The New York Times revela conexiones de El Aissami con Hezbolá - Runrun

The New York Times revela conexiones de El Aissami con Hezbolá

elaissami.jpg

NO POCAS HAN SIDO LOS SEÑALAMIENTOS y acusaciones contra uno de los hombres más visibles del régimen de Nicolás Maduro. Y es que Tareck El Aissami, actual ministro de Industrias y Producción Nacional, ha tenido puestos claves dentro del chavismo, escalando hasta el puesto de vicepresidente.

Desde Estados Unidos, la administración de Donald Trump no ha perdido la oportunidad para aplicar sanciones a funcionarios del gobierno chavista, incluido El Aissami, vinculado a actividades de narcotráfico.

El diario estadounidense The New York Times publicó un reportaje en el que dio detalles de una serie de documentos obtenidos a través de un exfuncionario de inteligencia venezolano, y que además aseveran que El Aissami y su padre reclutan a miembros del Hezbolá, grupo islámico calificado como terrorista por el gobierno de Estados Unidos.

Hezbolá es considerada una organización terrorista por Estados Unidos, y funcionarios estadounidenses dijeron que desde hace tiempo tiene presencia en América del Sur, donde ha ayudado a lavar dinero del narcotráfico. En 2008, el Departamento del Tesoro sancionó a un diplomático venezolano tras acusarlo de recaudar fondos para Hezbolá y de ayudar a sus integrantes a viajar hacia Venezuela.

Según la investigación del medio, Carlos Zaidan El Aissami, padre del ministro, estaría al frente de un proyecto para capacitar a elementos de Hezbolá en territorio venezolano con el objetivo de ampliar redes de inteligencia y facilitar algunas operaciones relacionada con el narcotráfico.

El archivo no especifica si Hezbolá logró establecer su red de inteligencia o rutas de drogas en Venezuela, pero si menciona que miembros de esa organización se establecieron en Venezuela con la ayuda de El Aissami.

Además, se vincula al vicepresidente para el Área Económica y su hermano con Walid Makled, narcotraficante venezolano que paga una condena de 14 años en prisión desde 2015, y tenía casi 45 millones de dólares guardados en cuentas bancarias suizas.

“Los documentos muestran que El Aissami —con ayuda de un testaferro que es blanco de sanciones económicas estadounidenses— compró un banco en Estados Unidos, parte de una constructora, una participación accionaria en un centro comercial panameño, tierras pensadas para un complejo turístico de lujo y varios proyectos inmobiliarios en Venezuela, incluyendo una “mansión millonaria” para sus padres”.

Lee la investigación completa en The New York Times.

*Con información de Tal Cual Digital y El Pitazo.

Enviar Comentarios



© Manapro Consultores

Enviar Comentarios