Paz y respeto al voto están en manos de la FANB

despliegan antimotin de la PNB al rededor de las sedes parlamentarias. Plaza Diego Ibarra 6:50 am

Foto: Vanessa Moreno Losada (@MoreLosada24)

La democracia venezolana se pondrá hoy a prueba en la juramentación de la nueva Asamblea Nacional (AN), que por votación popular tendrá a la oposición con mayoría calificada de dos tercios (112 diputados). A pesar de que la instalación de los parlamentarios recién electos debería ser un acto rutinario y protocolar, la reacción del oficialismo después de la derrota vislumbra un enfrentamiento de poderes que podría comenzar hoy mismo si la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) desconoce la sentencia que publicó ayer la Sala Electoral del TSJ -que deja sin efecto la elección de cuatro legisladores en Amazonas (tres opositores y un chavista)- y cumple su promesa de defender la voluntad del pueblo que el pasado 6 de diciembre habló con contundencia para pedir un cambio.

“Si se juramentan todos los diputados de la alternativa democrática, el mensaje que estaría lanzando la Unidad es que el pueblo votó por 112 diputados y ellos van hacer respetar a esos 112. Cualquier intento de deslegitimar a esos legisladores iría en contra del mandato popular”, aseguró el politólogo Oswaldo Ramírez, director de la firma ORC Consultores.

Henry Ramos Allup, quien presidirá el nuevo Parlamento, ratificó ayer en rueda de prensa que en el acto de hoy en la mañana estarán los 112 legisladores de la fracción de la Unidad, porque no puede privar la decisión de magistrados nombrados de manera exprés sobre la voluntad del pueblo. “¿La Sala Electoral puede hacer lo que le dé la gana? ¿El órgano judicial no tiene control? Tenemos actas de todas las mesas que respaldan esos resultados, ¿qué nos van a decir, que son falsas?”, se preguntó el también secretario general de Acción Democrática (AD).

¿Pacífico?

Allup espera que la instalación del Poder Legislativo pueda llevarse a cabo de forma “pacífica” pese a la incertidumbre que rodea este acto y las provocaciones de algunos grupos ligados al chavismo, quienes convocaron a sus seguidores a hacer una vigilia en los puntos cercanos a la AN para impedirle a los opositores el acceso al hemiciclo. “El responsable de la seguridad es el Gobierno no la oposición. Confiamos plenamente en las Fuerzas Armadas. Estamos convencidos de que van a garantizar que se cumpla un acto previsto en las Constitución”, dijo el parlamentario, quien espera que la FANB sea el árbitro del conflicto que supone que seguidores de ambas bancadas hayan sido convocados hoy a La Hoyada, punto de concentración de la marcha de la MUD que llegará hasta el Palacio Legislativo.

Oswaldo Ramírez cree, incluso, que el choque de poderes empezó previo a la toma de posesión. A su juicio, una demostración de eso fue la publicación ayer de 13 leyes, que aprobó o modificó el Ejecutivo vía habilitante. “Una de esas leyes es la del Banco Central de Venezuela, que era uno de los puntos importantes de la agenda legislativa de la oposición, que ha insistido en la necesidad de darle transparencia y autonomía al máximo órgano emisor del país. Allí el oficialismo está, prácticamente, diciendo que va a haber confrontación”.

Choque

El oficialismo dio ayer un abreboca de lo que podría ser la juramentación de los diputados, cuando le prohibió al nuevo presidente de la AN ingresar a la sede administrativa del Poder Legislativo, ubicada en Pajaritos, en Caracas. Allup explicó que el motivo de su presencia en la mencionada instalación, era para buscar un estado de cuenta necesario para efectuar su declaración jurada. “Esmir Mendoza, jefe de seguridad de Diosdado Cabello, no solo me negó el acceso, sino que amenazó a los demás funcionarios con despedirlos si me permitían entrar”, relató el secretario de AD, quien fue agredido por un reducido grupo de partidarios de la revolución bolivariana, quienes agredieron su carro y lo obligaron a abandonar el lugar al grito de “no volverán”.

El diputado por el circuito 3 del Distrito Capital también denunció que simpatizantes del Gobierno nacional buscan evitar la transmisión de la instalación del Parlamento y por eso sabotearon las instalaciones del ANTV y del hemiciclo. “No sólo denunciamos a los grupos que atentaron contra el canal de la Asamblea y lo saquearon, sino que también cortaron los cables del Hemiciclo para que no hubiera sonido en la primera sesión. Menos mal que todavía hay un personal responsable y que realiza su trabajo como debe hacerse”, subrayó el legislador, asegurando que permitirán a todos los canales nacionales e internacionales la transmisión en vivo del acto.

En las horas previas a su juramentación, Allup intentó restarle importancia al denominado Parlamento Comunal, que según algunos voceros oficiales tendrá atribuciones para aprobar créditos adicionales y recursos para el pueblo. “El Parlamento Comunal no existe sino en su imaginación (la del oficialismo), eso no está en la Constitución”.

Sigue leyendo esta nota de Leopoldo Márquez en La Verdad.

Enviar Comentarios

Entradas relacionadas