Los Runrunes de Bocaranda de hoy 11.12.2018: ALTO: Relaciones públicas y buena voluntad - Runrun

Los Runrunes de Bocaranda de hoy 11.12.2018: ALTO: Relaciones públicas y buena voluntad

AvionesRusosEnVenezuela.jpg

ALTO

LOS AVIONES: 

Como un gesto de relaciones públicas, buena voluntad y para complacer a Nicolás, el gobierno de Putin desplegó hacia Maiquetía dos bombarderos estratégicos Tu-160, un avión pesado de transporte militar An-124 y un avión de pasajeros de largo alcance IL-62 de la Fuerza Aeroespacial Rusa. Unos 10.000 kilómetros de vuelo para que el presidente venezolano “sienta que esta apoyado militarmente en caso de una invasión estadounidense”. Eso se lo escucho a un diputado radicalmente rojo en una radio comunitaria. La visita de esas aeronaves ha despertado demasiadas especulaciones y angustias fronterizas. Quizás los frutos que Maduro quiere cosechar frente a las tres naciones que tienen linderos con nosotros: Brasil, Colombia y Guyana. Hoy entrevistamos en nuestro programa radial por ExitosFM al profesor Alberto Olivar (@jaolivarp) del departamento de Ciencias Sociales e Investigación del Centro Latinoamericano de Estudios de Seguridad de la Universidad Simón Bolívar en referencia al tema de esos “provocadores” aviones. Olivar fue enfático al señalar que todo parece indicar que Maduro, bien asesorado por la inteligencia cubana, habría ofrecido al presidente Putin la posibilidad de que tras del desplante del presidente Donald Trump a él en la reunión del G.20 en Argentina (canceló una reunión fijada con Putin como rechazo a la detención por parte de Rusia de tres barcos  de Ucrania en aguas supuestamente ucranianas) pudiera el jefe ruso ejercer una acción de retaliación con la presencia de los poderosos aviones capaces de llevar bombas nucleares. Para Olivar es Maduro quien quiere demostrar al mundo que es una ficha de la potencia rusa: “Es un peligro que Maduro coloque un territorio de paz como siempre ha sido Venezuela en un terreno imperial por agradar los factores internos del gobierno”. Lo mas grave señala el profesor es que sería “maniqueísmo por parte de Maduro, pues tenemos años en una disputa por el Esequibo que han dejado morir hasta que nos lo arrebaten”. Ni Chávez, ni su sucesor, ni sus ministros de la Defensa han hecho nada por recuperar ese vasto territorio que negoció en secreto Chávez con Fidel Castro para conseguir el apoyo de los países del Caricom para tratar de llevar a Venezuela al Consejo de Seguridad de la ONU, como varias veces lo denuncié en esta columna…

LA POSVERDAD: 

Se define como mentira emotiva y es un neologismo que describe la distorsión deliberada de una realidad, con el fin de crear y modelar la opinión pública e influir en las actitudes sociales, en la que los hechos objetivos tienen menos influencia que las apelaciones a las emociones y a las creencias personales. Dicho esto vayamos al reciente periplo de Maduro a Rusia en un avión cuyo costo de alquiler por hora es de $70.000.  De nuevo es la prensa internacional, con sus corresponsales en Moscú, quien nos dice la verdad tras “las mentiras o buenos deseos” del jefe de estado venezolano. Lo cita el diario FT desde Londres: “Los funcionarios rusos han puesto en duda las promesas multimillonarias para inversiones en Venezuela, promocionadas por su presidente Nicolás Maduro, cuyo país afectado por la crisis se ha vuelto cada vez más dependiente de Moscú como su principal defensor internacional. Después de una visita de tres días a la capital rusa la semana pasada y reuniones con docenas de los principales funcionarios de Rusia, el mandatario venezolano se jactó de obtener $ 6 mil millones en compromisos de inversión y una serie de otros acuerdos diseñados para ayudar a apuntalar su economía, hoy en serios aprietos, que ha sido lacerada por la hiperinflación, la crisis política y las sanciones de Estados Unidos que la han separado de Occidente. Los periodistas estacionados en Moscú coincidieron en señalar el papel de Rusia como prestamista de “último recurso” de Venezuela y al presidente Vladimir Putin como su principal patrocinador extranjero, dejando en claro los límites de la capacidad y el deseo de Moscú de financiar el régimen del Sr. Maduro. Éste dijo que Moscú se había comprometido “a invertir $ 5 mil millones en empresas conjuntas en el sector petrolero del país, $ 1 mil millones en proyectos mineros y a exportar 600,000 toneladas de trigo a Venezuela para cubrir sus necesidades para el 2019”. Dijo que Rusia también había acordado modernizar las fuerzas armadas de Venezuela y estudiar posibles proyectos en la industria de diamantes del país. Pero tras la visita del Sr. Maduro, los funcionarios rusos intentaron frenar las expectativas de cualquier apoyo financiero importante. “Esto no parece absolutamente real”, dijo una persona cercana a Rosneft, la compañía petrolera controlada por el estado ruso que tiene inversiones en Venezuela. “Obviamente, Rosneft habría hecho una declaración y se habría jactado de un trato de ese tamaño si realmente hubiera ocurrido”, dijo la persona. “Además, la cantidad de inversión en los proyectos petroleros conjuntos que Maduro citó suena sospechosamente cerca de la cantidad en el acuerdo aún existente y de vieja data” agregaron. Rosneft ha prestado $ 6 mil millones a PDVSA en parte como pago anticipado por el crudo, aunque más de la mitad de dicho petróleo permanecía pendiente a fines de septiembre. Maduro se reunió con Igor Sechin, director ejecutivo de Rosneft, en Moscú. El venezolano dijo que la inversión de $ 5 mil millones apuntaría a aumentar la producción en 1 millón   de barriles por día, casi duplicando la producción total del país. A los precios actuales del mercado, 1 millón de barriles valdría alrededor de $ 55 mil millones. “Políticamente, el señor Maduro quiere mostrar interna y externamente que, a pesar de las sanciones de EE. UU., Venezuela todavía puede encontrar aliados que puedan ayudarlo a superar sus problemas económicos y el aislamiento internacional”, dijo Dimitris Pantoulas, un analista político con sede en Caracas. “El hecho de que un miembro del Consejo de Seguridad de la ONU esté dispuesto a firmar acuerdos multimillonarios con usted es una fuerte señal de apoyo, incluso si estos acuerdos nunca se cumplirán”, dijo. “El señor Maduro intenta proteger su régimen firmando acuerdos con aliados poderosos. . . ofrecerles recursos naturales a un precio de ganga y un aliado en un espacio geoestratégico crucial “. Cuando se le preguntó si Rusia había aceptado proporcionar más ayuda financiera a Venezuela, el portavoz de Putin, Dmitry Peskov, dijo el viernes: “No tengo nada que agregar a lo que se ha dicho…Se ha discutido una amplia gama de temas relacionados con la cooperación bilateral. No hay duda de que Rusia continuará apoyando a Venezuela en un grado u otro ”. Desde la anexión de Crimea por parte de Rusia en 2014 y las sanciones resultantes impuestas por EE. UU. y sus aliados, Moscú ha tratado de compensar las agrias relaciones occidentales con vínculos más cálidos en otros lugares. Su apoyo a Caracas, que ha provocado la ira de Washington, refleja relaciones de amistad similares con Irán, también bajo las sanciones de Estados Unidos, y con China, cuyas relaciones comerciales con Estados Unidos han sufrido en los últimos años”. ¿Sabremos alguno de estos días la verdad, la realidad, la posibilidad, de tan rimbombantes anuncios?  Añado que la cara presidencial y su lenguaje corporal, desde un pasillo, informando del éxito moscovita arroja serias dudas con lo que sus labios decían …

 

Enviar Comentarios



© Manapro Consultores

Enviar Comentarios