Así despidieron a los caricaturistas de #CharlieHebdo en París

homenaje a Tignous 3

Andreína Mujica / París, Francia

@andreinamujica

 Bajo un cielo gris y un fuerte viento, la lluvia intermitente moja el rostro de los montreuilienses que despiden a quien fuese el ilustre dibujante del distrito. En una ceremonia publica dirigida por la Ministra de Justicia, Madame Taubira fue despedido Tignous, alrededor de la Alcaldía de Montreuil se rinde un homenaje con dibujos realizados por sus admiradores, como también estudiantes de dibujo. Jueves de despedidas con funcionarios de Estado

El ataúd de Tignous se dejó en madera cruda y clara por petición de Chloé, su viuda, dejando así paso a los lápices de amigos, caricaturistas y sus cuatro hijos. La sensación de pérdida irrecuperable, de dolor hasta los huesos, iba más allá del frío. Una tela blanca fue colgada desde temprano para que los ciudadanos de Montreuil dejaran un dibujo, un mensaje, algo que suavizara la herida, que alivie y acerque las condolencias a un plano teñido de tinta y no de sangre.

Homenaje a Tignous 1

Una vez terminado el homenaje se hizo un túnel frente a las puertas de la Alcaldía, la gente lloraba, lanzaban flores y buscaban respuestas en otros rostros. No la había. El encuentro de Tignous con sus vecinos era silencioso, no tenía colores, sólo la sombra de un atentado. En un costado del ataud un ejemplar de Charlie Hebdo, con el profeta Mahoma, acompañaba a Tignous al cementerio.

Las caras y los ramos se repetían en el metro vía Pere Lachaise. Una vez instalados frente a la entrada la policía se encargaba de disuadir a los periodistas en su insistencia de asistir a la ceremonia dentro del cementerio. “Tenemos una advertencia terrorista, sólo permitimos la entrada a los amigos íntimos y su familia”.

Wolinski fue incinerado en el Pere-Lachaise unas horas antes, en una ceremonia privada con su música preferida de fondo el jazz de Davis, su familia y amigos junto a la ministra de Cultura, Fleur Pellerin. Sus cenizas serán trasladadas al cementerio de Montparnasse.

En el mismo campo santo se enterró a la psiquiatra Elsa Cayat, su ceremonia contó con la presencia de la alcaldesa de París, Anne Hidalgo, y del dibujante Luz, autor de la portada del nuevo especial de Charlie Hebdo.

Jean Cabut en Chalons en Chanpagne al noreste de Francia y Charb será inhumado en Pontoise, al norte. Franck Brinsolaro, el guardaespaldas de Charb también fue enterrado el jueves en Normandía, en Bernay, y el economista Bernard Maris, en Montgiscard, cerca de Toulouse, en el sur de Francia.

El dibujante Honoré y el corrector de Charlie Hebdo, Mustapha Ourrad fueron inhumados el viernes.

Se cierran así las despedidas, queda el vacío de una ejecución cobarde y la confusión de un mundo en pánico, sin saber a ciencia cierta como responder y dónde está el enemigo, qué cara tiene, qué lenguas habla, cuándo aparecerá.

Enviar Comentarios

Entradas relacionadas