Ahora que Instagram pasa a ser parte de la familia de Facebook, muchos –me incluyo- comenzamos a preocuparnos por nuestras galerías de fotos, y la verdad es que no está mal preocuparse por los archivos que tenemos montados en la nube de una que acaba de ser vendido a un tercero.

 

Recordemos que en el pasado Facebook ha sido muy celoso con el contenido que alojamos en sus servidores, un pequeño ejemplo de esto es la base de datos de nuestras amistades que queda bloqueada para siempre en sus servidores, data que no comparten con más nadie y que no puede ser utilizada para ubicar a nuestros amigos en ninguna otra plataforma.

 

¿Cómo sacar nuestras fotos de Instagram?

 

Utilizando Instaport. Instaport es una herramienta de extracción de fotografías que funciona ubicando nuestras fotos (vía nuestro login  y password) en los servidores de Instagram y preparando un archivo comprimido para su extracción.

Como si fuese poco Instaport nos otorga la opción de enviar nuestras fotografías a una cuenta en la red social de imágenes Flickr. Si somos fanáticos de Facebook y queremos anteponernos a la integración de ambos servicios se pueden enviar las fotos a nuestra cuenta de esa red social.

 

Instaport nos garantiza que pase lo que pase con Instagram luego de su venta, por lo menos podremos tener, guardar e imprimir nuestras fotografías antes de que sus términos y condiciones cambien, garantizándonos así su existencia a pesar del traspaso de propietario.

 

Como Instaport está funcionando a su capacidad máxima y puede que nos niegue el uso de sus servicios podemos recomendar dos aplicaciones adicionales para ayudar en la extracción de las fotografías:

La primera es Copygram, que básicamente hace exactamente lo mismo que Instaport.

 

Si quieren hacer respaldos continuos desde una Mac también pueden hacerlo desde el escritorio siempre que tengan una conexión a  internet con InstaBackup. Las instrucciones no son nada complicadas, simplemente bajar el app, instalarlo y hacer login con nuestra clave y usuario de Instagram. Así de fácil.

 

 

Enviar Comentarios