Venezuela bajó 38 puestos en el ranking mundial de la felicidad :( :

felicidad

 

¿De qué se trata la felicidad?, ¿Somos felices en Venezuela? Estudios revelaban que pese a la crítica situación en nuestro país, el venezolano no era una persona infeliz; sin embargo el ranking elaborado en 2017 por la Organización de las Naciones Unidas asoma que el mar en el que supuestamente se bañaba el nacido en la tierra de Bolívar se está secando

Venezuela apareció este lunes, Día Internacional de la Felicidad, en el puesto 82 con una calificación de 5,25, lo que significa un rotundo descenso de 38 puestos en comparación con 2016, cuando ocupaba la casilla 44.

La República Bolivariana que hace un año estaba por encima de naciones de este continente con mejor calidad de vida como Ecuador, Perú y Paraguay, se convirtió junto a la República Centroafricana en los países que más se desplomaron.

Costa Rica sigue mandando en Latinoamérica y se ubica en la casilla doce seguida de Chile (20), Brasil (22), Argentina (24) y México (25).

 

El hambre, la miseria y la inseguridad condenaron a Venezuela a las postrimerías del ranking, por otro lado, Nicaragua, país que ha gozado de la renta petrolera chavista, fue el que más ascendió en América Latina y ahora figura de 43. Para beneplácito de los revolucionarios criollos, la percepción de felicidad bajó en 5% en Estados Unidos y ahora la nación dirigida por Donald Trump está en el escalafón 14.

Noruega desplazó a Dinamarca del primer puesto. “Lo que funciona en los países nórdicos es una sensación de comunidad y entendimiento en el bien común”, dijo Meik Wiking, director ejecutivo del Happiness Research Institute en Copenhague.

El mar de la felicidad

Pareciera que Venezuela va a seguir cayendo en el ranking de la gente feliz. Las condiciones de vida cada día son más terribles. “Y se va a poner peor sino se toman los correctivos”, avizoran economistas y analistas políticos.

Posterior a la muerte de Hugo Chávez y como una especie de fórmula para levantar el ánimo a sus miles de afectos, el mandatario Nicolás Maduro creó el Viceministerio para la Suprema Felicidad, un organismo adscrito al despacho de la Presidencia de la República que funciona en pleno Miraflores.

Al ingresar a la página web del Viceministerio aparece un teléfono de contacto. Del otro lado de la línea, un funcionario con voz circunspecta alerta. “Llámate a este otro número que te voy a dar, pero ellos regularmente no atienden, para allá hay que ir personalmente”. En efecto nadie levantó el auricular y decidimos ir a la esquina de Bolero en pleno centro de Caracas.

Después de sortear a varios efectivos de la Guardia Nacional, otro funcionario nos atiende en la puerta y nos pregunta amablemente cuál es el motivo de nuestra visita. Expusimos que queríamos escribir un artículo sobre la gestión, planes y alcances del ente gubernamental. “Espérate sentando aquí, que ya te vamos a atender”.

Mientras personas van llegando al ente, la mayoría con aspecto humilde, algunos tienen récipes en las manos, carpetas, papeles y por supuesto la infaltable cédula laminada. “Aquí la mayoría viene a pedir ayudas”, dijo un anónimo empleado de la administración pública. “Recibimos mucha gente a diario”.

Dentro del recinto hay una sala de espera y posterior una puerta de vidrio, en el interior se vislumbran cubículos donde la gente se sienta a ser atendida para exponer sus necesidades. A la esperanza allí solo la separa un cristal transparente.

Tras una breve espera, el funcionario sale y argumenta que la única persona encargada para dar declaraciones es la directora del despacho, Gladys Requena, ex diputada y Ministra de la Mujer.

Nos piden anotar nuestros datos en un papel y  aguardar por una llamada de vuelta para concedernos una entrevista. ¿Será la felicidad así de alcanzable?

Probablemente ese contacto nunca se efectué, pero al menos Requena, militante del Psuv, posee una visión un poco más terrenal de la de su superior.

“No basta ganar elecciones, hay que continuar metido dentro del sentir lo que puede ser la ruta de nuestro pueblo, sus problemas, sus angustias, sus dolores para poder acompañar como militante las luchas de ese pueblo”, declaró recientemente a VTV.

Dentro de los objetivos del Viceministerio, además de asesorar al presidente de la República en el proceso de toma de decisiones estratégicas, está el de atender, procesar y hacer seguimiento efectivo a las solicitudes de atención social presentadas por el soberano, una misión ardua en esta época de necesidad y hambre para exportar.

La ONU escogió este 20 de marzo como el Día Internacional de la Felicidad para atender una propuesta del Reino de Bután, un pequeño país de Asia donde consideran que la tasa de Felicidad Nacional Bruta (FNB) es más importante que el Producto Interno Bruto.

Bután calcula el FNB basado en nueve aspectos; el bienestar psicológico, el uso del tiempo, la vitalidad de la comunidad, la cultura, la educación, la diversidad medioambiental, el nivel de vida, la salud y el Gobierno.

Saque usted su cuenta y probablemente el FNB en Venezuela supere al destrozado PIB. La pregunta es ¿Todavía estamos nadando en el mar de felicidad? Y si es así ¿Llegaremos a la otra orilla o perecemos por inmersión? Como dice el libro del español Pedro Martínez Ruiz  “La felicidad está a la vuelta de la esquina”, el asunto es dónde y cuán lejos está esa intersección de cada venezolano.

Aquí hasta el informe completo del Happiness Research Institute:

 


 

Enviar Comentarios

Entradas relacionadas