En la Asamblea Nacional llegó la hora de los suplentes - Runrun

En la Asamblea Nacional llegó la hora de los suplentes

asambleanacional.jpg

Desde que se ha intensificado la persecución judicial en contra de los diputados de oposición que apoyan a Juan Guaidó, los parlamentarios suplentes han debido asumir el protagonismo en el hemiciclo y las comisiones

Saraí Coscojuela/@saracosco

ES MARTES DE SESIÓN ORDINARIA en la Asamblea Nacional y los parlamentarios se preparan para un debate sobre la defensa de la Constitución de 1999. En el Hemiciclo, presidido por Juan Guaidó, hay un grupo que va en aumento: el de los diputados suplentes que se han visto obligados a asumir un protagonismo que no estaba en el guión inicial. 

La incorporación más reciente se dio este martes 13 de agosto con Carlos Bastardo (Vente-Monagas) suplente de Juan Pablo García. Bastardo -quien, al igual que los demás relevistas del Parlamento, se sentó en una curul con el nombre de su principal- declaró a los medios de comunicación que García sigue en el país “dando la cara”, aunque analizando la información porque deberá tomar algunas medidas de resguardo.

No dio paradero específico del parlamentario y tampoco si se resguardará en alguna embajada o se irá del país. Tampoco dio detalles sobre si volverá al Parlamento, pero enfatizó en que seguirá trabajando por la libertad de Venezuela. 

El día anterior el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) publicó dos sentencias sobre allanamiento de inmunidad parlamentaria de los diputados Juan Pablo García (Vente-Monagas), José Guerra y Tomás Guanipa (PJ-Distrito Capital), acusados de traición a la patria. Aunque de estos últimos se conocía la información desde el mes de junio y desde entonces no se les ve en las sesiones del Parlamento.

Debido a esta seguidilla de acusaciones -que han debilitado la bancada opositora de la AN, institución desde la cual se ha construido el proyecto de Guaidó que apoyan más de 50 países- los diputados suplentes han tenido que irse sumando de forma permanente a las sesiones y comisiones porque sus principales se encuentran en la clandestinidad, el exilio o presos.

Dentro del hemiciclo de sesiones, el diputado Bastardo tomó el derecho de palabra mientras que, en la tribuna presidencial solo estaban Guaidó y el segundo vicepresidente Stalin González, además de la silla vacía del primer vicepresidente, Edgar Zambrano, quien fue detenido de manera arbitraria el pasado 2 mayo por funcionarios del Servicio Bolivariano de Inteligencia.

Pero no es el único caso, pues en el segundo piso del hemiciclo se puede ver una pancarta gigante desplegada con la imagen del diputado Juan Requesens (PJ-Táchira) y un contador de los días que lleva preso, desde agosto de 2018. Su suplente, Karin Vera, también ha tenido que asumir el rol de principal. 

Caras nuevas

Las caras nuevas se van sumando a medida que pasa el año parlamentario. El diputado Rafael Veloz – quien también formó parte del debate de la sesión – ha tenido que asumir la curul luego de que su principal, Richard Blanco, fuera acusado de sublevación y rebelión civil por los hechos del 30 de abril y tuviera que salir caminando por la frontera venezolana hacia Colombia. 

Veloz aseguró que el TSJ ha publicado 116 sentencias con el objetivo de eliminar a la Asamblea Nacional, con la apertura de procedimientos judiciales en contra de sus colegas, que ratificaron en más de una ocasión que solo la propia Asamblea Nacional tiene el mandato constitucional de allanar la inmunidad parlamentaria. 

Actualmente son más de 30 los parlamentarios que se encuentran fuera de la Asamblea Nacional, sea en clandestinidad, en alguna Embajada en Caracas o en el exilio.

Es por eso que el diputado chavista Eustoquio Contreras señaló dentro del debate que no le pedirá a los demás ser valientes, porque en estas circunstancias es normal tener miedo. Haciendo una reflexión sobre las leyes y la vigencia de la Constitución de 1999, el parlamentario aseguró que la crisis institucional comenzó el 6 de diciembre de 2015, cuando cambió la correlación de fuerzas en el Poder Legislativo a favor de la oposición.

Por eso no dudó en asegurar que en Venezuela lo que existe ahora por parte del régimen de Nicolás Maduro es un “Fujimorazo por cuotas”, lo que dejó en total silencio el hemiciclo del Parlamento. 

Enviar Comentarios



© Manapro Consultores

Enviar Comentarios