Carmelo Cortez, luz y sombra de un presidente casi perpetuo

En la víspera de las elecciones para elegir a la junta directiva de la Federación Venezolana de Baloncesto, el presidente del ente es acusado por sus adversarios de estar vinculado a una empresa que hizo contratos en 2013 con el propio organismo para llevar a la selección nacional a una gira por Estados Unidos. El dirigente esgrime que todo parte de una campaña sucia en su contra 

Por Francisco Zambrano

@franzambranor

 

Desde 1993, una sola voz se escucha en el seno de la Federación Venezolana de Baloncesto: la de José Carmelo Cortez. Oriundo de la ciudad de El Tigre en el estado Anzoátegui, inició su tránsito en la disciplina hace más de cuarenta años como entrenador y a partir de los 90 comenzó la carrera en la dirigencia deportiva; escaló de vocal a presidente, pasando por secretario y tesorero. Sus 24 años al frente de la disciplina de los tabloncillos solo es superado por la estadía del ahora convicto y destituido, Rafael Esquivel, al frente de la Federación Venezolana de Fútbol.

A lo largo de las dos décadas al frente del baloncesto nacional han surgido cualquier tipo de señalamientos acerca del manejo de la FVB. Cortez le ha regalado alegrías al deporte local, como el título en el Torneo de la Américas y la participación de la selección en los Juegos Olímpicos de Río 2016, pero también su longeva figura en el deporte de las cestas ha levantado suspicacia: contratos por miles de dólares, empresas a su nombre, casas y vehículos en el exterior encienden la polémica sobre la honestidad del oriental.

La más reciente se desató en 2015, cuando el entonces jugador de la NBA, Greivis Vásquez, expresó públicamente su descontento con los manejos de la FBV. “No estoy de acuerdo en cómo se maneja el baloncesto en Venezuela, no estoy de acuerdo con el presidente de la Federación”, expuso quien fuese base de Memphis, Nueva Orleans, Sacramento, Toronto, Milwaukee y Brooklyn.

carlherreragreivisvasquez-versionfinal

Cortez junto a Carl Herrera (a la izquierda), Greivis Vásquez y Eduardo Álvarez en la sede del COV

Cortez tiene estructuras de negocios vinculadas al deporte, formalizadas en la página de registro de empresas estadounidenses corporationwikicomUna de ellas es Torneos y Competencias Worldwide, donde aparece junto a su hijo Carmelo Cortez Brito, la cual fue constituida en 2013 con el número de registro P13000047632 y cuya dirección es el 3340 NE 190th St, Aventura, Florida, la misma de otra con nombre parecido: Sports Training Complex Wolrdwide Inc (según acuerdos que firmó la FVB en 2013), contratada ese mismo año por la Federación para sendas giras del combinado criollo por Sarasota y Tampa y que tiene como responsable a Hugo Bracho.

Otra propiedad de Cortez en territorio americano según corporationwiki.com es Venezolana de Baloncesto LLC, donde vuelve a aparecer con su vástago y con Bracho, quien figura al frente de cuatro compañías activas y estuvo vinculado a otras cuatro, y con Segundo Salazar, el cual formó parte de ocho estructuras, todas inactivas. Estos dos últimos están ya desvinculados a Venezolana.

Bracho y Salazar tuvieron una relación comercialjunto a Pedro Castillo en World Intermedia Sports Inc, empresa fundada en septiembre de 2012 que ya dejó de funcionar y que coincidencialmente operaba en la misma dirección que la compañía de Cortez: 3340 NE 190th St, Aventura, Florida.

Castillo, otrora presidente de la Liga Nacional de Baloncesto, propietario de Espartanos de Margarita y ex gerente de comercialización de la selección de baloncesto, fue solicitado por Interpol en 2011 luego que el Tribunal 4to de Control de Nueva Esparta ordenara su captura por fraude en perjuicio de la nación debido a la causa de los Ranchos de Chana. Actualmente no tiene alerta de aprehensión internacional.

Castillo Uzcátegui fungía también como secretario en la empresa Grupo Marino Marco Antonio Corp, estructura que todavía se encuentra operativa y donde se desempeña Cortez Brito.

Captura de pantalla 2017-11-03 a la(s) 3.59.03 PM

Captura de pantalla 2017-11-03 a la(s) 4.00.40 PM

En documentos filtrados por un ex socio de Carmelo Cortez en territorio extranjero, se registra que Sports Training Complex Wolrdwide Inc y la FVB sellaron dos contratos por $357.355 y $ 613.500 en julio de 2013 como parte de la preparación del quinteto criollo para el Premundial FIBA de las Américas, que se desarrolló en Caracas entre el 30 de agosto y el 11 de septiembre de ese año.

El abogado en materia deportiva, Francisco Delgado, sostuvo que a través de Sports Training Complex Wolrdwide Inc, Cortez, usando a Bracho de intermediario, hizo negocios con la propia FVB.

Delgado, quien es además miembro de Somos Baloncesto (movimiento que quiere reemplazar a Cortez en la FVB), indicó que el federativo podría haber incurrido en adquisición de divisas mediante engaño, delito que según el artículo 21 del decreto con Rango, Valor y Fuerza del Régimen Cambiario y sus Ilícitos, comprende una pena de cuatro a ocho años de prisión o una multa equivalente a doce unidades tributarias por cada dólar concedido por el Banco Central de Venezuela.

“Además se acostumbra a hacer presupuestos inflados, por ejemplo seleccionan sitios cinco estrellas y luego meten a los atletas en hoteles de menor calidad, estamos en presencia de una legitimación de capitales, esto es algo que las autoridades deben investigar”, dijo el también asesor de la Federación Internacional de Baloncesto (FIBA), según se desprende de su cuenta de Twitter.

 En la cuenta de Bank of America de la empresa Sports Training Complex Wolrdwide Inc durante julio y agosto de 2013 se depositaron $178 mil 500 y retiraron $ 163 mil 716,49, entre los movimientos más llamativos destacan cuatro transferencias a la empresa Ocean Drive Limousines en Miami por un total de $ 8 mil 850.

“Esa empresa no es mía, es de unos señores en Estados Unidos que en una oportunidad le hicieron a la federación un servicio, desde tres o cuatro años atrás no nos prestan más servicio, básicamente porque no hemos ido más a ese país. Mi única empresa en Estados Unidos se llama Torneos y Competencias, está constituida desde hace 20 años en Venezuela y poco tiempo fuera, hemos organizado algunos eventos relacionados al deporte”, le dijo Cortez en exclusiva a Runrunes.

“Tanto la selección masculina como la femenina fueron atendidas por esa empresa (Sports Training Complex Wolrdwide Inc). Nunca he sido socio de esa compañía y mis empresas están a mi nombre, no a nombre de otros”, puntualizó.

Cortez aseguró que aún se le debe dinero a STCWI por la logística que organizó hace cuatro años. “Muchos pagos todavía los debemos, porque no han salido ‘los Cadivi’ de ese momento, he ido asumiendo algunas deudas yo particularmente”.

El presidente de la FVB manifestó que la entidad que coordina no maneja recursos, solo los distribuye. “El Ministerio aprueba el presupuesto que le envía esta empresa y el propio Ministerio le deposita a ellos, lo que hacemos es coordinar los pagos de viáticos y los premios a todos los miembros del combinado”.

Armando Becker, uno de los iconos del baloncesto criollo, aún aparece en la página web de la FVB como miembro; el ex jugador apunta que su experiencia con el ente se limitó a un año y medio. No le gusto lo que vio dentro.

“A mi no me van a venir con cuentos, yo viví el tema de las giras, para el hospedaje se pedían presupuestos para hoteles cinco estrellas y nos ponían en moteles de carretera como el Ramada y el Holiday Inn”, apuntó Becker.

Francisco Delgado señaló que esa práctica de hacer presupuestos exagerados es usual. A juicio del profesional del derecho, los llevan a su mínima expresión y luego de alguna forma los justifican ante las autoridades. “Esos dólares los da el Estado para la preparación de los atletas, no para que se los embolsillen unos cuantos”.

Cortez afirmó que una vez de regreso de una preparación en el extranjero, se debe justificar ante el Ministerio del Deporte cada centavo. “No tenemos cuentas pendientes con el Ministerio y tenemos todas las solvencias, los libros de la FVB están abiertos para que todos vayan a ver”.

Alexander Nelcha, otro ex miembro del combinado local de basket, esgrimió que en la federación, los dirigentes están arriba y los atletas abajo. “Siempre pedía pasajes cuando estaba en Francia y no me los pagaban, los viáticos que nos daban eran una miseria, más que todo jugábamos por la camiseta. La FVB nunca nos valoró, el único jugador que podría tener bienes a la altura de Carmelo es Carl Herrera y no los posee”, sostuvo.

Los dos “C” en la tierra de Trump

El presidente de la federación no niega que tenga una propiedad en Florida que en junio de 2013 estaba valorada en $162 mil 500 y que haya adquirido un Mercedez Benz 2008, precisamente ese mismo año.

2013 no solo fue un periodo fructífero para las arcas de la empresa Sports Training Complex Wolrdwide Inc, también para el anzoatiguense.

“Si tengo una casa en Florida, es mía, de mi esposa y de mis hijos, que por cierto estamos vendiendo por el tema de la economía”, apuntó. “También tuve ese carro y lo vendí, eso está todo en un registro”, agregó.

“Carmelo Cortez vive mucho mejor que la mayoría de los atletas que han representado a Venezuela; no me meto en esa mayoría porque tuve la suerte de jugar en Francia, pero hay otros que hoy en día viven en situaciones muy malas y ese señor tiene yates y restaurantes”, dijo Nelcha, desde su casa en Alemania.

“Al presidente actual de la federación no se le conoce actividad comercial privada, entonces cómo se explica que tenga propiedades en el exterior, que haga gastos en dólares, que tenga un movimiento en divisas, cualquier mortal no puede hacer eso”, dijo el ex entrenador y aspirante a la presidencia de la FVB por el movimiento Somos Baloncesto, Bruno D’Adezzio.

“Carmelo no tiene otra actividad económica. El básquet se cae a pedazos, pero él se compra una casa y un carro, este es un problema de todas las federaciones, es lo mismo que con Esquivel (Rafael), yo creo que estamos ante la presencia de lo que podría llamarse un FIBAGate”, agregó Rolando Urdaneta, ex presidente de la Liga Profesional de Baloncesto.

Cortez hace caso omiso a los cuestionamientos y asegura que todo lo ha conseguido producto de su trabajo.

“He sido entrenador por 25 años, tengo una empresa de redes eléctricas, otras de eventos y una posada en Cumaná, donde por cierto se ha alojado Greivis Vasquez”.

“La suspicacia de todo esto nace porque desde hace tiempo han habido testigos de ciertos lujos, nosotros lo que queremos es que se haga una investigación, porque de repente el señor (Cortez) se ganó el Loto Florida y entonces no hay más nada que decir”, apuntó D’Adezzio.

“Carmelo solo espera los viajes para pedir los dólares, el tema es qué hace después con ese dinero, no hay una contraloría eficiente allí, es una perversión, un poco de lo que es el sistema”, agregó Urdaneta.

“Ese señor (Cortez) maneja la FVB como un feudo privado y eso no está bien”, argumentó D’Adezzio, quien pretende rivalizar con Cortez en las venideras elecciones, posiblemente en noviembre de 2017.

“Ya Carmelo estuvo suficiente tiempo ahí, si se va el baloncesto va a seguir en Venezuela, de mi trayectoria en el basket me quedó una gran reflexión; los políticos se meten en el deporte solo cuando hay resultados buenos, sino ni te paran”, agregó Nelcha.

 

Asociaciones y atletas alzan la voz

Desde la asociaciones del interior del país no solo reclaman la nula alternabilidad en la FVB, sino la escasa transparencia en la gestión. “Carmelo Cortez está en la presidencia desde que yo era juvenil, he visto todo tipo de trampas, hay elecciones fraudulentas y manipuladas”, aseveró Oscar Arias, gerente de operaciones de la Asociación de Baloncesto de Anzoátegui.

“En el estado Bolívar nunca nos han llegado recursos de la Federación. Siempre hemos hecho la diligencia y terminamos dependiendo de la caridad de la empresa privada”, confesó Fabiana Moreno, contralora de la asociación bolivarense.

Mientras al combinado de mayores se le ofrece un trato privilegiado, a otros combinados no. A principios de julio de 2017, el equipo de baloncesto femenino sacó a la luz pública un comunicado donde exponía que tanto FVB como Mindeporte se pasaban la pelota cuando se les increpaba sobre la aprobación del presupuesto para el Premundial en Buenos Aires, Argentina. ¿Hasta cuando el basket femenino va a ser el denigrado?, se cuestionaron.

“Es inconcebible que las muchachas, luego de tener esa tremenda actuación en el Suramericano hayan pasado por eso y entonces vemos por otro lado ese tipo de conducta en la FVB”, salió al paso D’Adezzio.

“El basquetbol no invierte en los chamos, en apariencia pareciera que sí, pero la realidad es otra cosa”, confesó Arias.

“Si uno habla con los chamos de U17 por citar un ejemplo, es otra cosa, cada quien vive una realidad distinta”, asomó Becker.

“La verdad es que las categorías menores están prácticamente a la deriva, no reciben un céntimo y si lo hacen es insuficiente, paradójicamente lo más pequeños son los más afectados”, alegó Francisco Delgado.

“Hay un gran deterioro en todas las entidades, no tienen uniformes, no se pueden transportar”, expresó Rolando Urdaneta.

El ex presidente de la LPB aseguró que desde la FVB se persigue a las asociaciones que no estén de acuerdo con la política de Cortez. “Aragua se declaró en contra del presidente de la FVB, entonces la reacción fue la de cortarles la cabeza, es la política de si no estás conmigo, estás en contra, no hay convivencia”.

“Las elecciones en las asociaciones se hacen un poco amañadas, en Portuguesa hubo una plancha única, en Cojedes votaron clubes fantasmas y en Anzoátegui votó un menor y otro con cuatro cédulas”, denunció D’Adezzio. “En Venezuela hay 24 asociaciones, de ellas ocho acéfalas, Amazonas ni siquiera existe como asociación”.

“Yo era representante de los atletas, ese es un cargo que se da por votación, estaba ilusionado de tener ese rol, pero paulatinamente me fui alejando hasta que no fui más, me di cuenta que las cosas no se hacían bien y la poca participación que uno tiene en la toma de decisiones”, mencionó Becker, quien ahora vive en el estado Lara. “Es un círculo bien cerrado el de la Federación, cuando quieres plantear cosas diferentes te empiezan a alejar”, enfatizó.

Becker apunta que el desamparo a los atletas igualmente se extiende a los retirados.  “Yo ni siquiera hablo de una pensión, aquí hay decenas de jugadores que lo que quieren es que los tomen en cuenta. Yo no quiero dinero, solo que se trate con dignidad a los ex atletas, no es posible que yo deba llamar a la FBV para decirle que quiero trabajar”.

Cortez expone que sus oponentes lo atacan sin conocer la realidad y el entorno. “Tenemos ya casi dos años que no recibimos dinero del Ministerio del Deporte, ni siquiera para temas de mantenimiento, yo ni siquiera tengo sueldo en la federación”.

“A todos los atletas le damos un trato igualitario en la Federación, pero no es lo mismo los viáticos que se le dan a un jugador que milita en una liga extranjera que un chamo de 14 años”.

“Carmelo ha tratado de ayudar a las asociaciones, pero es muy difícil cuando desde principios de año no nos llegan los recursos”, dijo el presidente de la Asociación del Distrito Capital, Miguel Querales.

“La gestión de Carmelo ha tenido sus altas y bajas, no estoy de acuerdo con que alguien se eternice en el poder, pero tampoco con gente que quiere enriquecerse a costa de la disciplina, como los miembros de Somos Baloncesto, porque al final los perjudicados van a ser los atletas”. Querales aseguró que la jefatura del gobierno de Distrito Capital les tiene desamparados. “Uno de nuestros chamos tuvo que jugar con zapatos prestados en el pasado Suramericano U-14 de Maturín, nosotros subsistimos gracias a los padres, representantes y ayudas de terceros”.  

Las elecciones que vienen

En teoría las elecciones para escoger la junta directiva de la FVB debieron realizarse el pasado 29 de junio, pero un amparo  introducido por el exbasquetbolista y abogado, José Luis Ramey, paralizó el proceso y el Tribunal Supremo de Justicia debería dar a conocer una nueva fecha en un futuro cercano.

Ramey argumentó que no habían garantías de transparencia, participación política y confiabilidad en los comicios y en ese sentido ahora se espera que observadores del IND y el Ministerio Público participen en un proceso que por vez primera será supervisado por el Consejo Nacional Electoral.

La Sala Electoral debe publicar una sentencia y fijar la fecha definitiva de las elecciones que serán en Caracas y no Cumaná, tierra donde tiene su residencia Cortez.

A todas estas, la Federación Internacional de Baloncesto (FIBA) advirtió que la FVB está expuesta a una sanción con riesgo de suspensión por la violación de los estatutos generales, que hace referencia al manejo independiente de asuntos federativos y la intervención de terceros.

“Antes de la Ley del Deporte a los presidentes de las federaciones los elegían los presidentes de las asociaciones, ahora votan entrenadores, árbitros y atletas”, indicó D’Adezzio, quien aspira cercenar el reinado de Cortez al frente de la FVB.

“La gente de Somos Baloncesto y Greivis Vásquez se encargaron de retrasar las elecciones porque necesitan comprar votos y conciencias, le han ofrecido plata y hasta carros a las asociaciones, cuando los números no te dan, la estrategia siempre es correr la arruga”, sostuvo Miguel Querales.  

“Yo no compito para perder, siempre para ganar, estaba listo para dejar la junta directiva, pero mucha gente se me acercó y me pidió que continuara, este será mi ultimo periodo porque yo creo en la alternabilidad de poderes, me critican por el tiempo que he estado aquí, pero nadie sabe que esta es una labor de 24 horas y ad honorem”, puntualizó Cortez.

El presidente de la FVB está seguro que saldrá bien librado tanto de las acusaciones en su contra como de los comicios que están por venir.

“Yo se que Greivis está detrás de todo esto, fue el quien se encargó de filtrar los documentos, a diferencia de él, yo sí doy la cara y no me escondo de los negocios que hago”.

Enviar Comentarios

Entradas relacionadas