Acceso a la Justicia califica al TSJ como politizado y parcializado

SalaConstitucionalTSJ

 

Según la Organización No Gubernamental Acceso a la Justicia, en Venezuela es imposible un sistema de justicia efectivo, eficiente, imparcial, independiente y transparente mientras el TSJ funcione como un apéndice del gobierno de turno.

“Los venezolanos no contamos con un Tribunal Supremo de Justicia que respete y haga valer nuestros derechos, por la simple razón de que un órgano judicial no puede ser a la vez político y justo. La justicia no debe tener partido, si lo tiene, no puede ser justa”, reza un extracto del comunicado.

Magistrados-01

 

Partiendo de un estudio de la normativa del poder judicial de 1999 hasta 2016 efectuado por Gustavo Urdaneta, desde el propio nacimiento de la nueva Constitución en 1999, las normas que contenía para su transformación se han dejado de lado, y en especial, las de la designación de los magistrados del TSJ.

La Asamblea Nacional Constituyente designó a los veinte magistrados del TSJ en los últimos días del año 1999, sin respetar el procedimiento de selección y los requisitos que la Constitución establecía, así se estableció un patrón que se ha mantenido hasta el día de hoy.

Acceso a la Justicia ha hecho denuncias donde se especifica que el Comité de Postulaciones Judiciales junto con el Poder Ciudadano no garantizó la imparcialidad para la preselección de los candidatos a magistrados, confrontando una clara mayoría oficialista entre definitivos y suplentes.

Human RightsWatch informó que en 2004 ante la preocupación por la disminución de magistrados afectos al régimen, se dictó la Ley Orgánica del Tribunal Supremo de Justicia que pretendía blindar al chavismo. La primera medida consistió en incrementar el número de magistrados de 20 a 32.

Aunque la decisión tenía como justificación la supuesta celeridad que brindarían los nuevos magistrados al sistema, en un estudio reciente sobre el desempeño del Poder Judicial Acceso a la Justicia constató que el Tribunal Supremo de Justicia disminuyó en un 43,7% el número de expedientes decididos entre 2004 y 2015.

Bajo la nueva Ley Orgánica del Tribunal Supremo de Justicia se realizaron dos procedimientos de designación de magistrados, uno en 2010 y el más reciente en 2015, llevado a cabo de forma acelerada con el fin de evitar que la Asamblea Nacional electa para 2016 pudiese hacerlo.

 

Con información de Acceso a la Justicia 

Enviar Comentarios

Entradas relacionadas