¿Un peine para Cabello? ¿Acaso rojo? - Runrun

¿Un peine para Cabello? ¿Acaso rojo?

diosdado-4-1-647x429.jpg

REVISANDO LOS MEDIOS DE COMUNICACIÓN desde que se celebró la bochornosa sesión de la Asamblea Nacional del pasado martes cuando desde su presidencia el diputado Diosdado Cabello lanzó una serie de acusaciones contra el partido Primero Justicia y luego en una andanada de ataques de parte y parte, gobierno y opositores, llegaron a un lenguaje escatológico con epítetos de ladrones, corruptos, lavadores de dinero, narcotraficantes, cobardes y otros parecidos hasta sindicar a PJ de cartel de corrupción organizada..

Desde hacía casi una semana el Vicepresidente Ejecutivo de la República, Nicolás Maduro, al igual que el diputado Cabello venían anunciando, casi en una campaña de intriga como para las películas de misterio, que ese martes lanzarían las acusaciones más terribles contra el partido de Borges y Capriles.

De entrada hay que afirmar que lo que lanzó Diosdado no fue nada nuevo. Acusaciones que en su momento fueron noticia ya eran fiambre. Comenzando por el famoso cheque de Pdvsa a Primero Justicia para que arrancara el partido dedicado en su momento a ayudar a los ciudadanos en sus denuncias en tribunales hasta acusaciones ya prescritas y juzgadas sobre otros miembros del partido aurinegro.

De inmediato las respuestas no se hicieron esperar. El diputado de PJ Tomas Guanipa recordó casos de corrupción que vinculan a funcionarios del gobierno.  El legislador nombró algunos casos como los del confeso narcotraficante Walid Mackled, el magistrado Eladio Aponte Aponte y le recordó que no han sido abordados por la Asamblea Nacional. “Venezuela es uno de los diez países más corruptos del mundo”, recordó el diputado. Guanipa también dijo que había muchos casos pendientes también en la Fiscalía, y que están relacionados a facciones del chavismo que no han sido investigados. “La fiscal que está encargada de investigar las denuncias remitidas por la Asamblea, siempre ha considerado que no hay pruebas suficientes para iniciar una investigación”, agregó Guanipa.

Luego al día siguiente el diputado Pedro Carreño fue a la Fiscalía para pedir detención domiciliaria contra los diputados  Richard Mardo, Gustavo Marcano y Juan Carlos Caldera.

Voy ahora a lo que quiero destacar.

¿Cómo fue que el ex gobernador de Miranda y hoy gran jefe del PSUV con muchas acusaciones de presunta corrupción en su contra -apenas salió de esa gobernación y que nunca fueron estudiadas- lanza la primera piedra contra el partido y los dirigentes que lo defenestraron de esa entidad mirandina hace ya cuatro años?

¿Pensó acaso que se iban a quedar callados los aurinegros a los que venían anunciando esa guerra en todos los medios públicos y rojo rojitos?

Creo que el militar y diputado no midió las consecuencias. Hoy están en el tapete todas las acusaciones que en su momento causaron alarma. Desde la cantidad de carros que usaba hasta el desmantelamiento de las edificaciones del gobierno local. Extraño que en un momento de tensión como el que se vive en el país, y más dentro del partido de gobierno, ante la ausencia de más de sesenta días del caudillo reelecto en la presidencia y hospitalizado en La Habana, Cabello haya revivido más que las viejas acusaciones contra Primero Justicia, las duras acusaciones que en su contra se han lanzado, ciertas o no, documentadas con pruebas o no, y que él mismo ha vuelto a colocarlas en el tapete.

Por ello creo que el político rojo ha debido pisar un peine. ¿Por qué? Pues porque ahora cuando se disputa el liderazgo del partido y del gobierno entre el “ungido” Nicolás Maduro y el propio Cabello.

Una unidad del binomio que a veces parece forzada. Cuando ambos alaban a la otra parte con exageración y afirman una unidad a toda prueba las suspicacias afloran.

¿Se habrá dado cuenta Diosdado que desde el pasado martes toda búsqueda en Google que tenga que ver con corrupción en Venezuela no solo arroja el nombre del partido de Borges sino el suyo propio?

¿Acaso aparecieron acusaciones contra el vicepresidente Maduro o contra el canciller Jaua o el ministro petrolero Ramírez?

Nada de eso. Solo el nombre del teniente Cabello dentro de las filas rojas.

¿Sabrá quienes de los diputados rojos entregaron de nuevo a algunos opositores la lista de denuncias contra quien fuera defenestrado de la gobernación mirandina por Henrique Capriles?

Déjeme decirle que la lista que dejaron caer en varias oficinas o curules, subrepticiamente y con mucho sigilo, es esta y la copio textual como la envió a los opositores, alguna mano peluda y roja de esos presuntos hechos de corrupción:

“1) Daño patrimonial en la gobernación de Miranda por 480 millones de bolívares;  2) Sofonacc: distribución de recurso a consejos comunales sin justificación ni soportes por 150 millones;
3) IPSFA: compra de módulos, sillas y vehículos con irregularidades en pagos a empresas de su familia por un monto de 115,9 millones;  4) Obra Inframir : proyectos sin contratos firmados ni adjudicado por 21, 6 millones; 5) Nomina Corposervicios: pago de cuadrilleros del municipio Sucre, irregularidades en números de cedulas, timbres y pagos dobles y triples por 13,8 millones; 6) Cuerpo de bomberos-Ipsfa: compra de vehículos sin documentos de contratos por 16 millones;  7) Obras Invihami: contratación de empresa ligada a por un monto de 13,6 millones;
8) Hotel Anauco: hubo pagos dobles por cancelación de hospedaje a médicos cubanos por 5,6 millones;
9) Corposervicios: compra terrenos e inmuebles sin avalúos por 3,9 millones; 10) Invitrami: adjudicación de obras sin previa licitación por 3,5 millones; 11) Hotel Gran Casino Los Teques : pagos sin soportes por 3,4 millones;  12) Corpomitur: contratación de empresas a sus amigos por un monto de 2,6 millones;  13) Compra Iapem-ipsfa: compra de bienes para el apoyo de funciones policiales sin documentos de contrato, daño al patrimonio por 17 millones y  14) Invihami: remodelación de 2 baños por 421 millones”.

Una listica revivida en el peor momento.

Nadie habló de Nicolás Maduro. Ni siquiera de Cilia Flores su pareja que bastante fue denunciada mientras presidió la Asamblea Nacional por patrocinar un exagerado nepotismo y de cuya investigación y decisiones en su contra tomadas por su reemplazo, el comunista Soto Rojas, nada se hizo público.

Tras esos eventos, el nuevo patiquín de Miraflores, el seleccionado candidato presidencial en la eventualidad de la ausencia definitiva del comandante Hugo Chávez, Nicolás Maduro, se creció tras bastidores. Nada sobre Rafael Ramírez y PDVSA quien juega pegado con Maduro.

Nada de Jaua y su paso por el despacho de Agricultura y la vicepresidencia.

Solo Cabello quedó manchado.

Sé que, como siempre, todos juegan a que ningún tema dura más de tres días en la agenda pública.

¿Quién montó esa olla contra Cabello?

¿Alguna mano cubana en la isla o en Caracas?

¿Los asesores políticos de Maduro que ya lo ven de Presidente?

Viendo los vídeos y fotos de los últimos actos públicos pueden salir algunas pistas.

Da que pensar. Con este gobierno siempre que se piensa mal se acierta.

LO QUE PUBLICÓ LA AGENCIA ROJA DE NOTICIAS:

Además de los donativos, Cabello hizo mención a la lista de pagos a dirigentes de PJ con fondos públicos de las alcaldías.

Expuso el caso de la Alcaldía Turística del municipio Urbaneja, capital Lecherías, del estado Anzoátegui. Señaló que durante el mandato del ahora diputado opositor Gustavo Marcano, se emitieron desembolsos a Milagros Valera, diputada al Consejo Legislativo del Estado Bolivariano de Miranda y miembro de la dirección nacional de Primero Justicia.

Sobre este particular hay una denuncia ante la Fiscalía que, denunció Cabello, se detuvo sin conocerse razones.

La lista de pagos también la integran otros habitantes del estado Miranda, que recibían depósitos desde Anzoátegui: Fran Sánchez, Morela Pérez Caraballo, Eumerci Toro Rondón y Gustavo Marín García.

“Así se iba la plata del municipio Urbaneja. El dinero de los contribuyentes se iba a otras partes”, cuestionó.

Cabello continuó desvelando nexos entre esa Alcaldía y dirigentes de Primero Justicia. Reseñó que la municipalidad contrató servicios de publicidad con una compañía en el estado Zulia, propiedad de Andrés Guanipa, hermano de Tomás Guanipa, secretario general de la organización política.

La empresa en cuestión se llama Tres y Medio, productora audiovisual de publicidad y espectáculos, fundada el 1 de julio del año 2000, según indica su página web.

“Se ponen en evidencia”, criticó Cabello. “Han hecho de la corrupción su modo de hacer política y le quieren vender al país que son lo nuevo cuando han concentrado todos los vicios de la Cuarta República”, aseveró.

Agregó que la investigación llegaría hasta sus últimas consecuencias. “No le tenemos miedo ni al poder mediático que tienen, ni a los amigos que tienen en Colombia”, advirtió.

La organización Primer Justicia ha estado signada por hechos de corrupción desde su fundación. Nació con dinero público a través de un cheque emitido por Antonieta Mendoza de López, madre de Leopoldo López, entonces Gerente de Asuntos Públicos de la División Servicios de PDVSA, Petróleo y Gas S.A, quien les “donó” setenta millones setenta mil bolívares (Bs. 70.070.000,00).

A finales del año pasado, uno de sus integrantes, Juan Carlos Caldera, fue grabado en un video en el que se le observa recibiendo dinero e instrucciones de una persona no identificada, para “completar una tarea” y organizar un encuentro con el entonces candidato presidencial de PJ y actual gobernador de Miranda, Henrique Capriles.

 

Del lado opositor:

Guanipa: Nos acusan quienes con delincuencia manejan los recursos – Nacional y Política

El diputado de la bancada opositora recordó que según estudios de la ONG Transparencia Internacional, Venezuela se ubica en puesto 165 en el ranking de los 174 países más corruptos del mundo.

GABRIELA TURZI VEGAS
|  EL UNIVERSAL

Caracas.- El diputado por Primero Justicia, Tomás Guanipa, afirmó que las pruebas presentadas por el presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, sobre presuntos actos de corrupción cometidos por el parlamentario opositor, Richard Mardo, son una “olla para tratar de desprestigiar a quienes buscan un cambio para Venezuela”.

Calificó la intervención de Cabello como un “show político”. Guanipa aseveró que es contradictorio que se acuse de corrupción a quienes jamás han manejado recursos públicos.”Nos acusan quienes con delincuencia manejan los recursos en el Gobierno”, dijo.

El diputado de la bancada opositora recordó que según estudios de la ONG Transparencia Internacional, Venezuela se ubica en puesto 165 en el ranking de los 174 países más corruptos del mundo.

Asimismo, criticó que no se hayan realizado investigaciones a casos como el del ex juez Eladio Aponte Aponte, quien confesó haber recibido órdenes de condenar a 30 años de prisión a los comisarios Iván Simonovis, Lázaro Forero y Henry Vivas y los funcionarios de la Policía Metropolitana, Erasmo Bolívar, Arube Pérez, Luis Molina, Héctor Robain, Marcos Hurtado y Julio Rodríguez.

También recordó los 800 mil dólares hallados en el maletín de Antonini Wilson mientras éste se encontraba en Argentina. “Esos rialitos salieron de aquí, 800 mil dólares de Pdvsa. Eso no se ha investigado”, sentenció.

Guanipa trajo a colación, además, las denuncias realizadas contra la gestión de Cabello como gobernador del estado Miranda, el caso de Walid Makled y el supuesto financiamiento de las campañas oficialistas con recursos públicos.

“¿Se nos puede acusar a nosotros de lo que ellos hacen todos los días? Y con dinero del pueblo, no con el dinero de un señor que quiso colaborar con nosotros”, preguntó el parlamentario.

Advirtió que el Gobierno “vendrá por todos los de la Unidad”, pero expresó: “Aquí vamos a seguir”. En ese sentido, sostuvo que a pesar de que en la Fiscalía “hay un órgano de PSUV”, las autoridades centrales “controlan las instituciones, pero no la verdad”.

 

Primero Justicia acusa al gobierno de comprar a dos diputados

Borges declaró que mientras el diputado Hernán Núñez anunciaba su paso a las filas oficialistas, el diputado opositor Richard Mardo denunció que Cabello “le mandó un emisario” para ofrecerle que abandonara a la MUD y “para que hablara mal de Capriles y del partido Primero Justicia” a cambio de “congelar” denuncias de corrupción en su contra

El partido  Primero Justicia acusó hoy al Gobierno de haber pagado a los dos diputados que han dejado las filas antichavistas, lo que ha dado al oficialismo el control de 100 de los 165 puestos del Parlamento.

“El Gobierno lo que hace es corromper a la gente con dinero”, sostuvo el coordinador de PJ, el diputado Julio Borges, en unas declaraciones a la televisora Venevisión.

El Partido Socialista Unido de Venezuela  ganó 98 de los 165 puestos para diputados de la Asamblea Nacional en los comicios legislativos de septiembre de 2010, lo que le permitió mantener la mayoría parlamentaria, pero sin alcanzar los dos tercios que había ganado en los comicios de 2005.

Borges añadió que los diputados Hérnán Núñez y William Ojeda “lamentablemente son personas que no tienen la madera ni la dignidad para luchar por ideales y se doblegan ante el poder”.

Núñez anunció este martes en el plenario parlamentario que se separaba de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), la alianza partidista de oposición, y lo propio hizo Ojeda el año pasado.

Borges opinó que el presidente Hugo Chávez, quien está en Cuba desde hace casi dos meses por una nueva intervención quirúrgica por el cáncer que padece, no aprobaría la supuesta “compra” de diputados, informó Efe.

“Estoy seguro que si el presidente Chávez pudiera opinar en este momento, le diría a la gente del PSUV y a Diosdado (Cabello, presidente del Parlamento): ‘Ese no es el camino, está mal, no está bien lo que están haciendo'”, manifestó Borges.

Añadió que mientras Núñez anunciaba su paso a las filas oficialistas, el diputado opositor Richard Mardo denunció este martes en el misma plenaria que Cabello “le mandó un emisario” para ofrecerle que abandonara a la MUD y “para que hablara mal de Capriles y del partido Primero Justicia” a cambio de “congelar” denuncias de corrupción en su contra.

“Mardo lo mandó largo, tú sabes para dónde, pero el otro diputado Hernán Núñez lamentablemente sí se prestó a ese juego y se pasó al Gobierno”, agregó Borges.

 

Enviar Comentarios



© Manapro Consultores

Enviar Comentarios