#MonitorDeVíctimas | Denuncian al grupo FAES por asesinato de joven comerciante

#MonitorDeVíctimas | Denuncian al grupo FAES por asesinato de joven comerciante

Monitor-Jose_Gregorio_Blanco_Padrede-Gregory-José-Blanco.png

GREGORY JOSÉ BLANCO VELÁSQUEZ, DE 26 AÑOS DE EDAD, fue asesinado el pasado jueves por funcionarios de la Fuerza de Acciones Especiales (FAES) de la Policía Nacional Bolivariana en un procedimiento realizado en el sector San Miguel de La Vega.

Familiares de Blanco Velásquez señalan que los hechos ocurrieron aproximadamente a las 9:00 am del jueves cuando los funcionarios policiales llegaron a la vivienda ubicada en la calle Las 2 Rosas de La Vega, identificándose como trabajadores de Corpoelec.

“Cuando les abrimos las puertas, pensando que eran trabajadores de la electricidad, se metieron y nos dijeron que eran policías, que estaban realizando un operativo en el sector buscando a una banda. Les permitimos revisar la casa”, dijo su padre José Gregorio Blanco.

A los pocos minutos sacaron de la casa a su esposa, al hermano de Gregory, a la pareja de Gregory, quien está embarazada, y al niño. “Nos dijeron que los acompañáramos. Nos llevaron a El Paraíso. Cuando estábamos por La Paz, nos bajaron de la patrulla, porque supuestamente había un enfrentamiento”. Tardamos en llegar a la casa. Cuando llegamos no nos dejaban pasar, algo había sucedido”.

“Cuando preguntamos un policía nos dijo que si queríamos ver a Gregory que fuéramos al Hospital Pérez Carreño, pero en el centro de salud nos dijeron que no estaba. Al final, un familiar logró determinar que Gregory estaba en la morgue del Pérez Carreño, hasta donde llegué, lo habían matado, terminé identificándolo”, dijo con la voz quebrada.

El papá de la víctima aclaró que su hijo no tenía antecedentes penales, ni problemas con la ley, “era un muchacho trabajador y 100% deportista, era mi ayudante en el negocio de venta de carne y quesos que traíamos de Guárico. Además jugaba con el equipo de softbol Marabinos, era un muchacho sano que pronto iba a ser papá, acababa de cumplir años, el sábado íbamos a hacerle su fiesta de cumpleaños”.

Finalmente pidió justicia, “cometieron un crimen sin nombre, mi muchacho era un sano y trabajador”.

Denunció que de la casa se llevaron “comida y hasta el dinerito que teníamos de la carne y el queso”.

Cintillo-monitor-FEBRERO-18_Mesa-de-trabajo-7

Enviar Comentarios



© Manapro Consultores

Enviar Comentarios