Acusan a dos funcionarios del Sebin por caso de del concejal Fernando Albán - Runrun
Acusan a dos funcionarios del Sebin por caso de del concejal Fernando Albán

El Ministerio Público acusó a dos funcionarios del Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin) por su presunta responsabilidad en el incumplimiento “de mecanismos necesarios de custodia durante el suicidio del concejal metropolitano, Fernando Albán”.

Los funcionarios acusados son Miguel David Dos Santos Rodríguez (29) y el detective Keyberth José Cirelli Moreno (30).

A través de una nota de prensa el Ministerio Público explicó que ese día – el 8 de octubre de 2018 – el concejal estaba en el piso 10 del Sebin, pidió ir al baño y presuntamente corrió hacia una ventana panorámica ubicada a tres metros del sanitario y se lanzó al vacío.

Igualmente señalaron que se determinó que los funcionarios del organismo policial no consultaron a sus superiores “al momento de despojar de las esposas al concejal, ni tampoco activaron otros mecanismos de seguridad necesarios durante la custodia”.

La Fiscalía 59ª nacional acusó a Dos Santos Rodríguez y Cirelli Moreno por el delito de quebrantamiento de las obligaciones de custodia.

Sospechas

Desde un primer momento dirigentes de la oposición y la familia del concejal Fernando Albán han dudado de esta versión dada por el régimen de Nicolás Maduro. 

Dos meses después de su muerte, su equipo de abogados denunció que en este caso existen dos certificados de defunción que se contradicen en torno a la causa de su deceso.

“El primer certificado de defunción señala que la muerte fue por un golpe en la parte posterior del cráneo y el segundo dice que fue por un golpe facial. Además firman dos diferentes médicos, uno de ellos es un médico comunitario y el otro no se sabe quién es, porque la cédula de identidad que aparece en el documento corresponde a otra persona”, afirmó Ramón Aguilar, abogado defensor.

Para ese momento Aguilar aseveró que es una “política de Estado” la detención ilegal de opositores, su incomunicación, las violaciones al debido proceso y la “aplicación sistemática de torturas”. Por ello, además solicitan que se investigue a todos los funcionarios de la policía política que tuvieron contacto con Albán.

Además, el equipo defensor del concejal pidió la recusación del fiscal general designado por la Asamblea Constituyente, Tarek William Saab, por haber “emitido opinión previa y haber calificado como un supuesto suicidio un acontecimiento que según el expediente de la investigación corresponde a un homicidio”.

Saab había asegurado en un principio que los custodios de Fernando Albán no eran culpables de su muerte, aunque afirmó que si hubo una actuación negligente.

“Consideramos que hubo una actuación negligente de los funcionarios encargados de la custodia, pero eso no los hace responsable de una determinación individual del concejal de suicidarse”, dijo en entrevista en  Globovisión, el 31 de octubre del año pasado.