Los Runrunes de Bocaranda de hoy 26.09.2017: BAJO: Alerta

dolaressicad-1

BAJO

EN CASCADA: 

De esta forma podría entenderse el “alerta” del FINCEN (Financial Crimes Enforcement Network) del Departamento del Tesoro de EE.UU. respecto a las transacciones financieras del gobierno venezolano, sus funcionarios, los testaferros y las modalidades a utilizar para “lavar la corrupción” de 18 años. En el texto oficial anuncian “continuar con la vigilancia para identificar y contener los procedimientos de corrupción y protegerse contra el lavado de dinero y otras actividades financieras ilegales” debido a “la corrupción masiva en Venezuela y los métodos que altas figuras de su política y asociados pueden estar utilizando para ocultar la corrupción”. El aviso oficial de FINCEN describe una serie de “banderas rojas” para ayudar a las instituciones financieras globales a identificar y reportar actividades sospechosas que pudieran ser indicativas de corrupción”. La conexión global de hoy en materia financiera permite que todos los bancos de la Unión Europea y los bancos principales de Asia y África estén al tanto de las trazas del “dinero sucio” venezolano. Ya hay cuentas congeladas a rojos intermediarios en España, Francia e Italia. Los gobiernos de esos países junto a los de Irlanda, Alemania, Austria, Reino Unido, Holanda y los países nórdicos tienen equipos de monitoreo descubriendo cuentas, colocaciones, adquisición de propiedades y otros negocios sospechosos donde intervinieron venezolanos, hoy millonarios, cuya historia financiera data solo desde uno a tres lustros atrás. Situaciones como las que confrontaron connacionales en bancos de Andorra y Madrid podrían repetirse hasta en China. La semana pasada, la empresa matriz de PetroChina pidió a su sede en EE.UU. no aprobar préstamos a PDVSA ante el temor a sanciones. La empresa ha sido intermediaria para préstamos a Venezuela por un monto de $45 mil millones la última década. Les deberemos por toda una generación…

ROJPINTAS: 

Hicieron quedar mal al “Mazo” sus “investigadores”. Los certificados del banco UBS de Bahamas que anunciaron serían de la Fiscal Luisa Ortega y de su marido, el diputado del PSUV Germán Ferrer, serían falsos. El USB en Bahamas cerró en 2015. La pregunta que se hacen es quién de sus asesores le metió gato por liebre. ¿El constituyentista Carreño o un tal Sayago ex-vicepresidente de Fogade? ¿Por qué no preguntan a los suizos de UBS por la autenticidad de esos certificados en vez de montar falsos positivos que se desploman con evidencias y perjudican tan cacareada investigación? ¿Que pruebas entregó el M/G García Plaza en la OEA que asombraron al ex fiscal de la CPI Luis Moreno Ocampo? ¿Y las que le dieron los otros dos militares?
runrunesalto
runrunesmedio

 

Enviar Comentarios

Entradas relacionadas