Los estudiantes vs. El poder por Pedro Benítez

No ha dejado de llamar la atención la sostenida e intensa campaña de difamación e insultos que la red de medios públicos, encabezada por “el canal de todos los venezolanos”, emprendió contra el grupo de estudiantes universitarios en huelga de hambre. Y todo para terminar dándoles la razón.

No importa si el Gobierno cumple o no cumple con el conjunto de compromisos asumidos con ellos (eso está por verse), lo trascendente es que les dio la razón a ellos y no a los voceros de VTV. Ese, es el hecho político. El supuestamente todopoderoso gobierno revolucionario cedió… una vez más. Y nada hace pensar que  sea la última vez que lo haga. Esto apenas comienza.

Primero fue retirar la nueva Ley de Universidades (y al ministro de turno), luego liberar presos políticos y dar beneficios procesales a otros. Pero esto no por una iniciativa política propia, sino por la presión incesante del movimiento estudiantil universitario.

Al gobierno de Chávez le está pasado lo mismo que en su día al del general Juan Vicente Gómez: no sabe qué hacer con los estudiantes.

En febrero de 1928 un grupo de bachilleres desafió al entonces invencible régimen gomecista, pero de una manera que este no sabía enfrentar, porque Juan Vicente Gómez, Eustoquio Gómez, Vicencio Pérez Soto, León Jurado y compañía estaban acostumbrados a enfrentarse a hombres armados, a echar plomo, no a muchachos desarmados.

Ochenta y tres años después al régimen chavista no le han funcionado las argucias, las mañas, el tratar de dividir, enfrentar los estudiantes de oposición con los oficialistas, confundir a la opinión. Lo ya conocido de su repertorio. Precisamente por esto es que los huelguistas no miraron a los lados.

Si el Gobierno no cumple con lo ofrecido en plazo perentorio, no solo  a estos estudiantes, sino a los trabajadores de las empresas estatizadas, a Maigualida González de Blandin, a los que están a la espera de sus viviendas y a los chinos, va a estar en graves problemas.

El Presidente está gobernando emitiendo cheques postdatados y luego verá cómo deposita para que no le reboten. Que el hermano Gadafi siga resistiendo, ya  el petróleo esta a 100 dólares.

Es allí donde la oposición tiene que morder y no soltar, mientras se define la fecha, la organización de las primarias, el programa y el candidato. Caminar y masticar a la vez. No queda otra.

Enviar Comentarios

Entradas relacionadas