Dudamel: “Queremos ser recordados como los campeones del mundo

RDudamel

 

La selección nacional sub-20 está totalmente preparada para afrontar el compromiso más importante en la historia del fútbol venezolano: la gran final de la Copa del Mundo FIFA República de Corea 2017, en la que se enfrentará a Inglaterra a las 07:00 p.m. hora local (06:00 a.m. hora venezolana) en el Estadio de la Copa del Mundo de Suwon. El combinado criollo está enfocado en coronarse campeón de la cita mundialista y concluir un brillante proceso en la cima, por todo lo alto, reseñó la FVF en nota de prensa.

El director técnico de la Vinotinto, Rafael Dudamel, cuenta los minutos para que suene el pitazo inicial del encuentro más importante del certamen, en el que solo piensa en triunfar. “Lo visualizamos, lo soñamos y se van presentando en el camino muchas circunstancias que toca darle manejo que uno no se imagina, pero los años de fútbol, los días vividos y el engranaje tan compacto dentro de mi cuerpo técnico y dentro de la calidad y capacidad de mis futbolistas, nos permite resolverlas con tranquilidad. Hoy estamos a horas de vivir un momento único en nuestras vidas y para nuestro fútbol, la palabra de moda es disfrútenlo y sí, lo vamos a disfrutar, pero lo vamos a disfrutar viviéndolo con la mayor intensidad, la que se necesita para jugar una final de una Copa del Mundo y pretender ganarla”, confesó.

La escuadra nacional arriba al compromiso en un óptimo estado en todos los aspectos, que tiene satisfecho al estratega. “No me tiene nada inquieto, nada preocupado, hemos llegado a esta final de la Copa del Mundo con un nivel deportivo y colectivo muy alto para no desentonar en esta disputa por el título. Veo al equipo muy enfocado, muy claro de las características del rival y eso me tiene muy tranquilo, manejando el control, el termómetro normal de las emociones, sabiendo que nos quedaban 180 minutos, ahora nos quedan 90 o 120 y estamos preparados para ellos; sabemos la exigencia que se va a requerir y estoy muy convencido de que nuestros futbolistas van a llegar y van a dar una gran demostración”, comentó.

El oriundo del estado Yaracuy dirigirá la primera final en un Mundial – ha participado en dos: sub-17 Emiratos Árabes Unidos 2013 y el actual – y está orgulloso por lo alcanzado en territorio coreano. “Es algo incomparable, único y ojalá en nuestras vidas como seleccionadores tengamos la oportunidad, el privilegio de disputar muchas más. Esta que va a ser la primera no tiene comparación ninguna con lo que pude haber disfrutado en mi carrera como futbolista y en el tiempo entenderemos, dimensionaremos lo que realmente ha significado, significará este momento y el título mundial”, argumentó.

Dudamel solo piensa en el choque dominical y admitió sentirse sumamente orgulloso del plantel que comanda. “Ahora lo que más pasa por mi mente es el partido, la lectura del juego, las posibilidades del rival y las nuestras para así poder controlarlo y superarlo. Quiero que mis jugadores disfruten al máximo del juego, del momento y que sea mucho el aprendizaje que quede con la disputa de esta Copa del Mundo, ellos han nacido para triunfar, Dios les ha dotado de unas capacidades físicas, técnicas y mentales para tener lo necesario, para poder hacer el fútbol de esta manera, es un nivel top y a mí también me sorprende y produce mucha admiración de mi parte hacia ellos de cómo van elevando su capacidad y cómo con tanto desparpajo, responden a estas exigencias”, acotó.

“Cada día se convierten en unos hombres de gran nivel sin dejar de disfrutar su etapa de jóvenes, esa que demuestran en cada momento de la concentración, en las comidas, entre sus juegos, pero cuando se ponen el uniforme Vinotinto y se amarran los guayos para salir a jugar, lo hacen entendiendo que deben competir y eso es lo que más les gusta, ese es el mejor escenario en donde se sienten más cómodos”, añadió con mucha alegría en su rostro.

El entrenador de la selección sub-20 alabó todo el ciclo de trabajo, que arrancaron hace 21 meses y que culminará en el desafío frente a los ingleses. “Recuerdo aquel momento cuando en San Felipe empezamos con 33 futbolistas la primera convocatoria, cuando dimos inicio a esta preparación y han sido muchas las horas de entrenamientos, los partidos, las sesiones de trabajo, las reuniones de cuerpo técnico, los viajes. Ha sido mucho el aprendizaje, muy enriquecedor y hoy estamos viendo el fruto de tanto sacrificio, que finalmente me hace sentir que ha valido la pena, no solamente por los triunfos y el lugar a donde hemos llegado, a donde nos han llevado nuestros futbolistas, sino que siento que ha valido la pena por todo lo que hemos podido crecer y aprender como seres humanos y por la calidad de futbolistas dentro y fuera de la cancha que hemos podido aportar, sumar para que como buenos venezolanos sean el día de mañana”, admitió.

Asimismo, Rafael Dudamel tuvo palabras de agradecimiento para todo el pueblo venezolano por el apoyo brindado desde la distancia en cada uno de los cotejos disputados. “Estas han sido las mejores y más sanas madrugadas que hemos tenido, porque la madrugada es sinónimo de disfrute en otros espacios. Estas madrugadas que nos han llevado nuestra Vinotinto sub-20, el Mundial de República de Corea se recordará por siempre, cada vez que en la calle nos agarre una madrugada por un viaje, que nos desvele o incluso saliendo de una actividad familiar, social, van a venir a nuestros recuerdos las madrugadas que nos hacían tener la Vinotinto sub-20 y cuanta alegrías”, manifestó.

“Gracias por acompañarnos, gracias por creer en nosotros, gracias por esas buenas oraciones, por esas buenas vibras en las que siempre nos han tenido y queremos darle esta última alegría, la mejor, la mayor, porque queremos ser recordados como los campeones del mundo”, concluyó el seleccionador nacional.

Enviar Comentarios

Entradas relacionadas