#MonitordeVíctimas | Ataque con fusiles de guerra a comisaría de San Félix deja oficial muerto y otro herido - Runrun

#MonitordeVíctimas | Ataque con fusiles de guerra a comisaría de San Félix deja oficial muerto y otro herido

homicidios_monitor.jpg

CON AL MENOS 60 DISPAROS DE ARMAS LARGAS atacaron al Centro de Coordinación Policial (CCP) Nueva Chirica, en San Félix, estado Bolívar, la noche de este miércoles 5 de diciembre. En el atentado asesinaron al oficial jefe de guardia y otro oficial quedó herido en una pierna.

Carlos Alberto Betancourt, oficial jefe de la Policía Municipal de Caroní (PMC), fue asesinado con un tiro en la cara. Tenía 43 años de edad, y se desempañaba como supervisor de patrullaje. Tenía 17 años prestando servicio al cuerpo policial. El oficial agregado Delmis Antonio Fuentes Caguana, de 28 años, fue herido en una pierna y se encuentra estable en la Clínica Humana, en San Félix.

De acuerdo con una minuta de la PMC, fueron ocho hombres, a bordo de una camioneta blanca marca Hyunday, modelo Tucson, y de una camioneta oscura marca Toyota, modelo 4 Runner, los que dispararon contra el CCP Nueva Chirica a las 11:30 de la noche. Luego del ataque huyeron en los vehículos y hasta el mediodía de este jueves no ha habido noticias de la captura de alguno de los implicados ni el móvil del suceso.

Durante el ataque, los oficiales municipales solicitaron refuerzos a otros cuerpos de seguridad. Al sitio se aproximaron la Policía del Estado Bolívar (PEB), Policía Nacional Bolivariana (PNB), servicio de Emergencias 1-7-1, Guardia Nacional Bolivariana (GNB), Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) y el Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc), pero ya los sujetos habían huido.

En la minuta de la Región Estratégica de Investigación Penal (Redip) Guayana, se detalla que el Cicpc recolectó en el sitio: nueve conchas de bala de fusil calibre 7.62×51, 29 conchas de bala de fusil calibre 7.62 x 39, una concha 5.56 y 23 conchas de bala de pistola calibre 9 milímetros. En total se encontraron 62 municiones disparadas al CCP Nueva Chirica, 39 de ellas con armas de guerra. La fachada de la institución sufrió daños por los impactos de las municiones.

En la minuta de la PMC se amplía que el área de calabozos y parque de armas del CCP Nueva Chirica no fueron violentados por los atacantes y que el suceso fue reportado al Ministerio Público. “Se mantienen fuertes operativos en los distintos sectores del municipio con el fin de dar con el paradero de dichos responsables”, aseguran desde la Policía Municipal de Caroní sobre lo ocurrido.

Foto: Cortesía PMC
Ataques anteriores

El CCP Nueva Chirica, que funciona como la sede principal de este cuerpo policial en San Félix, ha sido atacado en otras oportunidades. La más reciente fue el 28 de enero de 2017, cuando desde un vehículo le lanzaron una granada fragmentaria que no detonó. Ese día, al mismo tiempo, también lanzaron un explosivo a la sede del Cicpc en San Félix, y tampoco detonó.

Las granadas fueron lanzadas un día después de que colectivos motorizados de la parroquias Vista al Sol protestaran al frente del Cicpc para exigir que “cesaran los allanamientos” en esta parroquia de San Félix.

En 2018 han continuado los ataques con granadas a sedes policiales, aunque ninguna ha detonado. Hasta el momento se han registrado cinco, y este sería el sexto ataque en todo el estado Bolívar a un CCP. En cada ataque también han disparado a las comisarías, como le ocurrió al CCP Cachamay y al del centro de Puerto Ordaz a mediados de este año, pero hasta el momento no se habían registrado heridos.

Hace seis años, en diciembre de 2012 el CCP Nueva Chirica fue atacado por primera vez por una turba de vecinos que reaccionaron así al ajusticiamiento de un joven del sector Vista Alegre. El muchacho había ingresado herido con un tiro a una clínica privada, y luego fue sacado por los policías municipales de allí, y después lo llevaron muerto con cuatro disparos al hospital de Guaiparo, en San Félix. En ese momento, la turba quemó parte de la comisaría y dos patrullas.

A parte de los ataques armados, es importante recordar que hace dos meses se fugaron 15 detenidos de los calabozos del CCP Nueva Chirica y hasta el momento no han logrado recapturarlos a todos. Las autoridades informaron de la aprehensión de cuatro de ellos y el deceso de uno, por causas naturales.

El ataque de este 5 de diciembre al CCP San Félix afirma, una vez más, la presencia de grupos armados con fusiles de guerra en Ciudad Guayana y la incapacidad de los funcionarios para enfrentarse a tales circunstancias.

Enviar Comentarios



© Manapro Consultores

Enviar Comentarios