Cámara de Caracas expresa preocupación por agresiones a Empresas Polar y sector privado

Cámara de Caracas expresa preocupación por agresiones a Empresas Polar y sector privado

empPolar.jpg

 

empPolar

La Cámara de Caracas emitió este viernes un comunicado donde expresa su preocupación acerca de las agresiones hacia la empresa privada, tanto grandes como pequeños comerciantes, señalando el caso más reciente de Empresas Polar. Además resalta que, para que haya una posibilidad de reactivación económica se deben establecer y respetar las condiciones de libertad de empresa, respeto a la ley, objetividad y resolución de conflictos mediante mediaciones pacíficas.

 

A continuación el comunicado:

La Cámara de Caracas quiere manifestar nuevamente su preocupación por el conjunto de agresiones que están sufriendo continuamente las empresas venezolanas. El caso más reciente y notorio es el de Empresas Polar que dificulta la normalidad de las operaciones y en nada contribuye a solucionar el problema de baja producción que está atravesando el país. En este caso en particular nos parece importante señalar nuestra inquietud por lo ocurrido el 19 de julio en Cervecería Polar planta San Joaquín con la presencia de funcionarios del SEBIN en la instalación y la posterior detención de un gerente, ambos hechos consideramos que no son las señales que debe recibir la empresa privada para seguir en el esfuerzo de continuar sus operaciones.

Hay otros casos de gravedad similar pero que afecta a pequeños comerciantes. Es el caso del mercado “Los 70” del centro de Caracas y de los pequeños hoteles que se encuentran alrededor. Queremos resaltar que no habrá ninguna posibilidad de reactivación económica si antes no se establecen unas condiciones de marco en el que priven el respeto a la ley y estén completamente vigentes garantías y derechos ciudadanos. La libertad de empresa, el derecho a ser juzgados por jueces imparciales, la posibilidad de poder resolver cualquier discrepancia mediante mecanismos pacíficos de mediación y resolución de conflictos, y la expectativa de que el Estado actúe dentro del marco de la ley, sin desproporciones indebidas, son todas ellas las señales apropiadas para comenzar a salir de la crisis de desabastecimiento y desinversión.
Nos preocupa que sea la policía política la que adelante este tipo de acciones. Nos parece inapropiado que el representante de la empresa haya sido trasladado a la sede del SEBIN para luego dejarlo detenido.  Esa convalidación, en el plano de las consecuencias, de la ficción de la guerra económica, tratando a los empresarios, directivos, gerentes y trabajadores como enemigos políticos solamente puede acentuar la crisis de confianza cuyas secuelas todos los venezolanos estamos sufriendo.

Estamos seguros que todos los venezolanos reconocen y avalan al sector privado, que se encuentra haciendo esfuerzos sin precedentes para producir a pesar de las restricciones que existen para la adquisición de materia prima e insumos importados, y aun sufriendo las secuelas de la inseguridad, fuga de talentos, crisis eléctrica y desabastecimiento, entre otros. Las encuestas revelan que para la sociedad venezolana la empresa privada está haciendo lo debido al resistir creativamente las malas condiciones de la economía. Todos hemos sido testigos del esfuerzo de Cervecería Polar para normalizar su producción, a pesar del bloqueo de divisas que experimentan.  La respuesta del Gobierno Nacional no debe seguir siendo la amenaza, la persecución y el amedrentamiento, ni a ellos, la más importante empresa privada de alimentos y bebidas, ni a los pequeños comerciantes que por razones similares sufren los mismos maltratos.

La Cámara de Caracas espera que este tipo de acciones que hoy nos preocupa no siga siendo el signo de la relación del gobierno con la empresa privada. Los ciudadanos venezolanos están ávidos de soluciones para el reencauzamiento de la prosperidad a través del fortalecimiento del ánimo emprendedor, el respeto por las reglas del mercado, la vigencia de los derechos de propiedad y un Estado garante de la paz y las libertades. El hambre y la pobreza que hoy asola a millones de familias debe imprecarnos a todos y convocarnos a la reflexión: Con represión y sin la vigencia del debido proceso nunca se logrará la recuperación que merecen los venezolanos.

Caracas, 22 de julio de 2016.

Enviar Comentarios



© Manapro Consultores

Enviar Comentarios