Reactivan juicio en contra de Correo del Caroní por informar sobre corrupción en Ferrominera

correo del orinoco

Foto: Correo del Caroní

Este miércoles 9 de marzo de 2016 se retomó el juicio por difamación e injuria en contra del director de Correo del Caroní en el Tribunal Penal Sexto de Juicio del estado Bolívar, extensión Puerto Ordaz, a cargo del juez Beltrán Javier Lira, el cual tiene como raíz la cobertura informativa que hizo el medio de comunicación en 2013 de las denuncias y posterior investigación del Ministerio Público sobre la corrupción en Ferrominera Orinoco.

Como resultado de las averiguaciones, el presidente para ese entonces de la estatal de hierro, Radwan Sabbagh, fue destituido del cargo en mayo 2013. Luego Sabbagh, tres gerentes de la empresa y el empresario Yamal Mustafá, propietario del diario Primicia y de la empresa Corpobrica, fueron detenidos e imputados.

La noticia sobre este caso de corrupción tuvo eco en la mayoría de los medios de comunicación del país, sin embargo, el empresario Yamal Mustafá demandó en esa oportunidad al director de Correo del Caroní, David Natera Febres, por los delitos de difamación e injuria.

El tribunal que admitió la demanda emitió una medida para prohibir a Correo del Caroní divulgar información sobre este hecho de corrupción, vulnerando el derecho a la información del pueblo de Guayana y de Venezuela de conocer las incidencias de un caso de interés público.

Mustafá interpuso la demanda por difamación e injuria en contra de Natera Febres, y también en contra del entonces diputado Andrés Velásquez, quien quedó excluido de la querella por gozar de inmunidad parlamentaria. Lo hizo a pesar de haber sido detenido e imputado por el caso de corrupción de FMO.

El Ministerio Público imputó a Mustafá por peculado doloso propio, concertación de funcionario público con contratista y asociación para delinquir dentro del caso de corrupción de FMO. Estuvo retenido más de dos años y ahora goza de libertad plena tras el sobreseimiento de su causa penal.

Sigue leyendo esta nota de Oriana Faoro en Correo del Caroní.

Enviar Comentarios

Entradas relacionadas