Inteligencia informó a Trump que Rusia tiene datos comprometedores sobre él

dtrump_2

 

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, y el presidente electo, Donald Trump, recibieron la semana pasada documentos clasificados con acusaciones de que agentes de Rusia aseguran tener información personal y financiera sobre Trump, según le revelaron a CNN múltiples funcionarios de Estados Unidos con conocimiento directo de las sesiones informativas que ambos recibieron.

Estas acusaciones figuran en una sinopsis de dos páginas anexada a un informe sobre la injerencia rusa en las elecciones presidenciales de 2016. Las denuncias surgen, en parte, de memos compilados por un exagente de inteligencia británico, cuyo trabajo anterior consideran creíble los funcionarios de inteligencia estadounidense. El FBI investiga la credibilidad y precisión de estas acusaciones, fundamentadas, principalmente, en datos de fuentes rusas, pero aún no ha confirmado muchos detalles esenciales en los memos sobre el presidente electo.

Los reportes clasificados de la semana pasada fueron presentados por los cuatro jefes principales de Inteligencia: el director nacional de Inteligencia, James Clapper; el director del FBI, James Comey; el director de la CIA, John Brennan, y el director de la Agencia Nacional de Seguridad, el almirante Mike Rogers.

Múltiples fuentes le cuentan a CNN que los funcionarios tomaron la decisión de incluir la sinopsis entre los documentos presentados, en parte, para alertar al presidente electo de que existen señalamientos relacionados con él, que circulan entre las agencias de inteligencia, los líderes del Congreso y otros funcionarios en Washington. También, para demostrar que Rusia ha recopilado información potencialmente dañina para ambos partidos políticos, pero que solo divulgó la que perjudicaba a Hillary Clinton y los demócratas. De acuerdo con varios funcionarios que saben del informe, esta sinopsis no fue un elemento oficial del reporte en el caso de la comunidad de inteligencia sobre los ciberpiratas rusos, pero algunos funcionarios dicen que aumentó la cantidad de pruebas de que Moscú trató de perjudicar la candidatura de Clinton y ayudar a la de Trump.

La sinopsis, de 2 páginas, también incluía afirmaciones de que, durante la campaña electoral, hubo un intercambio continuo de información entre representantes de Trump e intermediarios del Gobierno ruso, según dos funcionarios de seguridad nacional.

Tras la publicación de esta información, el propio presidente electo tuiteó lo siguiente este martes: “Noticias falsas. ¡Una cacería de brujas política total!”. Pero inicialmente, su equipo de transición declinó repetidas solicitudes de comentar al respecto.

 

 

 

Enviar Comentarios

Entradas relacionadas