Vinotinto llegó a semifinales de Mundial Sub 20 y jugará contra Uruguay

VinotintoSub-20

Las barras y las estrellas estadounidenses fueron superadas por el folklore vinotinto en la madrugada de este domingo. Y es que Venezuela se impuso con resultado de 2-1 en los cuartos de final de Copa del Mundo Sub 20, disputada en Corea del Sur.

De manera histórica, Rafael Dudamel y sus muchachos, que jugarán contra Uruguay en semifinales, mantuvieron despierto el sueño de meterse entre las mejores cuatro selecciones del mundo.Uruguay derrotó a segunda hora a Portugal en penales.
Tan solo se había cumplido un minuto de partido cuando el poretero Jonathan Klinsmann -hijo del alemán Jurgen Klinsmann, ex futbolista y ex seleccionador de EE UU, voló como un superhéroe y frustró el grito de gol de Nahuel Ferraresi.

Cada ataque criollo encendía las alarmas del fondo norteamericano. Adalberto Peñaranda amenazó con un remate de media distancia que fue repelido por el meta rival, quien ya era figura.

Daba la impresión que Venezuela estaba jugando en otra velocidad. La frescura que mostró se tradujo en recuperaciones rápidas y centros con aroma a peligro. Sergio Córdova mojó las redes a los 20 minutos, aunque el tanto fue invalidado tras un fuera de lugar detectado por la tecnología.

De forma progresiva, el ritmo venezolano bajó. Sin embargo, Estados Unidos fue el antagonista del enfrentamiento durante la primera mitad. Wuilker Fariñez, desde el arco, era un espectador más.

El comienzo del segundo tiempo fue similar al del primero. Un testarazo de Ronaldo Chacón estremeció el larguero norteamericano, aunque la jugada fue invalidada por una falta.

Por partida triple, Córdova tuvo la oportunidad de inflar las redes, mediante un remate hacia la humanidad de Klinsmann, un cabezazo contra el travesaño y un zurdazo colocado que rozó el arco.

Parecía que el balón no quería entrar. Por el transcurso del cotejo, Venezuela merecía ponerse en ventaja. Estados Unidos, que estaba desdibujado y sin reacción, tomó la batuta en los últimos compases.

Inauguración de la pizarra

En la prórroga, Peñaranda se desmarcó dentro del área y vacunó el arco con la cara interna del botín derecho, tras un servicio por el costado izquierdo de Samuel Sosa. Ferraresi, aquel al que se le había ahogado el grito de gol al comienzo del partido, amplió la ventaja de cabeza.

Para añadirle más dramatismo al compromiso, Jeremy Evobisse descontó para la selección estadounidense de manera inmediata. No obstante, Venezuela se aferró al orden defensivo y terminó acreditándose con la victoria.

“Tengo un nudo en la garganta, porque estos muchachos nos representan. Me rindo a sus pies, me levanto y me pongo firme para aplaudirlos. Hoy demostraron grandeza”, declaró Dudamel, con un tono de voz lleno de emoción, en zona mixta.

Ahora Venezuela y Uruguay se verán las caras el próximo jueves en la madrugada para buscar un pase a la final.

 

Enviar Comentarios

Entradas relacionadas