja de La Vega.

Siempre hay manifestaciones. Mario Ponce, investigador del Observatorio Venezolano de Conflictividad Social (OVCS), explicó que no es que en estos sectores estén protestando por un llamado externo.

En los barrios siempre hay manifestaciones, eso ha sido así desde hace mucho tiempo atrás. Solo en 2016 hubo 7000 acciones de calle y de esas 70 % se desarrollaron en los sectores populares para exigir comida, seguridad y servicios”.
Claro, con las marchas y trancazos, comentó Ponce, hay como una fusión en las exigencias de los vecinos. “Además de protestar por sus derechos sociales, adicionalmente están defendiendo un proyecto de país”.

Sucedió en la parte baja de la parroquia La Vega el pasado 2 de junio de este año. Ese día, desde las 4:00 a. m., por las redes sociales se alertaba de una protesta. Los vecinos reclamaban las bolsas del Clap y se quejaron además por las fallas del gas doméstico y del transporte público.

Mientras estaban denunciando la deficiencia de los servicios, los cercó un piquete de la Policía Nacional Bolivariana (PNB). Cuando pasaron al plano gubernamental el conflicto se elevó.

A medida que fue avanzando la mañana, en la manifestación ya había banderas nacionales en los hombros de los manifestantes y consignas en contra del llamado del Presidente Maduro de convocar a una Constituyente.

Eso les costó que fueran reprimidos con perdigones y bombas lacrimógenas durante todo el día. Esa noche hubo allanamientos en el sector. Lanzaron una Operación de Liberación del Pueblo (OLP) y se llevaron a más de una docena de jóvenes detenidos.

Ahora cada vez que cacerolean llegan las tanquetas y se generan enfrentamientos entre los uniformados y grupos de civiles armados. Lo mismo ocurre en La Candelaria y en San Juan.

Tenemos que apagar las luces cuando estamos tocando nuestras ollas porque tenemos hambre. La GNB dispara hacia los apartamentos”, narró Luisa Olivo, habitante de La Veguita.

Profundo descontento. El padre jesuita Alfredo Infante, director de la Revista Sic, también consideró que en el barrio hay un profundo descontento.

Las protestas son de carácter social y son reprimidas. El patrón de represión también varía, no en su manera, sino en su forma, como cuando ejecutan una OLP. Así distraen la atención del problema político y ponen el foco en el tema delincuencial, aunque esa variable también está presente”.
A su juicio, no se pude hablar de manera genérica de los barrios, cada uno tiene un cruce de variables diferenciales, incluso hasta geográfico.

Lo cierto del caso —y eso se puede demostrar con los resultados electorales de la última década— es que la mayoría de esas zonas (los barrios) fueron comunidades chavistas. Hasta había vallas en El Valle y en La Vega donde se leía la frase “territorio chavista”.

Sin embargo, la historiadora Margarita López Maya es de la opinión de que mientras los partidos no actúen con más sensibilidad hacia lo social, la protesta política no tendrá resultado en esos sectores.

“Las manifestaciones sociales están desvinculadas de lo político. Si los dirigentes entienden sus necesidades, la gente del barrio hace conexión”, dijo la también profesora universitaria.

Ahora bien, señaló, la represión del chavismo hacia los barrios siempre ha existido. “Sucede que en un principio estuvo la orden de no atacar los sectores populares, fue en la época de las invasiones. Intentaban resolver las cosas por la vía de la negociación. Sus reclamos eran por otra cosa. No podían meterse con lo político. Era un poco como seguir fomentando la antipolítica. Sin embargo, este es un régimen autoritario que no ha tenido mucho cuidado con las zonas populares y las formas de represión”.

Amparados en la noche

“Mamera nunca ha salido a protestar. Pero ya está en la calle”, comentó una vecina que se asomó a las escaleras que están al lado de la famosa jaula de King Kong.

Desde ahí comentaba con otra vecina los sucesos ocurridos la noche del 7 de junio en Mamera, cuando la gente del sector Santa Inés salió a protestar porque las bolsas del Clap no les llegaban desde hace un mes.

En Mamera las acciones de calle estaban silenciadas a no ser que un palo de agua los dejara incomunicados y sin trasporte. Que no llegara el Clap y el gas doméstico avivó la molestia colectiva.

El OVCS señaló que en la caracterización de los primeros 80 días de manifestaciones destacan precisamente las protestas nocturnas, un aspecto novedoso en comparación con las modalidades registradas en los últimos años.

Tan solo en el municipio Libertador de Caracas se han registrado acciones de calle nocturnas durante 21 días continuos, hasta el 19 de junio.
Los vecinos manifiestan después de las 7:00 p. m., siendo los cacerolazos la modalidad más representativa. Luego arman barricadas y debido la represión militar, levantan alcantarillas, atraviesan palos y queman cauchos.

Eso ocurre, según el análisis de López Maya, porque a esa gente la mueven otros condicionantes, muy diferentes a los que impulsan a los partidos políticos y hasta a los disidentes al Gobierno. “Incluso sus motivos de protestas son muy diferentes a los de los sectores medio altos y por eso se sienten como aisladas”.

En el barrio es la cosa

Cuando comenzaron las marchas y las manifestaciones, desde el lado de Altamira dejaban colar en el ambiente la frase: “oeste despierta” o “falta que bajen los cerros”.

Por las redes sociales se visibilizaron las protestas de El Valle, La Vega, El Paraíso, Coche y La Candelaria. Pero mientras esas acciones ocurrían en la Cota 905, en Caricuao y cerca de Miraflores sonaban con fuerza las cacerolas. Pasaron semanas para que el ciudadano de pie se enterara de esa situación.

¿Entonces hay como dos ciudades: Altamira (como centro que aglutina a la oposición durante el día) y el oeste que sale en las noches?

Eso puede tener muchos análisis según la historiadora venezolana.

En las zonas populares, a las que se les pide más acción, hay muchas limitaciones. Muchos de sus habitantes reciben misiones y becas, están supeditados por los colectivos, e incluso, algunos están emocionalmente movidos: eran chavistas y ahora no lo son pero no quieren exteriorizarlo”.
Quizá por esos elementos esperan la noche para salir. De ese modo no están claramente visibles ante “los patriotas cooperantes” que hacen vida en los barrios, aunque igual sufren las consecuencias, pues les lanzan gases lacrimógenos a sus casas, las tanquetas destruyen sus propiedades y se llevan a sus muchachos detenidos.

Hay que recordar que la violencia y represión se inició de manera sostenida desde la activación del Plan Zamora, el pasado 18 de abril de este año, por parte del presidente Nicolás Maduro. Y se agudizó con la activación de una segunda fase de este programa, anunciada por el ministro de la Defensa, Vladimir Padrino López, casi un mes después, el 17 de mayo.

Lo político vs Lo social

El sociólogo e investigador Jorge Díaz Polanco, por su parte, sostuvo que el carácter político de las protestas no tiene que ver con la carencia o la abundancia.

“Está relacionada con el entorno en el cual se producen y con la naturaleza de las cosas contra las que se protesta. Si alguien lo hace porque le falta gas, esa carencia no es casual; es debida a ciertas causas, las cuales están atadas a la eficiencia de quien gestiona el Gobierno o de quien produce el gas”.

En este sentido, reflexionó, en Venezuela, dada la “naturaleza” del régimen, las cosas más sencillas e ingenuas pueden resultar subversivas, aun cuando en sí mismas sean inocuas políticamente.

“De manera pues que en nuestras circunstancias no hay protesta que no sea de carácter político, así se dé en una zona popular. Cuando frente a un gobierno militarista, corrupto e ineficiente como el que tenemos la gente protesta porque no tiene comida, esa acción además de tratar de poner de manifiesto la necesidad específica de alimentación, es un desafío para el poder, una afrenta, y como tal debe ser eliminada, reprimida, desaparecida. Lo que está ocurriendo no tiene nada que ver con movimientos políticos de izquierda reivindicativa, sino con autoritarismo militarista y despótico. Por eso, cuando no tenemos papel higiénico, protestamos contra el régimen”, destacó Díaz Polanco.

En consecuencia, Margarita López Maya alertó que debe venir un proceso de construcción del país de manera cívica y no violenta. “Las protestas en las zonas populares seguirán y del otro lado [la política] igual, por eso hay que buscar una resolución, una negociación, si no que caiga el régimen, pues por la fuerza no se puede gobernar, es solo por un rato, pero no por largos períodos. Eso no se sostiene porque el Gobierno ya no puede costear los planes educativos y sociales y tiene una legitimidad muy baja. Si eso no pasa, lo que puede suceder es la anarquía”.

Apoyó esta posición apuntando que se verán más protestas sin dirigencia por las noches, con lo que se le ocurra a cada quien, incendiando, poniendo barricadas con unos cauchos, haciendo rosarios o vigilias en las comunidades.

“Pero esas cosas tienen muy poca efectividad si no están acompañadas de la dirigencia política. En los barrios, y no de ahora, también se vio en las décadas de los 80 y 90, existe una antipolítica. Sin embargo, para entender mejor la protesta social el pueblo necesita conducción. Eso no se hace de un día para otro. Hace falta que la gente sea más receptiva a la posición política. Sin esa fusión, la lucha en las zonas populares no tendría validez. Si todos nos entendemos, incluyendo al poder que representa el Ministerio Público, encontraremos la luz al final del túnel”.

Por ayudar a Haringhton a entrar en una de las sedes del MP destituyeron a dos fiscales

MinisterioPúblico2

La abogado Katherine Haringhton, a quien el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) designó este martes como vicefiscal encargada, logró este viernes su cometido de ingresar a una de las sedes del Ministerio Público (MP) en Caracas para notificar de su nombramiento y lo hizo ayudada por una fiscal. Sin embargo, apenas estuvo unos minutos dentro, pues funcionarios de seguridad la escoltaron hasta la salida y quien colaboró con ella fue inmediatamente destituida de su cargo por la fiscal general de la República, Luisa Ortega Díaz.

La información la suministraron fuentes del organismo, las cuales aseguraron que Haringhton entró al edificio del MP ubicado en la avenida Urdaneta, entre las esquinas de Platanal y Ánimas, con el apoyo de la hasta ahora fiscal 2 Nacional, Narda Sanabria.

“Haringhton entró escondida en la maleta de un vehículo (…) estuvo en dos pisos de la torre y de inmediato fue desalojada por funcionarios de Seguridad que fueron alertados por los trabajadores”, informaron desde la institución.

Otras fuentes del Ministerio Público, sin embargo, negaron que la funcionaria nombrada por la Sala Constitucional se haya ocultado en la parte trasera de un auto. “Entró en el carro de Sanabria, pero no estaba en la maleta”.

Desde el TSJ también negaron la tesis, la cual calificaron de “rocambolesca”.

Por este incidente, el despacho dirigido por Ortega Díaz abrió una investigación, la cual está siendo conducida por el fiscal Luis Felipe Cadiz.

A la tercera fue la vencida

A media mañana de este 7 de julio, Haringhton se dejó ver por las dependencias que el MP tiene en Parque Central, donde funciona la dirección de Mujer y de Familia, pero allí los funcionarios de seguridad y otros trabajadores le negaron el acceso, tal y como ocurrió la víspera en la sede principal de Parque Carabobo.

Simultáneamente, el vicefiscal encargado Rafael González Arias también se dejó ver por las mismas dependencias.

Con todo, horas después y gracias a la ayuda de Sanabria —quien fue una de las fiscales que integró el equipo que llevó adelante el proceso contra el hoy encarcelado dirigente opositor Leopoldo López—, la vicefiscal entró a la conocida como sede de Interbank, donde están en otras oficinas los laboratorios de la Unidad Criminalística contra la Vulneración de los Derechos Fundamentales, el equipo encargado de investigar a los policías sospechosos de violar los Derechos Humanos.

En horas de la tarde, Haringhton estuvo en la Graduación conjunta de los oficiales de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, acto dirigido por el Presidente Maduro

Sanabria se defiende

La removida fiscal Sanabria calificó de “injusta” la decisión en su contra y le salió al paso a los señalamientos.

Quiero expresar que no comparto la decisión de removerme por algo que no ocurrió, pero la respeto, yo no metí a nadie en la maleta de mi carro, cumplí con mi trabajo con honestidad, probidad y lealtad, respeto al Ministerio Público como la noble institución que siempre ha sido“, escribió cuando Crónica.Uno la consultó sobre el ocurrido este viernes.
Pero Sanabria no fue la única destituida, pues su esposo, el fiscal ante el TSJ, Jesús Gerardo Peña, también corrió la misma suerte. “Él salió en su defensa inmediatamente y estaba muy alterado”, relató una fuente del organismo.

En predios del MP temen que algunos expedientes por drogas o corrupción puedan ser sustraídos y, por ello, han reforzado la seguridad en sus instalaciones.

Fuerte represión nocturna dejó un funcionario muerto en San Martín

san-martín-5jul-3-1024x585

 

Muchas detonaciones, lacrimógenas y quema de objetos fue el escenario vivido por los habitantes de la avenida San Martín en la noche de este 5 de julio y horas de la madrugada de este 6 de julio durante protestas nocturnas en todo el sector contra el Gobierno de Nicolás Maduro.

Capuchinos, Quinta Crespo, Maternidad y San Juan fueron algunas zonas que hubo descontrol, las autoridades policiales, militares y civiles armados se apersonaron para iniciar la represión desde pasada las 9:00 de la noche, cuando vecinos decidieron obstaculizar las vías y tocar cacerolas como modo de protesta.

Usuarios de Twitter reportaron que una patrulla de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) fue quemada, así como se conoció que un funcionario de la Dirección General de Contrainteligencia Militar(Dgcim) conocido como, “Jhonathan Santero” presuntamente murió tras ser herido en el sitio.