Pocas personas acuden a validar su firma en Macarao, 23 de Enero y El Junquito

Pocas personas acuden a validar su firma en Macarao, 23 de Enero y El Junquito
Foto; Armando Altuve

CARACAS-VALIDACION.jpg

Validación de firmas

 

Foto: Armando Altuve

Más de 3.000 convocantes decidieron hacer el proceso en la sede de Oficina Regional del Consejo Nacional Electoral (CNE) de Plaza Venezuela. La masiva asistencia se registró hasta las 4:00 de la tarde, cuando cerró el punto de validación. Los testigos y coordinadores asomaron que activarán movilizaciones en transporte

La Mesa de la Unidad Democrática (MUD) inició este lunes en Caracas el proceso de validación de firmas para activar el referendo revocatorio con el pie izquierdo, debido a la poca asistencia que se registró en cuatro de los seis puntos establecidos por el Consejo Nacional Electoral (CNE).

Los puntos, que en principio estarían ubicados en instituciones educativas, fueron reubicados el pasado sábado por el CNE en diferentes sedes de jefaturas de la ciudad que en, su mayoría, no son céntricas.

“El CNE puso obstáculos geográficos para evitar el proceso”, señaló a El Pitazo el diputado a la Asamblea Nacional, Stalin González, quien recordó que el árbitro electoral ha violado las normas electorales al implementar requisitos adicionales para la materialización de las elecciones que recortarían el mandato de Nicolás Maduro.

“El CNE eligió centros sin ningún tipo de criterio logístico, ni consideró el acceso ni el número de firmantes por cada parroquia. Lo ideal era que se instalara un punto en cada parroquia. La gente acudió a Plaza Venezuela porque era el más céntrico y el más seguro”, dijo González.

En un recorrido que realizó el equipo reporteril de El Pitazo por los puntos de El Junquito, Macarao y 23 de Enero se pudo evidenciar la poca afluencia de personas.

En el registro civil de El Junquito, ubicado en el kilómetro 12, cerca del colegio Luis Hurtado Higuera, la asistencia de ciudadanos se mantuvo baja. A las 12:00 del mediodía apenas 300 personas se habían validado su firma.

Enrique Sierra, subsecretario del Cabildo Metropolitano de Caracas y militante de Voluntad Popular, indicó a El Pitazo que esa era la meta planteada para el primer día de jornada.

Desde tempranas horas, al menos 100 vecinos de El Junquito habían acudido a la Escuela Nacional Sabaneta, donde originalmente quedaría el punto de validación, pero fueron trasladados en unidades transporte hasta la jefatura.

El proceso transcurrió con normalidad. Luis Edmundo Quintero, vecino de El Junquito, destacó que no tuvo inconveniente para acudir al punto y señaló que valida para el referendo porque “no soporta la inseguridad en la zona”. “Hay que participar porque los gobiernos pasan y el país queda”, indicó.

En el punto situado en Macarao se instalaron tres máquinas captahuellas y el proceso se llevó de forma regular, según afirmó la coordinadora del punto de validación de esa zona de la ciudad.

Parte de las personas que acudieron a este lugar viven en Caricuao y fueron llevadas en una camioneta que hasta las 2:00 de la tarde había realizado cuatro traslados de entre 15 y 20 personas. A esa hora, en el punto 219 personas habían logrado concretar el proceso.

Sergio López, vecino de El Paraíso que acudió con su hijo y su esposa a Macarao, indicó que no hizo el proceso en Plaza Venezuela porque sabía que iba ese punto colapsaría. “Para salir de Maduro no hay que hacer colas”, dijo López, quien duró solo cinco minutos en el lugar.

En la jefatura del 23 de Enero, ubicada en las cercanías del Bloque 45 de esa parroquia, pocas personas pasaban a validar su firmar. Pese a que en horas de la mañana corrió el rumor de que presuntos grupos armados habrían tiroteado trasformadores para interrumpir la electricidad, el proceso se llevó con normalidad. Hasta las 2:30 de la tarde solo se habían registrado 74 personas.

A las 3:00 de la tarde, los coordinadores reportaron que se había ido la luz por la zona por al menos una hora. Pero, pese a esa situación, el proceso continúo. “Se continuó la validación con las baterías de contingencia de las captahuellas. Se pudo conocer que durante el primer día 107 ciudadanos validaron su rúbrica.

Entre las personas que acudió a validar se encontraba Luis Ramírez, un empleado público del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), quien afirmó que dentro del organismo no ha recibido presiones fuertes para participar en el proceso.
“En el trabajo hay personas que siempre quieren atemorizar para doblegar, pero eso no ha funcionado. Siempre he sido opositor y he vivido en esta zona que antes era chavista, ya que hay gente que comenzó a abrir los ojos y ha entendido la crisis económica y social del país; por eso no tienen miedo de validar”, dijo Ramírez, quien cuestionó que la inseguridad y el auge de grupos colectivos han puesto a la parroquia en una especie de “Estado de sitio”.

Masiva convocatoria

A diferencia de los puntos de oeste de la ciudad, en Coche y Plaza Venezuela hubo mayor convocatoria de personas desde tempranas horas de la mañana y hasta el final de la tarde.

Al centro de la Oficina Regional del CNE en Plaza Venezuela acudieron cerca de 4.000 personas, según estimaciones de coordinadores y testigos de la MUD. A las 4:00 de la tarde, cuando cerró el punto, aún había personas en las colas que manifestaron su deseo de validar su firma.

Los testigos instaron a los ciudadanos a regresar este martes a partir de las 8:00 de la mañana y les aseguraron que activarán unidades de transporte público para trasladar a las personas hacia otros puntos como el de Coche y San Agustín del Sur. Desde ese lugar a otros situados en Caracas se habrían trasladado unos 500 electores.

Pese a que estaba retirado de la avenida Intercomunal de El Valle y la estación del Metro, el punto de validación de Coche, ubicado en la vereda 69 del sector Los Primos, asistieron gran cantidad de personas desde tempranas horas de la mañana.

“El sábado mudaron los puntos y comenzamos a pegar carteles y a informar por las redes sociales a la comunidad sobre el lugar donde se validarían las firmas”, indicó el coordinador político de la MUD y coordinador del punto de validación, Oswaldo Siano.

En Coche se recibieron ciudadanos que primero se habían acercado a Plaza Venezuela y después fueron trasladados hasta la parroquia del sur de la ciudad como Nelly Rivera, quien dijo que percibió el proceso lento cuando se acercó al toldo de verificación de datos dispuesto por la MUD. “Después al entrar a la jefatura, fue bastante rápido y no tuve ni un minuto colocando mis huellas”, dijo Rivera.

En las largas filas, que se hicieron a lo largo de la vereda 69 en el sector Los Primos, había desde jóvenes hasta adultos mayores que manifestaron su júbilo por el proceso, pero también se llevaron sorpresas al enterarse que tenían que colocar los dos dedos pulgares e índices al pasar a la máquina captahuellas.

“Así tenga que colocar los 20 dedos, yo valido mi firma hoy”, asomó Josefina Díaz, vecina de la parroquia Coche, quien señaló que el referendo es la única vía democrática para, a su juicio, evitar que el país colapse.

De su lado estaba Orlando Gil, profesor y vecino de la zona, quien afirmó que validaba por el futuro de sus nietos. “Se nos está yendo la juventud preparada y después para que regresen será difícil”, dijo el docente, al tiempo en que consideró que el proceso debería iniciar a partir de las 6:00 de la mañana y culminar a las 8:00 de la noche.

En Caracas, el CNE dispuso 26 máquinas captahuellas en 6 puntos ubicados el oeste y centro de Caracas. La MUD necesita que 16.343 ciudadanos logren validar su firma para la activación del referendo revocatorio. De acuerdo con declaraciones ofrecidas por el gobernador de Miranda, Henrique Capriles Radonski, en Caracas se lograron validar en el primer día de jornada 6.382 firmas.

En el punto de validación de Plaza Venezuela, donde hubo mayor afluencia de convocantes, cerca de 2.600 personas pudieron realizar el procedimiento. La mayoría de los asistentes consideró el proceso rápido al momento de ingresar a las máquinas captahuellas.

Cintillo Pequeño

Enviar Comentarios



© Manapro Consultores

Enviar Comentarios