Padres denuncian que varios neonatos comparten una sola incubadora en hospital de Lara
Padres denuncian que varios neonatos comparten una sola incubadora en hospital de Lara

neonato1

 

Padres y madres están preocupados por las condiciones en las que están sus hijos en la maternidad del Hospital Central Antonio María Pineda, los mismos han denunciados que mantienen hasta cuatro niños metidos en una misma incubadora debido a que no hay suficientes para atender la demanda de la sala de parto.

Ángel Miranda, es uno de los padres afectados. Su esposa hace tres días dio a luz gemelos y según una pediatra quien prefirió mantenerse bajo el anonimato, afirmó que los hijos de Miranda comparten incubadora junto a dos neonatos más.

“Si es así como lo dijo la doctora a los 15 padres que esperamos afuera del área de maternidad, la situación es preocupante porque las condiciones no son óptimas para el cuidado de mis hijos”, detalla Miranda, quien aún no ha podido ver a su esposa y sólo sabe de ella por las enfermeras que bajan una vez al día para darle una buena nueva.

Entre miércoles y sábado según datos extraoficiales ingresaron más de 20 mujeres a la sala de parto.

“Eso estuvo congestionado, no supimos nada de nuestras esposas y fue una sola pediatra que bajó y nos habló claro sobre todas las irregularidades que hay en maternidad y en todo el hospital central”, expresó Ángel Miranda.

En días anteriores, Bernaind Castellanos, vicepresidente de la Sociedad de Médicos Internos y Residentes confirmó que en el hospital central no hay cupos en UCI neonatal para brindar atención a bebés que nacen con ciertas complicaciones.

De igual manera, padres y familiares están exigiendo a los médicos y responsables de enfermería del área de maternidad la devolución de los kit de partos que no fueron utilizados.

“Compramos los insumos porque supuestamente nos dijeron que el parto sería por cesárea, pero al final fue natural y no utilizaron muchas cosas que no nos las quieren devolver porque supuestamente se las revenden a las personas hasta en 15 mil bolívares”, detalla María Rivero, familiar de una paciente.