Paz archivos - Runrun

Paz

Humano Derecho #137 con Luis Cedeño representante de Paz Activa

¿DE QUÉ VA PAZ ACTIVA?, ¿Qué actividades realizaron en el marco del día internacional de la Paz?, ¿En qué proyectos está Paz Activa? Estos y otros temas los estaremos conversando con Luis Cedeño, director de Paz Activa, una asociación civil sin fines de lucro que desde tiene 19 años dedica a la promoción del desarrollo humano de la población venezolana en el ámbito de la convivencia social, Paz Activa contribuye desde la sociedad civil a buscar soluciones a los problemas de convivencia y seguridad ciudadana en Venezuela, con un grupo multidisciplinario de jóvenes profesionales que desde la sociología, el derecho y la comunicación, se dedican al estudio y análisis de la seguridad ciudadana.

“Nosotros creemos que la Paz pasa por el perdón y reconciliación en tiempos de conflictos”. 

En la primera pausa musical escucharás el tema “Reset” de LAGOS seguido del tema Best Of You de “Foo Fighters”, y finalmente escucharás el tema “Tu Jardín con enanitos” de Melendi; estas son las pausas musicales planeadas por @Akaluisserrano, @medicenmouzo y nuestro invitado para este Humano Derecho. 

En esta oportunidad contaremos con Génesis Zambrano (@medicenmouzo) y Luis Serrano (@Akaluisserrano), como presentadores, quien le estará haciendo la suplencia a @fanzinero y @MelanioBar. Somos el radio web show semanal que mezcla la buena música con gente que ayuda a gente. Transmitido por diferentes plataformas del país, es producido por RedesAyuda y Provea. Más contenido en www.humanoderecho.com

ALTO
MAS GRUÑON QUE EFECTIVO:
 

El presidente de EE.UU., Donald Trump, declaró este 12 de septiembre que su ex asesor de Seguridad Nacional, John Bolton, se “pasó de la raya” en la política hacia Venezuela. Textualmente dijo: “Yo estaba en desacuerdo con John Bolton en sus actitudes sobre Venezuela. Creo que se pasó bastante de la raya, y creo que se ha demostrado que yo tenía razón”. Sobre su posición frente a la situación en Venezuela, dijo que mantiene una “política firme” hacia este país. “Venezuela está pasándolo realmente mal, y estamos tratando de ayudarles de una forma humanitaria”, dijo. Recordemos que hace unos meses ya Trump había llamado al botón a sus asesores sobre Venezuela ante la inoperancia de las acciones emprendidas o a medio emprender. Le parecían “mucho ruido y pocas nueces”. Las discrepancias entre Bolton -que se creía guapo y apoyado por Trump- con el Departamento de Estado y la misma Casa Blanca, por no decir con el encargado del capítulo Venezuela, Elliot Abrams, llegaron a su límite esta semana con la discrepancia interna con Trump sobre si recibir o no a los talibanes de Afganistán en Camp David precisamente cuando se conmemoraban 18 años del fatídico atentado del Talibán contra las Torres Gemelas del WTC este 9/11. Cuando Trump lo designó en el cargo el expresidente Jimmy Carter alertó sobre el peligro de tener “un extremista tan peligroso e irracional al lado del presidente que tiene el botón rojo para lanzar la bomba atómica”. Ayer, para no dejar dudas de su interés en el caso Venezuela, el propio Trump dijo a la prensa que su posición respecto a Venezuela era mas fuerte que la del despedido Bolton…

 
¿NO VA A LA ONU?:

 

Por séptimo año consecutivo le toca a Maduro “deshojar la margarita”, coloquialmente, sobre si va o no va a la Asamblea General de la ONU. Ha pasado otras veces. Siempre tendrá un motivo para no asistir. El resto de los 192 países convocados lo hacen al revés, pues si tienen motivos para hacer presencia en el más importante foro anual de la diplomacia global. Temores, desconcierto, interrogantes sin contestar, bochorno con la permanente mentira sobre resultados y esta vez algo más contundente como fue el Informe Bachelet que será actualizado en unas horas. Sin embargo el doble discurso sigue presente. Al más alto nivel de los “amigos” en el Consejo de Seguridad se han movido las fichas de Maduro para tratar de conseguir una entrevista con el presidente Donald Trump. Algo parecido sucedió hace dos años cuando ese encuentro se cayó porque Maduro lo anunció sin haber sido confirmado por Trump. Ese año tenía entre otros temas el caso de los sobrinos presos. ¿Recuerdan el viaje imprevisto a Nueva York para solo saludar a otros colegas presidentes y caminar “libremente y hasta trotando por la Quinta Avenida y el Bronx”?. Todo venía siendo trabajado hasta que saltó la liebre con el tema Bolton. ¿Y los millones de firmas contra Trump a entregara cada uno de los 192 miembros de la ONU?. Por otro lado señalan fuentes rojitas que es un riesgo para el presidente salir a territorio enemigo. Aluden que al “imperio no le importaría detenerlo o hacerle pasar un mal rato”. Todo eso parece haber influido para anunciarnos que no viajará a Nueva York y que en su lugar iría Delcy Eloína Rodríguez Gómez, su flamante y aguerrida vicepresidenta. En medio de esta crisis humanitaria conocida y comentada en todo el mundo y avalada por la Alta Comisionada de los DD.HH. Michelle Bachelet es un riesgo para su imagen. Un bochorno adicional es la actualización y respuesta de ella a las ofensas de Maduro y sus adláteres donde hasta le dijeron haber “firmado ese documento hecho por el Departamento de Estado”. Vale la pena leer a Joaquin Villalobos. Perfecto complemento para entender, aún más, lo presentado por la socialista chilena.

 

 
“VILLALOBOS DIXIT”:

 

Exguerrillero y político  salvadoreño, fundador y máximo dirigente del Ejército Revolucionario del Pueblo (ERP) una de cinco organizaciones que conformaron en 1980, el Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional, durante la Guerra Civil de El Salvador. Fue miembro de la delegación negociadora del FMLN en el proceso de paz y fue uno de los signatarios de los Acuerdos de paz de 1992 que pusieron fin la guerra civil de El Salvador. Como consecuencia de los Acuerdos de Paz, el FMLN se convirtió en un partido político legal. Ahora es un crítico abierto de la izquierda de El Salvador y de todos los movimientos de izquierda de otros países latinoamericanos, cercanos al presidente Hugo Chávez. Consultor en seguridad y resolución de conflictos fue asesor del gobierno de Colombia para el proceso de paz. De uno de sus escritos en [email protected], “La gran Estafa Bolivariana” de noviembre de 2017 extraigo algunos párrafos, mas actuales que nunca en nuestra destruida patria: “Intelectuales de izquierda de todo el planeta comenzaron a estudiar el militarismo venezolano y su propuesta de socialismo del siglo XXI. Se escribieron miles de páginas para darle a los uniformados bolivarianos sus credenciales revolucionarias. En vida a Salvador Allende nunca se le consideró un revolucionario, tampoco a Juan Velazco Alvarado, mucho menos a Juan Domingo Perón o al general Omar Torrijos a quien Fidel simplemente llamaba “guajiro filósofo”. ¿Qué tenía Chávez que logró que Castro  cantara el “Happy Birthday” en inglés?, ¿qué hizo que estos militares terminaran aceptados rápidamente como revolucionarios? Los ingresos petroleros de Venezuela desde 1998 hasta 2016 se estiman en cerca de un millón de millones de dólares, el más grande boom petrolero en la historia de Venezuela. Una verdadera orgía de dinero a la que los militares venezolanos invitaron a los izquierdistas de todo el planeta. Fidel Castro, que ya había hecho gala de pragmatismo respaldando a los cuasinazis militares argentinos en la guerra de las Malvinas, se prestó para reconocer como revolucionarios a unos gorilas sin ideología que tenían mucho dinero y estaban dispuestos a repartir.

La plata venezolana llegó, así, a los extremistas de izquierda de todas partes: Estados Unidos, Gran Bretaña, España y toda América Latina; se pagaron consultorías a académicos europeos a precios de ejecutivos de Coca Cola, financiaron partidos políticos, organismos no gubernamentales y campañas electorales, candidaturas presidenciales, convenciones internacionales, se inventó la Alianza Bolivariana de América, se alineó petroleramente a los pequeños países caribeños y con 90 mil barriles diarios de petróleo Cuba logró sobrevivir y ganar tiempo para empezar a transitar gradualmente al capitalismo porque su socialismo ya había fracasado. El dinero venezolano tuvo tres destinos principales, una parte en políticas sociales, otra en geopolítica de protección y otra para los militares y la elite chavista. Todo esto se hizo con un manejo brutalmente ineficiente, despidiendo a los técnicos y colocando militantes en posiciones de gobierno, hasta alcanzar una burocracia de más de dos millones de personas. Las Fuerzas Armadas pasaron a tener el doble de generales que Estados Unidos ascendiendo a dos mil oficiales a ese rango, con ello tuvieron más cabeza que cuerpo, algo ilógico para una fuerza militar, pero lógico para distribuir corrupción. Compraron armamentos militarmente inútiles bajo contratos que les permitieron hacerse de miles de millones dólares. El desorden en el manejo de los recursos ha sido gigantesco, sin controles y bajo el supuesto de que gobernarían por siempre sin jamás tener que rendir cuentas a nadie. El dinero era tan abundante que se tapaba el despilfarro con más despilfarro. Si escaseaba comida se compraba más y se la dejaba pudrir sin repartirla. En esa ruta se realizaron expropiaciones que lo mismo perjudicaban a grandes capitales que a panaderías de barrio. Las empresas expropiadas terminaron arruinadas, afectando el mercado, golpeando la estructura productiva y las cadenas de distribución de productos. Cuando cayeron los precios del petróleo estalló el drama del hambre para los más pobres y se les repartió represión como alimento. Los saqueos más violentos y la represión más brutal han ocurrido en antiguos bastiones chavistas, entre éstos, el lugar donde nació Hugo Chávez y el barrio donde vivió Nicolás Maduro cuando era pobre”. Pueden leerlo en: Joaquín Villalobos: La gran estafa bolivariana

 

 

 

Crónica del perdón, por Orlando Viera-Blanco

“No hay mejor autoridad que la del Papa Francisco para que desde un territorio pastoral, demande magnanimidad al gendarme que no es más que el cese de la usurpación, el desquite y la soberbia.”

Venezuela está a punto de experimentar el retorno republicano y espiritual más importante de su historia contemporánea. Nunca había ocurrido en tierra de gracia un fenómeno de tanta elocuencia grupal y ciudadana en el cual después de una devastación social, política, cultural y económica sin precedentes, los tiempos nos devuelvan la paz, la prosperidad y la felicidad.  ¿Qué nos falta?

El escenario de la violencia sigue latente. Pero un desenlace no violento luce más plausible. ¿Lección aprendida? Nadie puede seguir creyéndose más que otro en términos ciudadanos. Veamos…

 

El perdón bendice dos veces…

Desde el referéndum revocatorio 2005 Venezuela no había salido de una dolorosa polarización. El discurso divisionista de la lucha de clases encolerizó y revolvió nuestros reflujos históricos. Una sociedad que por más de medio siglo vivió una sangrienta guerra federal (siglo XIX), cuyas montoneras acabaron con un tercio de la población [uno de tres millones de personas]. Llegamos al siglo XX con sensibles falencias, mutilados de afectos y quiebres sociales insoslayables.

El mestizaje no encontró alivio en la mantuanidad. Por el contrario. Nuestra independencia mantuvo una elevada carga de castas propia de la hispanidad. El siglo XX vino marcado por la era petrolera desde la cual vivimos el proceso de movilización social más importante de toda Latinoamérica. De los años 40 hasta los 80, no hubo país en la subregión que se des-ruralizara más.  Records en vialidad, liceos, universidades, hospitales y centros urbanos. Y todos migraron a Venezuela, al tiempo que exhibíamos el Bolívar como uno de los  tres signos monetarios más fuertes del mundo, a la par del franco suizo y al dólar.

Pronto el fantasma del minotauro (oro negro) aparecería. El confinamiento social. Una sociedad de reparto, rentista, populista, que filtró un Estado clientelar hacia el ostracismo. Una selectividad partidista bipartita y miliciana, sacaba de abajo a esa Venezuela de la decadencia mientras otros quedaban encallados en la indiferencia. Vivimos un inmenso proceso de profesionalización, empoderamiento y educación masiva, pero también de desprecio y banalización alejada  de todo pasado humilde y menesteroso. Brota entonces el rechazo, la exclusión, los nuevos ricos, los pijos. Y los des-queridos se van haciendo una  notable y peligrosa mayoría. Olvidados que pronto encontraron su “ángel” vengador: Hugo Chávez Frías…

 

El taita abusó

Chávez profanó una posición de poder- militar y política-para volcar a un pueblo mísero contra una sociedad desenfadada, presumida e inadvertida, que por no aprender a aliviar la carga del pobrecitismo, pagó el injusto precio de la revancha y el odio inducido.

Años de investigación nos han arrojado el por qué de la polarización: desprecio, clasismo, discriminación, rebote, mimetismo. Violencia pasiva. Al pobre ni lo ignoro, aun viniendo uno del mismo caserío. Fue elocuente la respuesta que muchos grupos focales Chavistas light o duros [2005] martillaban a la pregunta: “¿Qué debe hacer un opositor para que Ud. les vote? Respondían:“!Que me pidan perdón!” Un “abajo cadenas” que gritaba un pueblo en abandono hecho cenizas. Una sociedad barrida como desecho. El clamor de un país portátil que no tuvo la oportunidad de movilizarse, estudiar, emprender, cultivarse o salir del barrio como otros. Los reflujos y los reconcomios hicieron estragos. Violencia [pasiva] que trajo violencia…ultraje republicano.

El perdón que piden los miserables a los justos-diría San Agustín-es un llamado a la piedad, a la misericordia. Es la manera que el pueblo “hace justicia”. Compensa el olvido.  Sana una humillación generacional. Es el potaje para curar heridas muy profundas que arrastramos desde la colonia, pasando por montoneras, revoluciones multicolores; la Venezuela saudita y la opacidad de la Venezuela made in Cuba. El gesto de Maduro sería irse para viabilizar y visibilizar la conciliación espiritual y republicana de los venezolanos. Es la reivindicación del “buen salvaje”.  Y no hay mejor autoridad que la del Papa Franciscopara que desde un territorio noble, feligrés y pastoral, le demande magnanimidad al gendarme que no es más que el cese la usurpación, el desquite y la soberbia. Ha sido suficiente…


Justicia, paz y libertad

Perdón no es amnistiar a la cadena de mando responsable de delitos de lesa humanidad y corrupción. Un tema es la redención del pueblo y la paz entre los ciudadanos. Otro es que los crimínales que nos condujeron a esta división histórica, que agitaron todos los demonios, desmantelaron el Estado y saquearon la república paguen por sus actos. Para ellos todo el peso de la ley y de la justicia republicana.

Una anécdota: En un conversatorio en Toronto se levanta de su asiento una Venezolana y me dice sentidamente: ”Embajador yo formo parte de esa Venezuela despreciada que aun va por ahí destilando suficiencia. Yo he sufrido los golpes de la indiferencia por venir de un barrio de la Guaira, del mismo de donde es Guaidó. Y todavía siento rabia por ese desprecio que muchos sudan por ser uno humilde. Gracias por llamar su atención contra esa dolorosa manera de ser, que aun no entienden fue el caldo de cultivo de la violencia y de los odios” Tomé el micrófono, y conmovido le dije: “Os pido perdón…”

@ovierablanco

Pedro Pablo Peñalosa Ene 05, 2019 | Actualizado hace 11 meses
Hubo paz en la Asamblea Nacional

LA BOMBA NO EXPLOTÓ. Ni la que supuestamente retiró el Sebin la noche del viernes, ni la política que amenaza con sacudir pronto toda la institucionalidad de la República. La Asamblea Nacional se instaló en sana paz este sábado 5 de enero y Juan Guaidó, diputado de Voluntad Popular, asumió sin contratiempos la presidencia de la Cámara.

En un país habituado al ruido y la pelea, la noticia es que no pasó nada. Nada distinto a lo que debía ocurrir. El dispositivo de seguridad desplegado por la Guardia Nacional despejó la zona y evitó ataques contra los diputados y la sede del Parlamento.

Todo tranquilo afuera y adentro. En los jardines del Palacio Federal Legislativo parlamentarios e invitados especiales intercambiaban opiniones. Llamó la atención de los medios la presencia del recuperado Henry Ramos Allup, quien -dicen sus colaboradores- ya se alista para retomar sus giras por el interior del país.

Guaidó llegó con su pequeña hija en brazos y pronto se dirigió a su nuevo despacho, donde lo esperaba Omar Barboza, un nutrido grupo de sus colegas y representantes del cuerpo diplomático, incluido el embajador de Francia, Romain Nadal, quien confirmó que no asistirá a la toma de posesión de Nicolás Maduro el 10 de enero. “Es una posición conjunta de la Unión Europea”, señaló Nadal.

Dos disidentes de la bancada oficialista participaron en la sesión: Lucila Pacheco y el veterano Eustoquio Contreras, quien dijo que se incorporó a la Cámara para cumplir con el país. Los sacerdotes jesuitas Luis Ugalde y José Virtuoso, la directiva de Fedecámaras, encabezada por Carlos Larrazábal, el portavoz del Frente Amplio Venezuela Libre, Ángel Oropeza, y Lilian Tintori de López, también observaron en primera fila el ascenso de Guaidó a las alturas del Parlamento.

Finalizada la sesión, todos los diputados se marcharon con la promesa de volverse a encontrar el próximo martes 8 de enero. El relato del año más complejo en la historia de esta AN apenas comienza.

Papa Francisco oró por la autodeterminación y la democracia de Venezuela

El PAPA FRANCISCO pidió por la consolidación de la paz en Venezuela. La oración de sumo pontífice surgió luego que el vicerrector de la Universidad de Roma “La Sapienza”, Luciano Vasapollo, le pidiera una palabra de paz para “los pueblos que buscan autodeterminación con sus democracias económicas y políticas, respetando sus constituciones”.

“Rezaré por ustedes, rezaré por la paz en Venezuela”, expresó la máxima autoridad católica. Por su parte Vasapollo, expresó su gratitud por la atención y el apoyo espiritual del papa a los pueblos necesitados del mundo. Reseñó el portal Farodiroma.

Se pudo conocer que en el encuentro en recinto universitario, asistieron autoridades académicas y más de 200 estudiantes. Durante su discurso como delegado del rector de La casa de estudio de Roma, Vasapollo recordó que los Gobiernos del mundo han calificado de inaceptable la continuidad del bloqueo económico, comercial y financiero de los Estados Unidos contra Cuba.

Por qué el Alto Comisionado le cree a Beatriz Borges
Le cree, como le creen otras instancias internacionales preocupadas por la crisis humanitaria en Venezuela y los Derechos Humanos de su gente, porque la abogada Beatriz Borges y su equipo en el Centro de Justicia y Paz (Cepaz) hacen un trabajo sostenido desde 2014, documentan el horror e informan a la gente para empoderarla. Saben que información es poder. La ONG es reconocida por sus pares en otras partes del mundo y trabaja en red,  única forma de construir fuerza y protegerse ante las amenazas del gobierno. “Hay que pensar en utopías prácticas. Hay que comprometerse con un ambiente de tolerancia y convivencia donde todos podamos ser respetados por la persona que somos”, dice Borges

 

@sdelanuez

“ESTUDIAR DERECHO HOY EN VENEZUELA ES UN ACTO DE REBELDÍA”, les dice a sus alumnos la profesora Beatriz Borges. Es una mujer muy bella, con su rostro siempre serio ante el cual es imposible permitirse broma alguna. Actúa ante la desesperanza y la desmovilización, y lo hace a través de un mecanismo para dar repercusión a las acciones a favor de los Derechos Humanos: ese mecanismo hace que el mundo esté al tanto de lo que ocurre en Venezuela.

Su empeño es, desde lo local, empoderar a la gente, sobre todo a las mujeres, eje transversal de su trabajo que abarca paz, democracia y activismo ciudadano. Hace falta informar e informarse. Eso lo vio claro cuando, dando talleres aquí y allá, le comentaban madres que han sufrido violencia de género: “Quiero saber más, quiero trabajar por los Derechos Humanos”.

Los informes del Centro de Justicia y Paz, Cepaz, su organización, han sido citados en los últimos tres documentos que han aparecido cobre Venezuela emanados de la OEA, de la Comisión Interamericana y del Alto Comisionado de Naciones Unidas.

—¿Cuándo te diste cuenta de que tenías esa vocación por trabajar a favor de los Derechos Humanos de la gente?

—En mi vocación social la Universidad Católica [Andrés Bello] tuvo mucho que ver, pero yo, desde el colegio, quería trabajar por los demás, recuerdo que fui presidenta del centro de estudiantes en el Santa Rosa de Lima, seguí después con el de la Universidad y en el consejo de Facultad también. Pero la tuve bien clara cuando fuimos a hacer una actividad social en el barrio Las Brisas de Petare, un sábado muy temprano, para dar asistencia jurídica. Había una fila de gente esperando para eso, y yo, estudiante, me di cuenta de que con el conocimiento que estaba obteniendo en la Universidad podía ayudar a muchas personas sin recursos, con problemas: ¡lo que sabía podía ayudar a otros!

—¿Cómo te sentiste?

—Me sentí prendada con mi profesión. Encontré un puente entre el Derecho y los Derechos Humanos  para ayudar. Estuve en el CDH de la UCAB y, frente al incremento de la represión, ante una sociedad desmovilizada, me propuse crear algo, y lo hicimos en 2014.

—¿Cuáles son las ventajas de las redes?

—Son necesarias no solo para poder dar más impacto a nuestras acciones sino para protegernos. Redac [Red de Activistas Ciudadanos por los Derechos Humanos] es una red de empoderamiento ciudadano: personas y organizaciones que se articulan para defender los Derechos Humanos en Venezuela, pero ha trascendido las fronteras y por eso ahora hay miembros de la Redac en diferentes partes del mundo. Otro tema es la lucha por la democracia: hemos documentado cómo se ha deteriorado, cómo la hemos perdido. Y cómo estamos trabajando para su rescate.

—Pero, ¿quiénes conforman específicamente Cepaz?

—Tres profesionales la fundamos, y en total apenas hay un equipo de siete personas, pero en cuatro años hemos desarrollado un trabajo comprometido y una metodología. Esta red ya tiene más de mil 600 activistas y funcionamos como una comunidad conectada y activa.

—¿Quiénes han sido influyentes en tu formación?

—El profesor Ramiro Ávila Santamaría, quien me dio clases en la especialización que hice en la universidad andina Simón Bolívar. Hablaba de la dimensión humana y filosófica de los DDHH, más allá de las normas: como una comprensión de las relaciones humanas y el comportamiento del poder. Hay que pensar en utopías prácticas. Hay que comprometerse con un ambiente de tolerancia y convivencia donde todos podamos ser respetados por la persona que somos.

—Son muchas aristas que toca Cepaz. ¿Su eje cuál es?

—Son tres temas: paz, democracia y activismo ciudadano. El tema de la mujer lo vemos como transversal. Todo lo que hacemos es por defender la paz, la democracia y el activismo ciudadano como una forma de lograr y consolidar esos derechos.

—¿Qué ventajas hay al conectarse con organizaciones en el exterior?

—Las organizaciones de DDHH hacemos una labor de incidencia a nivel nacional e internacional. En este contexto ha sido clave poder articularnos con otras organizaciones, por ejemplo ahora estamos trabajando con colombianas en torno al tema de las mujeres migrantes; también los derechos políticos, sobre todo el derecho al voto. Y es mucho el riesgo que corremos, el gobierno debe tomar en cuenta que es responsabilidad del Estado garantizar y proteger a los defensores de Derechos Humanos. Por eso es necesario que otras organizaciones sean nuestra voz en el exterior y conozcan  de primera mano lo que sucede en Venezuela. ¿Por qué? Porque para nosotros se hace cada vez más riesgoso actuar aquí. Es muy complejo el desafío. Antes ibas a los tribunales, ejercías las acciones; ahora no lo dejas de hacer pero sabes que es importante llegar afuera para poder mostrar los casos, porque si hay algo que el gobierno busca es la desinformación.

—Eso es importante, ¿no? Que se sepa en el mundo.

—Es decir, no hay información oficial y la única que hay es la que ofrecemos desde la sociedad civil, y es básicamente la que los organismos internacionales buscan para demostrar lo que está pasando.

—¿Qué cosas han citado específicamente esos documentos del Alto Comisionado, de la CIDH y de la OEA de los informes de ustedes?

—En el caso de Cepaz hemos hecho seguimiento al proceso de debilitamiento de la democracia, y a la persecución; y también sobre cómo afecta la crisis humanitaria a las mujeres. Eso ha sido recogido por las instancias internacionales como parte de ese diálogo que tenemos abierto con ellas. Es una forma de obtener insumos para tomar decisiones puesto que, por ejemplo, al Alto Comisionado no lo dejan entrar a Venezuela. No hay cifras oficiales. No hay medios de comunicación, entonces levantamos nosotros la información a través de nuestro contacto con las víctimas y nuestro trabajo de campo. Con un enfoque de Derechos. De hecho, la labor de documentación es fundamental.

—Hay otros países que sufren guerras civiles y hambrunas, ¿cómo crees que ven desde afuera el caso de Venezuela?

—Es un caso inédito. En Venezuela la crisis humanitaria no es producto de un conflicto armado ni de un desastre natural, sino de la ruptura de la institucionalidad, y además se da como una política deliberada en detrimento de los Derechos Humanos de los venezolanos. Entre las crisis migratorias que se dan a nivel mundial, nosotros estamos entre los cuatro primeros países; los otros tres están en guerra. Es una crisis humanitaria compleja porque hay factores diferentes a los habituales.

—Entonces, ¿qué le espera al país?

—Es un gran desafío para quienes estamos aquí, pero seguimos creyendo en que hay que trabajar por recuperarnos. El cambio político va a requerir de un aporte importante desde el punto de vista de la justicia transicional: la búsqueda de la verdad y la reparación por las violaciones a los Derechos Humanos. Eso nos permitirá construir una nueva Venezuela, una Venezuela que lidie con su pasado sabiendo que estamos trabajando por las nuevas generaciones. Sigo dando clases y les digo a mis alumnos que estudiar Derecho hoy en Venezuela es un acto de rebeldía. Y que les tocó el desafío de prepararse para un país en el que esperamos que haya una transición y una recuperación de la democracia. Y eso vale para todos los que estudian hoy: tendrán que reconstruir el país.

—Entre los valores de tu organización está el de la tolerancia. Pero tu trabajo, todo el tiempo, es responderle a la intolerancia. ¿Cómo lo llevas?

—Así es, ese es mi trabajo, y te voy a explicar cómo tratamos de hacerlo: entendemos la paz como un derecho donde el Estado tiene responsabilidad. Pero los ciudadanos deben generar una conducta, una cultura, para que ese derecho sea posible en una sociedad. O sea, depende de lo que haga el Estado pero también de cómo los ciudadanos asumamos ese derecho. La paz no es ausencia de conflicto, es poder desarrollar herramientas y habilidades para manejar el conflicto y para entender la diversidad. La forma de trabajar la tolerancia es saber ponerme en los zapatos del otro y entenderlo. Eso es también la base de los Derechos Humanos. El cambio político no debe significar quitar a unas personas y poner otras sino un cambio de visión de país. Y para poder hacerlo debes entender al otro, no anularlo. Que, aun cuando yo no piense como tú, podamos coexistir y respetarnos. Por eso será difícil para Venezuela después de tanta venganza y dolor, el perdón. Pero no puede haber perdón sin saberse la verdad y sin hacer justicia.

—El gobierno chavista o madurista siempre se ha ufanado de sus progresos por la igualdad de género, pero uno lo que ve es que utilizan a las mujeres en los papeles más viles. ¿Qué opinas tú?

—La política feminista es completamente falsa y te doy un ejemplo: uno de los grandes logros del feminismo fue que las mujeres controlaran si querían tener hijos o no, a través de los métodos anticonceptivos. En Venezuela tenemos un noventa por ciento de escasez de anticonceptivos. No hay pastillas. La propaganda que hace el Estado sobre el parto humanizado, bueno, fíjate: entre 2015 y 2016 aumentó 65 por ciento la mortalidad materna; tenemos los más altos índices de embarazo adolescente. Las mujeres son las que deben hacer colas para acceder a los alimentos, y sus caras son las mismas que usa el gobierno para sus mecanismos de control social. Los casos por violaciones a los Derechos Humanos de la mujer por razones de género (feminicidio, violencia económica, violencia psicológica) llegan a 99 por ciento de impunidad. Además de que no hay ni una cifra pública que te permitan diagnosticar las problemáticas. Hay un informe que hicimos, “Mujeres al límite”, que es aterrador. En ese informe se trata también la esclavitud moderna: las mujeres venezolanas (pero también los hombres), por la misma crisis humanitaria son presa fácil de las redes internacionales de trata que las prostituyen, se sabe de mafias de este tipo operando en sitios como Panamá, México y España, pero también en otros lugares. Tampoco hay cifras oficiales al respecto, pero lo último constatado es que, durante los dos últimos años hasta 2017, se había incrementado este comercio en 300 por ciento.

 

NOTA
Para mayor información el lector puede consultar la página oficial de Cepaz (https://cepaz.org.ve/). Allí hay una herramienta de denuncia, “DENÚNCIALO YA”, que los ciudadanos deberían utilizar.

 

Humano Derecho: con Valentina Laucho y Zoraida Sánchez, representantes de AIESEC Venezuela

¿Cómo surge AIESEC? ¿Cuántos intercambistas tiene AISEC en Venezuela? ¿Qué programas están llevando a cabo en este momento en la organización? Estos y otros temas los estaremos conversando con Valentina Laucho y Zoraida Sánchez representantes de AIESEC Venezuela, una organización que se encarga de proliferar la paz a través de intercambios culturales además del desarrollo personal a través del liderazgo.

“Venezuela en la red de AIESEC en América, es uno de los países más relevantes a nivel del intercambio profesional por los profesionales de calidad que tenemos fuera del país; En este momento estamos marcando una pauta muy buena de venezolanos en el extranjero porque pasan por nuestro proceso de selección donde vemos sus valores y lo que representan en otro país”

Iniciaremos con la banda del rock Cadáveres Podridos y el tema “La segunda muerte”; continuaremos con buen punk rock en compañía de la banda Polo Pepo y su tema “Pájaro Slam” y cerraremos el programa con “Hacelo por mi” de Ataque 77; Estas son las pausas del rock planeadas por @romontesdeoca para este Humano Derecho.

En esta oportunidad contaremos con Rodolfo Montes de Oca (@romontesdeoca) como presentador, el cual le estará haciendo la suplencia a @fanzinero y @MelanioBar.  Somos el radioweb show semanal que mezcla la buena música con gente que ayuda gente. Transmitido por diferentes plataformas del país, es producido por Redes Ayuda y Provea. Más contenido en www.humanoderecho.com

Cantos y juegos para promover la paz y conmemorar el Holocausto

niñoscantando

Para la conmemoración anual en memoria de las víctimas del Holocausto se realizará este evento musical educativo, dedicado a los niños de edades comprendidas entre 5 y 12 años, promoviendo la paz, el respeto por la vida de cada ser humano y la renuncia explícita a la violencia.

La organización sin fines de lucro Espacio Anna Frank presentará gratuitamente en el Aula Magna de la Universidad Central de Venezuela, el domingo 28 de enero a las 10 de la mañana, el musical infantil “Canto+Juego+Coexisto”, conformado  por diez canciones sobre valores como convivencia, respeto, solidaridad y tolerancia, compuestas por Anita Katz, con la participación del Coro Infantil y Juvenil de la UCV y Producciones “A Voces”, música de Pablo Escalona,  bajo la dirección musical y coral de Magda Albarracín, la dirección de escena de Mario Sudano y la producción de Espacio Anna Frank.

El musical se desarrolla en un reino gris y aburrido, desordenado y desastroso, conducido por el Rey de Garabato, un personaje medio ingenuo, medio tonto, con aires de grandeza; su expresión corporal es exagerada y graciosa, como un payaso. Este Rey tiene una asistente llamada Anti, es tremenda, pícara, siempre quiere engañar al rey sin que éste se dé cuenta. Representa los anti-valores, es tramposita, mentirosita y flojita, pero aparenta ser servicial. Mario Sudano, interpreta al Rey de Garabato y Mercedes (Pachula) Benmoha, es Anti. Contaremos con la especial participación de cinco músicos venezolanos, entre ellos, el baterista de Aditus, Valerio González

En interacción con más de 40 niños de los coros, el reino se va transformando en un lugar hermoso, lleno de color, donde pueden vivir muchas personas, gracias a la puesta en práctica de valores como la solidaridad, la responsabilidad, la paz y el respeto, entre otros.

Este musical forma parte de la programación In Memoriam 2018 de Espacio Anna Frank, en el marco de Resolución 60/7 de la Organización de las Naciones Unidas, que designó el 27 de enero como Día Internacional de Conmemoración anual en memoria de las víctimas del Holocausto.  Cabe resaltar que, desde el 2009 y durante el primer trimestre de cada año, Espacio Anna Frank realiza actividades educativas y culturales en alianza con instituciones afines, como las Embajadas de la República Federal Alemana, Argentina e Italia, y este año se suman Suiza, Holanda y España, así como, por segundo año consecutivo la Dirección de Cultura de la UCV. La elección de esta fecha no es fortuita: el 27 de enero de 1945, el ejército soviético liberó Auschwitz, el mayor campo de exterminio nazi. Por su enorme trascendencia histórica, este acontecimiento fue objeto de una conmemoración global extraordinaria en 2015, a propósito de su 70° aniversario.

Espacio Anna Frank conforme a sus postulados y objetivos se adhiere una vez más a esta conmemoración, con el fin de divulgar el significado y dimensiones de un crimen sin parangón en la historia de la humanidad: el Holocausto. Contribuimos con ello a evitar que hechos similares puedan repetirse en algún lugar del mundo.

De igual manera, las diversas iniciativas que se han desarrollado a lo largo de estos años buscan, sobre todo, sembrar en las mentes y los corazones, el deseo de vivir como una gran familia, y rechazar de manera categórica todo acto de discriminación e intolerancia.

“Puntos de Paz”

A las 10 de la mañana, en la entrada del Aula Magna, se desplegarán los “Puntos de Paz”, una actividad educativa que precederá al musical, donde los niños asistentes podrán intercambiar un juguete bélico (soldado, arma, tanquetas, pistolas, etc.) por el CD Canto+Juego+Coexisto.  Aquellos niños que no lleven juguetes, podrán pintar o escribir un mensaje por la paz, entregarlo a su guía educativo y recibir el CD.

A las 11 comienza la función, con las palabras introductorias del profesor Luis Jiménez,  por Espacio Anna Frank, así como las intervenciones del Embajador de la República Federal de Alemania en Venezuela, Stefan Andreas Herzberg, Embajador de Italia en Venezuela, Silvio Mignano, y el embajador de Suiza en Venezuela,  Didier Chassot, para luego continuar con el musical que se presentará en una única función y con entrada libre.

Este evento musical se realiza para enseñarnos el valor de la coexistencia y la necesidad de divulgar entre nuestros pueblos un mensaje de paz,  humanismo, solidaridad y esperanza.  La entrega de entradas será en las taquillas del Aula Magna, los días viernes 26, sábado 27 y domingo 28 antes del espectáculo, en el horario comprendido de 8 a.m. a 12 m y de 1 a 5 p.m.

Sobre el Holocausto

El Holocausto o la Shoá fue una experiencia totalitaria sin parangón. Considerada la peor persecución de la historia. Se desató primeramente con la confiscación de los bienes de los judíos y la prohibición del ejercicio de sus profesiones, junto a otras prohibiciones que los excluían del resto de los ciudadanos. Luego, vino su confinamiento en guetos, donde murieron no sólo asesinados, sino también por hambre, frío y enfermedades. Desde allí, fueron enviados en trenes de carga a los campos de trabajos forzados, donde miles murieron por maltratos, desnutrición y epidemias, junto a los millones aniquilados en las cámaras de gas de los campos de exterminio.

Originado en el mito de la superioridad de la raza aria, el fanatismo enervó el antisemitismo tradicional. La demonización del judío activó la brutalidad y la violencia de los pueblos europeos, que se dejaron seducir por la ideología nazi.

Espacio Anna Frank es una organización privada, sin fines de lucro, creada por iniciativa de un grupo de venezolanos deseosos de ofrecer un foro público para promover la aspiración legítima de todos los seres humanos de convivir en libertad y armonía. Su aspiración es difundir el conocimiento de culturas distintas y distantes de la nuestra, lo mucho que tenemos en común a pesar de las diferencias y los logros de la interacción en beneficio de las artes y las ciencias.